Date A Live (NL)

Volumen 13

Capítulo 4: Si Te Rindes Ahora, el Plazo se Termina

Parte 5

 

 

Shidou siente que ahora esto finalmente es como un concurso. Las largas filas también tienen un efecto de hacer que la gente se quiera alinear. El manga de Shidou está siendo de los más buscados y eso hace que más personas lleguen a su stand.

Al ver eso, Kotori entonces levantó su voz mientras le agrega una pila más de mangas a Kawagoe.

—Bueno… vamos a mantener este curso. Nia tiene 3 personas que la ayudan, 2 organizan la fila y 1 vende los mangas. Pero tenemos 12 personas incluyendo a Kawagoe y los otros. Estamos millas por delante de ella en el número de mangas que podemos vender a la vez.

Los espíritus escucharon la voz de Kotori y continuaron vendiendo el manga. Las cajas de cartón a sus espaldas empezaron a disminuir de manera constante. Y, finalmente, la amplia brecha de acción entre «Honjou-dou» y «Ratatoskr» ha disminuido hasta quedar aproximadamente en el mismo número. Kotori dobló sus brazos y miró el círculo al lado de ella.

—Fumu, ya lo ves, Nia. Parece que tenemos ventaja sobre el número de personal que tenemos. ¿O consideras que se trata de un juego sucio?

—S-Shidou… las personas se han ido.

— ¿Qué vamos a hacer ahora?

Tohka y Natsumi dijeron eso con voz preocupada. Shidou intentó pensar en algo.

—No hay manera… ¡Si esto sigue así…!

Sin embargo, Shidou no pudo llegar a nada. Mientras que seguía pensando, «Honjou-dou» seguía vendiendo en forma constante sus mangas.

—Ku… lo que debería…

Si esto sigue así, entonces Nia terminará vendiendo su manga. En otras palabras, eso significa que Shidou perderá la oportunidad de sellar el poder de Nia. Sin embargo, no importó lo mucho que lo intentó, no pudo llegar a ninguna idea. Solo podía mirar a los participantes que pasaban mientras pone su mano sobre la mesa.

Sin embargo, alguien tocó la mano de Shidou.

— ¿Eh…?

Shidou miró a la persona que lo tocó. Era Miku, que le está sonriendo.

—Ufufu… es tan extraño que cariño se dé por vencido tan fácilmente. El concurso está todavía en curso. O más bien, el concurso está empezando.

— ¿Miku…?

Un signo de interrogación apareció en la mente de Shidou. Miku no está tratando de animar a Shidou. Miku asintió y miró a Nia.

—Bueno, Nia-san, esto es un concurso.

A continuación, señaló a Nia con el dedo. Nia hizo una expresión extraña al ver a Miku.

—¿…? No sé lo que vas a hacer, pero creo que es difícil recuperarse en este momento.

—Ufufu, ¿Crees eso? Oye, Nia-san, he oído que fuiste capturada por DEM durante tanto tiempo, ¿Sabes que es un SNS?

—Claro, un servicio de redes sociales, ¿no? Yo sé sobre eso. No soy dueña de un ángel omnisciente por nada.

—Pero no sabías sobre mí. Nunca pensaste en investigar sobre mí. Ya veo.

—Lo lamento…

Gracias ヽ(*≧ω≦)ノ

Miku dijo eso con tono de protesta. Luego sacudió su cabeza para despejar ese pensamiento.

—¡…! De todos modos, en este momento, más de la mitad de las personas en este país están utilizando ese servicio de redes sociales. Y teniendo en cuenta la edad de las personas en esta sala, ¿no te parece que eso sería beneficioso para nosotros?

—¡…! Miku, no me digas…

Kotori notó algo y levantó su voz. Luego, sacó su teléfono inteligente y empezó a manipularlo. Pocos segundos después, Kotori se quedó sin palabras.

—H-hey, Kotori, ¿Qué pasó?

—Esto es…

Kotori le mostró la pantalla de su teléfono inteligente a Shidou. Tohka, Yoshino y Origami que estaban cerca miraron la pantalla. En la pantalla hay una página de un determinado servicio de red social. Hay un icono de Miku, junto con un comentario escrito en él.

 

[Miku Izayoi: ¡Estoy ayudando a un círculo de mi amigo en Comic! ¡Estoy vendiendo el manga al oeste en el stand A-20-5 Círculo de «Ratatoskr»!  ¡Fotografiarme está bien también!]

 

— ¿¡Qué…!? ¿¡M-Miku!?

Shidou amplió sus ojos. Miku sonreía al tiempo que coloca su dedo en el pecho de Shidou.

—No puedo soportarlo más, cariño y los otros dan todo su esfuerzo y yo me mantengo sin hacer nada. Pienso igual que Natsumi-san… quiero ser de ayuda para todos.

— ¡Miku…!

Miku bajó su rostro por un segundo antes de volver a levantar la cara hacia arriba. Luego, se dio media vuelta para mirar a Nia.

—A pesar que no podemos ganarte sin depender de la publicidad. Vamos a utilizar esa publicidad para alcanzarte.

Miku señaló a Nia con su dedo y continuó.

—Entonces, ¡Deja que te enseñe, Nia-san! ¡El poder de esta ídolo! ¡Recuerda mi nombre! ¡Izayoi Miku!

Extendiendo sus manos, Miku parece como si estuviera cantando una ópera. A pesar que ella no tenía intención de iniciar problemas, en ese preciso momento, una cantidad enorme de espectadores comienzan a correr por el pasillo como cuando inició el evento.

— ¡Es hora del espectáculo!

Miku levantó las manos y chasqueó los dedos. Un grupo se acercó al stand de «Ratatoskr».

— ¿¡Qu…!? ¿¡Es realmente Miku-tan!?

— ¿¡Enserio!? ¿¡Por qué está aquí!?

—U-um… he escuchado que está vendiendo mangas, ¿es verdad?

Un niño le preguntó tímidamente. Miku se ahogó por la presencia de un hombre pero luego sonrió.

—Sí, es cierto… ¡Gracias por su apoyo!

 

[¡Oooooooooooooooohhhhhhhhhhhhhh!]

 

Al escuchar eso, las personas gritaron e hicieron una cola frente al stand de «Ratatoskr».

— ¡Kaguya, Yuzuru, aseguren la fila! ¡Kawagoe y los otros ayuden a vender los mangas!

Kotori que estaba completamente atónita regresó a su modo de mando y empezó a organizar todo en el stand.

— ¡Shidou, Tohka, Origami y Yoshino, continúen de cajeros conmigo! ¡Natsumi, abraza a Miku para que recupere sus fuerzas cuando está cansada!

— ¡Mi papel es extraño!

A pesar de que ellos levantaron sus voces con insatisfacción, continúan haciendo su trabajo. Al verlos, Nia frunció el ceño.

—Hmp… ya veo. Así que ella es famosa.

—Sí, ¿No es increíble? Es nuestra orgullosa ídolo.

—No vas a decir que te estamos engañando, ¿verdad?

Shidou y Kotori miraron a Nia al tiempo que decían eso. Nia resopló y asintió.

—Claro. Pero, ¿Pueden superarme?

Nia los miró fríamente y levantó las comisuras de sus labios. Shidou asintió firmemente como respuesta.

— ¡Por supuesto! ¡Te superaré! ¡No solo por mí, sino por todos los que me han apoyado! ¡Y también por ti, Nia!

La respuesta de Shidou hizo que Nia respondiera con un tono de burla al tiempo que sigue vendiendo sus mangas.

Gracias ٩(^ᴗ^)۶

—Gracias por eso. Pero no te lo dejaré tan fácil, ¿sabes?

—Está bien. ¡Solo tengo que ganar!

—Jajaja… eso es cierto, ¡Eso si es que puedes…!

Sin embargo, Nia que se estaba riendo gratamente detuvo sus palabras. Un signo de interrogación apareció en la cabeza de Shidou, pero después se dio cuenta de por qué Nia se quedó en silencio. En frente del stand de Nia, hay una mujer con gafas gruesa que camina hacia ella.

—T-Takajou… sensei…

Nia dejó escapar una voz de estupefacción. La mujer frente a ella es la mangaka, Takajou-sensei, ella se reunió con Shidou ayer.

—Jajaja… encantada de verte de nuevo, Honjou-sensei. He oído que tienes un stand, así que vine a echar un vistazo.

—Ah… um… gracias…

Nia le respondió incoherentemente mientras que hace una mirada incómoda.

—Lo siento por venir aquí de repente. Me disculpo si estás preocupada por eso. Pero… ¿Puedo preguntar una cosa?

Takajou miró a Nia por la parte posterior de los lentes. Nia torpemente evitó hacer contacto visual.

— ¿Te hice algo grosero? Si te he hecho algo malo, por favor, discúlpame.

Takajou le dijo eso a Nia con los ojos llorosos. Nia torpemente trata de evitar el contacto visual con ella.

—N-no… ¡Nunca me hiciste nada…!

— ¿Es así?

Nia dijo eso en voz alta a diferencia de su tono habitual. Takajou amplió sus ojos ante la respuesta de Nia. Sin embargo, Nia solamente respondió con una respuesta evasiva. El silencio continuó por un momento antes de que Takajou decidiera que no es de buena educación bloquear la fila por más tiempo. Ella dejó escapar un suspiro y compró una copia del manga de Nia luego de inclinarse ante ella.

—Incluso si me odias… yo todavía voy a seguir disfrutando de tus mangas, Honjou-sensei.

—Ah…

Nia intentó decir algo, pero no pudo continuar sus palabras y sólo miró de vuelta a Takajou. En cuanto a sus acciones, Shidou entonces estaba seguro acerca de la sensación que tuvo después de que habló con Takajou ayer.

—Nia.

—Ah, chico. Lamento esta escena tan vergonzosa. Pero el concurso…

—Ella te gusta ¿verdad?

— ¿¡Qué!?

Nia amplió los ojos ante las palabras de Shidou.

— ¿¡Q-qué estás diciendo, chico!? No tengo esa clase de gusto…

—Eso no es lo que quise decir. Quiero decir… que te gusta como un ser humano… o más bien, como un amigo, ¿verdad?

Si bien es cierto que Nia se decepciona de los seres humanos a causa de «Rasiel» y depende del 2D, por eso se convirtió en mangaka. Hay una diferencia entre Nia y la humanidad.

Es decir, Nia mantiene un poco de comunicación con el fin de interactuar en la sociedad humana. Este es probablemente la causa del extraño punto que Shidou sintió ayer.

Kotori supuso que Nia usó a «Rasiel» para investigar acerca de Takajou, sabía su verdadera naturaleza y empezó a mantener distancia de ella como resultado.

Sin embargo, Shidou pensó en el caso de Nia. Si Nia sabía sobre la verdadera naturaleza de las personas, ella debía saber cómo actuar ante ellos. Cuando Shidou pensó en eso, una posibilidad le llegó a su mente.

—Nia… ¿estás asustada?

— ¿Eh? ¿Q-qué estás hablando?

—Pensabas que si seguías siendo su amiga, algún día no serias capaz de contener tu curiosidad y usarías a «Rasiel» para saber sobre ella. Te decepcionarías y no querías que eso pasara, por eso te alejaste de ella.

Las palabras de Shidou, ahogaron a Nia un poco, ella lo miró. Ella le respondió a Shidou mientras seguía vendiendo su manga.

— ¿Eh? ¡No entiendo lo que está diciendo chico! Ah, son 500 yenes.

—Entonces, ¿Qué fue eso que pasó hace un momento? Debes ser capaz de actuar con normalidad ante alguien que odias, ¿¡verdad!? Muchas gracias…

Date A Live Volumen 13 Capítulo 4 Parte 5 Novela Ligera

 

Nia y Shidou siguen atendiendo a las personas mientras intercambian miradas entre sí. La escena se convirtió en una pelea extraña.

— ¿Estás seguro de querer continuar? ¡Es molesto, sólo céntrate en la venta y ya! ¡Ah, después de todo hay más personas de tu lado!

— ¡Siento decir que no puedo hacer eso! ¡Quiero ganar esto para salvarte! ¡¡¡No tendría sentido si dejo este tema hasta aquí!!! Sí, por favor tome el manga de allá.

Nia se sentía molesta y gimió después de escuchar las palabras de Shidou mientras sigue moviendo sus manos. Ella entonces se veía impaciente y le gritó a Shidou.

—Tienes razón, pero ¿¡Es malo tener miedo!? ¡Incluso yo quiero un amigo también! ¡Pero no puedo pensar que alguien con una cámara de observación de súper alta tecnología que puede observar a todos todo el tiempo puede tener un amigo! ¡OK, 1000 Yenes!

Nia dijo eso con el ceño fruncido. Shidou sintió que el motivo de su soledad es sensato. Mientras que ella teme tener curiosidad sobre su amiga… también se siente culpable por el hecho de que puede mirar en la vida de su amiga si ella quería.

Es una agonía para aquellos que tienen el poder que se asemeja a un dios. Una soledad que no se le desea a nadie. Es algo que la gente sin poder espiritual no puede entender. Sin embargo, Shidou continua levantando su voz.

— ¡Nunca tendrás un amigo si no intentas acercarte a ellos!

— ¡Ja! ¡Eso es más fácil decirlo que hacerlo! Déjame hacerte regresar a la realidad, chico. Si conoces a alguien que te puede realizar un seguimiento en cualquier momento, no importa que estés en un baño. También es capaz de investigar tu pasado con facilidad, ¿¡Crees que puedes ser amigo de esa persona desde el fondo de tu corazón!?

Nia grita con dolor. Sin embargo, Shidou quedó sorprendido por un segundo antes de reír a carcajadas.

— ¡Jajajajajajajajajajaja…!

— ¿¡Qué tiene de extraño mi forma de pensar!?

Nia habló con un tono molesto. Shidou dejó escapar un suspiro y se arregló el cabello.

— ¡Lo Siento, pero ya estoy acostumbrado a ese tipo de personas! Ah… ahora entiendo. ¡Parece que mi compatibilidad con ustedes es simplemente perfecta! ¡Privacidad! ¿¡Qué es eso!? ¿¡Puedo comerlo!? O más bien, ¿¡Crees que me preocupa que tu ángel vea a través de mis ojos!?

Gracias ヾ(*⌒ヮ⌒*)ゞ

— ¿¡Q-qué!?

Nia frunció el ceño y no fue capaz de entender lo que está diciendo Shidou. Él mira su reacción y continúa levantando la voz.

— ¡Si quieres echar un vistazo, puedes hacerlo! ¡Si deseas consultar acerca de mi pasado, entonces hazlo! ¡Aun así…! ¡No te odiaré!

—¡…!

Nia se atragantó por el grito de Shidou. Sin embargo, ella entonces apretó los dientes con frustración y le respondió.

— ¿¡Aaaaaaaaaah!? ¿¡Qué estás hablando!? ¡Si miro tu pasado con detalle, seré yo quien va a odiarte!

El tiempo seguía fluyendo mientras estaban intercambiando sus palabras. Las filas frente a «Ratatoskr» y «Honjou-dou» eran cada vez más cortas. A pesar de que «Honjou-dou» ha vendido unos 500 ejemplares en plomo, «Ratatoskr» está por encima de ellos por la velocidad de la cajera.

Algunos siguen comprando el manga, otros son abrazados por la ídolo y otros observan la discusión entre Shidou y Nia. Ella gritó, sus ojos estaban llorosos. En ese entusiasmo, mientras que todos estaban haciendo su trabajo, finalmente…

— ¡Muchas gracias!

La voz de Shidou y de Nia quienes finalizaron las ventas de su último manga, se escuchan en la sala al mismo tiempo.

—¡…!

—¿¡…!?

Shidou jadeó en busca de aire y miró a Nia. Ella también miró a Shidou. A pesar de que ahora se encuentra en medio del invierno, su rostro se ve enrojecido por el sudor saliendo de su frente. Las gafas de Nia están empañadas. Cuando ambos estaban recuperando el aliento, se oyen unas voces que vienen desde ambos stands al mismo tiempo.

— ¡«Ratatoskr», artículos agotados!

—«Honjou-dou», ¡Fuera de venta!

Los dos stands vendieron todo exactamente al mismo tiempo. Al escuchar esas declaraciones, las personas que todavía estaban en la fila dejaron escapar voces de decepción. Shidou y Nia dejaron escapar el aliento mientras miran a las personas y se recuestan sobre las sillas de acero.

—Bueno, parece que es un empate.

Kotori distorsionó su expresión al mirar a Nia.

—…

Después de unos segundos, Nia que estaba mirando al techo, se inclinó un poco para limpiarse su sudor con la manga. Luego miró fijamente a Shidou y empieza a buscar en una bolsa. Ella sacó un manga que intercambiaron en el comienzo del evento.

—Esta es una recompensa por poder llegar hasta aquí. Lo leeré.

—¡…!

Las palabras de Nia hicieron que Shidou y los otros miembros de «Ratatoskr» lloraran de alegría.

Deja un Comentario

avatar
  Suscribirse  
Notificarme