Osananajimi ga Zettai ni Makenai Love Comedy (NL)

Volumen 1

Capítulo 4: La Venganza De Nuestro Primer Amor Se Completa

Parte 3

 

 

Podrán ser palabras individuales—pero dentro de cada capa acumulaban una enorme cantidad de duro trabajo, mezclado con el aroma del sudor de años de formación y determinación.

―Fui a la misma escuela que tú, Suu-chan, porque quería que me elogies. Pero—‖ No tenía recuerdos de tal incidente. Pero Shirokusa probablemente sí.




Kuroha y yo riendo mientras volvíamos a casa de la escuela. Shirokusa presente esperando a que la note—sólo para que yo pase de largo.

Sí, tal escena probablemente había ocurrido.

―—No estuve feliz en absoluto.‖

En mi increíble culpa, inconscientemente agaché la cabeza.

―Perdón… por no haberlo notado…‖




―…No, está bien.‖




Secándose las mejillas manchadas con lágrimas, Shirokusa sonrió un poco.

―Era imposible que pudiera evitarse. Tú renunciando a tu carrera como actor, no darte cuenta de quién era yo—ahora sé que nada de eso podría haberse evitado, Suu-chan. No me arrepentería de hacer algo mientras haya hecho mi mejor esfuerzo, incluso si fallara por tener mala suerte. Estaba enfada con Dios por ser tan indifernete, pero lo he perdonado. Porque nuestra promesa… tú la recordaste.‖




La sonrisa de Shirokusa tenía un poco más de timidez que la de Shirou. Me resultó—extraordinariamente adorable y hermosa.

Latido, latido, palpitaba mi corazón conforme se intensificaba. Mi corazón, que se había rendido una vez y fue consumido por las brasas de la venganza, ahora había sido avivado por un tipo distinto de fuego.

El corazón no era algo que podía controlarse si la mente lo deseaba. Ya que en primer lugar el corazón nunca operaba con la razón.

―Entonces, Suu-chan. ¿Está bien si sigo llamándote ‗Suu-chan‘ de ahora en adelante?‖

―¿Heh?‖

―He estado llamándote ‗Maru-kun‘ ya que no parecías recordarme, Suu-chan, pero creo que para mí siempre serás ‗Suu-chan‘.‖

―Oh, ooh, por supuesto.‖

Honestamente era muy vergonzoso ser llamado de manera tan informal por una belleza fría como Shirokusa era considerada a veces.

―Pero en cuanto a mí, me gustaría que dejes de llamarme Shirou. Ahora que sabes que soy una chica.‖

―Por supuesto. ¿Cómo debería llamarte entonces?‖

―—Shiro.‖

La respuesta de Shirokusa fue inmediata.

―Me resulta un fastidio escucharte llamar a Shida-san ‗Kuro‘ desde hace mucho tiempo.‖

―¿Eh?‖

Sentía que acababa de escuchar algo increíblemente aterrador…

―Si ella es ‗Kuro‘, debería estar bien que me llames ‗Shiro‘. Al menos eso es lo que pensaba, tal vez por eso es que quiero que me llames ‗Shiro‘.‖

―Oh, ooh… ¡de acuerdo! ¡De ahora en adelante te llamaré ‗Shiro‘!‖

―Sí, por favor hazlo, Suu-chan.‖ Wow, es tan linda.

Pero al mismo tiempo sentía que acababa de ver un lado suyo aterrador. Más importante, si llamaba ‗Shiro‘ a la Shirokusa que todos temían… ¿qué será de mí entonces?

―Pero sabes, Kachi…‖

―Shiro.‖

El nombre que usé sin pensarlo recibió un regaño inmediato.

Pero no era aterrador en absoluto. De hecho era adorable. Shirokusa infló sus mejillas, mostrando su insatisfacción notablemente.

Siempre se había mostrado a sí misma como una belleza fría, ¿entonces qué provocaba esa diferencia aquí?

¿No podría ser que Shirokusa en realidad era increíblemente afectuosa con las personas que ella consideraba cercanas?

—Pensé que debía eliminar mis defectos para que no me acosen.

   Ooh, ahora entendía. La falta de coraje de Shirokusa la convertía en objeto del abuso. Por esa razón, para ocultar sus defectos, se había fortalecido a sí misma durante mucho tiempo. Para evitar mostrar debilidad su expresión nunca cambiaba, y proyectaba un aura digna y segura de sí misma.

Con el fin de lidiar con la molesta estudiante que le había pedido sus apuntes, por ejemplo, Shirokusa había tomado acciones que uno podría considerar como excesivas. Fueron un acto de feroz resistencia por parte de alguien que en el pasado había experimentado abuso y que dejó de asistir a la escuela, y como resultado ya no quería perder. Sabiendo ahora que Shirou y Shirokusa eran la misma persona, lo anterior era fácil de aceptar.

―Perdón, debería haber dicho ‗Shiro‘.‖

―Sí, eso está bien. Así es como quiero que me llames.‖

Shirokusa estaba cerca. Sentía que nos habíamos vuelto  más cercanos, no física sino emocionalmente.

Shirokusa había ocultado el hecho de que era Shirou durante mucho tiempo. Ya que el secreto había salido a la luz, tal vez ahora podía ser honesta conmigo. Sin embargo—

―¿Por qué?‖

―¿Hm?‖

Shirokusa inclinó la cabeza a un costado.

―Bueno, has sabido sobre mí todo este tiempo sin revelarte, ¿cierto, Shiro? ¿Entonces por qué ahora? Quiero decir, estoy feliz por supuesto, pero no entiendo por qué elegiste este momento en particular para hacerlo.‖




―…Sí, supongo que puedo imaginar que no verías las cosas a mi manera, Suu-chan.‖

Shirokusa hizo un movimiento como para doblar sus brazos, pero quedó rígida antes de dejar caer sus manos a los costados. Parece que con el fin de hacer cross-dressing como varón, se había visto obligada a vendar apretadamente su pecho.

Shirokusa originalmente estaba bien dotada. Su anorak ocultaba el abultamiento, pero comprimirlo hasta ese extremo debe haber sido un gran desafío. A pesar de su esfuerzo, mirando con atención pude discernir un bulto, y sabía que allí se encontraba algo terriblemente erótico.

Las mejillas de Shirokusa se tiñeron de escarlata y me dio la espalda.

―Si debo ser honesta… estaba bastante enfadada.‖

―¿Quieres decir porque no noté que eras Shirou, Shiro?‖

―Sí.‖

―Bueno, era de esperarse supongo…‖

Shirokusa siguió hablando con su rostro oculto y su espalda hacia mí.

―Verás, no había escuchado sobre tu madre en aquel entonces. ¡¿Por qué no podías ver quién era?! ¡Idiota! ¡¿Acaso quieres que te meta agujas debajo de las uñas…?! Esas eran algunas de las cosas que pensaba.‖

―Okey, espera un minuto. Esa última parte es demasiado aterradora.‖

¡Ese era un método de tortura genuino, ¿cierto?! ¡Esa que apareció por un instante era la Shirokusa que odiaba a los chicos!

―Pero entonces leíste mi novela, me hiciste muy feliz cuando le dedicaste tan gran elogio, y luego también hubo ocasiones en que me enfadaba y sentía que eras un perdedor por no venir a hablarme en clase, haciéndome pensar regularmente que debería eliminarte…‖

―¡Voy a deprimirme si me llamas perdedor tan casualmente, ¿sabes?! ¡Y en serio, por favor no me mates!‖

―…Pero no pude contenerme luego de oír que ibas a actuar otra vez en el festival cultural de este año. Estaba tan emocionada que terminé de escribir el argumento ese mismo día.‖

Shirokusa echó un vistazo por un momento para ver cómo estaba reaccionando yo, para luego oscultar su rostro otra vez tan pronto como su mirada se cruzó con la mía.

Con los restos de Shirou impuestos sobre ella, Shirokusa de repente lucía como un perro. Como Shirou ella se parecía a un cachorrito abandonado, pero con el paso del tiempo tal vez se había mezclado un poco de su lado como lobo, dotándola de un aura orgullosa. Proyectaba la imagen de un perro orgulloso que no se encariñaba con nadie más que su dueño.

Tan leal como era, ¿estuvo lo suficientemente emocionada como para terminar de escribir el argumento en un solo día simplemente después de escuchar que yo iba a actuar? Era como si estuviera moviendo la cola enérgicamente de lado a lado de un modo increíblemente adorable.

―Fue más tarde cuando me enteré de por qué dejaste de ser actor, ¿no? Hice algo de reflexión después de eso. Me había equivocado al asumir que eras una persona fría, Suu- chan. Me di cuenta de que todo había sido inevitable, y que cuando se diera la oportunidad pensé que debía contarte todo.‖




―Entonces eso fue… hoy, ¿huh?‖

―Sí. Pensé que no te convencería a menos que me mostrara haciendo cross-dressing como Shirou… pero más importante, hoy me dijeron que por fin habías vuelto a la vida, Suu- chan.‖

La ansiedad me invadió. Sentí el brillo y la presión del escenario hasta las puntas de mis dedos, y todo mi cuerpo se estremeció.




―¿Cuánto planeas apegarte a la trama que escribí? Creo que lo único que dijiste es que ibas a usarlo como referencia.‖

―Eso es… un secreto.‖

Shirokusa giró. Luego mirándome directamente, respondió.

―Entonces déjame preguntarte una sola cosa. ¿Por quién—estás haciendo esto?‖

Shirokusa me imploró con sus ojos. No podía discernir qué significado cargaban, sólo que estaban observándome de manera importante.

―Estás saliendo con Abe-senpai, ¿cierto?‖

“¿Y?”

 Shirokusa frunció el ceño, expresando su enfado.

―¿Qué pasa si así fuera?‖

―—Sólo espera con ansias a lo que vendrá.‖

Ante mi innegabe sonrisa Shirokusa pareció responder con moderado asombro.

―Es tu argumento combinado con mi actuación. Voy a provocar tanto caos como pueda.‖

Tan pronto como dije eso fue que Shirokusa alzó la vista al techo, quizás con exasperación, susurrando ―Hace mucho tiempo que quería oír esas palabras,‖ conforme sonreía.

***

 

 

Shirokusa estaba en el tercer grupo a cargo del Café Japonés, por lo que hasta entonces tenía que cambiarse a su uniforme escolar.

Luego de que le dijo a Sueharu eso, él respondió “Hay algunas cosas que quiero pensar, así que me quedaré aquí por ahora.”

 Por consiguiente, Shirokusa se puso la capucha sobre la cabeza otra vez, y se dispuso a bajar las escaleras sola.

Y al hacerlo—en el tercer piso encontró a Shida Kuroha esperando con su espalda apoyada contra la pared.

―…Como sospechaba, tú eras la personas a quien Haru llamó ‗Shirou‘, Kachi-san.‖

―Así que lo notaste.‖

―Bueno, voy mucho a la casa de Haru. Lo descubrí por casualidad hace poco luego de que Haru me mostrara un álbum de fotografías.‖

―¿…Qué intentas hacer, presumir?‖

―Ooh, Kachi-san, entonces entiendes que estoy alardeando.  No esperaba menos de una novelista.‖

Las venas en la sien de Shirokusa se abultaron mientras Kuroha entrecerraba los párpados.

―Cierto, yo también tengo algo que decirte. Él va a llamarme ‗Shiro‘ de ahora en más.‖

―…Ya veo.‖

Su voz parecía reverberar desde las profundidades de la tierra.

―Ahora que lo pienso, ¿no te llama ‗Kuro‘ o algo así? Lo siento si eso te hacía sentir especial. Oh, por cierto, yo voy a llamarlo ‗Suu-chan‘. ¿Celos?‖

―No es como si esto fuera a determinar quién gana o pierde, ¿no tienes una mente un poco cerrada por pensar que has ganado por algo así?‖

―…Hmmm. ¿Sabías que en las historias en general ser amiga de la infancia es una ‗bandera‘ de derrota?‖

―¿Así que mezclas la ficción con la realidad, Kachi-san? ¿Estás bien de la cabeza?‖

―Jeje, jejeje.‖

―Jaja, jajaja.‖

Sus auras hacían que el aire alrededor tiemble, suficiente para palidecer rostros.

―¡¡Hmph!!‖

Se dieron la espalda casi simultáneamente, y se alejaron en dirección opuestas sin mirar atrás.

***

 

 

Me senté en las escaleras un rato para recuperar el aliento después de separarme de Shirokusa, mientras empezaba a asimilar el impacto de descubrir que ella era Shirou.

Su confesión había explicado un montón de cosas que habían permanecido como un misterio hasta ahora.

Como por qué había sido tan reacia con sus alrededores, o por qué sólo me había tratado relativamente bien a mí, o por qué había venido después de terminar el argumento tan rápido… entre otras cosas.

Si sólo—quizás. Si quizás me hubiera dado cuenta que Shirokusa era Shirou antes de las vacaciones de verano, ¿cómo habría resultado nuestra relación? A diferencia de ahora… podríamos estar recorriendo el festival cultural como amantes—¿aunque no sería eso también posible en el futuro?

“…Qué estúpida fantasía.” 

Sacudí mi cabeza y desterré esos pensamientos. Aun así, ¿qué quiso decir cuando dijo eso? “Estás saliendo con Abe-senpai, ¿cierto?”

“¿Y?” 

Shirokusa obviamente había estado enojada. ¿Pero cómo debería haber interpretado su ira?

—No preguntes si ya conoces la respuesta. No tiene sentido que te confieses a mí ahora.

 ¿Sería correcto que vea ese significado en su enojo?

—Nuestra conversación estaba marchando bien, ¿por qué tuviste que decir algo para arruinar el ambiente?




 Tal vez eso era más similar a cómo se sentía.

¿—Entonces no te vas a confesar a mí en el “Festival de la Confesión”? 

Eso también era posible.

No sabía qué pensar, pero lo que era seguro era que Shirokusa tenía sentimientos fuertes por mí. Nuestras diferencias habían sido dejadas de lado, y en el presente no sentía hostilidad de su parte. Era confuso si lo anterior podía considerarse como amor, sin embargo.

“Si me confesara ahora funcionaría, ¿cierto?”

4.5 2 votos
Calificación de este Capítulo
Mantente Enterado
Notificarme
guest
0 Comentarios
Respuestas en el Interior del Texto
Ver todos los comentarios