Slime Taoshite 300-nen, Shiranai Uchi ni Level Max ni Nattemashita (NL)

Volumen 1

Capítulo 6: Beelzebub Estaba Aquí

Parte 2

 

 

En cuanto a apariencia respecta, su característica más notable eran sus cuernos. Ella tenía un largo cabello plateado que contrastaba con su piel morena. 

Por lo que se veía, ella parecía estar bastante cerca de mi edad, lo cual la haría aproximadamente una estudiante de preparatoria. 




Sin embargo, en mi actual visión del mundo, no tenía sentido el adivinar la verdadera edad de alguien basándose en su apariencia, así que no estaba claro si acaso ella era más joven que yo.

 «Mi nombre es Beelzebub. Apostaría que mayores presentaciones son innecesarias en estos momentos del juego, ¿sí?»

 Pensar que ella aparecería en persona… 

¿Así que Beelzebub era mujer? 

Cuando un nombre es tan raro, es difícil descifrar si sonaba femenino o masculino. 

«Sí, puedo transformarme en una mosca y por eso soy conocida como el Señor de las Moscas. Lamento que sean criaturas tan desagradables. permítanme disculparme.» 

Beelzebub puso una mano en su pecho, haciendo una cortés reverencia. 

¿Ella era del tipo que escuchaba a la razón? No, definitivamente estaba siendo sarcástica.

 Además, en situaciones como esta, era prácticamente una sólida regla que entre más educado alguien se comportaba, más fuerte y malicioso en verdad son. Así que no podíamos ser descuidadas.

 «Eee…Eeeeeeeeeh…criaturas asquerosas fue una forma de hablar…no tenía la intención de decir tal cosa a un personaje tan eminente como usted, Beelzebub-sama…E-En lo más mínimo, mínimo…»

 Halkara ya estaba lista para arrodillarse a causa de la conmoción.

 A decir verdad, sus piernas le habían fallado y ella se había hundido en el piso justo donde estaba. 

«No, no, pueden llamarlas como deseen. Aunque si ese es el caso, me pregunto sobre una elfo que esté aterrorizada por tales asquerosas criaturas.»

 «Los e-elfos son como el polvo…E-Ellos ni siquiera valen la pena para ser comida ni nada m-m-más…»

 Yo sé que estás intentando sobrevivir, ¡pero realmente estás tirando a los leones a los elfos aquí! 

«Aunque vine todo este camino en persecución de ese polvo.» 

Beelzebub sacó rápidamente un magnifico abanico de plumas y lo agitó para sí misma. 

Una dulce fragancia frutal se esparció a través del cuarto. ¿Era debido a la cosa con la que ella se estaba abanicando? 

«Verán, soy proclive al aroma de la fruta madura, así que he perfumado este abanico con su fragancia. Y no me refiero al olor de la fruta podrida, no disfruto la pestilencia de la descomposición, ¿entendido? No confundan a la Señor de las Moscas con las sucias y comunes moscas.» 

Es difícil saber si acaso ella se identifica con sus homónimas o no.

«Has estado acechando en mi casa todo este tiempo, ¿verdad?» No había calculado el ser invadida tan pronto.

Habiendo dicho eso, había puesto fuera de peligro a Laika y mis hijas, así que esa parte estaba bien.

 «Correcto. El rumor de que había una elfa aquí me llegó de inmediato. Las moscas aman los rumores y la fruta fragante…y definitivamente no los olores pútridos.»

 ¿Acaso le molesta que las personas digan que a las moscas les gustan las cosas podridas…?

 «Eso no importa— ¿Por qué no te mostraste de inmediato? ¿No estabas ya en la casa?»

«Esa fue la forma de pasar mis largas vacaciones, zumbando despreocupadamente alrededor de la casa en la forma de una mosca.»

¡Bueno, esa es una forma de disfrutar tu descanso!

 «Ustedes dos finalmente me notaron. Mis vacaciones estaban justo a punto de terminar así que su elección del momento fue perfecta.»

 No disfrutes de tu tiempo libre en la casa de otras personas sin permiso. Te voy a cobrar tarifa de hotel.

«Ahora bien, Bruja de las Tierras Altas. No tengo ningún asunto en particular contigo, aunque luego de mi largo viaje, apreciaría si pudieras traerme té. Aun así, no eres mi sirvienta, así que dejaré la decisión en tus manos. Con la que tengo asuntos es—»

La fría mirada de Beelzebub fue hacia Halkara, quien seguía congelada a causa del miedo.

«—Halkara. Huiste de mí y tuve que hacer un gran esfuerzo para encontrarte. Sin embargo, fue un problema que valió la pena.»

«¡Yee…yeeek! ¡P-Perdóneme! ¡H-Haré cualquier cosa!»

«Hmm, así que harás cualquier cosa, ¿cierto? Te escuché decirlo.»

Oh, esta rutina termina con «¡Entonces muere!» 

No había forma de salir de esto. Después de todo, por muy temporal que fuera el arreglo, una aprendiz es una aprendiz.

Di un paso al frente de Halkara, con mis brazos extendidos.

«Si quieres lidiar con mi estudiante, tendrás que pasar por sobre su maestra, ¿está bien?» Sonreí sin miedo.

No había nada gracioso sobre la situación, pero es por eso que sonreír era lo único que podía hacer.

Mientras tanto, Beelzebub se veía un tanto incomoda.

«¿Quieres decir estorbándome? ¿Estás obstruyendo mi camino? Me sorprende que tengas las agallas para eso.»

«No creo que mi aprendiz desee verte. ¿Puedo pedirte que te marches?»

«¿No es de sentido común que cuando a alguien le piden que se vaya a casa, ella desee quedarse?»

Un par de alas transparentes crecieron desde la espalda de Beelzebub.

Eran hermosas, pero su forma era similar a las de un insecto. 

«Esto es perfecto. No he peleado en mucho tiempo y me estaba oxidando, escuché que tienes algo de habilidad. Pelea conmigo.» 

«He entrenado al matar slimes durante aproximadamente trescientos años.» 

«¿Hmm? ¿Sólo trescientos años? Bueno, bueno. Eso es aproximadamente un décimo de mi vida.»

 Aparentemente, el enemigo tenía tres mil años de edad. Sí, has vivido por tres milenios, pero yo he comido Comida China ¡Ahí hay cuatro mil años de historia!

 Por lo que esto está destinado a funcionar de alguna forma. Logré hacer que luchara conmigo.




Ahora simplemente tenía que ganar y todo terminaría pacíficamente. Nunca he peleado antes contra un demonio de alto nivel, pero simplemente tendré que correr el riesgo.

 «U-Um, Bruja de las Tierras Altas, quiero decir, Maestra-sama… ¿E-Está segura…?»

«Tú eres una aprendiz, así que espera. Es el trabajo de un supervisor el responsabilizarse por los errores de sus subordinados.»

 Sin embargo, dado que este cliente en particular no se conformaría con una disculpa, tendremos que solucionarlo físicamente.

 «¿Escuchaste, Beelzebub? Si yo gano, no tomes represalias enviando a tus subordinados. ¿Está bien?»

 «Nunca haría tal cosa. Esto es un asunto personal, es por eso que vine hasta el interior de este país por mi cuenta.»

 «Oh, eso es bueno. En ese caso, no tengo nada de qué preocuparme.»

 Ahora, solo debo derrotar a Beelzebub y todos podremos vivir felices para siempre.

 «Me molesta tu suposición de que me derrotarás…»

«Quiero decir, no llegaremos a ninguna parte a menos que lo haga.»

«Si peleamos aquí, dañaremos el edificio. Llevemos esto afuera.» Bueno, que considerado de su parte. Muchas gracias.

Ahora no tengo nada que perder. 




«Está bien, vamos a pelear limpio las dos.»

Una vez que dejamos la casa, usé Levitación para viajar al pedazo de tierra alta más vacío que pude encontrar.

¡Como si fuera a dejar que alguien destruyera mi casa luego de que recién se hubiera expandido! Planeaba seguir viviendo ahí por un largo tiempo más.

Dado que era de noche, estaba bastante oscuro excepto por el dejo de luz lunar que iluminaba el piso.

De cierta forma, podría haber sido perfecto para Beelzebub.

Esta situación se adecuaba a los demonios de forma mucho mejor que la brillante luz solar.




«Oh-ho, volaste bastante lejos. Está bien, entonces supongo que iré hacia ti.»

Incluso a esa distancia, la voz de Beelzebub llegaba bien. Ella batió sus alas hacia mí.

En ese momento fue cuando recordé algo.

«La barrera repelente de demonios sigue encen…»

«¡Ahora te mostraré cuan aterrador es el poder de un ilustre demonio que puede bagh-buh-buh-buh-buh-buh-buh-buh-buh-buh-buh-buh-buh-buh- bbbuh-buh-buh-buh-buh-buh-bbbuh-buh-buh-buh-bbbaaaah!»

Gritando como un reproductor de CD roto, ¡Beelzebub fue electrocutada!

«¡La barrera está funcionando!»

¿Quién hubiera pensado que sería tan efectiva desde dentro…? 

Sin embargo, mi oponente era un demonio de alto nivel. Ella perforó mi hechizo y logró llegar donde mí. 

…Pero ella me estaba mirando con furia mientras sus ojos estaban llenos de lágrimas. 

«¡Bruja! ¡Dijiste que íbamos a pelear limpio! ¡¿Qué fue eso?! ¡¿Acaso planeas declarar eso como una victoria estratégica?!»

 «¡Oh!…Um, no creía que ya estuvieras al interior de la casa cuando lancé eso y huh…lo olvidé por completo…Umm, lo siento.»

 Estaba consciente de que casi cometí una falta, así que hice una reverencia arrepentida.

 «Madre mía…mataste mi entusiasmo por esto… Hff, hff… V-Vamos… luchemos…»

 Beelzebub comenzó a balancearse mientras hablaba.

«¡Um! ¡¿No estás exhausta?!»

La barrera había hecho su trabajo demasiado bien, aunque accidentalmente.

 «E-Esto no es nada…koff, koff…me siento mal…» Beelzebub cayó de rodillas.

«Tengo tanto frio de pronto…y estoy bastante mareada…»

 ¡Esos síntomas eran lo suficientemente malos para garantizar llamar a una ambulancia!

«No tiene sentido…ya no me puedo mover…»

 No había forma de evitarlo, así que levanté a Beelzebub como si fuera una princesa.

 «¡Te voy a llevar de regreso adentro!»

 «¡No! ¡Me volverás a golpear con la barrera!»

«…Eso estuvo cerca. Casi te maté…»

Realmente me había olvidado. Si hubiera ganado de esa forma, probablemente estaría infestada de demonios de alto nivel buscando vengar su muerte…

 «Oh, hablar hace que me duela la cabeza…»

 «¡Voy a bajar la barrera y luego te llevaré adentro!»

Y así terminé llevando a Beelzebub de regreso a mi casa.

«¡Oh, Maestra-sama! Si usted regresó, eso significa que g— ¡Agh, Beelzebub también está aquí!»

«¡La voy a poner en la cama! ¡Ven y ayúdame!»

Y así, terminé dándole un tratamiento de emergencia a Beelzebub.

Le di de inmediato algunas medicinas, pero algo con un efecto más dramático habría sido probablemente mejor. Ella al parecer seguía terriblemente adolorida.

«Ghk…nunca había escuchado de una barrera tan…ridículamente poderosa…»

Así que ese es el poder de una barrera de nivel 99… «Dime, Halkara, ¿puedes usar magia de recuperación?»

«No, no sé nada sobre ella…»

«Yo tampoco puedo usarla. Recuperación es un hechizo de clérigos de todas formas…Está bien, ¡Haré uno!»

Tengo Creación de Hechizo, el hechizo definitivo.

Puse en una fila un altar improvisado y algunas hojas de apariencia prometedoras al lado de la almohada de Beelzebub.

Se veía un poco como una sagrada barrera de cuerdas Shinto, pero no era nada tan auspicioso.

Dado que este hechizo no estaba en mi campo de experiencia, estaba enfatizando la atmósfera.

Ahora solo tenía que entonar el cántico.

«Oh Dioses de todo el mundo, otorguen la guía de la creación sobre esta— Esperen.»

En algunos juegos, el usar un hechizo de recuperación sobre un demonio les infringía daño.

«¿Halkara? ¿Está bien si uso magia sanadora sobre demonios?»

«Yo—yo creo que algunos demonios pueden usarla. Asumo que probablemente sea seguro…»

«¡Está bien! ¡Creo en ti! ¡Si ella recibe más daño de esto y muere, será tu culpa Halkara!»

«¡¿Será qué?! ¡Esa es demasiada responsabilidad!» Solo para estar seguros, cambié el canto.

«Dioses de todo el mundo, con su caótico poder que todavía no ha sido dividido en bueno y malo, imbúyanme con ese poder…¡Haaaaaaaaaaaaaah!»

Una pálida luz de color azul brilló desde mis manos. El color de Beelzebub mejoró un poco.

«¡Funcionó! ¡Genial, lo repetiré!»

Cuando lancé el hechizo de recuperación por quinta vez——La cara de Beelzebub ya no se veía tan adolorida.

«Las náuseas se han tranquilizado…al igual que el frio.»

«¡Uf! Esto es genial…está bien, ahora descansa, por favor.»

Usé mi brazo para limpiar el sudor de mi frente. Acababa de salvar una vida.




«Yo creía que eras una mujer engañosa, pero quizás estaba equivocada…Bruja de las Tierras Altas, eres bastante venerable…»

«Si hubieras muerto de esa forma, no tengo idea de cuantos siglos habría tenido que vivir con la culpa.»

Aparentemente, me había ganado su confianza. Quizás esto funcionaría pacíficamente.

Halkara también estaba aparentemente aliviada. Si ella se disculpaba de forma apropiada, era probable que fuera perdonada.

«Una vez que me haya recuperado, me gustaría beber uno de esos Nutri- Alcohol.»

«No, beber uno de esos te regresaría a las puertas de la muerte.»

«¿A las puertas de la muerte? No, probablemente debería cuidarme de no abusar, pero beberlo no me matará. Por el contrario, uno lo bebe para energizarse.»

«¿Huh?»

Esto es extraño.

Esa no era en lo más mínimo la historia que había escuchado la primera vez de parte de Halkara.

«Espera, ¿qué? Escuche que habías desarrollado una alta fiebre y que casi moriste luego de beberlo.»

«Oh, tomé el elixir durante una sesión de trabajo que duró toda la noche y me llenó de entusiasmo. Cierto, me confié demasiado en el momento y luego colapsé viniéndome una fiebre, pero eso fue debido al esfuerzo sobre mi cuerpo, no por la bebida. Siempre y cuando descanse, no preveo mayor problema.»

«Umm… ¿Entonces estabas persiguiendo a Halkara debido…?»

«Me dijeron que la producción se había detenido, así que todo lo que pude hacer fue ir directamente al productor y pedirle que volviera a manufacturarla. Sin embargo, ella había desaparecido, así que despaché un aviso de persona desaparecida.»

Le di un ligero golpe en el hombro a Halkara.

«Oye. (Enojada)»

«¡Oh! Um…había escuchado el rumor de que había colapsado con una fiebre alta y que tenía un rencor contra mí…Ah, uno realmente tiene que verificar estas cosas ¿No…? Ja-ja…»

Cuídate con tu información…

***

 

 

 

Al amanecer, Beelzebub salió de la cama.

Aunque ella seguía recuperándose de su dolencia, probablemente era seguro decir que estaba saludable.

«¿Así que creías que te iba a matar? Soy una demonio de alto rango, así que estoy acostumbrada a asustar a las personas, pero realmente no tenía idea que tal rumor estaba circulando.»

«Me desesperé y hui…voy a reiniciar las operaciones en la fábrica, así que… Esperen ¿cuándo los Nutri-Alcohol desaparecieron de la casa durante los últimos días, esa fue…?»

«Me serví a mí misma. Realmente fue sublime.»

Halkara y Beelzebub parecían haber resuelto su malentendido, así que yo llamo a esto un final feliz.

«A decir verdad, quizás reubicaré mi fábrica en esta provincia.» Halkara parecía estar considerando algo.

«¿Moverla aquí? ¿Pero por qué?»

«Bueno, aun si la historia acerca de Beelzebub persiguiéndome haya sido un malentendido, tanto los elfos y mi provincia natal me abandonaron. Por lo mínimo, no hicieron ningún intento de protegerme.»

Ellos probablemente estaban asustados, dado que se enfrentaban a una poderosa demonio.

Quizás creían que el sacrificar a un solo elfo sería un pequeño precio a pagar.

«Si vuelvo a poner mi fábrica allí, recibirán mis impuestos y eso no me parece correcto.»

«Eres del tipo que va alberga rencores por mucho tiempo ¿verdad…?»

Habiendo dicho eso, si impulsaba el empleo en Nanterre, podría no ser tan malo.

En lo que a mí respecta, como una habitante, promover cosas que ayudarían prosperar a la provincia era probablemente lo correcto.

«Además…si vivo aquí, seré capaz de estar con usted, Maestra-sama.» Halkara se sonrojó un poco mientras hablaba.

«¿No era nuestra relación de maestra-aprendiz una fachada? Tú eres una boticaria de tomo y lomo por derecho propio y no tengo intención alguna de ponértelo difícil como mi estudiante.»

«Pero verá, usted realmente intentó salvar mi vida, Maestra-sama. Cuando se interpuso entre medio de Beelzebub y yo, fue terriblemente valiente. Y así, aun ahora, mis sentimientos no están claros…»

La mirada de Halkara era extrañamente apasionada y yo me estaba comenzando a preocupar.

«Halkara…tú no estarás teniendo ninguna de esas, umm, ideas lésbicas ¿verdad?”»

«No tengo nada de ese tipo.»

«En ese caso, supongo que está bien.»

«Solo soy heteroflexible, eso es todo.»




¡Whoa! ¡Ese es un término extrañamente específico! 

«B-Bueno…todavía tenemos algunos cuartos disponibles, así que puedes quedarte. Eso sí, nosotras nos encargamos de cocinar, limpiar y las compras por turnos, por lo que asegúrate de hacer tu parte.»

«¡Por supuesto! ¡Trabajaré duro!»

Supongo que mi familia ha vuelto a crecer. 

Dos hijas y dos aprendices. Esto se había convertido en un verdadero taller de brujas.

Tendré también que desarrollar mis habilidades farmacéuticas como una bruja o sino terminaré avergonzándome a mí misma. 

«Hmm, eso suena bastante divertido.» Beelzebub estaba mostrando un intenso interés.

«Umm, un eminente demonio como tú no querría nunca vivir en esta atiborrada y pequeña casucha, ¿verdad…?»

Si Beelzebub comenzaba a vivir aquí, los vecinos probablemente se asustarían de nosotras y todo se volvería incómodo.

«Tengo una casa propia y no tengo intenciones de mudarme. Sin embargo, vendré de visita. También quiero comprar Nutri-Alcohol. Si visito a esta elfa, Halkara, estoy segura de que será capaz de proveérmelo.»

Cierto. El comprar del fabricante era la forma más segura de hacerlo.

«Además, Bruja de las Tierras Altas Azusa, todavía tenemos un asunto pendiente. La próxima vez, pelearemos sin esa barrera.»

«¿Huh…? ¿Vas a pelear conmigo?»

«Tranquilízate, no deseo pelear hasta la muerte. Cuando una vive por tanto tiempo, el aburrimiento es inevitable. Ayúdame a matar el tiempo, si cualquier otra cosa digna de mención sucede por aquí, llámame.»

«¿Llamarte? ¿Cómo podría contactar a las tierras demoniacas?»

«Hay un hechizo que es perfecto para las invocaciones. Si no lo conoces, te lo enseñaré más tarde. Efectivamente, sería conveniente que lo tuvieras…»

¿Cuán a menudo tenía pensado venir de visita?

 Esta era la clase de situación donde si no la llamaba en mucho tiempo, se enojaría y llegaría por su cuenta, ¿verdad?

«Bueno en fin, ahora todas sabemos que fue un malentendido y eso es bueno. ¿Te gustaría quedarte y comer con nosotras?»

«Hmm, sí. Creo que lo haré. ¿Por qué no sacamos la mesa para afuera y comemos ahí? Es una oportunidad esplendida y se sentiría más como una posada en las montañas y sería bastante emocionante.»

«Eso suena como trabajo, pero no es una mala idea. Hagámoslo.» Y así terminamos teniendo un elegante desayuno al aire libre.

Nunca había conocido a un demonio antes, así que le hice varias preguntas sobre la sociedad de los demonios.

Pregunta 1: ¿Qué tal es la sociedad demonio en este punto del tiempo?

 «La misma dinastía ha gobernado durante los últimos siglos. No ha existido ningún verdadero intento de invadir las tierras humanas, así que nos estamos llevando bien pacíficamente. Está gobernada por el Rey y nosotros los demonios de alto rango.»

 …Significa que es un país perfectamente normal.

 Pregunta 2: ¿Qué es lo que haces, Beelzebub?

«Como una noble, tengo varias mansiones y dentro de la dinastía, promuevo la expansión de la tierra de cultivo como la ministra de agricultura.»

 Así que aparentemente ella es realmente importante.

Pregunta 3: ¿Estás casada?

«N-No hagas preguntas tan peculiares. Esa es una actividad para las razas que envejecen rápidamente. ¿E-Es un problema para ti que sea una doncella inocente…?»

 Así que a pesar de su forma de hablar, ¿ella es una doncella?

 Pregunta 4: ¿Qué es lo que haces en tu vida como una mosca?

 «No te confundas conmigo: Solo debido a que puedo transformarme en una mosca, eso no significa que prefiera comer suciedad. ¡Si pusieras una cosa así en mi comida, lo consideraría un insulto hacia un ministro demonio y lo declararía un incidente internacional! Si bien es cierto que la fruta es buena cuando está a punto de comenzar a pudrirse, enfatizo en el a punto ¡No después!»

 Será mejor tener cuidado con esta, me aseguraré de tratarla como si fuera una humana común.

 Pensé que probablemente debería contactar a Laika y decirle que ya no había necesidad alguna de mantener un perfil bajo, pero ella había regresado en su forma dragón mientras estábamos comiendo.

«Regresé sola en silencio, para ver como las cosas iban, pero parece que el asunto se ha resuelto.»

«Efectivamente. Siéntete libre de traer de regreso a las chicas. A decir verdad, hará las cosas bastante agitadas ¿pero podría pedirte que lo hagas hoy?»

Esta era una rara oportunidad y quería presentarle al resto de mi familia a la Señor de las Moscas.

Beelzebub y mis hijas congeniaron maravillosamente, jugaron a la casita y—Por supuesto que no hicieron eso. Lo que en verdad hicieron fue hacerle un montón de preguntas sobre historia demoniaca.

«Y así, ese noble linaje cayó. ¿Pero por qué están tan interesadas en la historia?»

«Debido a que no hay muchos libros sobre demonios.»

«¡A mi hermana, Shalsha, le gusta estudiar historia! ¡A mí me gustan más las matemáticas!»




«Ah, ya veo. En ese caso, Falfa, te traeré un libro sobre diferenciales e integrales la próxima vez.»

Realmente no lo entendí, pero parecía que estaban teniendo una conversación intelectual.

Esa noche, mientras Beelzebub se estaba yendo, ella dijo: «Me gustaría adoptar a una de tus hijas. ¿Estaría bien eso contigo?»

«Me siento honrada, pero no.»

Y así el asunto de Beelzebub se arregló sin problemas.

5 3 votos
Calificación de este Capítulo
Mantente Enterado
Notificarme
guest
0 Comentarios
Respuestas en el Interior del Texto
Ver todos los comentarios