Hataraku Maou-sama! (NL)

Volumen 5

Capítulo 2: El Rey Demonio, Habla De Su Relación Con Las Demás Personas

Parte 8

 

 

— Al principio, Olba arrastró a Chi-chan quien no sabía nada sin dudarlo, ¿sabías?¿No me digas que creías que el Ciriatto y esas personas que lo enviaron, no arrastrarían a los japoneses quienes no sabían nada de esto?

Maou habló con un tono fuerte pero con calma y confianza.




— Incluso después que Emi y yo viniésemos al centro de la sociedad humana en Japón, Tokio, los pensamientos sobre no querer arrastrar a los humanos de este mundo nunca funcionaron. Si algo sucede, ¿de que valdría ocultar nuestras identidades de las personas que nos rodean? O acaso desde tu punto de vista,¿nuestra relación con Suzuki Rika es simplemente el patrón, donde se producirá un punto débil una vez que nuestras identidades sean descubiertas?

— ¡Esa es una lógica confusa! ¡Las relaciones entre la gente no son tan simples!

— Lo que debería decirse es, aquí hay demonios y humanos. Aunque eso sería lógicamente problemático, ha hecho que nuestra relación con Chi-chan mejorara,¿cierto? Sin importar que, incluso si Emi no piensa mucho en hacer amistades, Suzuki

Rika ya cuenta como una persona involucrada, solo que hasta ahora no se ha encontrado con ningún peligro.

— ……….




— Aunque no se sabe si es bueno o malo, el expandir casualmente la relación con los humanos, no es para arrastras a las personas a nuestros asuntos, en mi caso, yo interactúo con muchas personas debido al trabajo y…

Maou lentamente se levantó, y comenzó a estirarse para relajar los músculos de su cintura.




— Aunque yo no debería estar diciendo esto, pero, ¿no es aburrido andar solo por la vida? Claro, un compañero sería bueno, ¿no?

Suzuno, perdiendo por completo sus palabras, bajó su cabeza, con sus manos en su regazo, sus hombros no dejaban de temblar.

Era obvio que aunque no podía refutar esa lógica, Suzuno se sentía frustrada porque no era capaz de aceptar tal nivel emocional.

Maou miró su estado con el rabillo de sus ojos y suspiró como si se estuviese relajando.

— Tu manera de pensar siempre ha sido demasiado anticuada. Sería bueno si ocasionalmente fueras como Emi y actuaras sin pensarlo.

— Viendo la horquilla de Suzuno sacudirse de odio, Maou le colocó la mano en la cabeza.

— ¡N-no me toques!

Los ojos de Suzuno se tornaron ligeramente rojos, y empujó la mano con algo de fuerza.

— ¡E-eso es porque tú y Emilia se relajan demasiado! ¡Incluso si soy la única persona que lo piensa seriamente, hay algo malo en todo eso!

— No tiene nada de malo. Sin embargo, si esos pensamientos se convierten en temas negativos o sin sentido, entonces sería lo mismo que renunciar a pensar. Desde que la forma de vida de relacionarse con las personas fue escogida, sin importar que tan desesperada sea la situación frente a nosotros, sería una vida muy alegre que vivir observando el lado bueno de las cosas. Especialmente desde que soy un Rey, en aras de mantener a mis seguidores por el camino correcto, he de llevar este estilo de vida.

—……REY….

— Suzuno repitió lo que Maou dijo:

— E-entonces…

— ¿Hm?

— Si la dirección que creemos correcta resulta no serlo cuando levantemos la mirada, ¿Qué deberíamos hacer?

— ¿No resulta obvio?

Aunque Suzuno le preguntó eso con una intención algo vil al tomar el uso de las palabras de Maou, éste respondió de una forma simple y brillante.

— Esta bien mientras le permita a la personas que confía en llevarlos a todos por un lugar mejor, el alejarme y mantenerse de pie frente a ellos una vez más.

— Oye, Ashiya-san.

— ¿Si?

— Maou-san y Suzuno, ¿Tienen una buena relación?

— ¿Eh?

Ashiya miró en dirección a la que Rika apuntaba, y descubrió que Maou y Suzuno estaban formando un alboroto junto a las escaleras. Aunque ellos no parecían estar jugando, tampoco daban la impresión de estar discutiendo sobre nimiedades.

— Originalmente, ellos deberían ser hostiles el uno con el otro.

— Y ser hostiles el uno con el otro… ¿dices?

— Sin embargo…

Ashiya, con una mirada de asombro en su rostro, dijo algo opuesto a la expresión que tenía.

— Recientemente, sorprendentemente no es asi.

— ¿…..se siente, como si fuese un poco complicado?

— Es cierto, es algo complicado.

Luego de suavizar su expresión problemática, Ashiya miró directamente a los ojos de Rika.

Solo eso fue suficiente para que los latidos de Rika se aceleraran por un momento.

— Quizá un día, exista la necesidad de explicarte todo también, Suzuki-san. Bajo la mirada que solo podría ser descrita como sincera…

—…….Si.

Rika solo pudo asentir en respuesta.

Ashiya tenía un lado el cual Rika mirar. Desde la primera vez que se conocieron, Rika ya lo sentía.

Además, la relación entre Maou y él tenía una atmosfera que era como si simplemente no se pudiese entender como Supervisor y Subordinado, y aunque Emi parecía verlos con una hostilidad más de lo necesaria, Rika en ocasiones sabía que a Emi en realidad no les disgustaba tanto.

Básicamente, la falta de conocimiento social en tal cosa a pesar de tener experiencia en las operaciones de una compañía después de todo era muy extraña.
Si bien ella había aceptado la explicación de Ashiya cuando se conocieron la primera vez, era probable que el ‘Grupo de Maou’ del cual hablaba, era una mentira para cubrir un enorme pasado.

Ella solo se había encontrado con Ashiya tres veces, y era solo un patrón donde se conocieron el uno al otro. Si a ella le preguntaban si podría contarlos como amigos, no podría incluirlos allí, por lo que era incapaz de obtener información sobre su pasado.

Además, desde el principio hasta el final, Ashiya había seguido usando los honoríficos con ella como si ella fuese una extraña.

Hasta ahora, con los chico de la misma generación que Rika conocía, ella solo necesitaría un día para recortar la distancia entre ellos y familiarizarse, pero el muro entre ella y Ashiya, estaba lejos de ser roto, ni siquiera una grieta existía en él.

Quiero intentar destruir ese muro.

Quiero entender al Ashiya que está al otro lado del mundo.

Esos deseos naturalmente crecían en el corazón de Rika.

Aunque Maou y Suzuno parecían disgustarse el uno al otro, ante los ojos de un espectador, la interacción entre ellos era correcta y honesta.

A pesar que es un poco extraño llamar ideal a ese tipo de relaciones, ella quería conocer lo que Ashiya pensaba y que tipo de vida llevaba.

De repente Rika comprendió algo.

La mano en la que llevaba la bolsa de Sanma, Saba e Iwashi guisado, fue apretada con naturalidad.

— Ashiya-san…

Me…

— ¿Solo quieres obtener la información primero? Al principio, no es una obligación decidir que teléfono quieres comprar, ¿cierto?

— Si, eso es cierto…

Gusta…

— No hay necesidad de elegir un Docodemo por mi culpa, y además el presupuesto también es un problema, es mejor pensar todo cuidadosamente después de discutirlo con Maou-san. Luego de eso, si no tienes ninguna idea…

Este chico extraño.

— Mientras me lo hagas saber, puedo venir a comprar cosas contigo.




Rika propuso eso con un 90% de sinceridad y 10% de cálculo.

Como Ashiya estaba angustiado por comprar un televisor más barato de lo que había imaginado, el perdió su juicio sereno.

Como según Ashiya, él no había comprobado el plan que el móvil de Maou usaba, Rika sinceramente pensaba que mientras ella coincidiese con el contrato de Maou, e hiciera que esos dos usaran otro plan de pago entre los dos, siendo así, capaces de obtener las funciones que deseen por un precio más barato. Y era cierto que no tenían ninguna información al respecto.

Con respecto al 10% de cálculo restante, es que mientras ella propusiese esto, quizá ella pudiese crear otra oportunidad de verse con Ashiya, ese tipo de acción era intencionalmente pura.

Era lo mismo cuando llamó a Emi el día anterior, por razones desconocidas, ella se puso muy nerviosa cuando Ashiya fue mencionado, y nunca se esperó que hablarle a otra persona sobre eso sería una cosa difícil de hacer, en ese momento, aunque Rika era incapaz de entender sus propios sentimientos, una vez que comenzó a ser consciente de ello, la respuesta a su pregunta fue fácil de ver.

—…… ¿La próxima vez puedo molestarte de nuevo?

Una vez confirmado que habría una ‘próxima vez’, ella se sintió muy feliz.

— ¡Déjamelo a mí! ¡Con mi auto-proclamado título como la carta del triunfo del centro de atención al cliente de la línea, en aras de ayudar al cliente a elegir el teléfono móvil que mejor le parezca, permíteme sinceramente asesorarte al respecto!

— ¡Estaré esperando por ello!

Aunque ella no conocía a la otra persona muy bien, ella se sentía feliz por la sonrisa que esa persona tenía.

Ah, seriamente, esto no va acorde a mi estilo en lo absoluto.

— Bueno, tomaré esta información por el día de hoy. Luego de eso, dependiendo de la situación laboral de Maou, te contactaré nuevamente en un futuro cercano.

— Si, yo también tengo un trabajo después de todo, hablaremos de ello y decidiremos la fecha. Ahora bien, vamos a dividir a esas personas que están haciendo alboroto y no piensan tranquilizar…

Pero antes que Rika pudiese terminar su frase…

— ¡Kyaaaaaaaaaaaaaaaa!

Un gritó se oyó de repente desde las escaleras, provocando que Ashiya, Rika, Maou y Suzuno se congelaran en el acto.

Incluso los clientes de la tienda mostraron expresiones de confusión, observando los alrededores en busca del grito.

— Oye, ¿Qué sucede?

— I-iré a dar un vistazo.

Cerca de allí, un funcionario que tenía apariencia de un rango superior, corrió escaleras arriba luego de decir eso.

Después Maou, aun de pie en la parte inferior de las escaleras, miró al funcionario, parecía estar preocupado por algo y se volvió hacia Ashiya después de eso.

Ashiya pareció darse cuenta de ello y miró a Maou.

— Suzuki-san, ¿puedo pedirte que esperes aquí un momento?

— ¿Eh?

— Oye, Suzuno, debes haberlo entendido bien, ¿no?

Maou le preguntó a Suzuno con una expresión sombría y ésta asintió con una mirada de tristeza en su rostro.

—…Dejaré a Suzuki Rika en tus manos y en las de Ashiya e iré a verificar la situación.

Luego de eso, sin esperar una respuesta de Suzuno, Maou se precipitó escaleras arriba directamente, y Ashiya lo seguía de cerca.

— ¿Eh? Ashiya-san, Maou-san, ¿no creen que es mejor no ir?

Rika, quien sentía tensa la atmosfera, dijo eso como se estuviese hablando ella misma. Suzuno miró a Maou y a Ashiya desaparecer en la parte superior de las escaleras, y corriendo al lado de Rika, comenzó a levantar la guardia.

El segundo piso era la zona donde Ashiya y Suzuno habían comprado los televisores.

Aunque nada especial había pasado aun, por alguna extraña razón, antes y después del grito ocurrido, una sofocante atmosfera se sentía caer de las escaleras.

—…Rika-san, creo que es mejor si esperamos fuera de la tienda. Tengo un mal presentimiento de esto.

— Eh, sí, sí, pero, Ashiya-san y…

— Estarán bien. Podrán tener esa apariencia, pero esos dos han pasado muchas pruebas y tribulaciones.

— ¿Qué, qué quiere decir eso? Ah… espera, espera un momento, Suzuno, ¡Estas olvidando los televisores!

Rika finalmente logró recordarle a Suzuno agarrar los dos televisores y correr fuera de la tienda bajo su dirección.

Fuera estaba el usual Shinjuku. Parecía que el grito fue confinado solo dentro de la tienda, pues lo peatones en las calles no parecían haber cambiado mucho.

Por otro lado, Maou y Ashiya inmediatamente descubrieron una extraña situación una vez que llegaron al piso superior.

Los incontables televisores que eran mostrados en la tienda que los había cautivado por…

Tenía todas las pantallas rotas.

Los dispersos paneles LCD estaban tirados en el suelo, y los clientes y vendedores confundidos solo podían observar la escena, aturdidos.

— ¿Qué, qué sucedió?

El funcionario quien corrió al primer piso a investigar inmediatamente llamó a otro que comprendía la situación.




Y ese joven vendedor, resultaba ser el hombre que había atendido a Ashiya y Suzuno.

— Etto, eso, eh, las pantallas, las pantallas… las imágenes usadas como muestra de repente emitieron una luz blanca…

— ¿Estás diciendo que las pantallas brillaron al mismo tiempo?

— Como la luz era tan intensa como el flash de una cámara, me volví un instante, luego…

Otro funcionario que había salido corriendo, también dijo lo mismo que el primer hombre.

— Cuando incorporé mi sentido, descubrí que todas las pantallas LCD estaban rotas.

— ¿C-cómo puede suceder ese tipo de cosas? ¡B-bien, primero haga que todos los clientes se refugien fuera! Además, alguien rápidamente contacte con el departamento de bomberos y la policía…

Aunque ese funcionario que estaba investigando era incapaz de manejar la situación con calma debido a la gravedad de la misma, esa persona que considere inmediatamente la seguridad de los clientes y su capacidad para manejar la situación, debe ser un supervisor excepcional.

A Maou y Ashiya, que acababan de correr escaleras arriba, inmediatamente, un funcionario cercano les pedía que bajaran nuevamente.

Luego de volverse para ver el nivel de ventas de los televisores, Maou caminó escaleras abajo y salió de la tienda con una expresión severa en su rostro.

— Oye, ¿Qué pasó exactamente?

— Ashiya-san, ¿te encuentras bien?

Suzuno presionó a Maou como si él fuese la razón detrás del incidente, mientras Rika solo se preocupaba por la seguridad de Ashiya.

Aunque Maou se sintió un poco desanimado, él se incorporó y le dio instrucciones a Ashiya.

— Oye, Ashiya, para estar más seguros, deberías llevar a Rika hasta su casa.

— ¿Eh?

— Pondré mi vida en peligro por eso.

Rika se sorprendió por la orden repentina de Maou, pero Ashiya la recibió de forma muy sencilla.

— Su-Suzuki-san, déjame llevarte a casa. Recuerdo que vives en Takadonobaba…

— ¡Ah, eh, Etto, eh, es-espera un momento, esto está avanzando muy rápido, no estoy mentalmente preparada, aun debo arreglar mi habitación, Etto!

Luego de mirar a Ashiya tomar a Rika y dirigirse hacia la estación, y que ésta entrara en pánico por razones desconocidas, Maou levantó su barbilla para señalar a Suzuno.

— Bueno hablaremos de camino a casa. De todas formas, luego de encontrarnos con Urushihara, llamaremos a Emilia. Ah, Chi-chan necesita ser contactada también.

Debemos decirle que es peligroso andar por los alrededores y que no se acerque al apartamento.

— Déjame confirmar algo contigo primero.

El tono de voz de Suzuno se tornó más grave que antes.

— Esto es magia demoniaca, ¿cierto? ¿Está relacionado con el grupo de Barbariccia?

— No lo sé. Pero déjame explicarte algo primero. Aunque decir estas cosas ahora no resulta útil, pero esto no fue hecho por nosotros.

Ese sofocante aire de las escaleras era indudablemente magia demoniaca.

Por supuesto, Maou y Ashiya no habían hecho nada, incluso Maou no tenía idea como la implicación de magia demoniaca estaba relacionada con la destrucción masiva de televisores.

Pero una cosa estaba clara, definitivamente no se trataba de un fenómeno natural.




— Lo se incluso sin que lo digas.

Suzuno aceleró el paso con una mirada pétrea en su rostro.

Como ellos caminaban rápido mientras cargaban los televisores, grandes gotas de sudor comenzaron a aparecer en la frente de ambos.

— Justo ahora estabas teniendo un debate sin sentido conmigo. Incluso si no lo explicaste muy bien, sé que no estabas detrás de eso. Y pensar que eres un ‘rey’, cuando eres tan cobarde en lugares extraños como este.

— Es porque frecuentemente he estado comiendo mucho con personas que están vigilando mi estilo de vida, asi que me he vuelto un poco paranoico.

Maou volvió al sarcasmo con una sonrisa sencilla.

Suzuno, sin humor para tratar con él, se volvió e hizo que Maou acelerara el paso.

Cuando ellos regresaron a casa corriendo con todas sus fuerzas, las dos personas que los recibieron en Villa Rosa Sasazuka, eran Emi, cuya expresión era más pesada comparada con la de ellos, y Urushihara que mostraba una expresión raramente severa.

— Bell, ¿El Rey Demonio estuvo contigo todo este tiempo?

— S-si… Alsiel se separó de mí no hace mucho tiempo…




Luego de escuchar la respuesta de Suzuno, Emi mostró una expresión de alivio.

Pero casi de inmediato miró a Maou con una mirada pétrea.

— ¿Dónde está Alsiel? Has que regrese de inmediato.

— ¿Q-qué sucede? ¿Sucedió algo?

El estado mental de Emi era anormal, que incluso Maou comprendió que su comportamiento también era algo extraño.

Los ojos de Emi parpadearon con un nerviosismo nunca antes visto.

Aunque ella era su enemiga, sus ojos siempre ardían con una fuerte determinación.

Pero la Emi de ahora parecía haber perdido su camino, y su mirada daba la sensación de estar atrapada.




Fuese Maou, Urushihara o Suzuno, era la primera vez que veían a Emi con esa expresión.

— El temor de que ustedes fueran la causa, y el alivio de saber que no era asi, están dentro de mi corazón fuertemente luchando. Déjame confirmar contigo de nuevo, el Rey Demonio y Alsiel han estado contigo todo el tiempo, y ayer, luego de regresar del agente del apartamento, no salieron a ningún lado, ¿cierto?

Maou y Suzuno asintieron al mismo tiempo.

Luego que Emi confirmara eso con una expresión profundamente triste, ella comentó un hecho impactante:

— Chiho perdió la consciencia debido a intoxicación de magia concentrada. De acuerdo a las palabras de su mamá, desde la noche anterior, su condición ha estado un poco extraña.

5 1 voto
Calificación de este Capítulo
Mantente Enterado
Notificarme
guest
0 Comentarios
Respuestas en el Interior del Texto
Ver todos los comentarios