Goblin Slayer

Volumen 9

Capítulo 5: La Sombra del Monstruo que Yace en la Cueva

Parte 3

 

 

“No conozco la identidad de la bruja de hielo, pero con eso probablemente se referían a la flecha.” Dijo la Coneja Blanca Cazadora al escuchar su historia y alzando repentinamente sus orejas.

Aunque habían regresado al área rocosa aun podía escucharse aquel sonido. La aventurera volteo hacia el canto que ahora llegaba hasta ellos claramente.

Publicidad Y-AR

“Es la flecha de mi padre……”

“¿Tiene algo de especial?”

La Coneja Blanca Cazadora asintió y dijo “Sí” ante la pregunta de la Aprendiz de Clérigo. “Hace tiempo, cuando un emisario del Dios Supremo vino a la aldea, trajo consigo una flecha plateada y una medicina.” Y luego, suspirando, la Coneja Blanca Cazadora finalmente dijo. “Nosotros estábamos a cargo de ellas.”

La Sacerdotisa se mordió el labio. Era fácil imaginar lo que sucedió.

Un valiente cazador de los hombres conejo partió en un viaje para salvar a la aldea llevando consigo los objetos que había heredado y fue derrotado.

Publicidad M-M2

── Flecha de plata y medicina……

“¿Ya no podremos recuperar la flecha?”

“No, probablemente no.” Dijo el Sacerdote Lagarto como si no fuera nada. Cuando las miradas de todos se volvieron hacia él, continuó diciendo “Quiero decir que” en un tono serio. “Debido a que no puedes enfrentar algo sin superar tu miedo, no es fácil simplemente atacar algo que es aterrador.”

“En otras palabras……” dijo el Chamán Enano mientras se acariciaba la barba. “¿Qué quieres decir?”

“Si ella es realmente la Bruja de Hielo, está claro que puede conocer el método adecuado para contenerla. Por eso debe tenerla a su alcance para poder vigilarla o sellarla.”

“¡Entonces aún podemos recuperar la flecha de mi padre!” Sus orejas de conejo se alzaron vigorosamente, “Ah, pero……” e inmediatamente decayeron.

“¿Qué pasa?” dijo el Guerrero Novato inclinando su cabeza. “¿Aun falta algo?”

“No creo que solo sea necesaria la flecha” dijo la Coneja Blanca Cazadora. “Mi padre también se llevó la medicina……”

“¿Es un producto raro?”

La Coneja Blanca Cazadora asintió con un “Sí” a la pregunta de la Sacerdotisa y extendió sus manos cubiertas de pelaje. “La leyenda dice que esta hecha con cabello de bruja, flor de loto, perla negra y ¿se mezclan o no se mezclan……?”

“…… Deberías tenerlo claro.” La Aprendiz de Clérigo puso un rostro complicado mientras recargaba su barbilla en sus manos. De seguro la Sacerdotisa hizo la misma expresión.

No había otra bruja aparte de su temible enemigo, en los alrededores solo podía verse un paisaje nevado, la primavera aun estaba muy lejos y además estaban en una montaña.

La Coneja Blanca Cazadora parecía no saber qué hacer.

“Pero me dijeron que si no se tienen todos los ingredientes no se puede purificar la maldad……”

“¡Lo tengo, el Enano!”

El Chamán Enano sin retraso emitió un chasquido al ser señalado por la Arquera Elfa Superior, luego suspiró diciendo “Si serás….” Mientras revolvía con sus gordos dedos el bolso lleno de catalizadores que siempre cargaba consigo.

“No es que tenga conmigo todo tipo de cosas……” Dijo mientras sacaba una botella con pétalos de flor secos, una esfera negra brillante y, un largo y sedoso cabello negro. “…… Listo, loto negro, perla negra y cabello de bruja. Bueno, aunque ella no esté segura, debería estar bien mezclarlo todo.”

“¿Ves? Si los tenías.” Dijo la Arquera Elfa Superior expandiendo su delgado pecho orgullosamente, como si este logro fuera gracias a ella.

Entonces la Sacerdotisa dijo nerviosamente “Este…” haciendo una amarga sonrisa. “Ese cabello, ¿no será acaso de……?”

Publicidad Y-M3

“No, no lo es.” El Chamán Enano se echó a reír con su voz rasposa, agitando su mano y negando las dudas de la Sacerdotisa. “Se lo compré a un cazador de brujas. La dueña de esto causo una epidemia en algún pueblo.”

“Pareces un pervertido comprando eso.” La Arquera Elfa Superior rio agudamente.

“Lo necesitaba, así que no había de otra.” Dijo molesto el Chamán Enano. “Esto es diferente a tus despilfarros. Me costó mucho conseguir este loto negro.”

“¡Qué grosero! ¡Yo solo compro cuando hay algo que quiero!”

“Eso es precisamente un despilfarro, yunque.”

No era el momento para estar discutiendo, pero la Sacerdotisa acarició su delgado pecho aliviada.

“En otras palabras, deberíamos poder hacerlo de alguna manera si solo se trata de la flecha.”

Publicidad Y-M1

La Coneja Blanca Cazadora juntó sus suaves manos cubiertas de pelaje y la Sacerdotisa asintió.

Publicidad Y-M2

“Cuando eso suceda……” y entonces ella comenzó a reflexionar “el problema será la ubicación de la flecha.”

No es que tuvieran demasiado tiempo para buscarla.

De seguro al día siguiente, los Sasquatch volverían a ir a la aldea y la gente conejo seria devorada.

── Pero para buscarla en toda esa cueva……

No podían tomárselo a la ligera. No sabían si era natural o artificial, pero la cueva tenía muchas desviaciones.

Si ese era el hogar de los Sasquatch, era lógico imaginar que había grandes habitaciones adaptadas para ellos.

No se podían permitir el lujo de buscar en cada una de ellas.

La Sacerdotisa mordió sus labios. Él siempre decía ‘Siempre hay un movimiento pero… (NOVA: Se refiere a un movimiento en el tablero de juego de los dioses.)

¿Tienes algo bajo la manga? Lo que sea──……

“Bruja, bruja……” murmuró el Guerrero Novato con los brazos cruzados y entonces gritó “¡¡Ah!!” con una fuerte voz. “¡Claro! ¡Eso es!”

“¿Qué? ¡Hablas demasiado fuerte!”

La Aprendiz de Clérigo lo golpeó en las costillas con el codo. Él gritó “¡Auch!” mientras fruncía el ceño.

“¡Los Sasquatch nos encontrarán……!”

“¡N-no, escucha!” dijo el Guerrero Novato mientras sobaba sus costillas. “¡Me refiero a lo que te dieron antes!”

“¿Eh……? ¡Ah!” Tras pensarlo un momento, la Aprendiz de Clérigo se percató de a que se refería e inmediatamente fue por su bolso. “Esto no, esto tampoco.”

Pequeños artículos, que no se relacionaban con la aventura, caían ruidosamente de la bolsa puesta de cabeza por la Aprendiz de Clérigo.

La Sacerdotisa tomó un viejo peine, le quito la nieve de encima y sonrió ligeramente, porque ella también era así.

“¡Aquí está, esto es!” Finalmente, la Aprendiz de Clérigo sacó una vela que se había encogido bastante. “¡Una vela que busca artículos perdidos!” (NOVA: Es la vela que les regala la Bruja en el volumen 4 y que usan para buscar la espada perdida del Guerrero Novato.)

“¿Es un objeto mágico?” Pregunto la Arquera Elfa Superior mientras acercaba su rostro con curiosidad para olfatearla.

“Han hecho bien al traerla. ¿Compraron algo más?”

“Es un obsequio.” Dijo la Aprendiz de Clérigo sin poder ocultar su timidez. “Qué bueno que no la gastáramos toda……”

“Entonces, está decidido.” El Sacerdote Lagarto movió lentamente su largo cuello para darles una mirada a todos. “Entraremos, conseguiremos la flecha plateada, y luego acabaremos con ellos.”

Publicidad M-M2

¿Pero cómo? La estrategia propuesta era tan simple y directa que la Arquera Elfa Superior no pudo evitar entrecerrar los ojos placenteramente.

“No será tan fácil como parece.”

“Tendremos que trabajar con lo que tenemos” dijo el Chamán Enano mientras bebía un trago. “¿Qué es lo que tienen en mente?”

“Yo no soy tan buena con las cosas complicadas…… ¿Y ustedes?”

La Aprendiz de Clérigo y el Guerrero Novato se miraron involuntariamente cuando la Coneja Blanca Cazadora les preguntó.

“Nosotros, bueno……”

“Solo hemos hecho exterminación de ratas en las alcantarillas……”

Y siguieron discutiendo.

Durante mucho tiempo ── no, solo porque la Sacerdotisa lo sintiera así no significaba que en realidad fuera así.

La gente simplemente se agota cuando no puede llegar a una conclusión.

Especialmente en momentos como este, cuando no hay una respuesta absoluta.

── ¿Por qué será?

De repente la Sacerdotisa pensó en eso. Hasta ahora esto casi no había pasado.

Pensando en el por qué, seguramente no hacía falta decirlo.

Publicidad M-M2

── Goblin Slayer.

En cualquier caso, él habría tomado una decisión rápida.

No todo estaba perdido. La Sacerdotisa se dio cuenta de ello en la batalla en la que quemaron la fortaleza en la montaña.

Sin importar las circunstancias, decídete. Y muévete. Así es como debe ser.

Pero en ese aspecto, sus compañeros eran diferentes.

Ellos se tomarían su tiempo para consultarlo y prepararse. Pero si hacían eso la chica capturada no recibiría ayuda a tiempo.

Por eso la decisión de aquel momento ciertamente no fue incorrecta.

Publicidad Y-M3

── Hagámoslo.

La Sacerdotisa tomó fuertemente su bastón y asintió. La respuesta la obtuvo desde el momento en que se volvió una aventurera.

“Entraremos, conseguiremos la flecha plateada, y luego acabaremos con ellos.”

Publicidad Y-M3

Sus compañeros la miraron fijamente. La Sacerdotisa movió desesperadamente su cabeza al verlos y luego continuo seriamente.

“Tengo un plan” dijo ella. “Es algo que acabo de pensar, pero……”

Usaría todo lo que tuviera bajo la manga. Todos los medios que tuviera a su disposición.

No hubo objeciones. La Arquera Elfa Superior movió sus largas orejas de arriba a abajo alegremente.

“Hablas como Orcbolg.”

¿Eso es bueno o malo? La Sacerdotisa se sonrojo mientras lo pensaba y se reía.

“Bueno, el crecimiento es crecimiento.”

“Parece que finalmente he sido bendecido con una oportunidad para poder calentar mi cuerpo.”

Los aventureros se pusieron de pie. Cada quien revisó su equipo, se lo pusieron y se inspeccionaron los unos a los otros.

La Aprendiz de Clérigo y el Guerrero Novato también asintieron y dijeron “Sí” con voz fuerte.

“¡Antídoto!”

“¡Lo tengo!”

“¡Ungüento!”

“¡Bálsamo y plantas medicinales, lo tengo!”

“¡Luz!”

“¡Set de linterna de aventurero, aceite, antorcha! ¿Tienen la vela?”

“Es una vela de objetos perdidos. ¡Por supuesto! Este… ¡mapa!”

“¡Esta vez no tenemos uno!…… ¿No es así?”

“Así es. ¡Armas y armadura!”

“¡‘Rompe Tórax’ listo, ‘Asesino de Cucarachas #2’ listo, Cuchillo listo!” (NOVA: Son los nombres que les pone a sus armas luego de su aventura con las cucarachas en el volumen 4.)

“…… Deja de usar esos nombres de una buena vez.”

“Son buenos nombres. Además, suenan geniales ── ¡Armadura de cuero y casco listo! Tú también date vuelta.”

“Sí, sí.”

El Guerrero Novato vio como la Aprendiz de Clérigo se daba la vuelta para que él pudiera revisar su túnica.

Esa imagen le recordó a la Sacerdotisa a cuando él vio su cota de malla por primera vez.

Era una vieja compañera de aventuras, que incluso ahora, ella llevaba puesta debajo de su túnica de sacerdotisa.

En una ocasión pensó que la había perdido, pero tenerla ahora consigo de seguro era un alivio.

“Oye, no te burles de ellos.” susurró la Arquera Elfa Superior, y la Sacerdotisa dijo “No es eso” sacudiendo su cabeza de lado a lado.

“De alguna forma, me sentí nostálgica.”

“¿Ah sí?…… Bueno, ya veo. El tiempo pasa volando, ¿no?”

Ahora que ella lo mencionaba, era verdad. Ya iban a cumplirse dos años. La Sacerdotisa parpadeó al pensarlo.

“Pero, ¿realmente está bien?” Dijo la Coneja Blanca Cazadora colgándose su mochila de lona en la espalda y luciendo algo temerosa. “Se trata del rey demonio. Es algo importante, ¿verdad? Para nosotros es……”

Seria de mucha ayuda para la aldea el derrotar a los Sasquatch y a la Bruja de Hielo, eso era innegable.

Pero, ¿no sería mejor regresar e informar sobre esto a la capital, al ejército o al rey?

Sin duda eso sería más beneficioso para las personas y para los demás.

En cualquier caso ── solo se trataba de un pequeño pueblo de gente conejo siendo atacado.

Dicho eso, la Sacerdotisa involuntariamente miró a sus compañeros.

La Arquera Elfa Superior se encogió de hombros, el Sacerdote Lagarto se veía alegre.

Publicidad Y-AB

La Aprendiz de Clérigo y el Guerrero Novato perplejos dejaron de revisar su equipo.

A su lado, el Chamán Enano mostró una sonrisa a través de su barba.

“Vamos, siendo los más experimentados, ¿qué tal si les enseñamos a los novatos cómo se hace, ¿Qué dices jovencita?”

La Sacerdotisa volvió a parpadear, se despejó un poco la garganta, entonces ella levanto orgulloso su pequeño pecho y con todas sus fuerzas dijo “Así es…”

“Porque nosotros somos aventureros.”

5 8 votos
Calificación de este Capítulo
Mantente Enterado
Notificarme
guest
3 Comentarios
Mas Votados
Mas Recientes Mas Antiguos
Respuestas en el Interior del Texto
Ver todos los comentarios