Kumo Desu Ga Nani Ka?

Volumen 8

R2: El Viejo Lucha Contra un Ogro

Parte 2

 

 

Después de un tiempo, la Aprendiz Dos termina su hechizo y lo activa.

El aire comprimido se estrella contra el suelo, sacudiendo incluso la tierra.




Las ramas se desprenden de los árboles de la zona y la nieve acumulada en el suelo vuela por los aires.

Entonces, otro conjunto de temblores recorre el suelo, diferentes de los causados por Descenso Empíreo.

Los árboles que no fueron completamente destruidos por el hechizo de mi aprendiz se rompen antes de salir volando y la nieve desaparece entre erupciones de llamas.

Parece como si un hechizo de fuego muy poderoso se hubiera desplegado ante nosotros.

“Dios santo.”




A mi pesar, murmuro de sorpresa y admiración.

El hechizo de Aurel ha hecho estallar las espadas mágicas que el ogro colocó en el suelo, justo como se suponía que debía pasar.

Sin embargo, nunca me imaginé que los resultados fueran tan drásticos.

¿Cuántas espadas mágicas debía haber en la tierra como para causar una destrucción tan masiva?

Si hubiéramos ido a la carga sin un plan, no habría sido más que un segundo acto de la misma tragedia que le sucedió a la banda de aventureros.

Tendremos que andar con todavía más cuidado de aquí en adelante.

Mientras mi asistente mira fijamente el fuego frente a ella, se desploma al suelo en shock.

Aunque supongo que parte de eso es agotamiento por gastar tanta energía mágica.

“¡Ahora es nuestra oportunidad! ¡Todas las unidades, a la carga!”

Tan pronto como las explosiones cesan, Nyudoz grita una orden.

No es tan fuerte como lo fueron las explosiones, pero seguramente todos los soldados deben haberlo oído.

Todos empiezan a moverse de inmediato.

Pero si ellos fueron capaces de escucharlo, el ogro debe haberlo oído también.

Sin duda alguna, pronto se pondrá en movimiento.

“Nyudoz, me uniré a ti en el frente. Quédate atrás, Aprendiz Dos.”

“¡Oh-ho!”

“Entendido, señor.”

Nyudoz y yo marchamos adelante con los soldados.

Como mi aprendiz ha agotado su magia, es mejor para ella mantenerse alejada de las líneas del frente.

Agudizando mis sentidos, avanzo hacia donde la presencia del ogro parece más fuerte.

El suelo ha sido destrozado por las explosiones y los árboles caídos también ralentizan nuestro avance.

Atravesando con cuidado ese terreno tan difícil, procedemos a ritmo lento pero seguro hacia el ogro.

“¡¿Hmm?!”

Sin embargo, el ogro no iba a esperar que llegáramos.

Algo vuela hacia nosotros y aterriza en la tierra justo frente nuestros ojos.

“¡¿Una espada mágica?!”

El grito de Nyudoz es correcto.

“¡Va a explotar! ¡Apartaos de ella!”

Obedeciendo su orden, los soldados le dan un amplio margen a la espada mágica.




No obstante, un terrible presentimiento me abruma y uso Apreciación en la espada.

“¡No! ¡Retroceded!”

Justo cuando grito esa advertencia, otra espada mágica llega volando y aterriza a cierta distancia de la primera.

Y antes de que los soldados puedan reaccionar, una luz brillante se eleva en el aire.

“¡¿Es demasiado tarde?!”

Al ver retroceder las líneas de frente, me doy cuenta de que mi advertencia puede no haber llegado a tiempo.

La espada que sobresalía del suelo no es una explosiva.

Está imbuida con rayos.

Una corriente eléctrica muy poderosa surge entre la primera y la segunda espada.

Los soldados que estaban al frente son derribados por la descarga eléctrica.

Un olor a carne quemada llena el aire.

Aquellos que recibieron un golpe directo probablemente murieron al instante.

Qué poder tan espantoso.

Y eso no es lo único que hay que temer de estas espadas mágicas.

Una pared de rayos ahora bloquea nuestro camino de avance, cubriendo todo el espacio entre las dos espadas.

Los mismos rayos que fueron lo suficientemente poderosos como para matar a aquellos soldados al instante está fluyendo de manera constante, formando una barrera formidable.

Si intentamos seguir adelante imprudentemente, sólo aumentaremos el número de bajas aún más.

Pero no podemos retirarnos sin intentar nada.

“¡Hrmph! ¡Yo mismo sacaré esa espada del suelo!”

“Qué estupidez. Ni siquiera tú saldrías ileso al tocar esa espada.”

Mientras evito que Nyudoz corra hacia la espada que está produciendo los rayos, una nueva espada mágica llega volando a través de la barrera eléctrica.

A diferencia de las otras, esta estaba claramente disparada hacia nosotros.

“¡Cuidado!”

Rápidamente preparo un hechizo y lo lanzo contra la espada mágica.

Una Bola de Fuego, el tipo de magia en la que estoy especializado, se estrella contra la espada y causa una explosión en medio del aire.

La onda expansiva hace que varios soldados salgan volando contra el suelo.

Afortunadamente, solo han sido derribados y no están gravemente heridos, pero no tengo ninguna duda de que habría acabado de un modo muy diferente si la explosión les hubiera golpeado directamente.

Así que el ogro es capaz de lanzar espadas explosivas y de clavarlas en el suelo.

Esto no augura nada bueno.

Si estamos inmovilizados por esta barrera eléctrica, muchos de nosotros seremos blancos fáciles para más de esas espadas explosivas, empeorando nuestras bajas.

Simplemente debemos hacer algo.

Miro más allá de la barrera, para ver qué hay más adelante.




Aunque sería imposible de verlo a simple vista, mi habilidad de Clarividencia me permite detectar dónde se encuentra el ogro.

Sujeta una espada mágica en cada mano, preparando para lanzarlas en esta dirección en cualquier momento.

Qué criatura tan enorme.

Las espada mágicas en sus manos son espadas largas de tamaño medio, pero el tamaño del ogro las hace parecer dagas.

Los ogros se hacen más grandes cada vez que evolucionan.

En cuyo caso, es seguro asumir que este ogro ha evolucionado una considerable cantidad de veces.

De hecho, ha evolucionado a Rey, el pináculo de las especies de ogro.
El ogro arroja una de sus espadas mágicas.

Uso otro hechizo para que se encuentren en el aire, el resultado de la explosión provoca más gritos entre los soldados.

“¡No perdáis la cabeza!”

Gracias a los regaños de Nyudoz, logran mantener la línea.

Sin embargo, si siguen siendo atacados unilateralmente, muchos de estos soldados seguramente acabarán huyendo pronto.

No tengo intención de quedarme esperando eso.

“Ya hemos dejado que esa bestia se salga con la suya el tiempo suficiente. Es el momento de una pequeña sorpresa por nuestra parte.”

No hay duda de que mi expresión actual es bastante maligna.




“Es tu momento de brillar Nyudoz.”

“¡¿Hmmmm?!”

Pongo una mano sobre el hombro de Nyudoz.




Un momento después, desaparece en el acto.

Entonces reaparece, directamente frente al ogro.

“¡¿Grrrgh?!”

“¡¿Qué?!”

Nyudoz y el ogro dejaron escapar gritos de sorpresa al mismo tiempo.

Magia Espacial: Teletransporte.

Usé ese hechizo para superar la barrera eléctrica y envié a Nyudoz hacia el ogro.

Tal vez debería haber avisado a Nyudoz primero, pero es posible que el ogro hubiera captado nuestro plan con audición aumentada o algo por el estilo, así que sentí que era mejor pillar a la criatura desprevenida.

Además, Nyudoz funciona por puro instinto animal.

Al menos, confío en que tomará la decisión apropiada sin ni siquiera pensar.

Efectivamente, su sorpresa tan solo dura una fracción de segundo antes de que ataque al ogro.

Cuando la espada de Nyudoz se le acerca, el ogro suelta la espada mágica que estaba preparado para lanzar y en lugar de eso agarra una de las espadas mágicas a su alcance para bloquear el ataque.

Debe a ver cambiado de opinión ya que al bloquear con la espada que iba lanzar hubiera causado que esta explotara, hiriéndose a sí mismo.

El monstruo fue capaz de juzgar eso en un instante y con calma decidir tomar contramedidas.

Qué criatura tan terrorífica.

Las dos espadas chocan; entonces ambos portadores dan un salto hacia atrás.

Con ello, comienza la pelea de espada entre Nyudoz y el ogro.

El ogro balance sus dos espadas, bloqueando los ataques del ogro.

Sus espadas tienen una extraña fabricación: hojas ligeramente curvas con un solo lado afilado.

Parecen pequeñas comparadas con el gigante cuerpo del ogro, pero cuando se bloquean con la espada larga de Nyudoz parecen ser tener más o menos el mismo tamaño.

Esto parece inadecuado para la estatura gigante del ogro, pero no lo suficiente como para crear ninguna abertura.

Lo más probable es que la criatura evolucionara tan rápido que superó el tamaño al que las espadas se había adecuado hacía algún tiempo.

Nyudoz, quien una vez fue famoso como maestro en el manejo de la espada, parece estar manejando el estilo de dos espadas del ogro con bastante facilidad.

Aunque el ogro tenga más armas, el excelente manejo de la espada de Nyudoz lo supera con creces, por lo que no puede tomar la delantera.

Hmm.




Si una de las espadas de una mano pudiera bloquear un ataque de Nyudoz, entonces el ogro podría tener ventaja en fuerza bruta.

Pero sin duda Nyudoz es muy superior respecto a técnica.

Hay cierta crudeza en los movimientos del ogro.

Como si no hubiera recibido ningún entrenamiento adecuado y estuviera luchando por puro reflejo.

Supongo que ese es el caso.

¿Cómo es posible que un ogro se someta a un entrenamiento formal?

Pero si es rival para Nyudoz incluso sin entrenamiento, esta criatura tiene un potencial aterrador.

Un combate igualado, ¿eh?




Pero Nyudoz es conocido como uno de los mejores maestros de la esgrima.

Su avanzada edad no ha empañado sus habilidades, y ahora que el anterior rey de la espada ha desaparecido, es sin lugar a duda el espadachín más fuerte en el imperio.

¿Cómo puede este ogro aguantar contra él?

Si no hacemos algo con este monstruo aquí y ahora, podría crecer más allá de nuestra capacidad para luchar con él.

Además de eso, está el poder desconocido que describieron los aventureros del gremio: un drástico y repentino aumento de estadísticas, así como recuperación total.

4.8 23 votos
Calificación de este Capítulo
Mantente Enterado
Notificarme
guest
8 Comentarios
Mas Votados
Mas Recientes Mas Antiguos
Respuestas en el Interior del Texto
Ver todos los comentarios