Kumo Desu Ga Nani Ka?

Volumen 10

Capítulo 1: Fijémonos un Objetivo

Parte 1

 

 

El dulce aroma del té y las infusiones se mezcla con el aroma de las flores que decoran mi habitación.

Los olores son tremendamente diferentes, pero de algún modo, harmonizan a la perfección.




Incluso apuesto a que eso fue intencionado.

Las personas que se encargan de la mansión del duque son increíbles.

En este momento, estamos teniendo nuestra habitual fiesta del té.

Los asistentes son Vampy; tres de las hermanas arañas marioneta: Sael, Riel y Fiel; y yo.

También, el Sr. Oni, a quien no se le ve muy cómodo.




Solo nosotros seis.

Los sirvientes de la mansión se dispersaron tan pronto como terminaron de prepararlo todo, como de costumbre.

Bueno, supongo que no puedo culparles, ya que generalmente emitimos un aura de No te metas con nosotros al personal.

Incluso si ese no fuera el caso, probablemente no podrían soportar la incómoda atmósfera de aquí.

Sí. Podrías cortar la tensión con un cuchillo, sobre todo gracias a Vampy, qué está matando con la mirada al Sr. Oni.

Mientras continúa mirándolo en silencio, el Sr. Oni parece cada vez más desconcertado sobre lo que debería hacer.

Kumo Desu ga Nani ka Volumen 10 Capítulo 1 Parte 1 Novela Ligera

 

Supongo que estos dos nunca se van a llevar bien.

Quiero decir, ya se han intentado matar el uno al otro en dos ocasiones.

El Sr. Oni estaba en un estado de locura gracias a su habilidad ultra poderosa Ira, y sus terribles efectos secundarios.

Mientras él estaba arrasando, Vampy y yo luchamos contra él dos veces, y casi perdemos nuestras vidas en ambas ocasiones.

¿Eh? ¿Estás diciendo que en la segunda pelea, lo dominé totalmente con una estrategia súper sucia?

No me suena.

De todas formas, el Sr. Oni y Vampy tienen una historia bastante desagradable.

Además de eso, Vampy fue hecha papilla y casi murió la primera vez, y yo interferí la segunda, así que no ha habido un claro ganador.

Aunque estoy bastante segura de que nuestra pequeña chupasangre habría perdido si yo no hubiera intervenido.

Pero esa realidad probablemente le hace odiar aún más al Sr. Oni, ya que es una muy mala perdedora.

Lo que nos lleva a la presente confrontación.

Surrealista.

Si vais a pelear, hacedlo de una vez.

¡No arruinéis mis ratos de descanso y relajación!

¿Por qué tengo que aguantar un ambiente tan deprimente con el que apenas puedo saborear mi té y mis pastitas?

¡Ahora que la capacidad de mi estómago se ha reducido drásticamente, no tengo tantas oportunidades para disfrutar de una comida sabrosa!

Ufff, nai waaaaaaaa.

El Sr. Oni parece estar rogándome ayuda con todas las miradas de desesperación que me está dando, pero las ignoro.

Nuestras fiestas del té suelen celebrarse en silencio.

Y gracias a las despiadadas enseñanzas de mi instructor espartano de la mansión, ahora tenemos impecables modales, lo que significa que al comer y beber también estamos en completo silencio.

Ni una palabra y ni un sonido. Eso parecería raro a cualquiera menos a nosotros.

Pero las arañas marioneta y yo nunca hablamos en realidad, así que, naturalmente, Vampy tampoco tiene nada que decir.

El Sr. Oni parece haber captado esto, así que tampoco intenta entablar conversación.

¿Será sólo presión de grupo?

Seguimos bebiendo té y comiendo pastelitos en un silencio tenso.

¿No se supone que las fiestas de té son un poco más alegres?




Oh, pero claro, aparentemente las fiestas de té de los nobles suelen incluir a gente intrigante, amenazas poco disimuladas, intercambios de información, etc. Solo pensar en ello hace que me duela la tripa.

¡Así que supongo que esta atmósfera igualmente inductora a un dolor de tripa debería ser perfecta para una fiesta del té!

Por cierto, esa conclusión se basa en mi punto de vista y suposiciones personales, ¡así que no os toméis mis palabras al pie de la letra, amigos!

Ahh, así se habla. En momentos como este, simplemente tienes que evitar la realidad perdiéndote en tus pensamientos.

Hasta que me aclare, el Sr. Oni tendrá que sufrir un poquito más.

Dicho esto, no es que esté luchando contra el significado de la vida ni nada de eso.

Simplemente estoy decidiendo qué hacer a continuación.

Aunque, podría ser un gran problema si se me ocurriera una locura de plan, pero no es nada tan profundo.

¿Sabes que en Japón, los estudiantes de segundo año de secundaria obtienen ese formulario para completar sus perspectivas profesionales y comenzar a preocuparse por su futuro? Pues algo así.

Una vez se convierten en estudiantes de tercer año, hay exámenes de acceso a la universidad o búsqueda de empleo o lo que sea que les espere, les guste o no.

Así que cuando los de segundo año empiezan a pensar en el futuro, todavía tienen algo de tiempo para aclarar las cosas.

Esto es básicamente la misma idea. No necesito apresurarme a tomar una decisión, pero tarde o temprano tendré que afrontarlo.

Tal vez sea prejuiciosa, pero dudo que haya muchos chicos de segundo año que tengan una visión clara de su futuro.

La mayoría de ellos probablemente solo piense, supongo que iré a la universidad y o lo que sea y luego conseguiré un trabajo y todo eso, ¿verdad?

Y la mayoría de las veces, eso es exactamente lo que pasa.

Es justo como mi situación actual.

Si las cosas siguen de la forma en que están ahora, mi futuro probablemente consista en ser secuestrada por D y acabar convirtiéndome en una especie de subordinada.

¡Ser contratada recién salida de la escuela secundaria! ¡Así se hace, yo!

Sí. Parece que realmente le gusto a D, por lo que si no hago algo pronto, es muy probable que ella me vaya convirtiendo en su mascota poco a poco.

No es como si D hubiera dicho eso explícitamente, pero hasta donde yo sé, esa es exactamente el tipo de cosa que haría.

Es como cuando consigues un trabajo gracias a los contactos de tus padres.

Si sigo por este camino, seguiré vagando sin rumbo fijo por la vida, seré reclutada por D y terminaré en su nómina.

¿Es eso algo malo? No, realmente no.

D es un dios que manipula el increíblemente complicado conjuro mágico conocido como el “sistema” sin pestañear, y ahora que la he conocido en persona, sé con certeza lo insondable que es.

Tal y como estoy ahora—no, no importa lo fuerte que me pueda hacer de aquí en adelante—no puedo ni imaginar un futuro en el cual tuviera la posibilidad de vencerla.

No sé nada sobre el mundo de los dioses, así que estar bajo el ala de una debería ser en realidad una situación bastante agradable para mí, ¿no es así?

¡Técnicamente soy un dios, al fin y al cabo (LOL)!

Un dios reciente—recién deificado y todavía en pañales, se podría decir.

Y entre el sistema y yo tragándome esa bomba destructora de continentes o lo que fuera, tomé una ruta muy irregular hacia la divinidad, por lo que mis capacidades de combate son ahora mismo más débiles que antes de convertirme en dios.

No es que sepa cual es la ruta normal para convertirse en dios de todas formas.

Pero al menos, no imagino que sea subir de nivel un montón gracias a este sistema parecido a un juego, y luego tragarte una bomba destructora de continentes.

Da igual.

Técnicamente ahora soy un dios, pero no me siento como uno en lo más mínimo.

Sin embargo, la gran cantidad de energía que se arremolina en mi interior es definitivamente divina.

Como habrás podido deducir, la energía que absorbí de aquella bomba destructora de continentes es… bueno, suficiente como para destruir un continente, obvio.

Entonces, para las personas que lo saben, o al menos las deidades que lo saben, es fácil decir que soy un dios.

Entonces, ¿qué pasaría si me fuera a otro planeta?

Bueno, los dioses de ese planeta me encontrarían.

¿Parece inevitable?

Pero desde su perspectiva, soy básicamente una intrusa, por lo que no me sorprendería que me atacaran sin ni siquiera un saludo.

Quiero decir, incluso cuando dejé el Gran Laberinto de Elroe, el Señor Demonio me atacó de inmediato.

Ahí fue cuando aprendí lo peligroso que es salir de tu territorio.

Por otra parte, el Señor Demonio ya me tenía como objetivo, así que no es que fuera porque salí del laberinto, no exactamente.

Pero aun así, mientras me quede en este planeta, ningún dios cualquiera desconocido bajara de los cielos a atacarme sin ninguna razón.




Este lugar está bajo la jurisdicción de D.

La poderosa magia del sistema cubre la superficie de todo este planeta, y como sabes la responsable, no es otra que D.

Eso significa que D literalmente gobierna el mundo.

Incluso cuando ella en realidad no está aquí, tratar de meterse con ente planeta sería lo mismo que intentar buscar pelea con ella.

Así que mientras esté en este planeta, tomaré prestado automáticamente el poder de D.

Podrías incluso decir que estoy bajo su protección.

Por lo que dar un paso fuera de esta zona de seguridad requiere mucho coraje para un dios novato como yo.

No tengo ni idea sobre la divinidad, por lo que si abandonara la esfera de influencia de D, sería como un acróbata haciendo una locura de truco de trapecista sin red de seguridad durante su primer día de trabajo.

Podría morir. Fácilmente.

Por lo que ahora, no tengo planeado dejar este planeta, también conocido como zona de autoridad de D.

Honestamente, hace que convertirme en ama de casa hogareña de D o lo que sea de lo más tentador, en términos de mi seguridad personal, claro.

De hecho, no creo que tenga más opciones por el momento-

Especialmente teniendo en cuenta lo malo que sería si yo hiciera algo para ponerla de mal humor.

Considerando todo lo que ha pasado hasta ahora, no tengo ni idea de lo que D podría hacerme si le fastidio.

Tego miedo de que sea peor que cualquier cosa que pueda imaginar.

Es solo, no sé…

Ese también es el mayor problema con la idea de trabajar para D.

En plan, ella realmente tiene un lado mezquino.

Tomemos, por ejemplo, la forma en que juega con el corazón de cierta persona usando el sistema o todas las veces que se entrometió maliciosamente conmigo.

Ella no se hace llamar dios malvado por nada.

Y cuando realmente vi a D con mis propios ojos, era incluso más terrorífica que en mis peores pesadillas.

¿Realmente estaría bien viviendo y trabajando para alguien imposible de entender?

… No puedo decir que sí.

¿Eh?

Espera, ¿estoy jodida sin importar lo que haga?

… No, por supuesto que no. Que no, ¿vale?

Sigamos. Sí.

De cualquier manera, eso no cambia el hecho de que no hay nada que pueda hacer ahora mismo.

Solo tengo que seguir haciendo todo lo que pueda, aquí en este planeta donde puedo actuar libremente.

Ya sea que finalmente permita que D me reclute en el futuro, o que elija rechazarla, no estoy en posición de hacer ninguna decisión en este momento.

No tengo suficiente conocimiento ni poder como para hacerlo.

Lo que significa que mi primer curso de acción es adquirir más de ambos.

Así que básicamente, lo mismo que he estado haciendo hasta ahora.

Necesito recuperar la fuerza de la que disfrutaba cuando todavía tenía el soporte del sistema, o preferiblemente, mejorar aún más.




Sobre el papel, mis atributos son realmente altos ahora, por lo que debería ser capaz de hacer todo lo que hacía con el sistema y más.

Sinceramente, no estoy muy preocupada por esto.

Puedo asegurar que estoy progresado cada día, incluso aunque esté sucediendo de manera súper gradual.

Comparado a la abrumadora ansiedad que sentí cuando ni siquiera podía crear hilo, sin tener ni idea si en algún momento recuperaría mis poderes, cualquier progreso es mejor que ninguno en absoluto.

Cuanto más pasa el tiempo, más fuerte me hago. Eso lo sé con certeza.

Pero eso no quiere decir que no tenga ninguna preocupación.

Mientras permanezca en este planeta, no debo temer que ningún dios desconocido me ataque, pero hay dioses que conozco que son un poco preocupantes y otros personajes sospechosos también.

El dios en cuestión es Güli-güli, y el personaje sospechoso es Potimas.

No importa lo que haga—o no haga—estos tipos probablemente sigan tomando acciones que afecten al curso del mundo entero.

Bueno. Incluso si sigo viviendo mi vida de forma normal, el mundo no parará de cambiar.




Incluso como dios (LOL), sigue habiendo formas en las que puedo ser asesinada, y no solo por otros dioses.

Ese idiota de Potimas lo sabe muy bien.

Su ejército de máquinas juega con sus propias reglas, fuera del sistema.

Ni siquiera yo que puedo usar el arte de la teletransportación rompe-reglas en mi haber puedo bajar la guardia.

Claro que puedo usar mi teletransporte para transportar enemigos a zonas peligrosas, ponerme a salvo o hacer todo tipo de otras cosas.

Es por eso por lo que estoy segura casi al 100 por cien que no perdería contra ningún enemigo que operara dentro del sistema en este momento.

Siempre y cuando el Señor Demonio no use su increíble velocidad para golpearme antes de que pueda reaccionar o algo así.

Pero la misteriosa barrera que usa Potimas podría incluso impedir que me teletransporte.

Y las únicas jugadas que realmente tengo ahora mismo son eso y mi hilo.

Sin el teletransporte, prácticamente no tendría forma de ganar.

Además, Potimas también es el enemigo jurado del Señor Demonio, y yo soy claramente parte de su facción ahora.

No es que le deba mi primogénito, pero el Señor Demonio ha hecho mucho por mí.

Ella me ha protegido y me ha apoyado mucho, incluso cuando perdí mis poderes.

Así que creo que debería trabajar para ella al menos hasta que pague esa deuda.

Lo que significa que básicamente es un hecho que tarde o temprano terminaré peleando contra Potimas, por lo que tengo que idear algún tipo de estrategia.

Hmm. O sea, supongo que es bastante simple.

Esa cosa se llama “barrera”, así que probablemente afecte a un espacio limitado, ¿no?

En teoría, todo lo que tengo que hacer es asegurarme de que estoy al otro lado de ese límite.

En otras palabras, solo tengo que evitar quedarme cerca de él.

Tengo que permanecer fuera del rango de la barrera, atacar a distancia y acabar con él.

Pan comido.

Y mientras ponga en prácticas mi increíbles habilidades de teletransportación, me puedo mover tanto como quiera.

¡El único problema es que ahora mismo no tengo ataques a larga distancia!

Pero tengo algunas ideas, así que todo o que tengo que hacer es seguir adelante con al menos una de ellas.

Entonces podría ser capaz de ocuparme de Potimas… hasta cierto punto. Espero.

Pero, es como que…

Derrotar a Potimas es el objetivo del Señor Demonio.

Quiero decir, estoy segura de que es uno de ellos, pero su verdadero objetivo es mucho más grande que eso.

Quiere hacer algo con este mundo que se tambalea al borde de la destrucción.

Básicamente, quiere salvarlo, supongo.

Pero eso será difícil, incluso para alguien como el Señor Demonio.
Por fuerte que sea, no es un Dios.

Güli-güli es un verdadero dios, e incluso él solo está quieto mirando, así que dudo que un -no-dios como el Señor Demonio pueda hacer mucho al respecto.

Y sí, supongo que me gustaría hacer algo al respecto por mi parte, si puedo.

Este lugar es mi zona segura actual, así que necesito que dure o no tendré adónde ir.

¿Qué, la Tierra?

O sea, sí, es una opción, pero también es donde está D.

D es el tipo de persona a la que solo quiero ver de vez en cuando. Una vez cada muuuuuuuuuuucho, muuuuuuuuuchísimo tiempo.

Si empezara a verla todo el rato, sería malo en más de un sentido.

Es como un agujero negro, en cierto modo.

Ya sabes, sería terrible que te absorbiera, pero no puedes evitar sentirte atraído hacia él de todas formas.

No, debo asegurarme de mantener cierta distancia entre nosotras.

Hmmm.

A este ritmo, el Señor Demonio podría trabajar hasta la muerte antes de que pudiera conseguir algo. Alguien tiene que ocuparse de ello.

Uf. Esto es duro.

Hay demasiado que hacer, ¡pero solo hay una yo!

Maldita sea. Si tan solo pudiera tener dos o tres cuerpos más.

… ¿Eh? Espera, puedo hacerlo, ¿no es así?

Si simplemente uso la idea básica de la habilidad de Desovar para hacer una especia de clon y luego usar el concepto de Mentes Paralelas para poner parte de mi mente ahí…

En todo caso, solo debo asegurarme de que puedo controlarla para no tener otro incidente de Mentes Paralelas rebeldes como anteriormente, ¿verdad?




… Valdría la pena probar.

Está bien.

Mi objetivo a corto plazo es descubrir cómo hacer clones.

Mi objetivo a medio plazo es ayudar al Señor Demonio.

Y mi objetivo a largo plazo es… conseguir hacerme lo suficientemente fuerte como para escapar de D.

Sí. Realmente debería alejarme de ella, creo.

Siempre he hecho todo lo posible por resistirme a cualquiera que tratara de explotarme, ya fuera Madre, o el Señor Demonio o cualquier otra persona.

El Señor Demonio y yo somos prácticamente aliadas en este punto, así que no es como si ella estuviera por encima de mí ni nada de eso.

Pero no será tan fácil con D.

Si voy donde está ella, lo más probable es que acabe sirviendo a sus órdenes.

¿Realmente está eso a la altura de los estándares en los que he estado viviendo todo este tiempo?

Mi problema es que cuanto más interactúo con D, más pienso que no sería tan malo.

Es por eso por lo que necesito poner algo de distancia entre D y yo, para poder pensar las cosas de manera racional.

Lo que realmente me asusta es que a este paso, podría simplemente aceptar mi destino por la sencilla razón de que sé que no puedo escapar.

Por lo que debo mantenerme lo suficientemente fuerte como para poder huir y resolver las cosas cuando llegue el momento.

¿De verdad huiré?

¡Uf, no, eso está mal!

Si soy así de cobarde ahora, entonces cuando llegue el momento, estaré totalmente en plan, Bueno, ahora PUEDO huir, pero supongo que en realidad no NECESITO hacerlo.

Tengo que ser firme en esto: VOY A huir.

No importa lo que pase.

Comprometeré todo lo que tengo, cuerpo y alma, para asegurarme de que escaparé cueste lo que cueste.

Vale. Solo tengo que seguir diciéndome que si fracaso, probablemente moriré.

4.9 28 votos
Calificación de este Capítulo
Mantente Enterado
Notificarme
guest
12 Comentarios
Mas Votados
Mas Recientes Mas Antiguos
Respuestas en el Interior del Texto
Ver todos los comentarios