Date A Live (NL)

Volumen 13

Capítulo 4: Si Te Rindes Ahora, el Plazo se Termina

Parte 4

 

 

[—Aviso. El Coliseo Comic abrirá sus puertas.]

 




Miku sonrió un poco antes de corregir su postura. Kotori le dio unas palmaditas en su espalda. En ese mismo momento, el reloj marcó las 10 de la mañana y el anuncio para comenzar el evento se escuchó en la sala junto con un estruendoso aplauso.

Shidou y los espíritus ampliaron sus ojos al escuchar eso. Pero este es sólo el comienzo. Antes de que se detuvieran los aplausos, un sonido retumbante hace vibrar el suelo y se oyen pasos desde la distancia, junto con un poco de temblor.

—E-este sonido es…

Shidou sacudido su voz antes de darse cuenta que este es el sonido de los pasos de las personas normales que se están ejecutando en la sala.

— ¿¡O-Ooh…!?

—Increíble, ¿Qué es eso?

Los espíritus ampliaron aún más sus ojos, al ver a las personas que se apresuran en el interior de la sala. Los participantes del círculo que hacían fila en la cabina de Nia entonces comienzan a comprar su manga.

—Nuevo volumen por favor.

—Claro, son 500 yenes.

— ¡Dos copias por favor!

Gracias ٩(^ᴗ^)۶

—Son 1000 yenes.

Nia y su personal empezaron a vender sus mangas como si fuera una costumbre. Nia miró a Shidou por un segundo y torció los labios como si ella estuviera diciendo “Si creen que me pueden vencer, inténtenlo”.

—Ku… ¡Tenemos que empezar también!

—Eso es correcto. Entonces todo el mundo, ¡Vamos a hacerlo como estaba previsto!

— ¡Oh!

Los espíritus se pusieron de pie delante del stand. Al ver su aspecto, las personas comenzaron a comprar el manga que se muestra en el cartel.

— ¡Ooh, Bienvenido!

Tohka llamó a un chico que estaba pasando por ahí y le enseñó la cubierta del manga. El chico sacudió sus hombros con sorpresa.

Date A Live Volumen 13 Capítulo 4 Parte 4 Novela Ligera

 

—Um, bueno…

— ¡Son 500 yenes por la copia única! ¿¡Qué te parece!?

—Eh, eh, una copia por favor.

El chico pensó si comprar el libro o no, pero fue derrotado por la sonrisa brillante de Tohka. Él hizo una sonrisa irónica y sin darse cuenta le dio 1000 yenes.

— ¡Oh, gracias! ¡Ten el cambio! ¡500 yenes!

Tohka le dio el manga y el cambio, luego estrechó la mano del chico. El chico sintió un poco de vergüenza, pero también se sintió algo feliz y alzó su mano antes de salir del stand. En cuanto a la ocurrencia, Shidou hace una sonrisa irónica.

—Jaja… supongo que esto está bien…

—Por supuesto. Como se trata de un concurso de quién vende más rápido. No importa lo que se dijo, no había garantía de si habría venta. Aquí es donde la publicidad y la expansión se convierten en un factor importante. Honjou-sensei probablemente entiende ese punto. O más bien, a menos que hagamos esto, no hay manera de que un no-renombrado círculo pueda vender 5000 copias.

—Ya veo…

Shidou asintió mientras que la sudoración se hace notar en su mejilla. A pesar de que es un mercado de mangas de auto-publicación, un mercado es todavía un mercado.

La táctica del círculo de «Ratatoskr» es tener chicas lindas que promuevan el libro para hacer que las personas se reúnan en frente del stand, a continuación, utilizan la sonrisa de los espíritus para eliminarlos. Aunque puede considerarse un juego sucio, podrían conseguir que el manga se venda de forma constante.

Sin embargo, «Honjou-dou» ya vendió más que «Ratatoskr» incluso sin esas tácticas. Cuanto más tiempo pasa, más larga se hace la fila para comprar el manga de Nia. Si esto sigue así, no cabe duda que sería invadida fácilmente.

—Ku… si esto sigue así…

El ritmo es muy diferente. Shidou torció la cara con una mueca mientras mira que los libros de Nia se están vendiendo a un ritmo rápido. Kotori en un uniforme lindo camina hacia Shidou y mueve la chupa-chups en su boca hacia arriba.

— ¿Por qué esa cara, Shidou? Esto acaba de comenzar.

— ¿Eh…?

Shidou inclinó la cabeza. Luego, amplió sus ojos un poco después. Las personas se están empezando a formar delante del círculo de «Ratatoskr». Y no es solo un transeúnte como antes. Están haciendo cola para comprar el manga de «Ratatoskr».

— ¡E-esto es…!

Shidou levantó su voz. Kotori triunfalmente se cruzó de brazos.

—Hmp, ya vez, es como dije. Kaguya y Yuzuru, por favor organicen la fila.

—Kakaka, ¡Entendido!

—Entendido. Déjamelo a mí.

A raíz de la orden de Kotori, las hermanas Yamai comenzaron la organización de la fila frente al stand. Shidou sacudió sus hombros. Se dio cuenta que hay muchas personas a las que conoce. Son miembros de «Ratatoskr»

— ¿No es esto lo que llaman “cómplices”?

Shidou le preguntó a Kotori con un hilo de voz. Kotori resopló un poco y lo miró con los ojos entreabiertos.

—Es mejor decir “Amigos”. Solo vienen a visitar nuestro stand. ¿No es normal que un conocido compre un manga publicado por alguien que conocen? Les dije a todos que llamen a sus amigos.

—B-bueno, ese podría ser el caso si lo pones de esa manera…

Shidou inclinó la cabeza en un momento dado, por las palabras de Kotori.

— ¿Todos?

Tenía un mal presentimiento y murmuró. Un momento después, se escuchó una voz familiar.

— ¡Yahoo! ¡Tohka-chan, estoy aquí!

—Aquí hay un montón de gente.

—Esto me hace recordar la batalla del Humedal de Congo.

Tres chicas que hacían cola en la fila caminaron a la cabina. Shidou se alteró cuando las vio. Son sus compañeras de clase, Ai, Mai y Mii.

— ¡Ooh! ¡Así que vinieron!

Tohka alegremente levantó su voz. Las tres entonces aflojaron sus labios.

Gracias ٩(^ᴗ^)۶

—Claro, Tohka-chan nos pidió que viniéramos, no podíamos rechazar la invitación.

—Cierto. Yo también quería venir a Comic un rato.

— ¡Ah! ¡Capitán! ¡He encontrado al chico monstruo!

— ¿¡Qué!?

Las tres entraron a su modo de batalla cuando vieron a Shidou. Él dejó escapar un suspiro y no tuvo más opción que saludarlas.

—Hey, ustedes tres. Ha pasado tiempo…

— ¡Tengan cuidado!

— ¡Él va seducir a una chica otra vez!

— ¡Si no tienen cuidado las va a dejar embarazadas!

—…

Shidou se rascó la mejilla. Parece que todavía están pensando en el suceso que pasó a principios de este mes. Shidou pensó que tiene que aclarar el malentendido algún día, pero nunca pensó que ese día sería hoy.

Sin embargo, Shidou está trabajando contra el tiempo. En ese momento a Kotori se le ocurrió una idea y luego habló de una manera profesional.

—Son 500 yenes por cada copia. ¿Quieren tres tomos?

— ¿Eh? Ah, sí. Nos gustarían tres.

—Uwah, la cubierta es linda. ¿Quién dibujó esto?

—O más bien, este personaje se asemeja mucho a Itsuka-kun, ¿cierto?

Dicho eso, las tres compraron los mangas y luego ondearon sus manos para despedirse de Tohka. A pesar de que a veces son fastidiosas, parece que también tienen sentido común ya que no empezaron una pelea porque sabían que había mucha gente en la fila esperando.

Shidou dejó escapar un suspiro de alivio y regresó a la venta del manga. Después de un tiempo, tres chicas de diferentes edades se acercaron al stand. Una mujer alta en la segunda mitad de sus veinte, una niña pequeña y otra de cabello rubio, plantearon sus voces cuando vieron a Origami.

—Ah, ella está allí. ¡Origami!

— ¿Quién la llama?

—Su capitán.

La mujer alta le respondió a Kotori. Shidou se dio cuenta que esa mujer es la capitana del AST. Su nombre es Kusakabe Ryoko. Parece que Origami las llamó. Las otras dos son probablemente miembros del AST.

— ¡Origami-san! ¡Ha pasado tiempo!

—Ah… ¿Te cortaste el cabello? ¡Estoy segura que te cortaste el cabello!

—Mike. Mildred.

Origami las llamó por sus nombres. Mike actuó como si se limpiara las lágrimas.

—Uu… estoy tan sola desde que te fuiste del AST, Origami-san. Por favor, vuelve…

Gracias ٩(^ᴗ^)۶

—Eso es correcto. ¿Por qué te fuiste tan de repente?

—Tengo mis razones. Lo siento, pero ya no pienso volver al AST.

—Ya veo… al AST llegó una chica nue… ¡Auch!

Ryoko golpeó a Mike en su cabeza.

—Ustedes dos. ¿Por qué estás hablando de AST en un lugar como este?

— ¡Ah…! Lo siento, se me olvidó…

—Está bien. Esas palabras serían fácilmente olvidadas en un lugar como este. — dijo Origami con voz tranquila.

Mike miró a Origami con una expresión de sorpresa.

—Origami-san, ¿Tu personalidad cambió un poco?

Origami entonces se aferró a los brazos de Shidou.

—Por su culpa.

— ¿¡Qué!?

— ¡Kyahh! ¿¡Así que eso es lo que pasó!?

Mike estaba sorprendida por las palabras de Origami. Las mejillas de Mildred se volvieron rojas. Ryoko luego empujó hacia abajo las cabezas de las dos porque estaban siendo ruidosas.

—No sean tan ruidosas. De todos modos, vamos a comprar el manga. ¿Puedo tener tres copias?

—Gracias.

Origami tranquilamente tomó el dinero y le dio el manga a Ryoko en las manos. En ese momento, Ryoko miró a Tohka y a las demás con curiosidad.

—Origami, ¿Por qué siento que he visto a estas chicas en alguna parte…?

—Es sólo tu imaginación.

— ¿Estás segura? Creo que…

—Tu imaginación.

—No, pero…

Gracias ٩(^ᴗ^)۶

—Muchas gracias.

—…

Origami se inclinó ante ella sin decir nada más. Ryoko se dio por vencida y dejó escapar su aliento, luego se llevó a Mike y a Mildred con ella. Antes de salir, Mike señaló a Shidou con el dedo y dijo: “— ¡Si le haces algo, te mato!”. Shidou no supo cómo responder.

Sin embargo, no es que Shidou no quería responder, sino que el número de personas delante del stand de «Ratatoskr» son muchos conocidos y no querían que pensaran mal de él.

Pero se dio dé cuenta de algo, los que estaban haciendo la fila ya no eran miembros de «Ratatoskr». Notando el estado de Shidou, Nakatsugawa que está organizando las cajas de cartón en la parte posterior de la cabina, levantó su voz.

—No es extraño. Es cierto que no estamos en el mapa. Pero al pensar de otra manera, somos un “círculo misterioso” que apareció de la nada. Si alguien se entera de nuestra existencia, no es de extrañar que tengan interés en nosotros.

—A-aun así, la parte más problemática es hacer de nuestra existencia conocida…

Shidou dijo eso. Nakatsugawa luego se acomodó sus gafas.

— ¿Lo has olvidado, Shidou-kun? Estamos junto a un círculo popular, «Honjou- dou».

—Ah…

Shidou amplió sus ojos. Es como dijo Nakatsugawa. No es extraño que alguien que vino a comprar el manga de Nia tenga interés en el misterioso stand junto a ella. Y también…




— ¿Es aquí el stand que no fue incluido en el mapa?

—Sí, sin embargo, un nuevo círculo aparece y se hace popular ¿Qué es esto?

—Sí… parece que “Munechika” está con ellos.

— ¿¡En serio!? ¿¡La persona que sabe cuál círculo se hará famoso y luego lo recomienda porque seguramente será un gran éxito comercial!? ¿¡Ese tipo!?

— ¿¡Qué!? ¿¡El campeón del anime moe, el séptimo campeón, ese es “Munechika”…!?

— ¿¡El Súper Galáctico “Munechika” está de vuelta!?”

—…

Aquellas voces se escuchaban desde el pasillo. Shidou miró a Nakatsugawa sin decir nada, solo pudo hacer una cara de preocupación.

—En este momento solo soy una persona ordinaria.

—B-bien.

Shidou sintió que no debía continuar con el tema.

Deja un Comentario

avatar
  Suscribirse  
Notificarme