Slime Taoshite 300-nen, Shiranai Uchi ni Level Max ni Nattemashita (NL)

Volumen 3

Capítulo 5: Una Falsa Bruja de las Tierras Altas Apareció

Parte 1

 

 

Clang, clang. La campana anunciando el descanso sonó.

«¡Uf! Hora de un rápido descanso.»




Estiré mis brazos y me dirigí al cuarto de descanso para luego tirarme sobre el sofá.

Había solo unas cuantas personas trabajando en el turno de la mañana, así que tenía el sofá para mí sola.

Halkara entró en el cuarto. Ella siempre usaba una cosa parecida a una chaqueta por sobre la ropa cuando estaba trabajando como la presidenta de la compañía.

Podría haberlo estado imaginando, pero parecía que su expresión era algo cansada.

«Gracias por su arduo trabajo esta mañana, Maestra-sama.»




«¡Sí, tú también! ¡Uf, a veces trabajo como este me hace bien!»

«¿Pero no se aburre de ello? ¿No sería más adecuado de acuerdo a su experiencia y habilidades un puesto más creativo? No tiene que estar aquí solamente para un trabajo tan simple…»

«¡Pero en realidad es algo divertido hacer un trabajo simple!»




«¡Bueno, me estresa cuando está aquí, así que preferiría si se quedara en casa como siempre!» Halkara estaba siendo honesta así que hablaba seriamente.

«Aww. ¿No debería ser más relajado para tu mente el contratar a alguien que conoces para un trabajo de medio tiempo en lugar de un completo extraño?»

«Bueno, quizás para una hermana menor mía ¡Pero usted es mi maestra, Maestra-sama! ¡Tengo que estar mucho más preocupada acerca de alguien de mayor estatus que yo trabajando en mi fábrica!»

Correcto—actualmente estaba trabajando a medio tiempo en la fábrica de Halkara.

No era que necesitara el dinero, simplemente estaba matando tiempo. Había pasado un largo tiempo desde que realmente quise hacer algo relacionado con trabajo.

A propósito, el trabajo que había estado haciendo hasta hace cinco minutos atrás era el pegar etiquetas en los productos que la compañía vendía.

Sin hablar, solo asegurándome que no tuvieran arrugas.

«Caramba ¿sabes? Me he vuelto bastante buena pegando las etiquetas. Ninguna de ellas estaba torcida y creo que si sigo haciéndolo, seré una maestra en ello.»

«Realmente no necesita llegar tan lejos…si quiere apuntar alto, entonces por favor haga algo con la medicina…personalmente, estaría mucho más orgullosa y feliz si así es como se ganara su grandeza, Maestra-sama.»

Ya veo. Quiero decir, entiendo lo que Halkara estaba intentando decir. Ella quería que yo hiciera algo de lo que ella genuinamente podría enorgullecerse. Pero

«Si fuera a convertirme en una de las más grandes herbolarias, tendría que viajar por todas partes a pie para descubrir hierbas. Eso suena como un gran dolor de cabeza y no es como si pudiera arrastrar a toda la familia conmigo, así que estaría sola…»

Lo que me puso triste fue que tendría que dejar atrás a mis amadas hijas y familia para empezar a trabajar por mi cuenta.

Y si me convertía en una legendaria herbolaria, solicitudes de parte de nobles y personas ricas pidiendo curar sus enfermedades vendrían de todas partes del mundo. Me dejaría mucho más ocupada.

Una no podría construir un estilo de vida relajado en base a eso.

Ahí fue cuando Halkara dijo sonrojada:

«Eso es cierto. Odiaríamos que nos dejara.» ¿Por qué tuvo que sonrojarse ahí?

 «Me gusta tomarme las cosas de a poco. Realmente no tengo ganas de obtener poder, incluso si es como herbolaria o bruja. El resto de los trabajadores de medio tiempo en todo caso creen que simplemente soy una chica que vive cerca.»

Ahí fue cuando una anciana que también trabajaba en el mismo turno que yo entró y dijo: «¡Oh, Azusa-chan! Que agradable verte.»

En este mundo no había fotografías ni nada parecido, así que si incluso el nombre de la Bruja de las Tierras Altas fuera bien conocido, muchas personas no podrían emparejar el nombre con una cara.

Halkara se veía como si estuviera intentando no decir nada. A ella probablemente no le gustaba que no estuviera siendo adorada, pero mi deseo por reconocimiento estaba suficientemente satisfecho alrededor del área de Flatta.

Una vez que los límites comenzaran a expandirse, no pararía nunca.

«Oye, Azusa-chan, ¿te gusta alguien? ¿Debería traerte algún marido potencial?»

«¡Oh no, está bien! A decir verdad ya tengo dos hijas.»

«¿Qu…? Ya veo… Ja-ja-ja…»

Una vez que mencionaba que tenía hijas, conversaciones como esta se detenían inmediatamente.

Las personas usualmente decían que me veía realmente joven, así que era la forma más gloriosa de ponerle fin a eso.

«Oh, es cierto, ¿has escuchado sobre la Gran Bruja de las Tierras Altas?»

Por supuesto que traería a colación a la Bruja. 

«Yo vivo cerca de Flatta así que la he visto en persona un par de veces.»

Le seguí el juego inocentemente. Aunque Halkara probablemente habría querido que dijera, ¡Esa soy yo! 

«Yo escuché que la Gran Bruja está viajando a través de todo el país. ¡Ella realmente es una gran mujer!»

¿Qu? Siento que estoy a punto de escuchar sobre un cuento imposible… 

«Oh, es la primera vez que oigo sobre ello…»

«Yo escuché que ella juró curar al mundo de las enfermedades y que está caminando de tierra en tierra vendiendo medicina. ¡Las leyendas vivientes realmente están a otro nivel!»




«Ya—ya veo…pero yo vi a la Gran Bruja de las Tierras Altas cerca de la aldea hoy…me pregunto por qué será eso…»

«Hay una niña dragón en el hogar de la Gran Bruja, ¿no? ¿Ella no podría simplemente haberla montado para volver a casa?»

Oh, así que esa era la única parte que conocía bien. Supongo que los dragones son un tema aparte.

«Bueno, iré a buscar un poco de agua. ¡Chaito, Azusa-chan!» La anciana dijo y dejó el cuarto.

Halkara y yo fuimos las únicas que quedamos. Inevitablemente nos miramos la una a la otra.

«Halkara, esto no es bueno…»

«Maestra-sama, no puedo creer que nunca me haya contado que estaba haciendo algo tan virtuoso.»

«No lo estoy.»

No era posible haberle contado, debido a que no estaba haciendo nada de ese estilo.

«Significa que hay una impostora fingiendo ser yo. Ella probablemente sabía que su medicina se vendería mejor si es que usaba mi nombre.»

«¿Quién…? ¿Quién haría esto…? ¡Esto es imperdonable…debemos demandar una compensación por daños psicológicos!»

Ya sea o no que ella pagara daños era un asunto diferente, pero es cierto que necesitábamos hacer algo sobre ello.

Si esta falsa yo hacía mucho trabajo, eso me pondría a mí en un aprieto y si cometía un crimen o hacía algo para bajar mi reputación, eso traería consecuencias negativas a la bruja verdadera.

«Está bien, la demandaremos en la corte.»

«El ser la presidenta de una compañía realmente te hace elegir el camino correcto de acción adulta, ¿verdad, Halkara…? Pero no podemos hacer nada si no sabemos dónde está la acusada. Ella está viajando, así que no sabemos dónde vive.»

Halkara me miró concordando.

«Así que primero, le daremos nosotras una buena bronca.»

***

 




 




 

Cuando llegué a casa, celebré una reunión estratégica.

«—Lo que básicamente significa que hay una falsa yo ahí afuera.»

«Completamente imperdonable.» (Laika)

«¡La amarraremos a una cuerda!» (Rosalie)

«La mataré.» (Flatorte)

«Si seguimos los precedentes, podemos asegurarnos de que pase cinco años en prisión.» (Shalsha)

«Sí, tú eres mi única mami.» (Falfa)

Estaba comenzando a ponerse bastante sangriento aquí, pero quería administrar un castigo menos duro de ser posible.

«De cualquier forma, no llegaremos a ningún lado si no reunimos algo de información. Supongo que deberíamos ir a una provincia lejana para preguntar. Ella es una impostora, lo que significa que tiene que ir diciéndoles a las personas que ella es la Bruja de las Tierras Altas. Eso básicamente significa que solo puede trabajar en lugares donde nadie conozca a la verdadera.»

Lo que significa que la impostora debería estar en un lugar bastante lejos de aquí.

«Azusa-sama, ¿no sería este el momento para pedirle ayuda a los demonios?» Laika ofreció una idea constructiva. Sería más efectivo el tener más personas buscando, pero…

«Lo siento, creo que pasaré sobre eso…aquellos tipos hacen las cosas de forma demasiado extrema…»

Si los demonios terminaban apareciendo para investigar, «La Bruja de las Tierras Altas» podría terminar siendo «La Demonio de las Tierras Altas.»

«Por mí, solo quiero que esto termine pacíficamente. Honestamente estaría satisfecha con que la impostora reflexionara seriamente sobre sus acciones. Pero por supuesto, si ella ha estado vendiendo medicina que realmente no funciona, entonces debería ser castigada.»

El vender medicina falsa era un fraude y en el peor de los casos, alguien podría morir.

Ahí es cuando ella terminaría en la corte.

«¿Entonces puedo pedirles a cada una de ustedes que busque información sobre esta impostora por su cuenta?»

Y así es como comenzamos a cazar a la impostora.

Laika y yo decidimos preguntar cerca de un pueblo al oeste. Por otro lado, Flatorte voló hacia el este.

No pensaba que fuera bastante conocida en el sur, pero el otro día había ganado un torneo, así que ahora era famosa allí. Ese probablemente no era un lugar sencillo donde se podía engañar para trabajar. Era desconocido si esta impostora tenía alguna experiencia para pelear, pero las personas usualmente no querían que los invitaran de la nada a pelear.

Por ahora, nuestra estrategia era investigar cualquier lado excepto el sur.

«Oh, cierto. Se siente como que ha pasado mucho tiempo desde que preguntamos por los alrededores o pedimos información.»

Era una cosa bastante estándar en los RPGs, pero no era una tarea común para las personas a menos que fueran aventureros.

Había una serie de juegos llamado The Ark y yo recuerdo haber ignorado la historia principal y en su lugar trabajar las misiones paralelas del gremio.

La historia principal era realmente oscura, así que tuve que tomarme más descansos de lo usual sobre ella. Bueno, no es que realmente importe ahora.

«Si fuéramos a preguntar por los alrededores, ¿qué tal una taberna?» Laika sugirió. «Aunque no me gustan mucho, dado que usualmente están repletas de rufianes.»

«O un gremio, debido a que podría haber aventureros pasando por ahí. Una de esas, supongo. Necesitaremos paciencia para esto, así que solo tenemos que mantener nuestras cabezas en alto mientras vamos. Está bien, yo iré al gremio cruzando el rio y tú toma la taberna más cerc—»

Laika se aferró a mi ropa.

«Yo…a mí no se me da muy bien en lugares como tabernas, así que…si pudiera venir conmigo, lo apreciaría bastante…»




¡Aww, ella es tan linda!

 «Laika eres una dama correcta, ¿verdad? No te gustan los lugares llenos de ebrios, ¿cierto? Entonces yo iré contigo.»

«Pero, Azusa-sama, mi pregunta es, ¿por qué usted está bien con lugares como esos?»

«Debido a que solía quedarme dormida en bares baratos que estaban abiertos hasta tarde—o hasta temprano en la mañana, como quieras llamarlo—y entonces me dirigía a trabajar a la mañana siguiente…»

Ahora que pensaba en ello, esos días realmente fueron los peores. No me sorprende que todo ese trabajo me matara.

5 1 voto
Calificación de este Capítulo
Mantente Enterado
Notificarme
guest
0 Comentarios
Respuestas en el Interior del Texto
Ver todos los comentarios