Kaifuku Jutsushi no Yarinaoshi ~ Sokushi Mahou to Skill Copy no Choetsu Heal (NL)

Volumen 1

Epilogo: El Sanador Obtiene a Setsuna

 

 

La batalla había concluido.

La ambición del Reino Jioral de atacar la aldea de los subhumanos de la raza de los lobos de hielo para venderlos como esclavos en la ciudad Lanaritta e incluso fortalecer a sus propios soldados con puntos de experiencia, había sido completamente frustrado.

Publicidad M-AR-2

Después de eso, Freya, quien había estado atacando a distancia se reunió con nosotros y también fue invitada a la aldea de los lobos de hielo, de ese modo ella y yo entramos a la aldea con Setsuna.

Freya y yo recibimos una generosa bienvenida acorde con el trato de los héroes, a pesar de que éramos humanos.

Los aldeanos expresaron su gratitud y empujaron a nuestras manos comida y joyas como muestras de gratitud.

Fue algo un poco sorprendente. Apreciaba el trato que nos estaban dando, pero había pensado que nos dirían que odiaban a los humanos o algo por el estilo.

Después de esa gran bienvenida, un hombre se adelantó al resto de los aldeanos para darnos su gratitud.

Publicidad M-M2

“Setsuna, has vuelto. También regresaste con el [Héroe de la Espada]. Estoy muy orgulloso de ti”.

Aparentemente, ese hombre parecía ser el padre de Setsuna.

“Padre, yo ahora soy…”

“Cuando escuché que te habían secuestrado, me asusté mucho. Pensé que estarías bien siempre y cuando te mantuvieras cerca de la aldea… Después de todo, no te puedes convertir en una guerrera. Ya no necesitas pelear más. Ten un esposo y crea una familia”.

El Padre de Setsuna la abrazó con fuerza.

Pero esas no eran las palabras que Setsuna quería escuchar. Primero que todo, ella ahora era mía. Incluso si era su padre, no había ninguna razón para que él pudiera decidir el futuro de Setsuna sin mi permiso.

“No es imposible que ella se convierta en una guerrera, Setsuna tiene mucho talento. Ella puede ser mucho más fuerte que cualquiera de los presentes. Eso te lo garantizo”.

Debido a eso, yo decidí interrumpir la conversación entre padre e hija. Setsuna me quedó mirando.

Puede que le resultara un poco molesto el que yo interrumpiera una reunión entre padre e hija, después de que se habían logrado reunir con mucho esfuerzo, pero para mí Setsuna era un recurso humano que necesitaba.

“Padre, yo me iré con esta persona. Saldré de la aldea de los lobos de hielo, viajaré a muchos lugares y me volveré fuerte. Así que este será el adiós”.

Setsuna hizo esa declaración mirando directamente a su padre. Esto era algo muy diferente al egoísmo de un niño.

Podía ver su determinación de iniciar su vida como un adulto.

Lo extraño era que, no parecía hacerlo porque habíamos hecho un trato, en su lugar, Setsuna parecía haber hecho esa elección porque de verdad quería estar conmigo.

“……Bueno, si has elegido ese camino, no te detendré. [Héroe de la Espada], ¿Mi Setsuna realmente tiene talento? ¿Tiene el suficiente talento como para acompañar a un héroe en su viaje? Seguramente enfrentarán muchos peligros. ¿Puedo creer de verdad que eres lo suficientemente fuerte y que estás lo suficientemente calificado como para hacer que mi Setsuna te siga el paso?”

Era natural que los padres se preocuparan por sus hijos, pero, ¿Había algo en mí que lo preocupara?

Puede que esta fuera una forma propia de pensar de los subhumanos de la raza de los lobos de hielo.

“Por supuesto, ella se volverá la más fuerte mientras esté a mi lado. Definitivamente puedo garantizar eso”.

Lo único que le faltaba a Setsuna era nivel.

Pero ese muro que representaba su límite de nivel había sido derribado en el momento en que ella decidió tragars… apoderarse de su propio futuro.

“Entonces, como su padre, no tengo nada más que decir al respecto. Setsuna, me gustaría darte… Esto”.

El padre de Setsuna le regaló a ella un collar de joyas azules.

Podía sentir un poder mágico muy poderoso emitiéndose desde él. Este era un objeto mágico de alto rango. Valdría al menos cientos de monedas de oro.

“¿Qué es esto?”

“Esta es mi reliquia, te la iba a dar cuando te fueras a casar. Pero te la entregaré ahora”.

Bueno, si se la quiere dar, debería aceptarla.

Esa joya parecía tener la capacidad de aumentar el poder mágico. No había nada malo con eso.

Luego, el padre de Setsuna comenzó a contarnos en detalle sus cosas favoritas y lo que no le gustaba, también el cómo se había visto obligado a ocultar su preocupación por el futuro de su hija.

Setsuna de verdad era amada por su padre. Si nunca hubiera salido de esta aldea, ella probablemente habría vivido una vida pacífica con su esposo y con la protección de su padre. Pero en el momento en el que decidió vengarse, decidió permanecer a mi lado y recorrer un camino sangriento. Puede que eso fuera algo desafortunado para ella.

Después de eso, fui separado e invitado a entrar en la casa del jefe de la aldea los lobos de hielo.

***

 

 

“Te doy las gracias a ti y a tu compañera por salvar nuestra aldea”.

Tan pronto como entré en la habitación de invitados, uno de los ancianos de la aldea que parecía haber sido jefe de la aldea en el pasado bajó su cabeza.

“Si estás agradecido, entonces debes darle las gracias a Setsuna que es quien me trajo aquí. Yo vine aquí siguiendo sus deseos”.

“Sí, pero aún así, te lo agradezco. Setsuna, nos has hecho un gran favor”.

Al escuchar al anciano, Setsuna bajó la cabeza.

Ahora, era el momento de que yo les diera varios consejos. El Reino Jioral tenía en alta estima su propio orgullo. Era imposible que no atacaran la aldea de los lobos de hielo y aceptaran la derrota.

Si no hacían nada, todos los subhumanos de la raza de los lobos de hielo perecerían.

Cuando estaba pensando en cómo ayudarlos a escapar, el jefe de la aldea habló.

“[Héroe de la Espada], nosotros abandonaremos esta aldea y nos dirigiremos a un reino gobernado por los elfos y los subhumanos de la raza de los zorros que se encuentra más allá de las montañas. Estoy seguro de que en ese lugar nos aceptarán”.

“Esa es una sabia decisión, mientras permanezcan en esta aldea, será solo cuestión de tiempo antes de que los ataquen de nuevo”.

“Sí, nuestra raza de los lobos de hielo siempre ha logrado sobrevivir sola, somos una raza orgullosa, pero en este punto eso ya no seguirá funcionando. A este ritmo, todos seremos erradicados”.

No había necesidad de que les diera consejos, ellos ya parecían haber comprendido con exactitud la situación a la que se estaban enfrentando.

Todos en la aldea de los lobos de hielo parecían ser muy conscientes del firme sentimiento de crisis que se cernía sobre ellos.

“Entonces, queríamos saber, ¿Nos acompañarás [Héroe de la Espada]? Si contáramos con la fuerza de tu espada, nuestro viaje sería más seguro. Además, parece que Setsuna también se ha apegado mucho a ti. Sería bueno si la tomaras como tu esposa y vivieras en paz junto a nosotros. Por supuesto, te daríamos el mejor tratamiento posible”.

Me negué suavemente moviendo la cabeza.

Sentí que sus miradas se dirigieron hacia Setsuna, pero ella la cambió hacia otra dirección. Su cara estaba completamente roja.

“Tengo que rechazar esa petición. Ya estoy viajando con un objetivo en mente”.

Primero que nada, Setsuna ya me pertenecía. Ella ya no podía ser encadenada por sus lazos.

“¿De verdad? Entendemos. Entonces partiremos pasado mañana. Hoy celebraremos, así que disfruta del banquete. Haré todo lo posible para que se pueda entretener mientras se queda en la aldea”.

“Oh, estoy deseando que iniciemos”.

Eso fue todo.

Después de eso, tuvimos una charla adecuada y asistimos al festejo.

***

 

 

La fiesta duró hasta altas horas de la noche.

El licor preparado por la tribu de los lobos de hielo tenía un sabor picante y fuerte que quemaba la garganta con fuerza. Me hizo toser bastante, pero estaba muy delicioso.

Freya, quien bebió un trago imprudentemente, se emborrachó y se quedó dormida en una habitación que le prestaron.

Y yo, me escabullí de la fiesta y fui al bosque durante la noche.

“Mi señor Keyarga, vamos, mi cuerpo está quemando, me estoy volviendo loca”.

Setsuna colocó ambas manos en un árbol y empujaba sus nalgas hacia atrás, levantándolas. A pesar de que aún no le había hecho nada, Setsuna ya estaba muy mojada. Parecía que se había emocionado mucho después de haber obtenido su venganza. No solo estaba mojada, sino que el calor en su interior era terrible. Incluso yo estaba a punto de rendirme.

“Te voy a amar mucho”.

“¡Ah! Ah, fue repentino, mi señor Keyarga, ahora me siento viva”.

Setsuna gritaba de alegría mientras yo la golpeaba violentamente con mis caderas. Cuando el estrés se acumulaba después de una batalla de vida o muerte, se podía sentir con más claridad el placer de haber sobrevivido. Esta era la mejor manera de sentirse vivos. Habían placeres que solo se podían disfrutar en ese tipo de momentos.


***

 

 

“…Eso fue intenso”.

“Me sentí muy emocionado después de la batalla”.

Setsuna se estaba arreglando la ropa con el rostro rojo.

Su límite de nivel seguía siendo bajo. Por lo que tendríamos que esforzarnos más para subir su límite de nivel.

El hecho de que no lo hayamos hecho mucho hoy no significaba que no podríamos hacerlo mañana. Setsuna se estaba limpiando lo que goteaba de su entrepierna. Su aspecto mientras hacía eso era extrañamente erótico.

“Yo también estoy muy emocionada, demasiado”.

Publicidad M-M5

(¿Por qué era tan obsceno el aspecto lascivo de una niña?)

No podía continuar reprimiendo mis impulsos de besar y devorar a Setsuna.

“¿Cómo te sientes después de haberte ensuciado las manos con la sangre de las personas que odiabas?”

Setsuna cerró sus ojos, apretó sus puños y luego me contestó.

“Se sintió bien. Mi cabeza y mi cuerpo se sintieron tan calientes que no pude evitar reírme cuando los veía gritar y llorar y más cuando veía mis garras clavarse en sus cuerpos. Pero cuando estaba inmersa en ese estado, cazándolos y asesinándolos, me di cuenta de algo, el mundo parecía haberse vuelto frío como si todo fuera una mentira, se volvió de color blanco y negro y me sentí impotente…”

Setsuna se abrazó el cuerpo. Parecía como si algo la hubiera asustado.

“¿Te lamentaste?”

“No lo hice. Siempre quise hacer eso. Me hubiera sentido miserable si no lo hubiese hecho. Esa fue la forma en la que les pude mostrar siquiera una centésima parte del sufrimiento que me hicieron sentir”.

Contrario a las palabras que Setsuna estaba dejando salir, su rostro estaba pálido.

“Entonces, ¿A qué le tienes miedo? ¿Qué es lo que te asusta?”

Publicidad G-M2



“No lo sé, pero lo que descubrí en ese momento fue que lo que estaba haciendo no era suficiente. Mi venganza aún no había terminado. Por lo tanto, después de que mi mundo se volvió blanco y negro, perseguí mi deseo de venganza de nuevo. Pero aun así, eso no pareció ser suficiente”.

Setsuna se comenzó a reír. Todavía no parecía haber tenido suficiente. Puede que ese fuera realmente el caso. Después de todo, de eso se trataba una venganza.

Setsuna ciertamente había matado a muchos de los soldados que tanto odiaba. Sin embargo, por lo que Setsuna había perdido aún no se sentía satisfecha, por lo que ella aún no había podido sentir ese sentimiento de haber recuperado lo que perdió.

Su venganza no podía darse por finalizada porque simplemente no se había sentido satisfecha.

Publicidad G-M1



“Entonces, sígueme para que reclames tu ansiada venganza, todavía podrás seguir luchando contra los bastardos del Reino Jioral que se atrevieron a jugar contigo. Pero siempre y cuando te mantengas conmigo”.

“Hmm, estoy deseando que llegue ese momento”.

Publicidad M-M3

Le acaricié la cabeza entre sus blancas orejas de lobo y Setsuna confió el peso de su cuerpo en mí.

“Te lo prometí, te ayudé a vengarte y a garantizar que toda la aldea de los lobos de hielo permaneciera a salvo. Así que te he dado todo lo que te prometí”.

Sonreí. Ahora era el momento en el que Setsuna me diría su verdadero nombre.

El ‘Verdadero Nombre’ era algo que estaba grabado en el alma de todos los seres vivos excepto en los seres humanos.

Mientras supiera su nombre, podría controlar a Setsuna según mi voluntad.

En todo el sentido de la palabra, Setsuna se habría convertido en mi propiedad.

“Mi señor Keyarga, el verdadero nombre de Setsuna es…”

El verdadero nombre de Setsuna permaneció grabado en mi mente.

Utilicé su nombre verdadero para activar la magia de contrato de amo y sirviente. Setsuna y yo ahora estábamos conectados.

Setsuna ahora era completamente mía.

“Gracias, Setsuna, te amaré hasta el día en que muera”.

“Hmm, ya estoy preparada para eso. Quizás esta sea la forma en que pueda ser feliz”.

Setsuna se rió incluso cuando acababa de decidir servirme como esclava por el resto de su vida.

Era un sentimiento extraño. Pero esto era suficiente. Con esto podría usarla. La cuidaría bien para no abusar de ella. Acaricié su cabeza, luego devoré el cuerpo de Setsuna en el acto puramente por deseo, no lo hice pensando en elevar su límite de nivel y, en respuesta, Setsuna dejó escapar un gemido y me aceptó.

***

 

 

Después de que terminamos, fuimos a una cueva de estalactitas en la parte trasera del bosque, ahí le diría algo importante a Setsuna.

Ese lugar conducía a la veta de agua subterránea que proveía la ciudad de Lanaritta de agua. Y, al mismo tiempo, ésta era la fuente de la enfermedad desconocida.

“Setsuna, los dos compañeros que fueron esclavizados junto a ti murieron porque fueron incapaces de soportar el sufrimiento que les causó aquella enfermedad desconocida, ¿Verdad?”.

“Sí, eso es correcto, los tres nos contagiamos de una extraña enfermedad en esa tienda de esclavos”.

“En otras palabras, ellos indirectamente fueron asesinados por la extraña enfermedad, ¿Correcto?”.

Setsuna comenzó a sentirse confundida e inclinó la cabeza. Parecía que no sabía cómo responderme.

“En realidad, yo ya sabía que el verdadero origen de esa enfermedad era el veneno de un demonio que se mezcló con la fuente de agua de la ciudad y también vi un demonio que producía ese mismo tipo de veneno cerca de la aldea de los lobos de hielo. Pero su cadáver llegó hasta aquí. Esa enfermedad fue provocada artificialmente”.

Había utilizado magia para ubicar esta cueva de estalactitas que era la fuente de ese veneno.

La cueva se encontraba justo en la mitad del camino entre la aldea de los lobos de hielo y la ciudad de Lanaritta.

Además, el demonio que producía ese veneno era justamente un tipo de demonio que habitaba cerca de la aldea de los lobos de hielo.

Publicidad M-M4

Cualquiera podría adivinar qué era lo que estaba sucediendo llegado a este punto. Entonces, saqué lo que estaba sumergido en el fondo del lago subterráneo de la cueva.

El demonio parecía ser una mezcla entre un mono y un cangrejo. El mismo parecía haber sido sumergido medio muerto después de ser atado con una cadena unida a un peso muerto.

Además, la herida que había sufrido tenía objetos metálicos incrustados para permitir que su veneno continuara fluyendo en el lago.

“La extraña enfermedad fue causada por la misma aldea de los lobos de hielo y la razón de eso era, venganza. Cuando esos cinco miembros de tu aldea y su grupo de patrulla fueron secuestrados, fue justo el momento en que esa enfermedad desconocida se comenzó a extender. ¿No te parece mucha coincidencia? Fueron las personas de tu aldea las que exprimieron toda su sabiduría para poder acabar con tantos humanos como pudieran, lo hicieron porque los odiaban”.

Me reí. El Reino Jioral siempre hacía cosas crueles y despiadadas, pero en cierto sentido, los lobos de hielo habían sido aún más extremos.

Si esto no se solucionaba, miles de personas morirían. Con este acto estaban intentando destruir toda la ciudad.

“……¿La causa de esa enfermedad son mis compañeros de aldea?”


“Así es. Pero claro, esto fue provocado por los sujetos que los secuestraron, pero la causa directa fueron los miembros de tu aldea. ¿Entiendes, Setsuna? ¿Quieres preguntarme algo?”

No tenía que mostrarle ni explicarle todo esto a Setsuna.

Pero mi pasatiempo también involucraba el profundizar en los deseos de venganza de otras personas.

“Yo puedo hacer que la toxicidad de este veneno sea aún mayor y, si de verdad lo hiciera, podrías estar segura que la escala de los muertos sería mucho mayor. Por otro lado, también puedo alterar este veneno y que en vez de veneno lo que fluya sea la medicina. En todo caso, ahora has descubierto quién hizo esto. Es tu oportunidad de asesinar a aquellos que mataron a tus amigos lobos de hielo. La elección es tuya. En el sentido más verdadero, esto es una conmemoración del momento en el que Setsuna se convirtió en mía”.

(Ahora, ¿Qué elegirá? Elija lo que elija, Setsuna resultará lastimada. Por eso quiero que elija.)

“Mi señor Keyarga, por favor cúralos a todos, quiero que todos reciban la medicina”.

La elección de Setsuna me sorprendió.

Quería salvar a aquellos que odiaba.

“¿Te parece bien?”.

“Está bien, me gusta que los humanos sufran, pero me es difícil sentirme bien sabiendo que van a sufrir aquellos que nunca le hicieron nada a Setsuna. Y…”

Entonces Setsuna me mostró una sonrisa cruel.

“Si asesinarlos fuera lo que de verdad deseara, entonces podría hacerlo con mis propias garras, esta forma es muy aburrida”.

Aplaudí involuntariamente. Esa fue la mejor respuesta que pudo haber dado.

Esa dura experiencia ya había distorsionado la personalidad de la joven.

Hasta ahora, había pensado que Setsuna era una chica inocente y gentil, pero parece que la había malentendido. Su mente ya estaba lo suficientemente rota. Posiblemente más que la mía.

“Hmm, entonces haré eso Setsuna, puedes decirme lo que pienses con confianza”.

“No. Mi señor Keyarga, fue mi suerte el haberlo conocido”.

La princesa Flare había perdido su memoria y ahora me susurraba su amor al oído con la identidad de Freya, también había nacido dentro de ella el deseo de quitarle los colmillos a su propia nación y hacerla pagar por su crimenes.

(Cuando el tiempo pase, ¿Qué tipo de reacción me mostrará cuando pueda recordarlo todo?)

Setsuna, una subhumana de la raza de los lobos de hielo, me estaba apoyando como un cómplice y como una persona comprensiva. Tampoco podría escapar de mí por el resto de su vida. Ella sería mi linda y preciada posesión.

Sin embargo, antes de que me diera cuenta, la solitaria y dolorosa batalla de venganza por la que pensé que iba a pasar en esta segunda vida, se había vuelto muy interesante y divertida.

(Entonces, ¿Qué haremos ahora?)

Habían muchas cosas que tenía que planear en mi tiempo libre para enseñarles el verdadero infierno al héroe de la espada y al héroe del arma.

(Este mundo ahora es mío. ¿Qué tipo de cosas puedo lograr?)

Me reí a carcajadas.

Publicidad M-AB

(Bueno, por ahora hagamos algo grande con Lanaritta. Mi venganza solo acaba de comenzar.)

-FIN DEL VOLUMEN 01-

 

Kaifuku Jutsushi no Yarinaoshi Volumen 1 Epilogo Novela Ligera

Kaifuku Jutsushi no Yarinaoshi Volumen 1 Epilogo Novela Ligera

Mantente Enterado
Notificarme
guest
This site uses User Verification plugin to reduce spam. See how your comment data is processed.

INSTRUCCIONES PARA LA ZONA DE COMENTARIOS

1- No Puedo Comentar: Toca los botones que estan debajo del recuadro de comentarios, aquellos que le cambian el estilo a Negrita, Cursiva, etc. (B, I, U, S)

2- No Aparece Mi Comentario: Es por nuestro sistema de moderación, luego de revisar y aprobar tu comentario, este aparecera. NOTA: Usa un correo real o no se aprobara tu comentario.

3- ¿Como Escribo un Spoiler?: Toca [ + ] (es el botón spoiler) y aparecera una ventana, ahí debes poner el TITULO de tu spoiler (recomendamos poner simplemente SPOILER), luego en el codigo que aparecera en el recuadro del comentario debes escribir dentro de los simbolos ] [

[spoiler title="Titulo de tu spoiler"]Aqui va tu spoiler[/spoiler]

Nota: Todo el texto que coloques antes o despues del codigo del spoiler sera visible para todos.

2 Comentarios
Mas Votados
Mas Recientes Mas Antiguos
Respuestas en el Interior del Texto
Ver todos los comentarios