Bokutachi No Remake! (NL)

Volumen 4

Capítulo 4: No Es Así

Parte 2

 

 

—…Y esa era conseguir que dibujaras un nuevo personaje.

Saikawa se rio, y levantó la vista.

Publicidad M-AR-1

—Lo incorporaste brillantemente al escenario.

—Sí, lo supe hilar con el tema.

Mystic Clockwork consiguió calmar el fuego después de eso. Por supuesto, hubo algunas críticas respecto al mantenimiento tan largo, pero algunos usuarios defendieron el proyecto hablando de razones y planes.

Y cuando se reanudó el servicio, el número poco común de gemas de disculpa y la ligereza antes impensable del sistema lograron cambiar la impresión. La calidad de los materiales originales era buena, y el número de nuevos usuarios aumentó, como si fueran a probarlo si era algo tan importante.

Pero había una última cosa que faltaba en mi mente.

Publicidad G-M3



Era la nueva creación de personajes por parte de Minori Saikawa.

—Por favor… ¿puedes hacerlo?

Siguió un momento de silencio.

Finalmente, ella abrió la boca.

—…Me gustaría hacerlo si es posible. —Las palabras que salieron con un suspiro fueron negativas—. He intentado pensar en varias razones por las que no podía dibujar.

Era el tipo de creadora que convertía los estímulos externos en arte.

Por eso ha ido probando cosas nuevas una tras otra. Hubo actividades en el extranjero, dibujos en directo e incluso una ilustración analógica que tardó varios meses en completar.

Por eso, la falta de estímulos era el mayor pellizco para ella ahora que había llegado a la cima.

Abrí lentamente la boca.

—Creo que tengo una pista de la razón por la que Saikawa-san empezó a dibujar.

La sorpresa se extendió en su rostro.

—Hashiba-san, ¿está bien hablar… de esa historia?

Con esas palabras, me convencí de la hipótesis que había formulado.

—El otro día, cuando estuve aquí, estabas haciendo un dibujo, ¿verdad?

—Sí, me recordó el toque de alguien que solía admirar… —El arte de esa persona… Lo conozco bien… muy bien…

Un toque de acuarela. Una figura con una presencia sólida contra una gran extensión de fondo. Un momento de dinamismo, como si estuviera a punto de empezar a moverse.

La razón por la que Minori Saikawa empezó a dibujar en serio.

Parecía que yo, en este mundo, le había ocultado este hecho durante mucho tiempo. Ella también parecía entender la razón.

No sabía cómo había sucedido porque no recordaba nada al respecto. Por eso, cuando conocí a Saikawa y hablé con ella, no entendí lo que quería decir, ni siquiera por qué le gustaba tanto.

Sin embargo, al reunir las piezas dispersas y rastrear el pasado de una ilustradora llamada Minori Saikawa, finalmente llegué a la respuesta correcta.

—Esto es para ti, Saikawa-san.

Ella desenvolvió el paquete que yo había traído y lo extendió frente a sí.

—¡Ah, esto es…! —Saikawa se tapó la boca con las manos y se quedó mirando con asombro lo que tenía delante.

—Sí. Es una imagen visual para un juego que hice una vez llamado «Haru Sora».

Para mí, crear juegos doujin fue un punto de inflexión grande, demasiado grande.

En el proceso, obligué a Shinoaki, la ilustradora, a comprometerse en muchas cosas.

Sin embargo, sólo había una ilustración que había dibujado tal y como ella quería.

Como imagen superior del sitio, era la imagen visual que habíamos estado mostrando desde el anuncio.

La imagen se construyó con todos los rasgos de ella, tanto el fondo como los personajes. Con pétalos de flor de cerezo volando alrededor, representaba a los personajes del juego caminando, riendo, enfadados y confusos, todo de acuerdo con sus personalidades y escenarios.

Cuando recibí la versión acabada de la ilustración de Saikawa, que dijo que había dibujado tras volver a su inspiración original, tuve una sensación muy nostálgica. A partir de ahí, no tardé en recordar el trabajo de Shinoaki.

Revisé cada centímetro en mi PC. Sabía que debía de tenerla guardada en algún sitio, porque yo no podía tirarla. Y mi corazonada era correcta.

Amplié el archivo que encontré en un formato grande y lo enmarqué. Quería regalárselo a la ilustradora, que tenía un apego especial a esta ilustración.

—Cuando estaba en el instituto, una vez pensé en dejar de dibujar. —Saikawa comenzó a hablar de sus recuerdos mientras miraba con nostalgia el dibujo—. Me elogiaron por mis bocetos, y mi composición de colores recibió el sello de aprobación para ir a la escuela de arte. Sin embargo, mi profesor me dijo que mis dibujos eran sólo habilidades técnicas. No eran atractivos en absoluto. Entonces me deprimí y comencé a odiar el dibujo… Fue durante esa época cuando conocí Haru Sora por un senpai al que le gustaban los juegos. —Ella levantó los ojos y me miró. Tenía ojos inocentes—. Me impresionó. Era increíble como sus ilustraciones tenían tanto atractivo. Podía conmover el corazón de la gente a lo grande. Y entonces… —Con una mirada lejana en sus ojos—, Realmente sentí que quería crear este tipo de dibujos. Y un día… quería trabajar junto a la persona que dibujó este cuadro.

Saikawa sabía de mí y de Shinoaki. También sabía cómo estaba ella ahora. Por eso me dijo esto en algún momento en el pasado.

Creo que debía haber sido difícil para mí, al yo que estaba originalmente en este mundo, mirar los dibujos de Shinoaki. Supongo que por eso la conversación con Saikawa no pasó de cierto punto.

Sin embargo, debido a la coincidencia de que mi existencia fue cambiada, los dibujos de Shinoaki y de ella pudieron encontrarse de nuevo.

—Muchas gracias. Este dibujo me ha salvado dos veces. Lo guardaré como un tesoro para siempre… —Saikawa se levantó e inclinó la cabeza a mi lado—. Por favor, dame una semana para hacer el boceto. Puedo pasar del dibujo a la coloración en unos días. Si hay alguna diferencia o algo así… por favor, envíame un correo electrónico de nuevo.

Era una declaración de intenciones para plantear un nuevo diseño de personaje.

También me levanté y me incliné ante Saikawa.

—Muchas gracias, sensei.

—Se me hace raro que la persona que me animó a dibujar me llame «sensei». —Saikawa sonrió, pareciendo avergonzada.

***

 

 

Minori Saikawa comenzó a moverse activamente, como si el tiempo que se había detenido hasta ahora fuera una mentira.

—Ha-Ha-Ha-Hashiba-san, ¡Saikawa-sensei me llamó!

En la oficina, recibí tal informe de Morishita-san, que estaba temblando.

—¿Y qué dijo?

—¡Bueno, me dijo que había hecho un borrador del personaje y que me lo enviaría de inmediato, y le dije que eso sería un desperdicio, así que iré directamente con ella!

—Creo que eso la hará feliz.

Después de la «reunión» de ese día, había escuchado muchas palabras de confianza en Morishita-san por parte de Saikawa.

Algunas personas se alegraban de ser finalmente recompensadas por ello.

—Sí… ¡Muchas gracias, Hashiba-san! —Morishita-san hizo una profunda reverencia, como de costumbre, y luego cargó su bolsa en la espalda—. ¡De todos modos, me voy! —Salió de la oficina con un gesto de «wawawa», y volvió a golpear su cuerpo por todo el lugar.

—Me pregunto… si esto está bien.

Cuando vi esa figura, respiré aliviado.

Y subió el dibujo del diseño del nuevo personaje en la fecha prometida.

La calidad era incuestionable, y era un trabajo importante para ella, ya que probó un nuevo estilo de dibujo mientras seguía su estilo anterior.

—¡Saikawa-sensei se puso en contacto conmigo y me dijo que le encantaría hacer el siguiente personaje! —Alborozada, Morishita-san me informó.

—Ya veo, es bueno escuchar eso.

Llevaba mucho tiempo sin plantear una nueva ilustración, y este nuevo personaje era realmente un salvador para MysClo. Como si la mala reputación del juego en el momento de su lanzamiento fuera una mentira, el juego se inundó de usuarios que esperaban con ansias el siguiente desarrollo.

—Con esto, es un alivio… ¿verdad?

Publicidad M-M3

—Mientras tanto, sí. Pero ahora que las expectativas se han elevado, va a ser difícil.

De hecho, es más fácil tomar medidas desde un punto de vista negativo. Esto se debe a que el valor original de las expectativas es bajo, por lo que incluso una pequeña cantidad de buenas noticias estará sesgada y se convertirá en algo positivo.

Pero a partir de ahora, será diferente. Mientras la gente vea que la dirección de la empresa está haciendo un buen trabajo, incluso una pequeña noticia negativa se considerará un gran problema.

—No te preocupes, Kawasegawa-san ha creado un manual muy grueso para este propósito.

La respuesta de Kawasegawa fue tan buena como se esperaba.

Se presentó una política detallada y las contramedidas, incluyendo los cambios detallados debido al cambio en el motor del juego, los puntos de apoyo para las RRSS, y los planes de desarrollo futuros.

—Nunca pensé que traería al presidente a las negociaciones.

Además, compartimos el plan de desarrollo con Succeedsoft, y ellos aceptaron tomar la iniciativa en la creación del desarrollo a partir de ahora.

Según el presidente, Kawasegawa tuvo el control de la reunión.

—«He conseguido que puedan dirigirse durante tres años sin mí», dijo Kawasegawa-san.

—Como pensaba, es impresionante esa chica.

Una serie de malas circunstancias le impidieron marcar el ritmo, pero para empezar tenía mucha habilidad, así que no me preocupaba lo que pudiera pasar una vez que volviera a la pista.

Justo en ese momento, sonó la campana de las 12. Era la hora de la comida y la zona era ruidosa.

—Entonces, vamos a comer con ella. —dije, y miré hacia su asiento.

—¿Eh, Hashiba-san, no lo oíste? Parece que sale a Haneda a las 14:00.

—¿Eh?

Miré el asiento de Kawasegawa. Su escritorio siempre estaba limpio y ordenado, pero hoy destacaba. Curiosamente, no se había dejado nada en él.

Es una persona cuyo sentido de la responsabilidad era tan natural como andar con la ropa puesta. Era el tipo de persona que

necesitaba hacerlo todo por sí misma, por lo que le confundía el puesto de dirección.

Aunque el manual estuviera bien hecho, había un punto en el que acabaría haciéndolo ella misma. Por eso el proceso de elaboración ya estaba previsto. Pero después de eso, era extraño.

Continuar sin ella.

De repente salía en avión.

Un escritorio limpio y ordenado.

—¡Morishita-san! —Me apresuré a volver a mi asiento, cogí mi bolsa y me fui—. ¡Diles que me tomo la tarde libre!

—¿Eh, eeh?

Antes de que pudiera oír su respuesta, bajé las escaleras y salí.

Paré un taxi que venía de camino,

—¡Deprisa, a la terminal de Haneda!

Me pregunto por qué no me di cuenta.

Si yo interviniera en el lugar donde trabajaba como supervisora, sin duda ella se encontraría en una posición difícil. Aunque el presidente le garantizara el puesto, la confianza de sus subordinados disminuiría.

Aunque fue una decisión tomada por mí y por Kawasegawa, era obvio para los que estaban allí que yo tomé la iniciativa.

De hecho, las cosas fueron bien. Así que pensé que el resto estaría bien.

Era excelente, tenía un buen entendimiento, así que estaría bien.

Pero no lo entendí bien.

Es lo contrario. Al revés.

Publicidad G-M1



Cuanto mejor es ella, más se impulsa.

No había aprendido nada después de lo de Tsurayuki. No pensé en lo que pasaría después del cambio de tiempo, y la única solución que encontré fue simplemente quemar el problema.

Al final, todo gira en torno a mí. Mientras me vea bien, supongo que eso es lo único que importa.

—¡Qué tonto soy…! —Golpeé el asiento con el puño, una y otra vez. Quería ir a verla cuanto antes.

Cuando llegué a la Terminal 1, no tuve tiempo de recoger mi cambio y entré rápido en el vestíbulo.

El reloj ya marcaba las 13:00. El avión cerraría la puerta media hora antes. Apenas llegaba a tiempo.

Miré a la cola de facturación de equipaje. Pero no había ni rastro de ella.

—Kawasegawa, por favor sigue aquí… —Caminé, corrí, miré alrededor con mis ojos. Sin embargo, miré los asientos y recorrí el vestíbulo, pero no había ni rastro de ella—. ¡Kawasegawa…! —Sin aliento, me siento en el lugar.

No llegué a tiempo. Probablemente ella presentaría su dimisión inmediatamente. Una vez que lo haga, no habrá manera de hacerla cambiar de opinión.

Y entonces se irá delante de mí. Al igual que hizo Tsurayuki.

—Lo siento, lo siento…

Aprieto mis puños sobre mis rodillas en el suelo.

¿Cuál es la razón por la que he venido a este mundo? ¿Qué es la seriedad? ¿Cómo iba a hacer felices a todos con una estrategia tan pobre?

Yo era una persona que no podía proteger a nadie en absoluto. Sobreinterpreté las palabras de Nanako y las tomé a mi antojo, y este es el resultado.

—Uuu… Uu…

No sé si fue un grito o un gemido, pero sentí que iba a estallar de mi garganta. Este lamentable estado de cosas parecía muy apropiado para el fin del mundo.

Publicidad G-M2



El suelo pulido de blanco refleja mi patético aspecto.

Se acercaba una sombra. Un carro de viaje rojo brillante y una mujer con la falda del mismo color se acercaban a mí.

Una voz llegó desde arriba de mí.

—¿Por qué… está Hashiba aquí?

Me giré, y allí estaba.

—Kawa… segawa…

La misma persona que había estado buscando estaba allí de pie.

***

 

 

Me senté en un banco no muy lejos del vestíbulo de salidas y la esperé.

Al poco tiempo, volvió con dos tazas de café.

—Toma.

—A-Ah. Gracias… —Le di las gracias, cogí una y le di un sorbo. El aroma agridulce escapó rápidamente de mi boca y llegó a mi nariz, y me sentí relajado.

—Por Dios, ¿no tienes ni idea de cómo enviar un RINE o hacer una llamada telefónica?

—…Lo siento.

—Bueno, es cierto que me siento mal por haber venido aquí sin decírtelo.

Kawasegawa realmente no estaba pasando por nada malo, sólo unas vacaciones refrescantes.

Si era una coincidencia que mostrara un comportamiento inusual, también era una coincidencia que limpiara su escritorio más de lo habitual.

—De ninguna manera voy a renunciar. Es tan patético que hayas dado la vuelta a las cosas de forma tan espectacular y yo haya huido sin poder devolverte el favor. Si no te devuelvo el favor y te hago decir «yo pierdo» no podré relajarme.

La había subestimado. Kawasegawa Eiko no había cambiado en absoluto, ni siquiera de adulta. No había renunciado a la lucha, ni a las chispas que saltaban. Supongo que ese incidente simplemente coincidió con un momento en el que estaba débil.

Al final, parece que fui yo quien sacó conclusiones precipitadas.

—¿Qué pasa con Okinawa?

—He cambiado de opinión. Lo cancelé, así que todo está bien.

—…Lo siento.

—No tienes que disculparte, rayos.

Kawasegawa estaba extrañamente enfadada. No es de extrañar que las ganas de refrescarse se esfumen cuando un hombre grande que malinterpreta las cosas viene corriendo hacia ella.

Entre semana, el aeropuerto estaba lleno de gente de negocios. A diferencia de los fines de semana, estaba algo agitado y el tiempo parecía ir más rápido.

Publicidad G-M2



Tanto Kawasegawa como yo éramos diferentes en este contexto. Yo llevaba un polo y unos vaqueros, y ella, una chaqueta de punto y una falda. Tenía un ambiente festivo, como si yo me fuera a ir de vacaciones.

Mientras pensaba en cómo disculparme, Kawasegawa me dijo:

—¿Por qué estabas tan preocupado por eso?

—Es por…

Las palabras se detuvieron.

Estaba solo entre la multitud, rebobinando el tiempo.

Hace diez años. Conocí a un gran grupo de personas. Pensé, si puedo hacer algo con ellos, haré cualquier cosa. Me moví con todas mis fuerzas. Y… pensé en usar mi experiencia de 10 años a mi favor.

Como resultado, perdí a uno de mis amigos. Y lo que me esperaba en el futuro era ver cómo perdía también a mis otros amigos.

—Tenía miedo. Todos se habían ido, y Kawasegawa también se iría.

La expresión de Kawasegawa se endureció.

—Hashiba… —tenía una mirada de preocupación y lástima por mí.

—Tanto Shinoaki como Tsurayuki… ambos eran tan increíbles, pero cuando me di cuenta ambos dejaron de ser creadores. Nanako también…

Ella no dejó de cantar, pero eso no cambió el hecho de que su talento fuera destruido.

Todo fue culpa mía.

Al final, no importaba lo que le ocurriera al mundo, yo seguía siendo la misma persona que se dejaba llevar por la sensación de ser todopoderosa y pensaba que podía resolver cualquier cosa. Yo solo pensaba que los vándalos deberían al menos vivir tranquilos y no entrar en conflicto con el mundo, pero seguía actuando de forma superficial.

—Todo es culpa mía. Me engaño diciéndome que pienso en los demás, pero al final sólo pienso en mí.

Creía que, si hacía lo que se esperaba en este mundo, sería una recompensa. Pensé que lo que había dicho Nanako me había afirmado en gran medida.

Pero eso era un error. Cuanto más me movía, más perdía su lugar otra persona.

¿Qué diablos producir? ¿Qué diablos es la persona que crea el lugar?

Publicidad M-M4

Que el resultado fuera sólo la creación de mi propia zona de confort no salió nada mal, un gran futuro para mostrar. Este epílogo con un final feliz estaba destinado a mostrarme la desesperación al máximo.

—Sí, tú lo has dicho todo el tiempo. Lo siento por ellos, no puedo evitarlo. Cuando pregunté la razón, siempre dijiste que fue inútil.

—Sí… Eso es correcto.

Después de todo, parece que el yo, que estaba aquí pensaba lo mismo.

Y supongo que estaba murmurando sus lamentos sólo con palabras.

—Todos son infelices por tu culpa. Es lo que realmente crees, ¿no?

—…Sí. Fue un error que yo estuviera allí.

El silencio continuó. El guía de Okinawa terminó y la puerta se cerró.

Kawasegawa se quedó mirando la escena. Luego, puso suavemente su mano derecha sobre la izquierda a su lado.

—Kawasegawa…

Nuestros ojos se encontraron con los del otro.

—Cierto. —Ella respondió brevemente y rápidamente recogió la bolsa de su lado izquierdo y la sostuvo en su mano derecha.

Y…

—Kawasegawa… ¿Eh? ¡Gyaa!

¡¡Bashin!!

Con toda su fuerza, aplastó la bolsa que llevaba contra mi espalda.

—¡Qué! ¡Qué estás haciendo!

—¡Cállate! ¡Me estás enfadando de verdad!

Kawasegawa siguió golpeándome con fuerza en la espalda.

Para ser sincero, duele mucho.

Todas las miradas a nuestro alrededor estaban completamente centradas en nosotros. El personal del aeropuerto nos señalaba y se preguntaba si debía intervenir. Algunos de los clientes incluso intentaban hacernos fotos con sus teléfonos.

—Basta, Kawasegawa, ¿he dicho algo extraño?

—¡No lo has dicho!

—¿Eh…?

Vi algo increíble.

Los ojos de Kawasegawa se estaban humedeciendo. No, ya habían caído dos o tres lágrimas.

—¡Todo lo que haces es como de estudiante de honor, lo que me hace sentir inferior, y no tienes nada de qué quejarte, ¿sabes?!

—Ka-Kawasegawa…

Publicidad G-M2



—¿Por qué, por qué no pides ayuda? ¿Intentas hacerlo todo tú solo? ¿Todos los que te rodean parecen tan poco fiables? Cuando no estás seguro de qué hacer, ¿no piensas en apoyarte en alguien…? — Kawasegawa está respirando con dificultad—. Ya no puedes apoyarte en ti mismo. Lo mismo ocurría en aquella época. Perseguías la sombra de Tsurayuki, que ya no está, todo el tiempo, e incluso escribías tus propios escenarios, aunque no eras realmente apto para ello. Nunca pensaste en encontrar a alguien para escribir. No pensaste en ello en absoluto. No te resististe a la decisión de Shinoaki de dejar de dibujar, y no pudiste evitar la frustración de Nanako. Pero… ¡pero…! —Se levantó. Me miró fijamente desde arriba—. ¡No tienes que asumir tanta responsabilidad por el futuro de todos! Tú no les pediste que lo hicieran, ¿verdad? ¿Por qué te culpas tanto y te deprimes y te derrumbas tú solo? Dijiste que era inútil, por qué… ¿Qué te hace pensar eso?

Y entonces, me mostró su rostro manchado de lágrimas, con una mezcla de rabia, tristeza y muchas otras emociones.

—Tú-Tú siempre te esforzaste mucho, de verdad. Siempre te hacías a un lado, siempre te esforzabas por conmover a otro, por hacer que otro creara algo. Cuando reías, reíamos juntos, pero cuando llorabas, llorabas solo. «No hay nada malo en eso». Nunca, nunca perdonaré a nadie que diga eso. No lo perdonaré. —resopló con un «gushi»—, ¡¡Por eso!! —me agarró del pecho—. ¡Así que ten confianza! ¿Fue un error que estuvieras aquí? Por supuesto que no. Entonces, ¿dices que fue un error para ti estar aquí ahora, ayudándome?

Bokutachi No Remake Volumen 4 Capitulo 4 Parte 2 Novela Ligera

 

Sacudo la cabeza tan fuerte como puedo.

—¿No es cierto? Eres increíble. Te lo garantizo. Eres la persona más grande, más inspiradora y más imprevisible que he conocido, y eso me encanta y admiro de ti, ¡así que no seas tan deprimente!

Me quedé de piedra y la dejé hacer. Kawasegawa despidió a los curiosos con una rápida mirada, y de repente se puso roja y me soltó la ropa.

—…E-Ejem…

Era inusual que se alterara.

Como era de esperar, yo sabía la razón.

Al final de lo que dijo, era obvio… Eso es exactamente lo que significaba.

—U-Um…

Me pregunté si debía decir algo.

Claro, como para distraerme de intentar prestar atención.

—…Lo último fue innecesario. Lo retiro. —En una voz baja que parecía venir de las profundidades de la tierra, dijo que retiraba sus palabras.

—Cla-Claro… —Como era de esperar, no tuve el valor de perseguir esas declaraciones. En su lugar, lo que salió de mi boca fue—: Um, lo-lo siento.

Fue una patética disculpa.

Inmediatamente, los ojos amenazantes de Kawasegawa volaron hacia mí. «¿Te disculpas? ¿Eres idiota?» Su mirada me decía.

—No, umm…

Es cierto, no es disculparse, ¿no?

—…Gracias, Kawasegawa.

Lo cancelé. La mirada asesina desapareció de sus ojos.

Me sentí realmente avergonzado, así que aparté la mirada de Kawasegawa. Ella parecía estar igual, mirando al suelo con la cara roja.

El café estaba completamente frío. Ella y yo cogimos nuestras tazas al mismo tiempo y tomamos un sorbo.

Al mismo tiempo, dijimos «está tibio».

Nos miramos y los dos volvimos a sentirnos avergonzados. Me pregunté qué estaba haciendo a mi edad. De hecho, me sentí avergonzado por no poder decirle nada en ese momento.

—Si, si… —Kawasegawa murmuró en voz baja—. Si pudiera volver a esa época en la que estabas sufriendo, te habría ayudado en todo lo que hubiera podido.

Fue en voz baja. Pero estaba firmemente dirigida a mí.

—Pero en aquel entonces, tú… nunca me pediste ayuda. —Dijo con una sonrisa amarga.

—Si eso es cierto… Gracias.

Estoy seguro de que me habría alegrado mucho si lo hubiera escuchado entonces.

Había algo en Kawasegawa que la hacía parecer poco fiable. Era porque ella misma se esforzaba tanto por ser algo, que tenía miedo de intervenir.

—Muy bien, me voy a Okinawa después de todo.

—¿Eh?

Publicidad G-M2



—Mentí sobre la cancelación. Preguntaré si puedo cambiar mi vuelo, y si puedo, cogeré el siguiente. —Se levantó y se estiró con un «hmm»—, No te preocupes, volveré. —Dijo, alcanzando el asa del carro y cogiendo la bolsa. Entonces, cuando estaba a punto de alejarse, de repente miró hacia atrás—. Y dijiste que todos desaparecieron por tu culpa, pero —Como si lo recordara—, Has hecho que una flor florezca correctamente.

—¿Eh?

—Minori Saikawa. Esa chica empezó a dibujar por el juego que hicieron, ¿verdad?

…Ya veo.

Si no hubiéramos creado el juego en primer lugar, ella no habría tomado el camino de convertirse en ilustradora. Tiene sentido que ella no hubiera existido como ilustradora en el mundo en el que estaba originalmente porque no creamos el juego.

Ella me estaba muy agradecida. Incluso me dijo que yo le había dado el gatillo para empezar a dibujar. La verdad es que sólo fue gracias a los dibujos de Shinoaki, pero sin ese juego, no habría podido lanzar sus dibujos al mundo en ese momento.

Sólo una. Es cierto que sólo una… ¿Fui capaz de crear una gran oportunidad?

—En el mundo —Kawasegawa cortó sus palabras ahí, y por un momento, sus ojos parecieron mirar a la distancia—, No hay nada en vano, de eso estoy segura. —Sonrió y se dirigió a la puerta con una sonrisa ligeramente traviesa en su rostro.

Es tan galante. Me quedé mirando cómo volvía corriendo en silencio.

***

 

 

No tenía ganas de volver a la oficina.

Subí a la plataforma de observación del aeropuerto de Haneda y observé el flujo de aviones que iban y venían.

Tal vez por ser un día laborable, no había nadie en la cubierta.

En el cielo azul, los coloridos aviones aterrizaban uno tras otro y se alejaban. Alguno de ellos probablemente llevaba a Kawasegawa a Okinawa.

Un fuerte viento soplaba desde el mar. Con el olor a arena y sal en la cara, decidí buscar un lugar para sentarme.

Poco después, encontré un banco. Me quité ligeramente la arena y me senté.

—Bien…

El grito que nunca habría dicho hace 10 años se ha convertido en algo natural en este mundo.

Me senté en un banco azul, del mismo color que el cielo, y volví a ver pasar el avión.

El viento había cesado. Salvo el sonido de los aviones volando, todo estaba tranquilo y silencioso.

Extrañamente, me sentí tranquilo. Con la cabeza extrañamente despejada, reflexioné sobre todo lo que había ocurrido hasta entonces.

Me vi arrojado al mundo de 2018 sin saber por qué. Mientras me desesperaba por el futuro que era el resultado de mi incomprensión y arrogancia, me animó Nanako, me ayudaron los dibujos de Shinoaki e incluso me salvó Kawasegawa.

Kawasegawa me afirmó que podía vivir. Aceptó con todas sus fuerzas la vida que yo había estado negando durante mucho tiempo desde que volví hace diez años.

Quería romper a llorar allí mismo. No quiero sonar demasiado arrogante, pero realmente sentí que «estaba bien que estuviera allí».

Pensé que este mundo era un juego de castigo. Pensé que era un final malo disfrazado de final feliz. Sin embargo, las palabras de Kawasegawa han hecho saltar por los aires esa mezquindad. Sabía que tenía que venir aquí, y que este mundo existía porque era absolutamente necesario para mí en el futuro.

El futuro yo. No será el yo de 2018, sino el yo de 2007.

Así que, de alguna manera, tuve una corazonada. Tal vez este mundo estaba a punto de terminar. Y el próximo mundo probablemente me estaba llamando para que abra la puerta.

No tengo ninguna prueba ni predicción para el futuro.

Me pregunté si este mundo lleno de felicidad pronto llegaría a su fin…

—¿Hmm?

Je, de repente, vi a alguien en el borde de mi visión.

Era una chica. Era una chica linda con el cabello rosa.

—¿Quién es esa…?

Me pregunté si se había separado de sus padres. Cuando me vio, se acercó directamente a mí.

Se puso delante de mí y…

La chica se acercó, me miró y sonrió.


Ella habló en dialecto de Kansai.

—Hola, Hashiba-kun. ¿Cómo has estado?

En ese momento, los pedazos de mi memoria que no se habían llenado comenzaron a inundar mi cerebro.

—…Keiko-san, ha pasado mucho tiempo.

La saludé como si yo hubiera sabido que esto pasaría.

Mantente Enterado
Notificarme
guest
This site uses User Verification plugin to reduce spam. See how your comment data is processed.

INSTRUCCIONES PARA LA ZONA DE COMENTARIOS

1- No Puedo Comentar: Toca los botones que estan debajo del recuadro de comentarios, aquellos que le cambian el estilo a Negrita, Cursiva, etc. (B, I, U, S)

2- No Aparece Mi Comentario: Es por nuestro sistema de moderación, luego de revisar y aprobar tu comentario, este aparecera. NOTA: Usa un correo real o no se aprobara tu comentario.

3- ¿Como Escribo un Spoiler?: Toca [ + ] (es el botón spoiler) y aparecera una ventana, ahí debes poner el TITULO de tu spoiler (recomendamos poner simplemente SPOILER), luego en el codigo que aparecera en el recuadro del comentario debes escribir dentro de los simbolos ] [

[spoiler title="Titulo de tu spoiler"]Aqui va tu spoiler[/spoiler]

Nota: Todo el texto que coloques antes o despues del codigo del spoiler sera visible para todos.

0 Comentarios
Respuestas en el Interior del Texto
Ver todos los comentarios