Date A Live (NL)

Volumen 1

Capítulo 4: Cita Sorpresa

Parte 1

 

 

-…Bueno sí, normalmente cerrarían la escuela por algo como esto…

Shidou bajaba el camino empinado que se extendía desde el frente de la escuela mientras se rascaba la parte trasera de la cabeza.




Era el día después de que había nombrado al Espíritu Tohka.

Shidou había ido a la escuela como siempre, y al ver la puerta bien cerrada y el edificio de la escuela que había sido reducido a un montón de escombros, suspiró ante su idiotez.

Él estuvo allí cuando la escuela había sido destruida, por lo que normalmente se asumiría que estaría cerrada…pero al enfrentar un entorno tan excesivamente poco realista, era posible que su mente se hubiera desconectado inconscientemente de la realidad.

Además, se había pasado toda la noche anterior en una reunión con los demás, revisando el video de su conversación con Tohka y reflexionando sobre ella, por lo que su capacidad mental podría haber disminuido por la falta de sueño.

-Uff…Supongo que por lo menos debería hacer algunas compras entonces.

Soltando un suspiro, se volvió hacia un camino diferente al de su casa.

Era cierto que se habían quedado sin huevos y leche, y sólo volver directamente a casa se habría sentido un poco raro.

Sin embargo…antes de que siquiera hubieran pasado algunos minutos, Shidou se detuvo de nuevo.

Había una señal de “No entrar” apoyado en la calle.

-Oh, ¿la calle está cerrada…?

Pero incluso si la señal no estuviera allí, estaba claro como el día que la calle era inutilizable.

El suelo de asfalto había sido arrancado a pedazos, los muros de concreto se habían derrumbado, e incluso el edificio de departamentos había colapsado.

Era como si una guerra hubiera tenido lugar allí.

-…Ah, esto es…

Recordaba este lugar. Era parte de la zona del terremoto espacial donde había visto por primera vez a Tohka.

Parecía que las fuerzas de reparación no se habían ocupado de ella todavía, ya que la desastrosa escena permaneció sin cambios desde hace diez días.

-……

Al recordar el aspecto de la chica en su mente, dejó escapar un pequeño suspiro.

––Tohka.

El Espíritu; la chica que produce el desastre; que no tenía un nombre hasta ayer.

Ayer, después de conversar con ella por más tiempo que nunca antes, la premonición de Shidou se confirmó.

Esa chica realmente poseía una cantidad impensable de poder.

Al punto de que todas las organizaciones del mundo estarían de acuerdo en que era una amenaza.

El escenario frente a él era prueba de ello.

Algo como esto realmente no podía dejarse solo.

-…dou…

Pero al mismo tiempo, no había manera de que ella usara ese poder imprudentemente, como un descuidado monstruo sin piedad.

-…i, dou…

Shidou odiaba ese rostro melancólico que ponía. No podía tolerarlo en absoluto.

-Hey, Shidou…

…Bueno, esos pensamientos estaban dando vueltas en su cabeza, así que antes de que se diera cuenta, había terminando caminando de regreso a la puerta de la escuela.

-… ¡Deja de ignorarme!

-… ¿Eh?

Resonó una voz…desde el otro lado de la zona clausurada.

Shidou inclinó su cabeza confundido.

Como si dividiera el aire helado, era una hermosa voz.

Era como una voz que había oído en alguna parte…para ser específicos, en la escuela el día anterior.

…Era una voz que no esperaba escuchar en un momento y lugar como este.

-U-Umm…

Shidou centró su mirada en esa dirección mientras comparaba la voz que acababa de oír con sus recuerdos.

Y entonces, todo su cuerpo se congeló.

Ella estaba justo en frente de sus ojos.

Una chica estaba inclinada ligeramente en la cima de la montaña de escombros, con un vestido que claramente no combinaba con los alrededores.

-¿¡T-Tohka!?

En efecto, a menos que la mente o los ojos de Shidou le estuvieran jugando una broma, la chica sin duda era el Espíritu que se había encontrado en la escuela el día anterior.

-Así que finalmente te diste cuenta, idio~ta, idio~ta.

El rostro de la chica, lo bastante hermoso para enviar escalofríos por la espalda, estaba teñido con descontento. Pateó el montón de escombros, y se acercó a Shidou por el asfalto apenas intacto.

Probablemente porque estaba en su camino, Tohka derribó la señal de “No entrar” con un gruñido y llegó delante de Shidou.

-¿Q-qué estás haciendo, Tohka…?

-… ¿Nn? ¿Qué quieres decir?

-¿¡Por qué estás en un lugar como este…!?

Shidou miró hacia atrás mientras gritaba, y vio a varios personas como un grupo de mujeres hablando y un vecino que paseaba a su perro.

Nadie estaba huyendo a un refugio. Eso significa, que la alarma de terremoto espacial no había sonado.

Básicamente, esto significa que ni “Ratatoskr” ni el AST había sentido ningún premonitor antes de que apareciera el Espíritu.

-Incluso si me preguntas por qué…

Sin embargo, ella no parecía preocuparse por la extraña situación en absoluto. Se cruzó de brazos, como si no supiera por qué Shidou estaba haciendo tanto alboroto al respecto.

-¿No eres tú el que me invitó, Shidou? Eso…una cita.

-Qu…

Los hombros de Shidou temblaron ante su declaración descuidada.

-¿T-Te acordaste…?

-¿Hm? ¿Qué, crees que soy una idiota o algo así?

-No, eso no es lo que quise decir…

-…Hmph, como sea. Más importante Shidou, vamos a seguir con esa cita ya. Cita, cita, cita, cita.

Tohka siguió repitiendo “cita, cita” con una entonación única. (NT: Esta pronunciando “date” como “deht”.)

Gracias ヽ(*≧ω≦)ノ

-¡L-lo entiendo! ¡Lo entiendo, así que deja de repetir esa palabra!

-¿Eh, por qué?……Ah, Shidou, ¿no me digas que te aprovechaste de que no sé lo que significa, y me enseñaste una palabra obscena e indecente?

Con sus mejillas de color rojo brillante, Tohka levantó las cejas.

-¡…! ¡N-no, no lo hice! ¡Es una palabra completamente pura!

Se rascó la mejilla mientras decía eso.

Era una especie de mentira. En cuanto a los humanos se refiere, era una palabra que podría ser extremadamente impura.

Shidou se dio la vuelta con una mirada incómoda.

Las mujeres estaban sonriendo, mirándolo como si hubieran visto algo encantador.

Bueno, también había un poco de duda mezclada en sus miradas, debido a la extraña apariencia de Tohka.

-… ¿Nn?

Tohka parecía haber notado esas miradas también. Se escondió detrás de Shidou, y las observó con ojos agudos.

-…Shidou, ¿quiénes son? ¿Enemigos? ¿Debería matarlas?

-¿¡Eh…Eh!?

Los hombros de Shidou se sacudieron cuando Tohka soltó pensamientos tan peligrosos sin ninguna advertencia.

-No, no, no, ¿por qué dices eso? Sólo son mujeres ordinarias.

-¿Qué estás diciendo, Shidou? Esos ojos que brillan intensamente… ¿no son como aves de rapiña? No puede ser que no quieran atacarme…Podrían causar problemas más adelante si las dejamos solas. Creo que sería mejor eliminarlas antes de que eso suceda.

…Bueno, es cierto que sus ojos brillaban, pero…

En primer lugar, Shidou tendría que pensar en un nuevo tema de conversación.

-No te preocupes. ¿No te lo dije? No hay muchos humanos que vayan a atacarte.

Gracias ヾ(*⌒ヮ⌒*)ゞ

-…Hmph.

Aunque Tohka todavía no había bajado la guardia, al menos dejó de parecer estar a punto de atacar en cualquier momento.

-Como sea. Entonces, sobre esa cita…

-V-v-vamos a otro lugar primero. ¿De acuerdo?

Le dijo Shidou a Tohka, que había continuado sin descanso, y se alejó rápidamente.

-Nn. ¡Oye, Shidou, ¿a dónde vamos?!

Tohka lo siguió, y alzó la voz con descontento mientras caminaba a su lado.

Junto a Tohka, Shidou entró en un callejón desierto, y finalmente dejó escapar un suspiro de alivio.

-Así que por fin te has calmado. Vaya, qué persona tan extraña. ¿Cuál es el problema exactamente?

Tohka entrecerró los ojos con decepción.

-Tohka… ¿qué paso después de todo lo de ayer?

Había una variedad de cosas que quería preguntar, pero lo primero en salir de su boca fue eso.

Los labios de Tohka se movieron con un poco de molestia.

-Nada en realidad, fue igual que siempre. Ellos agitan sus espadas que no cortan nada, disparan sus cañones que no golpean nada…Y al final, mi cuerpo desapareció naturalmente.

Gracias ヽ(*≧ω≦)ノ

-… ¿Desapareció?

Shidou inclinó su cabeza, confundido.

Ahora que lo pensaba, Kotori y los demás también tenían un presentimiento de eso, pero no entendían muy bien cómo funcionaba en absoluto.

-Es simplemente pasar de este mundo a un espacio diferente.

-¿A-Algo así existe?… ¿Qué clase de lugar es?

-Realmente no lo sé.

-… ¿Qué?

Shidou frunció el ceño ante su respuesta.

-Al instante en que llego allí, naturalmente entro en un estado similar al sueño. Por lo que puedo recordar, se sentía como si estuviera flotando en un espacio oscuro…Por lo que a mí respecta, es como quedarse dormido.

-Entonces, ¿vienes a este mundo cuando despiertas?

-Eso no es del todo así.

Tohka negó con la cabeza y continuó.

-En primer lugar, nunca podía elegir cuando venir aquí, sólo soy enviada al azar y me quedo en este lado. Bueno, supongo que es como ser despertado a la fuerza.

-……

Shidou contuvo el aliento.

Entendía que los terremotos espaciales ocurrían cuando los Espíritus aparecían en este mundo, pero si lo que decía Tohka era verdad, entonces no era por su propia voluntad por lo que aparecían aquí.

En ese caso, ¿los terremotos espaciales no son en realidad como accidentes?

Forzar la responsabilidad sobre Tohka; sobre los Espíritus; es demasiado irrazonable sin importar cómo lo veas.

En ese momento, una pregunta más pasó por la cabeza de Shidou.

Había una parte de la historia de hace un momento de Tohka que no acababa de encajar.

-… ¿Qué quisiste decir con “podía”? ¿Hoy es diferente?

-……

Las mejillas de Tohka temblaron ligeramente, su boca se curvó en una mueca, y desvió la mirada en diagonal.

-Hmph, c-como si supiera.

-Respóndeme bien. Podría ser algo realmente importante.

Gracias ٩(^ᴗ^)۶

Pero Shidou siguió presionando.

Así es como era…si Tohka había venido a este mundo por su propia voluntad hoy, entonces esa podría ser la razón por la que no hubo terremoto espacial.

Pero por alguna razón, las mejillas de Tohka se colorearon ligeramente de rosa, y su mirada era aguda.

-Eres tan persistente. Esta conversación ha terminado.

-No, pero…

Shidou empezó a hablar, pero Tohka pisó el suelo con un pie.

El asfalto que pisó se iluminó al instante, y rayos de luz salieron de él.

-¿¡Whoa…!?




Cuando la luz tocó a Shidou, se dispersó en fuegos artificiales con un crujido.

-…Vamos, date prisa y dime lo que significa una cita. – dijo Tohka con impaciencia.

-…Gah.

Contra ese tono de voz intransigente, Shidou no pudo hacer más que quedarse en silencio.

Si la interrogaba más, resultaría en un rayo de luz como el día anterior.

Deja un Comentario

avatar
  Suscribirse  
Notificarme