Hataraku Maou-sama! (NL)

Volumen 5

Capítulo 1: El Rey Demonio, Se Esfuerza Y Decide Comprar Un Televisor Polo

Parte 6

 

 

— En estos momentos, para estar seguras, solo podemos proteger al Rey Demonio, y prevenir que caigan en las manos de los demonios del Mundo Demoniaco.

— Realmente… no quiero, eso me sienta incomodo…




— No te pediré que los protejas. De igual manera, yo vivo al lado de ellos, y la que quiere organizar todo para que la Héroe acabe con el Rey Demonio, no es nadie más que yo. Al menos, déjame tomar esta responsabilidad. Mientras los enemigos como Arcángeles o el líder de los Malebranches no aparezcan, yo sola sería capaz de encargarme de ello.

— ….Déjame decir algo primero, no hay nada más aburrido que observar. Sin levantar la cabeza, Emi dijo esas desmotivadas y anti-heroicas palabras.

— Alsiel siempre vive una vida difícil tratando de salvar los gastos domésticos, mientras que Lucifer siempre está pegado a su computador. En cambio, el Rey Demonio, es el único que trabaja continuamente y sirve a sus clientes con un espíritu de servicio completo y una sonrisa en su rostro. Algunas veces, me pregunto si yo, al observarlos, me convierto en una acosadora.

— Sin embargo, MgRonald aún sigue cerrada. Al menos, ellos necesitan ser protegidos apropiadamente durante este tiempo. Cuando la tienda vuelva a abrir, y Sariel-sama comenzará a ejercer su influencia, esos demonios deberían ser incapaces de poder actuar precipitadamente.

Frente a la estación Hatagaya, al lado opuesto de MgRonald, en el cual trabajaba Maou, estaba Sentucky en donde el Arcángel Sariel ejercía el cargo de gerente de la tienda.
Sariel, quien tenía una profunda pasión por la gerente de MgRonald, Kisaki Mayumi, fue tan amable con Maou en las últimas semanas hasta el punto de ser repugnante.




Incluso eso no significaba que Maou y Sariel hayan alcanzado un compromiso, pero Barbariccia no sería tan estúpido como para secuestrar al Rey Demonio dentro de la zona de influencia de un Arcángel.

— ¡Ya veo…!

Emi susurró con indiferencia y continuó hablando:

— Oye, Bell. ¿Sabes por qué me gustan los horarios de dramas? Y no me refiero a esas historias de espadachines o de guerreros, sino dramas como ‘Mito no Fukushogun’ o ‘Abarenbo Shogun’… incluso recientemente me ha comenzado a gustar ese llamado ‘Onihei Hankacho8’.

— ¿Eh? Eso…

Suzuno parpadeó varias veces porque ella no sabía lo que Emi quería expresar. Después de eso, Emi finalmente levantó su cabeza y dijo:

— Pues esas historias tienen buenas personas con un corazón justiciero que le dan una lección a aquellas malas personas que no escuchan la manera adecuada de corregir esos errores para asi darle pase un claro y final feliz. Al menos en las historias, es bueno ser capaz de traer justicia de una manera bastante inocente.

— Ya veo, en otras palabras, los asuntos del mundo no siempre van de la forma que deseas, ¿no es así?

— ¿Eso es todo?

— Es algo mencionado en un libro que leí hace poco.

— Ah, es eso.

Emi gruñó mientras se levantaba, y Suzuno fingió que ella no se había percatado que el borde de sus ojos estaba rojo.
Después de inhalar aire una vez más, Emi asintió débilmente.

— ….Al menos…

— ¿Hm?

— Si el apartamento tuviese aire acondicionado…

— La Héroe que salvó el mundo realmente se ha vuelto indulgente.

Suzuno acarició el cabello de Alas=Ramus, y dijo eso a manera de provocación. Emi se enfrentó a Suzuno con una expresión despiadada en su rostro.

— ¿Cuánto se paga por el alquiler de un apartamento alli?

— 45.000 yenes.

— Esta habitación, por diversas razones, solo pago 50.000 yenes al mes.

Una vez escuchado ese precio, Suzuno no pudo dejar de mirar alrededor de la habitación.

— Oh, e-entonces, Hmmm… Quizá sea algo que no se pueda evitar.




Esta tenía dos habitaciones, un apartamento de cuatro tsubo con una gran cocina americana. Además tenía aire acondicionado y un lavabo, incluso electrodoméstico de cocina era una estufa eléctrica, asi como también en la sala frente al balcón del apartamento funcionaba con un bloqueo automático.

— Eso no está bien, para que la renta aquí sea solo de 50.000 yenes, es algo extraño no importa como lo veas, ¿cierto?

— Existen muchas razones. Huh… todavía hay muchas habitaciones vacías al lado opuesto, parece que tengo que organizar mi mente un día de estos.

Suzuno intencionalmente no le pregunto a qué lado opuesto se refería, e incluso no quiso preguntarle a que día se refería.

— Whaaa…. mamá…

Alas=Ramus habló en su sueño y al mismo tiempo, sus suaves y delicadas manos se posaron sobre la palma de Suzuno.

Suzuno acarició la suave y hermosa piel de la pequeña, e inconscientemente mostró una sonrisa.

— No… No me desagrada este tipo de vida pacífica.

— ¿Eh?




— ¿No sientes que ahora la situación es bastante estable? Incluso hemos experimentado muchas cosas, pero mientras el Rey Demonio se mantenga en Japón, solo será una persona diligente y segura. Y en esta civilización increíblemente abundante, solo podemos perezosamente pasar cada día con amigos y entender a la gente. Me pregunto…

Suzuno sostuvo tiernamente la mano de Alas=Ramus, y la ayudó a colocarse la toalla sobre sus hombros.

— ¿Cuánto tiempo podrá durarnos esta vida?

Ya sea que se tratase de Suzuno, Emi o incluso el Rey Demonio, no había manera de que pudiesen responder esa pregunta.

— Mamá, ¿Cuándo podemos ir a jugar en el agua de nuevo?

Luego de regresar al apartamento de Emi, en la ciudad de Eifuku, Alas=Ramus, quien estaba casi despierta en su totalidad durante su regreso, le preguntó a Emi.

— Sobre eso, sería bueno.

Emi respondió de manera ambigua.

— Si, te portas como una buena niña… no, si todo se mantiene como ha estado hasta ahora, podremos ir muy pronto.

— ¡Quiero ir! ¡Juguemos en el agua y Splash, Splash!

No estaba claro si Alas=Ramus sentía los sentimientos internos de Emi, pero los ojos de la pequeña brillaron solo por el ‘podremos ir muy pronto’.

Mientras pensaba acerca de lo que Suzuno le había dicho la noche anterior, y viendo el comportamiento de Alas=Ramus, por un momento, Emi se sintió un poco triste.

— ….Está bien, Alas=Ramus, sudaste bastante, ¿cierto? Ven a tomar un baño con mamá.

— ¡Baño! ¡Jugar con agua!




Alas=Ramus amaba muchísimo ducharse.

Parecía que ella tenía muy buenos recuerdos de ir al baño con Maou y los demás mientras estaba en la Fortaleza de los Demonios, por lo que, una vez entró al baño, Alas=Ramus se emocionó bastante.

Fue recientemente, que Emi comprendió que el nacimiento de Alas=Ramus desde el Árbol de la Vida, no tenía nada que ver, y que a ella simplemente le gustaba jugar en el agua.

Aunque en ese momento se sentía el calor del verano, y considerando que la otra persona era una niña, el hecho de que la bañera se llenara con agua caliente no le impediría a Emi entrar y tomar un baño placentero.

— Bueno, voy a hacer los preparativos, se obediente, ¿Okay?

— ¡Si!

Alas=Ramus levantó sus manos enérgicamente y caminó en dirección a la sala, se quitó el sombrero de la cabeza y lo colocó sobre la mesa, luego de eso se sentó en el sofá. Tomó la caja de papel sobre la mesa y miró a Emi discretamente.




Esa era una señal de que ella estaba siendo obediente.




Emi, sonriendo y asintiendo en dirección a la pequeña, y luego de colocar la cartera en una esquina de la cocina, comenzó a caminar directamente hacia el baño, y justo cuando comenzó a drenar el agua de la tina con la que había lavado su ropa en la mañana y pensaba tomar una esponja para limpiar la misma para luego abrir la ducha…

— ¡Mamá! ¡Wrring, Wrrring!

Alas=Ramus, quien se había sentado hacia un par de segundos atrás, tenía en sus manos el móvil que Emi guardaba en el interior de la cartera y se posó frente al cuarto de baño.

Cuando ella miró la pantalla cuidadosamente, comprendió que la pequeña ya había contestado la llamada.

Cuando ella sacó el teléfono de la cartera, quizá había tocado algo accidentalmente.

Una vez que pensó que la otra persona había escuchado el grito de Alas=Ramus, el rostro de Emi se tornó pálido.

— ¿H… hola? ¿Emi?

Luego de confirmar la voz que provenía del auricular y el nombre en la pantalla, Emi finalmente suspiró aliviada.

— Gracias, Alas=Ramus, pero la próxima vez, no toques el teléfono de mamá por tu propia cuenta, ¿está bien?

— ¿No puedo?

— ¿Emi? ¿Hola…?

— Si, pero gracias por ayudarme al traerlo.

— ¡He, he, Umm!

Después de ser acariciada en la mano, Alas=Ramus parecía reírse por la sensación de cosquilleo, luego volvió a la sala.

— ¿Emi? ¿Emi, estas allí?

— Hola, lo siento, Rika, Alas=Ramus tocó mi teléfono por cuenta propia. Esa llamada provenía de la compañera y amiga de Emi, Suzuki Rika.

Incluso ella no sabía lo sucedido en ese extraño mundo llamado Isla Ente, pero conocía a Maou, a Chiho, Suzuno y los demás; e incluso sabía que Emi estaba cuidando a una pequeña niña llamada Alas=Ramus.

— ¿Eso es peligroso? No vayas a encontrar después, una llamada internacional que haya hecho, y que tengas que pagar decenas de miles de facturas.

— Lo siento, Lo siento, prestaré más atención la próxima vez. Y dime, ¿Sobre qué quieres hablarme?

— Eh~ eso…




Apenas Emi había terminado de hacer su pregunta, y Rika inmediatamente comenzó a tartamudear.

— ¿?

— Oye, Emi, parece que se escuchan unos sonidos al final, ¿Dónde estás?

— ¿Eh? Estoy en el baño, planeaba una ducha.

— Ah, es eso, Hmmm, entonces está bien si hablamos después, lamento interrumpirte…

— ¿Qué pasa, sucede algo? Ese no es tu estilo, ¿tomará mucho tiempo?

El tono de Rika sonaba indeciso. Debido a su alegre y magnánima personalidad habitual, era difícil imaginar que se pusiera nerviosa durante una llamada.

— No, no tomará mucho tiempo, Ehm, ¿cómo digo esto?… quizá, si tome algo de tiempo…

— ¿Rika…? ¿Qué sucede? ¿Sucedió algo?

Emi preguntó en un tono muy estricto. Quizá Rika tenía algunos problemas. Debido al hecho de que Rika se sintió abatida cuando le preguntaron qué pasaba,no parecía ser un problema pequeño.

Emi se sentó en el borde de la tina, ajustando su postura para poder escuchar con más calma lo que la otra persona le iba a decir.

— Si tienes algún problema, solo dímelo, ¿sí? Me llamaste porque quieres decirme algo, ¿no es cierto?

— …..No vayas a reírte, ¿Okay?

Después de meditar por un momento, Rika le pidió eso.

Tras escuchar, Emi se sintió un poco más aliviada. De estar más preocupada porque los demás no se rieran, quería decir que no era algo extremadamente preocupante.

— No me reiré. ¿Qué es?

— E… erhm… siento que es extraño preguntarle esto a otra persona.

— Hmmm

— Pero además de ti, no tengo a nadie más con quien hablarlo… ¿Podrías discutirlo conmigo por un momento?

— Está bien, ¿de qué se trata?

Emi presionó a Rika para que hablara. Como era la preocupación de una amiga importante, Emi definitivamente la ayudaría a unir todo, y tratar lo mejor para resolverlo. Hasta ahora, Emi ya había hablado muchas cosas con Rika, y ella incluso había ayudado a Emi varias veces.

Como eso hizo que Rika se sintiera incomoda con esa medida, era seguro que esa preocupación o era simplemente una.

— Eso es…

Rika pareció tomar un gran respiro con el fin de ordenar su mente.

— ¿Qué tipo de ropa crees que le gustaría a Ashiya-san?

— ………………………………………..

Sentada en el borde de la tina, con el teléfono junto a su oreja, Emi se quedó inmóvil con una sonrisa en su rostro.

— ¿Emi…?

Como Emi no respondió inmediatamente, Rika le gritó por la sorpresa. Aun asi, Emi no salió de su estado congelado.

Incluso las personas al encontrarse con situaciones inesperadas, siempre consultan con sus experiencias pasadas y tratan de observar la situación que pueda coincidir con sus propias expectativas.

Emi justo ahora se encontraba en ese estado.

— Probablemente… ropa barata, supongo.

Ella buscó la manera de dar una respuesta con mucha dificultad.

— ¿Ropa barata? ¿Te refieres a ese tipo de ropa que no es de marca?

— ¡Exacto!

Emi aún estaba congelada, y su tono parecía estar muy rígido.

— Nunca lo he visto llevar otro tipo de ropa que no sea UNIxLO. Incluso los zapatos, quizá es porque a él le gusta, usaría productos baratos…

— ¿Eh? Oye, Emi, no, te equivocas, eso no es lo que quise decir. No estoy preguntando cual es la ropa que a Ashiya-san le gusta usar, o le gusta comprar.

— Entonces…. ¿a qué te refieres?

Al principio, la expresión de Emi cambió.

Un mal presentimiento le recorrió el cerebro, e incluso la pesadez en su corazón y estomago no parecía sentirse como una ilusión.

— ¡Por eso, realmente, deberías saberlo! ¡Estoy preguntando qué tipo de ropa femenina haría que a Ashiya-san le pareciese lindo!

Rika debió haber reunido una gran y significativa cantidad de valor para pedir eso. Eso no era algo que pudiese ser hablado con cualquier persona.

Entre toda la gente que rodea a Rika, las chicas que conocían a Ashiya mucho más que ella, eran solamente Emi, Chiho y Suzuno.

Y desde el punto de vista de Emi, Rika no era tan cercana a Chiho y a Suzuno como para ser capaz de preguntarle eso.
Incluso ya Rika se había acercado un poco más a Chiho debido al incidente relacionado con Alas=Ramus, pero en conclusión, el preguntar que ponerse para que un chico piense que le queda bien, es el equivalente a 99% de admitir que a ella le gusta alguien.

— A-antes de responder, Rika, ¿puedo preguntarte algo?

— ¿De qué trata?

Para Emi, a pesar de estar tan sorprendida al punto de que su corazón se iba a detener y convertirse en estatua, la otra persona había perdido el control sobre la calidez de la confesión y estaba muy agitada.

— ¿Ha sucedido algo entre tú y Al… Ashiya?




Si no sucedia nada, entonces para Rika no sería posible decir algo.

Cuando Rika y Suzuno se encontraron a Ashiya por casualidad en el Sentucky de Hatagaya, Emi sintió que la actitud de Rika hacia Ashiya era diferente de lo normal, pero después de eso, ¿Rika y Ashiya tenían alguna oportunidad para interactuar el uno con el otro?

— ¡No, nada! ¡Nada en absoluto! P-pero, pero… Rika negó todo entrando en pánico.

Sin embargo, su voz se hacía más y más pequeña, y al final, con un tono de voz similar al gemido de los mosquitos, ella dijo algo que hizo que Emi se congelara completamente.

— Ashiya-san… me pidió… que comprara unas cosas con el… Emi sintió que el escenario frente a ella se oscurecía.

5 1 voto
Calificación de este Capítulo
Mantente Enterado
Notificarme
guest
0 Comentarios
Respuestas en el Interior del Texto
Ver todos los comentarios