Hataraku Maou-sama! (NL)

Volumen 4

Capítulo 3: El Rey Demonio, Se Da Cuenta De La Inmensidad De Choshi y El Mundo.

Parte 8

 

 

En respuesta a la confirmación de Satán, aunque Ciriatto mostró  una expresión de confusión, respondió sin dudarlo.

“¡Estoy dispuesto a jurarlo en nombre del Rey Demonio Satán-sama, esas palabras no eran una mentira!”




Ciriatto inclinó su  cabeza con una expresión abatida, pero  Satán, quien miraba con desprecio, tuvo una expresión inesperadamente afectiva en su rostro.

“Muy bien… entonces, ¿Dónde está el ‘portal’ por cual has venido a través de conexiones?¿Es posible transportar en ambas direcciones?”

“¿El… ‘portal’?”

“¡Oh, cielos, esperamos que sean capaces de regresar obedientemente, pero si son castigados por regresar con las manos vacías por no haber completado su misión, tendré un mal sabor de boca!”

“Si, Etto, eso…”




Ciriatto miró conmocionado a Satán, quien de repente cambió su tono.

“No te preocupes, el Rey Demonio no planea condenarlos a todos ustedes. Huh, para aquellos que fueron heridos por atacar a la Héroe allí, piensen en eso como el pago de una costosa lección y concéntrense en la recuperación.”

Como si se estuviese rindiendo, Ciriatto asintió a Lucifer, quien mostró una sonrisa cruel.

“Si  aún  desean  regresar  al  Mundo  Demoniaco,  o  planean  regresar,  entonces  no  los detendré. Kameo, incluso después que esos defensores de la guerra regresen, por favor no los dañes. En cuanto a lo que suceda luego, te los dejo a ti.”

“¡Entendido!”

Kameo se arrodilló para indicar que hacia aceptado la orden.

“Ahora bien, Ciriatto. Todos ustedes deberían regresar al lugar que pertenecen. Aunque pueden volar un poco más rápido, solo lo toleraré por ahora. Kameo los seguirá después.”

“¿Un poco más rápido…?”

“Cuando todos regresen al Mundo Demoniaco, díganle esto a todos. Díganles que yo, el Rey Demonio Satán, aún estoy vivo.”

“Oye, ¿Qué estás diciendo? ¡Ah!”

Emilia, que pensó que la otra persona estaba tratando de hacer uso de Ciriatto para levantar la moral del Mundo Demoniaco, expresó su protesta. Pero dejó escapar un grito agudo cuando Satán de repente puso un brazo alrededor de su hombro.

Hataraku Maou-Sama Volumen 4 Capítulo 3 Parte 8 Novela Ligera

 

El brazo musculoso de Satán, que abrazaba a Emilia a través de su armadura repelente del mal, hizo que ella se congelara inconscientemente como si la piel de gallina se formara en su piel.

Ignorando la reacción de Emilia, Satán habló con un volumen de voz tan alto como un tsunami, dando sus órdenes.

“¡Y esa que tiene la espada sagrada está ahora en mis manos! ¡Dígales a todos que con el fin de traer la paz al Mundo Demoniaco de nuevo, Satán se está recuperando en un mundo extranjero, usando esta razón para aplacar la incertidumbre que crece entre los ciudadanos del Mundo Demoniaco! ¡Ciriatto, te ordeno que ayudes a Kameo, a unificar el Mundo Demoniaco y guiarlos a todos hasta que yo vuelva!”

Las órdenes del Rey Demonio Satán, quien lidera el Mundo Demoniaco y a todos los demonios, resonaron a través del Océano Pacifico el cual estaba cubierto de niebla.

En ese instante, no solo Ciriatto, todos los Malebranches, Alsiel, Kameo y Lucifer, se arrodillaron para mostrar sus respetos a Satán.

Satán los investigó a todos, y asintiendo con satisfacción dijo:




“Muy bien, ahora, todos lo que quieran regresar, por favor vengan por aquí.”

“¿Eh? ¿Qué?”

Una atmosfera aturdidora descendió con la niebla.

Ciriatto, quien estaba arrodillando frente a Satán, entendió que él estaba siendo rodeado por un caparazón como niebla, y luego de ser iluminado por una luz de fuente desconocida, desapareció dejando escapar un ruido extraño.

Los Malebranches desconcertados comenzaron a crear una conmoción.

“Está bien, como la parte posterior está bloqueada, cada uno rápidamente forme una línea, no se preocupen, escuché que eso no duele.”

Lucifer, que había tomado la técnica de ordenar a las tropas de la maquina raspadora de hielo, suprimió el desorden en la multitud mientras organizaba a los Malebranches en dos líneas rectas, y un rayo de luz, como si viese la oportunidad, brillo a través de ellos otra vez.

Rodeados  por  el caparazón  como niebla y tragados por la luz, los demonios desaparecieron uno tras otro luego de dejar salir un ruido extraño como Ciriatto.

“Todos dejaron escapar un grito extraño… no puede ser que ellos se golpeen en el suelo a la velocidad de la luz luego de llegar al otro lado.”

Luego que los Malebranches fueron liberados, las palabras de preocupación de Satán desaparecieron en el aire.

“Ciriatto es aun uno de los capitanes de los Malebranches, él no podría morir por ese tipo de patrón.”

“¡Oh, cielos, incluso si fuera yo, no confiaría mucho en la velocidad de la luz!”

“Olviden a esas personas ruidosas… ahora, debemos sellar ese enorme ‘portal’…”

La forma demoniaca de Alsiel, quien, como siempre, solo decía lo que era necesario, asumió el liderazgo y voló hacia el enorme ‘portal’ por el que los Malebranches aparecieron.

Kameo lo siguió de cerca, y Lucifer lo siguió de forma confusa, y entonces…. “¡¿Cuánto tiempo piensas sostenerme?! ¡Te mataré!”

La magia sagrada de Emilia explotó con su ira, y siguió atrás de Lucifer, ardiendo de ira.




En cuanto a Satán, con su nariz roja y con lágrimas en los ojos, solo siguió a los demás de forma inestable.

“….A quien se le ocurrió, abrir semejante ‘portal’…”

Luego de acercarse, una vez más, Emilia se estremeció ante al ‘portal’ a gran escala.

Ella nunca había escuchado de ningún ‘portal’ que fuera capaz de permitir que un Ejército de Malebranches… al capitán clasificado Ciriatto y a más de 1000 tropas Malebranches pasar a través, a la vez que les permitía mantener su forma original.

Como era un portal que permitía a los Malebranches ‘salir, ellos fueron incapaces de regresar desde este lado, pero si ese portal fuese capaz de funcionar en ambas direcciones, su capacidad seria lo suficientemente amplia para permitir pasar a los completamente poderosos Satán y Emilia.

Una cantidad anormal de magia demoniaca comenzó a ser emitida de la grieta en el ‘portal’, parecía que esa era la razón por la que los Malebranches eran capaces de mantener sus formas demoniacas.

“Parece que su magia demoniaca venia del ‘portal’… Barbariccia podría ser el capitán Malebranche, pero sin importar que, sigue siendo un subordinado de Maracoda, ¿posee la capacidad de abrir semejante ‘portal’?”

“Parece ser que Barbariccia no estaba solo. ¿Olba no estaba con él? Ese tipo parece ser proficiente en el uso de hechizos de ‘portales’, ellos podrían haber trabajado juntos para abrirlo…”

“¿Qué tipo de cosas estúpidas estás diciendo, Lucifer? Mira esta forma irregular, y el hecho de que aún sigue abierto luego que los Malebranches pasaron. ¿Crees que un simple humano y un demonio fuesen capaces de hacerlo?”

“Ugh, como estaba diciendo, ¿Por qué olvidas los honoríficos solo cuando me hablas a mí…?”

“Pero si se trata del Rey Demonio en sus días de gloria, Él debería ser capaz de alcanzar ese patrón, ¿no? Como él fue incapaz de hacer un ‘portal’ para enviar al Arcángel Sariel en…”

Emilia interrumpió la conversación entre los tres demonios como si fuese algo natural de hacer.

“Pero el mismo Satán está aquí.”

“Ah, tienes razón.”

Como la escena de los demonios y la Héroe encontrándose y discutiendo juntos era realmente extraña, Satán dio una ligera sonrisa.

“….Que extraño. No me mires a mí con una expresión de disgusto, realmente te cortaré si lo haces.”

“….Ah, lo siento, lo siento, no lo quise ver de esa manera.”

Satán agitó sus manos para detenerla de una manera que no difería mucho a como los humanos lo hacían.

“¿Realmente no lo saben? Existe otro método por el cual se puede abrir cualquier tipo de portales fácilmente.”

“““¿…..?”””

Alsiel, Lucifer y Emilia mostraron expresiones confusas al mismo tiempo, haciendo que Satán riera de nuevo.

“Oye, Kameo.”

“Si.”

Satán le pidió a Kameo, quien estaba de pie junto a él.

“Me pregunto cómo fue que antes logramos convertirnos en lo que estamos ahora.

“Tienes razón. Eso significa que, incluso la Héroe no es excepción.”

“….  Aunque  no  se  de  lo  que  ustedes  están  hablando,  realmente  siento  que  debería picarlos justo ahora.”

“Emilia, ahora no es momento de decir esas cosas. Ven y ayuda a cerrar esta brecha también.”

Alsiel  aconsejó  a  Emilia  con  voz  monótona,  moviéndose  en  dirección  a  la  brecha dimensional.

“….Seriamente, ustedes me deben mucho esta vez…”

Emilia se situó junto a Alsiel, apuntando la ‘Evolutiva Espada Sagrada, Better Half’ hacia la brecha.

“Yo no sé nada de eso, pero por favor escribe ‘para Satán’ en el título.”

“Como siempre actúas asi, es razón suficiente para no usar los honoríficos cuando me dirijo a ti.”

Kameo estiró un brazo hacia la brecha mientras le daba una advertencia a Lucifer.

“Todos ustedes están conmigo en la buenas y malas. Si fuese solo yo, quien sabe cómo ella me habría hecho las cosas difíciles.”

Tras decir eso, Satán puso una mano en la espada de joyas en su cintura.

La espada de joyas que tomó de la cintura de Kameo parecía como un pequeño cuchillo cuando era sostenido por Satán, cuya constitución física era más alta que la de un humano.

Sin embargo…

“Ahhh… esta sensación es tan nostálgica.”

La hoja de la espada de joyas comenzó a brillar de un tono rojo profundo, esto mostró que la espada estaba resonando con la magia demoniaca de Satán.

“Era por esto que fui tan fuerte.”




Satán miró el reflejo de sus ojos en la hoja, y se murmuró a si mismo con un tono de voz bajo para que los demás no escucharan.

“….Voy a cortar el poder que mantiene el portar desde el espacio, después de eso, conduce de vuelta la poca magia sagrada para reparar la cicatriz en el espacio.”

Cuando ella escuchó la conversación de los demonios, Emilia centró su atención en la brecha dimensional.

“¿Cortar el poder que mantiene el ‘portal’? ¿Puedes hacer tal cosa?” Emilia solo respondió la pregunta de Satán con una mirada.

Del parpadeo de la ‘Evolutiva Espada Sagrada, Better Hald’ en sus manos, hubo algo como si fuese una ilusión de una enérgica chica que empujaba su pecho para que pudiese ser visto.

“Ella dijo que podía hacerlo.”

“Ya veo, que chica tan espeluznante.”

Emilia le dio a Satán una sonrisa irónica y voló sola hacia adelante.

Como un cometa, ella voló hacia el vibrante ‘portal’, que expedía un aire ominoso, en línea recta, y ejecutó dos luces como si fuesen golpes.

En el instante que el golpe llegó, la intersección entre el ‘portal’ y el espacio normal comenzó a agitarse con vigor.

“¡Ahora!”

“¡Bien, séllenlo!”

Coordinados con la señal de Emilia, los cuatro demonios liberaron su magia demoniaca hacia el ‘portal’.

El  punto  de  inserción  se  sacudió  continuamente,  y  la  brecha  que  comenzaba  a estabilizarse rápidamente fue comprimida.

Si el gemido de la sirena podía describirse como el rugido de un dragón gigante, entonces el enorme sonido emitido por el portal comprimido, era como los gritos de muerte de una quimera de las leyendas luego de ser derrotada por los dioses, era un sonido que infundía miedo incluso cuando era escuchado por el Rey de los Demonios, un sonido que no pertenecía a este mundo.

La espesa niebla comenzó a atacar el portal comprimido.

Y dejó escapar un rugido de dragón gigante como si les diera un impulso a los demonios. En eso…

“El mar… se calmó.”

Suzuno y Chiho, y la vacía Inubo, escucharon el rugido del dragón gigante.

Worawrrrrrrrrrrrrrrom………… Worawrrrrrrrrrrrrrromm………… Worawrrrrrrrrrrrrrrommm…………

 Un rugido que sonaba como un único sobreviviente que buscaba a sus camaradas fallecidos, hizo eco en las playas de Inubo.

“¡Suzuno-san, mira la niebla!”

Como si fuese disipada por el sonido de la alarma, la niebla sobre el mar desapareció de la misma forma repentina como cuando llegó.

“¿Ha terminado?”

“Parece que terminó.”

La voz y forma de Amane aparecieron de nuevo desde el otro lado de la niebla que se disipaba lentamente.

Amane, que aún mantenía la apariencia de la gerente de una tienda, habló. La impotencia que tenía cuando apareció dentro de la niebla antes no se podía sentir del todo.

“Esos tenebrosos chicos y Pájaro-san, han regresado al ‘mundo que pertenecen’. Y esa enorme ‘caverna’, parece haber sido conectada por Maou-kun y los demás. Sin embargo…”




Amane se volvió hacia el mar de nuevo, rascándose el rostro de manera preocupante.

“Quizá gastaron mucho tiempo, y usaron todo el poder. Aunque no se puede ver claramente a esta distancia, los tres probablemente caigan al mar. Las olas son enormes, imagino que ellos pueden nadar.”

Suzuno y Chiho se volvieron para mirar con sonrisas irónicas a Amane, luego se miraron entre ellas.

“¿Eh?”

Aunque el incidente fue resuelto a mitad de la noche, incluso cuando el gran sol comenzaba a acechar desde el horizonte, cubriendo de luz las estrellas, Emi, Maou, Ashiya y Urushihara aún no habían regresado.

Con una expresión como si estuviese a punto de llorar, Chiho buscó señales de las cuatro personas entre el mar negro con todas sus fuerzas, y Suzuno solo podía orar para que la reacción de la magia sagrada de Emi no desapareciera.

Incluso luego que amaneciera, el Faro Inubosaki continuaba emitiendo su gloriosa luz de la que estaba orgullosa en el mar.

Los peñascos bajo el faro parecían tener caminos e llevar directamente al mar.

Justo cuando el sol estaba a punto de levantarse por el horizonte, en la costa bajo los peñascos del cabo…

“¡Yusa-san! ¡Maou-san!”

“¡Alsiel! ¡Lucifer! ¿Están todos vivos?”

La Héroe Emilia, con su cabello blanco-plata, Maou Sadao, Ashiya Shirou y Lucifer, los cuatro fueron arrastrados hasta la orilla, empapados.




“Huff… huff, Chi, Chi-chan, Bell… uh, ese, el incidente, ha terminado, la mayoría…”

Emilia luchando por respirar, tomó grandes respiros, desactivando su transformación antes que las dos la vieran, regresando al cabello usual de Yusa Emi.

“¡Chi-nee-chan, Suzu-nee-chan!”

En ese momento, otra pequeña forma humana apareció.

“¡Alas Ramus-chan!”

“¡Cuchen, cuche, mamá, papá, pajarito, Alshiel y Lushifer, todos! Ehhm…”

Alas Ramus estaba hablando con todas sus fuerzas completamente emocionada.

“¡Ellos liberaron  a  todas esas cosas que se parecían  a esto con un ‘don’, y también ‘shu’ntos hicieron un gran ‘bang’!”

“…….”

“……”

5 1 voto
Calificación de este Capítulo
Mantente Enterado
Notificarme
guest
0 Comentarios
Respuestas en el Interior del Texto
Ver todos los comentarios