Durara! (NL)

Volumen 10

Capítulo 2: Las Aves De Una Pluma I

Parte 2

 

 

De noche, apartamento de Namie.

Yagiri Namie, era una fugitiva.


Previamente había robado un objeto clasificado importante – una cabeza de Dullahan – a la compañía para la que trabajaba, y había estado huyendo desde entonces.

Sin embargo, no había intentado escaparse más allá de Tokio.

Esto fue porque tenía un miedo por encima de ser atrapada el cual era, dejar de lado a su hermano Yagiri Seiji.

Al principio, había estado hospedándose en un apartamento que su jefe Orihara Izaya le había dado. Pero ella no confiaba en él en lo absoluto, ahora vivía en secreto en un apartamento diferente, bajo el nombre de otra persona.

Debido a que iba y venía de la oficina de Orihara Izaya, fue extremadamente cautelosa en lo que se refiere a ser seguida, y hasta el día de hoy nunca había andado sin cuidado.

Publicidad G-M1



Si había algo que hubiese descuidado, ella deducía que los empleados de farmacéuticas Yagiri evitarían hacer cualquier cosa drástica en calles públicas, ella no había hecho alguna modificación en su apariencia. Ella había olvidado que una vez había tratado de secuestrar a Ryugamine Mikado en mitad de la ciudad, pero había estado quieta por más de un año, así que sintió que no la seguirían más.

Aun así, solo por su orgullo, Yagiri Namie continuó actuando con la misma cautela de siempre.

Asegurándose completamente de que nadie la seguía, alcanzó el frente de su apartamento.

Sin embargo, después de eso, se encontró con una situación más allá de cualquier cosa para la que se hubiera preparado.

A esa hora, no debería haber prácticamente nadie en la carretera, pero –

Un vehículo negro en solitario estaba estacionado al final de la carretera, eso la molestó.

Era un vehículo grande, de cuatro ruedas, inapropiado para las estrechas sendas de la ciudad.

“….”

Namie se mantuvo vigilándolo. No dejó de caminar cuidadosamente mirándolo de reojo.

Al momento siguiente, estaba completamente alerta.

Porque al momento que vio detrás de ella – vio que por el camino por donde entró, una furgoneta negra rodeó la esquina.

¡Es una trampa!

Sería bueno si eso fuera un malentendido, pero sus esperanzas no fueron razón para no tomar acciones.

No corrió, solo fingió calma y continuó caminando.

Porque sintió que si esos autos siguiéndola eran enemigos, harían su movimiento inmediatamente en el momento que fueran descubiertos.

Pretendió no estar preparada, y se mantuvo en movimiento en todo momento.

Con ese plan, a pesar de la tensión que saturó cada nervio de su cuerpo, Namie se aseguró de no estar completamente atada por esos hilos, mientras ella se mantenía su camuflaje de normalidad, eficazmente examinaba rápidamente los posibles planes de escape.

Sin embargo –

No obstante para arruinar su plan, la figura de un hombre se reveló desde las sombras de la puerta del apartamento.

Publicidad G-M2



Y, en el mismo momento en que vio la cara del hombre, los hilos de nerviosismo que habían comenzado a disminuir se cerraron herméticamente otra vez, hasta el punto donde parecía estar en condiciones de sonar.

Después de todo, el hombre que apareció frente a ella – era una cara que conocía muy bien.

“Cuanto tiempo sin verte, Namie.”

El hombre con cabello gris, habló mientras observaba a Namie sin ninguna emoción en particular.

“Dudo que eso sea posible ¿Pero por qué te has vuelto a mostrar?”

En contraste, Namie contesto, con sudor frio goteando por su espalda.

“Director… Yagiri…”

El hombre suspiroó y negó con la cabeza al escuchar a Namie.

“Tu dimisión ha sido decidida. No hay necesidad de hablar tan formalmente. Está bien si me llamas ‘Seitaro-ojisan’ como en el pasado.”

El hombre – Yagiri Seitaro – hablaba con algo de pesar, y dio un paso hacia su sobrina Namie.

“He sido consciente de dónde vives, pero era difícil, considerar si debería meter a mi estimada sobrina a la fuerza en una esquina.”

Viendo la exagerada preocupación de su tío, Namie frunció visiblemente el ceño, mientras chasqueaba la lengua.

“Usted trata a la familia y el resto como basura de la compañía ¿Y ahora usted habla de familia, Seitaro-ojisan?”

“Eso es cierto.”

Seitaro admitió eso fácilmente mientras ajustaba su corbata.

Él comprobó su reloj de pulsera, y luego extendió su mano hacia Namie, mientras continuaba hablando.

“Pues bien, hablemos del resto más tarde. Bloqueamos el tráfico.”

“¿No es porque llamaremos la atención?”

Ella hablo sarcásticamente –

“Eso es cierto. Por favor, ayúdanos viniendo tranquilamente.”

El aliento de una voz femenina, fría como el hielo, rozó el cuello de Namie.

“¿¡!?”

Ella se dio la vuelta en pánico – detrás estaba parada una mujer en traje.

¿Quién? ¿Cuándo hizo…?

¡No! esta mujer… ¡La he visto antes!

Ella tenía puesto lentes que se veían caros y una traje impresionante, la imagen de una mujer de negocios.

La fría expresión en su cara bien proporcionada, recordaba a un androide de los que podría aparecer en una película CG.17

Esta es… la secretaria de Yodogiri a la cual Izaya investigaba…

Namie había visto su fotografía en la computadora, que había sido tomada con un lente de gran distancia.

Publicidad M-M3

Recordando el nombre que tenía al lado, miró furiosamente a la mujer mientras murmuraba su nombre.

“Kujiragi Kasane…”

“Estoy complacida de que sepa mi nombre.”

“Porque tú, la secretaria de Yodogiri ¿¡Está con Seitaro-ojisan!?”

Namie, quien fingió vacilar, golpeó mientras la guardia de Kujiragi estaba baja, golpeando con la parte de atrás de su mano a su rostro.

“……”

Era cierto que había vacilado, pero a mitad de camino reemplazó esa emoción, y había decidido silenciar a Kujiragi sin cuidado.

No sé por qué esta con mi tío, pero…

Pero sería mejor si no supiera eso, gracias.

Ella iba a aprovechar la desorientación momentánea de Kujiragi, el arma de aturdimiento de su bolso, y colocarla rápidamente en el plexo solar de su adversario en un solo movimiento sin desperdiciar nada.

Sin embargo – Kujiragi fue más rápida por un instante. Ella dio vueltas en un movimiento evasivo, y al mismo tiempo agarró la muñeca de la mano derecha de Namie que sostenía el arma de aturdimiento.

El frío del guante de cuero, congeló toda sensación en la muñeca de Namie.

Allí estaba el sonido del arma eléctrica, pero pasó a pulgadas del traje de Kujiragi.

“¡Kuh..!”

“…..”

17CG, significa gráficos por computadora.

A diferencia de la mirada furiosa de Namie, la cara de Kujiragi no tenía ninguna expresión mientras clavaba los ojos en su ‘némesis’, que estaba en una posición ligeramente más baja que la de ella.

“Que no muestres expresión en esta situación ¿Tal vez tienes el mismo desorden que esa mercenaria rusa?”

Namie se burló de Kujiragi para distraerla. Trató de cambiar su centro de gravedad para tomar represalias, pero –

¿….?

¿¡Yo puedo….!?


Su muñeca derecha estaba atrapada en un agarre. Namie sentía que su centro de gravedad ya había sido cambiado para ese punto.

De la presión ejercida desde esa posición, el dolor y la tensión atravesaron su cuerpo entero.

“No hay necesidad de que conteste esa pregunta.”

Kujiragi insípidamente tomó el comentario sarcástico y dio un paso, colocó su mano izquierda libre en su codo derecho, que sujetaba la muñeca de Namie.

Durarara! Vol 10 Capitulo 2 Parte 2 Novela Ligera

 

“¿….?”

Namie arrugó su frente, despistada por el significado del gesto –

Con un suave crujido, su cuerpo entero se convirtió en víctima de un ataque.

“¡!”

Inmediatamente entendió lo que había hecho.

De su muñeca derecha que estaba siendo sostenía venía un disparo de corriente sumamente fuerte.

¿Una pistola eléctrica? No… ¿Un guante de aturdimiento?

Extender alambre sobre un guante, una quimera18, arma de aturdimiento y un guante.

Funcionaba como una instalación fija externa.

Publicidad M-M4

Orihara Izaya, igualmente, una vez en broma consideró comprar un objeto tan escandaloso como ese que parecía haber sido sacado de una película de espías. En perspectiva, por el frío que sintió la primera vez cuando Kujiragi agarró su muñeca, no podría haber sido cuero, sino una superficie electrónica llena de electrodos.

Ella pudo inferir eso serenamente, porque el choque eléctrico no duro más de un segundo.

Su cuerpo rápidamente sintió dolor.

Aun así, aunque su mente se había calmado, sus extremidades estaban inamovibles, como si se hubieran trabado en su lugar.

Ignorando a Namie quien la miraba furiosamente a pesar de haber caído de rodillas, Kujiragi le preguntó neutralmente a Seitaro.

“¿Qué le gustaría hacer? La puedo poner a dormir ahora.”

¿La electrocutarías otra vez, Kujiragi? con una corriente lo suficientemente fuerte para dejarla fuera de combate ¿O estaba planeando usar drogas?”

Con su cuerpo inamovible, Namie continuó buscando una oportunidad de darle la vuelta a la situación.

Pero las siguientes palabras de Seitaro, dejaron completamente en blanco los pensamientos de Namie.

18Quimera: se dice eso haciendo referencia a que unió dos cosas en una, la quimera es un animal mitológico compuesto de diversas criaturas, para más info san google.

“Debería estar bien simplemente atarla. Después de todo, si todavía está inconsciente cuando traigamos a Seiji no podremos seguir las cosas.”

Hubo una grieta en la parte trasera del cerebro de Namie.

“Ya hemos inspeccionado. No hay nadie en las casas de por aquí. No sirve de nada gritar Namie. Pues bien, si las personas de los pisos altos nos ve, diré que traigo a casa a mi sobrina fugitiva, en lugar de sus padres. De cualquier manera, no es como que sea una mentira.”

Ignorando las burlas de Seitaro, Namie repitió el nombre que había que había mencionado hace unos segundos.

“¿Sei…. Ji…?”

Namie con toda su fuerza, lentamente, lentamente – con un movimiento como el de un fantasma vengativo de una película, le dijo furiosamente a su tío.

“Ah. Ese es el mejor método para hacerla cooperar, ¿no? Seiji podría lastimarse un poco, pero si no está dispuesta…”

En un destello –

Con pura fuerza de voluntad, Namie forzó a su cuerpo a moverse a través de la electricidad.

Gruñéndole a su tío que claramente intentaba matar.

Sus ojos decían que ella genuinamente tenía la intención de arrancar su garganta con sus dientes, pero en un instante, Seitaro se impulsó hacia atrás.

Sin embargo, sus dientes no le alcanzaron.

Sin tener cautela del movimiento repentino de Namie, Kujiragi nunca soltó su mano.

Como si estuviera atada por alambres, el cuerpo de Namie era presa de la tensión. Pero, otra sacudida vino del guante de aturdimiento, dejando su cuerpo en confusión.

“¡….! ¡Ah…! ¡Kuah…!”

Su cuerpo se apagó inmediatamente. El cuerpo de Namie perdió completamente su fuerza.

“Director Yagiri, por favor, tenga cuidado con sus palabras.”

Dijo Kujiragi explícitamente. Múltiples sombras aparecían detrás de ella.

Del grupo de autos, un gran número de hombres en trajes occidentales, supuestamente sus compañeros.

Mas venían de la furgoneta del frente, dos de ellos se trasladaron atrás de Seitaro.

“Esta persona, por el bien del amor, puede controlar su dolor.”

“¿Ah..? Oh, oh. Ya veo, es tal y como dice Kujiragi-kun.”

Aunque él sintió sumamente incómodo que Kujiragi use la palabra ‘Amor’, Seitaro no tuvo réplicas.

Porque por un instante, él verdaderamente temió a la furia de su sobrina.

“Eres una mala chica, Namie. Por pensar en atacar a tu tío.”

A pesar de hacerse el tonto por el hecho de que acaba de mencionar a usar su sobrino como un rehén, Seitaro había recobrado completamente la compostura. Kujiragi, en algún momento sacó un par de esposas, esposó ambos pulgares de Namie, y le dio a los hombres instrucciones de llevarla al auto.

Sin embargo, Namie empujó a los hombres con su fuerza.

“Si le haces cualquier cosa… si te atreves a tocar a Seiji…”

Ella ni corrió ni se sometió a ellos, simplemente recolectó lo último de su fuerza para hacer una declaración.

“¡Todos ustedes…. rasparé sus pieles con un avión… derretiré su carne con ácido… rallaré

sus huesos con un rallador desde la punta de los pies… y mientras aun estén vivos… no, incluso después de que los haya matado haré trizas todo para quitar el polvo!”

Namie quiso decir todas y cada una de esas palabras drásticas a la cara de su tío biológico.

Seitaro la había conocido desde una joven edad, pero él estaba sobrecogido por su sed de sangre, quizás había pensado que no era una fanfarronada barata.

Pero ahora, las cosas eran diferentes.

Yagiri Namie tenía completamente la intención de hacer lo que había dicho.

Seitaro sabía eso, pero él no tenía duda de su ventaja.

Con Yagiri Seiji como escudo, no podría hacer nada.

Ella seguramente priorizaría la seguridad de su hermano por encima de su vida.

Seitarou creía eso.

“Tienes malos modales, no lo crees, Namie.”

“….”

“Si hablas así a Seiji no le gustará ¿Lo sabes? No obstante, él probablemente no puede ver más allá de la ‘Cabeza’.”

Con esas palabras desafiantes, Namie se enfureció aún más, mientras Kujiragi que estaba parada detrás de ella, solo entrecerró sus ojos ligeramente, detrás de sus lentes.

Y entonces, desde ese día en adelante – la figura de Namie Yagiri desapareció de la superficie de la ciudad de Ikebukuro.

También, de la vista de su jefe Orihara Izaya.

Incluso aunque mantiene en mente a la persona más importante de su vida, su amado hermano.

***

 

 

Mientras tanto, hospital general Raira.

Cuando la noche llegó, el final de las horas de visita caía sobre la sala de espera del hospital.

Lo que debería ser un lugar desierto, actualmente estaba ocupado por diez personas, cada cara tenía una expresión seria.

Por parte de Sonohara Anri y Karisawa Erika.

Actualmente Kadota estaba en su segunda operación, y todavía inconsciente, él era transferido de acá para allá entre la unidad de cuidados intensivos y la sala de operaciones.

Después de que el padre de Kadota salió de su trabajo, comenzó a esperar frente a la puerta del cuarto de operación. Entretanto, esos que no eran familiares estaban en la sala de espera general, preocupándose sobre el resultado de la cirugía.

Él había sobrevivido, pero eso podía cambiar en cualquier momento.

Desde que la operación había comenzado, esa ansiedad había persistido por más de una hora –

Karisawa se sentó a la par de Anri, inclinó su cabeza hacia ella con ansiedad y dijo.

“Anri-chan, no hay necesidad de esforzarse.Es fatigante esperar ¿no?”

Quizás era consciente de que estaba en un hospital, porque conservó su voz baja en un volumen que solo Anri la pudiera escuchar.

En respuesta, Anri, quien siempre tenía un tono suave, contestó con una voz más inquieta de lo usual.

“No, por favor, déjame quedarme.”

“Tan extraño… es normal para mí, desde que Dotachin cuida de mí usualmente, o Azurin y Reh-chan, ellas están destrozadas anímicamente.”

Azurin y Reh-chan formaban parte de las cosplayers asociadas a Karisawa, y eran de la misma edad de Anri, o ligeramente mayores. Solo se habían encontrado pocas veces estos últimos días, pero Karisawa le había informado a Anri, que las dos tenían sentimientos por Kadota.

Las chicas se veían frágiles, no había señales de que ellas revelaran sus sentimientos personales tan fácilmente, cansadamente daban golpes a los hombros de Karisawa. Solo se sentaron en la primera fila de espera, y se juntaron para rezar por la seguridad de Kadota.

“No son solo ellas – abundan las chicas que les gusta Dotachin ¡Él es torpe, así que no se percata en lo absoluto, pero es inesperadamente popular!”

Hablando de asuntos que no le concernían, Karisawa le sonrió como siempre a Anri.

“Probablemente no has dormido mucho anoche, ¿no, Anri? Si bien esto es algo por lo que no deberías estar preocupada, lo siento…”

“No, no es así para nada. Fui ayudada por Kadota-san muchas veces en el pasado…”

No solo yo, Ryugamine-kun y Kida-kun también.

Esos eran los pensamientos de Anri, pero no los expresó, y para disimularlo le preguntó a Karisawa.

“¿No es Karisawa la que no ha dormido?”

Anri había ido a casa una vez, pero volvió al escuchar sobre una segunda operación.

Ella había ido a la sala de espera, únicamente para ver a Karisawa sonriendo, con líneas oscuras bajo sus ojos.

No solo era Karisawa, la anteriormente mencionada Azurin – Tsutsukawa Azusa, y algunos otros estaban visiblemente faltos de sueño. Por lo que respecta al padre de Kadota, había ido al trabajo sin dormir, y había regresado a la sala de espera sin tomar un descanso.

“Pues bien, dejándome a un lado, creo que todas las personas aquí honestamente se preocupan más de Dotachin que por su propia salud. Que puedo decir, en cierta forma, son personas que no pueden vivir sin él.”

“¿Huh?”

“Dotachin – es un genio para encargarse de otros, o tal vez no puede dejar solas a las personas cuando están en problemas – es el tipo de estereotipo de tipo agradable que no aparece en los cómics hoy en día. Supongo, pero da la casualidad que hay bastante gente que este buen chico ha ayudado.”

Con esas palabras, Anri recordó los acontecimientos de ese día.

Al recibir las noticias del accidente de Kadota, Azusa y el resto habían entrado horrorizadamente en pánico, antes de tranquilizarse y seguir a Karisawa al hospital – pero incluso cuando era la hora de visitas, habían diez o veinte personas congregadas en la entrada del hospital. De lo que ella escuchó, eran todas las personas que se había dirigido rápidamente allí preocupados por Kadota. Anri tuvo que reevaluar la cantidad de ‘Poder’ poseído por el hombre conocido como Kadota Kyohei.

Una vez que las noticias decían que había sobrevivido, el número de personas gradualmente disminuyó – pero ella escuchó que en el día, todavía las personas habían estado yendo y viniendo, no había falta de personas preocupadas visitando a Kadota.

“Aun si vienen no lo podemos ver. Realmente, son un problema para el hospital, todas las personas aquí son imprudentes ¿No tienen remedio?”

Karisawa se rió entre dientes con una suave sonrisa que mostraba completamente sus ojeras. Ella le habló a Anri amablemente.

Con esa sonrisa, Anri sintió su nerviosismo menguar.

Sin embargo, al mismo tiempo – una duda surgió en la mente de la chica.

Los que se reunieron allí, y los numerosos invitados del día.

Eran un conjunto imponente de las conexiones de Kadota, pero Anri no podía quitarse el sentimiento de que algo estaba mal.

Porque, hablando de esos que habían recibido el cuidado de Kadota, los primeros que le vendrían a la mente no estaban presentes.

Al principio pensó que podrían estar con la familia de Kadota, pero si ese fuera el caso sería extraño que Karisawa estuviera ahí.

Después de vacilar por algunos minutos sobre si debía preguntar o no, ella eventualmente estuvo sobrecogida por el sentimiento de temor en su pecho, cuando hizo su pregunta.

“Um… Yumasaki-san y, um el conductor de la furgoneta…”

Karisawa apartó la mirada por breve segundos.

Luego, en lugar de una respuesta, ella continuó en la misma línea de antes.

“Dotachin… él frunce bastante el ceño, pero es una persona realmente entrometida…”

“¿….?”

“Aun si eres el tipo de persona por la que los demás se darían por vencidos e ignorarían, una vez que él decide tener una amistad, no perderá las esperanzas contigo cueste lo que cueste, y si cometes un error, realmente se enojará.”

Anri tragó saliva inconscientemente mientras el tono de Karisawa se oscurecía.

“Dotachin es un pilar para todos nosotros…. Pero… también es un freno.”

“¿Freno?”

Karisawa no miró a Anri, solo clavó sus ojos en el techo como si trenzara sus palabras con una voz apagada.

“He estado aquí todo este tiempo. No porque esté exactamente preocupada por Dotachin. Por lo que sé, creo que Dotachin es el doble de fuerte que la mayoría de la gente.”

“Entonces, porque…”

“Tal vez estoy aquí… para saber el momento en que Dotachin se despierte.”

“¿?”

Anri se confundió aún más, Anri habló.

“Entonces los llamaré a Yamacchi y Togusacchi, y al resto, para decir, ‘Dotachin despertó’. Está bien ahora.”

Una voz seca.

No tenía cólera en lo absoluto, pero Anri estaba sobrecogida por la voz de Karisawa. Si fuera la misma de hace un año, quizás podría descartar esa voz como si no fuera algo personal y se desvincularía de sí misma, pero su personalidad actual había labrado incontables conexiones con otros, así que ella podía sentir la fría llama oculta en la voz de Karisawa.

Karisawa suspiró, y recorrió con la mirada a Anri, su sonrisa era burlona.

“Si no hago eso, no podrán detenerse.”

“¿Detenerse…?”

Ella no debía preguntar.

En un instante, esa advertencia pasó como un relámpago por su mente, pero no podía acabar la conversación, solo podía continuar.

Y entonces, Karisawa, con una voz tan baja que solo Anri podía oir –

Contestó directamente.

“Porque pienso, que si llegan al culpable antes que la policía… lo matarán.”

“¡…..!”

Publicidad M-M1

“Especialmente Yumacchi – una vez que se rompe, solo Dotachin lo puede detener.”

Anri entendía bien, que esa no era una exageración.

Porque las siguientes palabras de Karisawa – estaban acompañadas por su sonrisa usual.

“Y yo, también quiero hacer eso….”

Esa sonrisa, era lo único que probaba que su declaración era verdadera. Eso era lo que sus instintos le decían a Anri – y así fue incapaz de contestar, y solo podía aceptar las palabras de Karisawa.

El sonido de la lluvia comenzó afuera, humedeciendo el aire tranquilo del hospital.

No había palabras de que la cirugía había acabado. Eso, naturalmente, quería decir que Kadota todavía estaba inconsciente.

La turbulenta atmósfera que penetraba los alrededores, despertó una ansiedad diferente en Anri.

No quiero considerar que algo como eso ocurra…

Tengo el presentimiento de que cosas malas ocurrirán también para Ryugamine-kun y Kida-kun…

Era una mera premonición. No había pruebas de eso.

Pero con las cosas desagradables que se habían desarrollado frente a sus ojos en esos seis meses, solo podía considerar que había una creciente tendencia.

Del mismo modo que desesperadamente trataba de negar eso, ella no tenía nada que pudiera ahuyentar sus miedos, y el sonido de la lluvia, aumentaba su intensidad, bailando en su corazón.

Como para corresponder al ritmo de las palabras de amor que Saika cantaba, desde adentro de su cuerpo.


***

 

 

En la ciudad, en un parque.

Un jardín central cerca del distrito de Ikebukuro.

Un grupo de estudiantes de la escuela Secundaria Kushinada, se reunían en la parte delantera de una tienda de conveniencia.

La escuela secundaria Kushinada era famosa en esa región por ser una escuela de delincuentes, y era comparada con la Raijin de Ikebukuro.

Sin embargo, con la graduación de Heiwajima Shizuo y la formación de la academia Raira, la escuela secundaria Raijin había perdido su imagen negativa. En consecuencia, la escuela secundaria Kushinada había tomado la delantera en términos de delincuencia.

En ese grupo de personas, varios miembros de tercer año se habían reunido frente a la tienda de conveniencia. El cielo comenzó a lloviznar. Las nubes empapando las calles de Ikebukuro parecían haber venido aquí por un descanso también.

“Maldición, está lloviendo.”

“No es tan malo aún.”

“¡Este pudín nuevo es impresionante!”

Le prestaban poca atención a la lluvia, pasaban su tiempo holgazaneando, allí estaba el sonido del motor de un coche entrando al estacionamiento.

Miraron solo para ver una furgoneta llegar.

Eso no era algo en particular que valiera su atención, pero esa furgoneta tenía una característica especial que captó la atención de los delincuentes.

“¿Oi, en serio?”

“Un estampado impresionante de anime ¿No?”

La puerta de la furgoneta estaba ilustrada con una belleza de una serie de anime, que forzosamente atraía los ojos de las personas de los alrededores.

Pero esa era la única parte con ilustración, la otra parte de la furgoneta era común. Esos familiarizados con itasha19 pensarían que era un intento extraño de hacerlo a la mitad, pero si bien estos jóvenes eran ignorantes de itasha, lo que sintieron era casi lo mismo.

“Vayamos a meternos con ellos.”

Uno de ellos se acercó a la furgoneta, esperando a que se baje el conductor para buscar pelea.

Tenían la impresión de que podían obtener dinero si las cosas iban bien –

Pero el más cercano a la furgoneta se escandalizó al ver a la persona que se bajó.

Esperaban por completo que el único saliendo sea un otaku, pero salió un joven de mirada penetrante como si tuviera un montón de experiencia en peleas.

Oh bien.

Sin pensarlo mucho dieron un paso adelante para enfrentar al hombre, pero el conductor de la camioneta habló antes de que pudieran decir cualquier cosa.

“Ese uniforme Kushiko20 ¿No?”

“¿Aa? ¿Quién eres tu ossan?”

“Sí, ¿qué ocurre? Eh.”

El conductor hablo serenamente con los delincuentes que se acercaban a él.

“Son las vacaciones de verano, pero ustedes tienen el uniforme. Nada ha cambiado con estos tipos, huh.”

“Bastardo ¿Estás mirándonos por encima del hombro?”

19Itasha: significa ‘el coche del dolor’. Literalmente ‘un auto doloroso de ver’.

20Diminutivo para Kushinada Koukou.

El conductor estuvo rodeado en un parpadeo.

Era una situación volátil.

Los segundos pasaron mientras se clavaban las miradas los unos a los otros. Como para quebrar el estancamiento, un joven grande salió de la tienda de artículos.

“¿Qué pasa?”

“Ah, nada, él fijó su mirada en nosotros…”

Los delincuentes humildemente explicaron la situación al joven. Por el aspecto general del hombre, eral el líder. Muchos delincuentes tenían ganas de darle una paliza al conductor de la furgoneta, pero apartaban su enojo a un lado esperando su juicio.

“¿Huh?”

El supuesto líder entrecerró sus ojos mirando al joven que sus compañeros habían rodeado.

Al momento siguiente, sus ojos se ampliaron, y lloró.

“Usted…. Usted ¿Es Togusa-senpai?”

“¿¡Eh!?”

Con esas palabras, los jóvenes rodeando al conductor – Saburo Togusa – volvieron hacia el sus miradas.

“Oh… eres el hermano menor de los Kurokawas ¿No?”

“¡Usted ayudó mucho a mi aniki en el pasado! ¿Por qué estos tipos han sido tan groseros?” “L-lo siento ¡No sabíamos que eras un OB21!”

El joven fornido miró furiosamente a los delincuentes. Ellos se disculpabra frenéticamente.

Pero Togusa los detuvo de arrodillarse con un movimiento de su mano, y habló en voz baja.

“Está bien, solo soy un OB. No regresé a darle órdenes a personas cinco años más jóvenes que yo.”

“¡Mu-muchas gracias!”

21Ex alumno.

Kushinada probablemente tenía una jerarquía estricta. Los kouhai inclinaron sus cabezas de modo respetuoso varias veces. El líder Kurakawa inclinó su cabeza una vez y preguntó ansiosamente.

“Um ¿Por qué está por aquí hoy? ¿No está solamente de paso?”

“Ah… pues bien, tengo un pequeño favor que pedirles.”

“¿Se trata de Kadota-san?”

Togusa se rió entre dientes mientras se encogía de hombros, pero sus ojos estaban completamente tristes.

“Um..si va tras el culpable, estaríamos honrados de asistir…”

Kurasawa tartamudeó. Togusa aplaudió mientras decía ‘Ah’.

“Entiendo, lo sabes. Estoy en los Dollars. Ustedes no quieren rumores de que la secundaria Kushinada se involucra con los Dollars, ¿cierto? Soy un OB de Kushinada, así que podría entenderlo.”

Ya que no podía dirigirle tan fácilmente la palabra, Kurakawa se inclinó de modo respetuoso.

Y luego una pregunta le vino a la mente.

“¿? … Um, entonces ¿Por qué vino hoy?”

Togusa sonrió bondadosamente mientras murmuraba para su Kouhai confuso.

“Después de todo, si un OB condujera sobre alguien y lo arrastrara hasta morir… la reputación de Kunikida empeoraría, ¿no?. En lugar de los maestros, pensé que debería pedir disculpas a los que todavía están cursando. Ayúdenme a pasar estas palabras de una persona a otra, por si algo ocurre.”

“¿¡!?”

A las palabras calmadas de Togusa, los hombres dirigidos por Kurakawa intercambiaron miradas.

Publicidad M-M5

“M-matar… ¿Al que atacó por sorpresa a Kadota? No estarás hablando en serio, ¿verdad?”

Dejando la pregunta sin contestar, Togusa contempló las gotas de lluvia que lentamente aumentaban, y dijo.

“Bueno. Ese acosador no lastimó tan mal a Ruri-chan, así que pensaba que estaría bien llevarlo en el coche y matarlo, pero ya sabes…”

“¿Quién es Ruri-chan? ¿La novia de Togusa-senpai?”

La mención repentina de un nuevo nombre los confundió, pero con la atmósfera que Togusa emanaba, los jóvenes carecieron del coraje para preguntarle.

“Golpear a nuestro amigo y huir, en ese caso tendré que mostrarle al culpable el rostro general del infierno ¿No lo creen?”

Togusa rió mientras les preguntaba eso, los jóvenes no podían contestar.

Con sus kouhai así, la sonrisa de Togusa permaneció mientras hablaba.

“Así que si ven al culpable cerca, no lo escondan de mí. Es todo lo que pido.”

Con la lluvia golpeando aún más fuerte en el techo de la furgoneta, Togusa dijo una última frase a sus Kouhai, y dejándolos petrificados, regresó al asiento del conductor.

Publicidad M-AB

“Bueno, después de todo, no querría matar a mi estimado Kouhai.”

La furgoneta salió bajo la espesa lluvia, pero los jóvenes permanecían congelados.

Solo cuando se sintieron empapados regresaron a sus sentidos.

No había rastros de la furgoneta, dejando a los jóvenes preguntarse si lo que había pasado no era un sueño.

Y se aferraron a la esperanza, que la intención asesina que se notaba en la sonrisa de su OB se desvaneciera como parte de ese sueño.

Mantente Enterado
Notificarme
guest
This site uses User Verification plugin to reduce spam. See how your comment data is processed.

INSTRUCCIONES PARA LA ZONA DE COMENTARIOS

1- No Puedo Comentar: Toca los botones que estan debajo del recuadro de comentarios, aquellos que le cambian el estilo a Negrita, Cursiva, etc. (B, I, U, S)

2- No Aparece Mi Comentario: Es por nuestro sistema de moderación, luego de revisar y aprobar tu comentario, este aparecera. NOTA: Usa un correo real o no se aprobara tu comentario.

3- ¿Como Escribo un Spoiler?: Toca [ + ] (es el botón spoiler) y aparecera una ventana, ahí debes poner el TITULO de tu spoiler (recomendamos poner simplemente SPOILER), luego en el codigo que aparecera en el recuadro del comentario debes escribir dentro de los simbolos ] [

[spoiler title="Titulo de tu spoiler"]Aqui va tu spoiler[/spoiler]

Nota: Todo el texto que coloques antes o despues del codigo del spoiler sera visible para todos.

0 Comentarios
Respuestas en el Interior del Texto
Ver todos los comentarios