Kumo Desu Ga Nani Ka?

Volumen 7

Capítulo 13: El Jefe Final Paso a Paso

Parte 3

 

 

El arma de Potimas y las del robot se disparan al mismo tiempo.

Sin dudarlo ni un momento, me muevo para quedarme sobre el Señor Demonio caído, protegiéndolo de ambos ataques.




Corté la bala de Potimas con mi guadaña y bloqueé el aluvión del jefe robot con mi escudo-puerta gigante.

Sin el fortalecimiento de mis habilidades, el escudo comienza a ceder tras cada golpe.

¡Vamoooooooos!

¡Veamos algo de acción, Escudero!

Si no eres útil ahora, ¡¿Cuándo narices vas a ser útil?!




Sigo aguantando el despiadado bombardeo del jefe robot con el escudo y mi mano izquierda, mientras ataco a Potimas en el lado contrario con la guadaña en mi derecha.

Como la mayoría de mis habilidades no funcionan, esto es bastante duro.

Pero yo no soy un humano común, ¿sabes?

¡Soy una aracne, mitad humana, mitad araña!

Uso mis patas de araña para agarrar algo.

Dado que mis patas de araña acaban en garras, no son precisamente hábiles, pero si uso más de dos, sigo pudiendo agarrar cosas si es necesario.

Y luego le doy a la cosa que agarré un fuerte tirón—el cable que conectaba a Potimas con el jefe robot.

“¡¿Qué—?!”

Potimas suelta una exclamación de sorpresa ante mi inesperado movimiento.

Al tirar de la cuerda, el cuerpo de Potimas vuela por los aires por encima de mí.

Justo frente a la ráfaga de balas que está lanzando el jefe robot.

Al otro lado del escudo, escucho el sonido de algo siendo destrozado.

En ese mismo instante, la incomodidad que envolvía mi cuerpo desaparece.

¡La barrera de Potimas ha sido desactivada!

¡Es hora de suministrar energía y magia a mi escudo medio roto otra vez!

Aún sosteniendo el escudo frente a mí, sigo adelante.

En seguida, ¡lanzo un perfecto ataque de escudo!

¡Me estrello directamente contra e jefe robot con mi escudo, y lo derribo!

El ataque lanza al robot gigante por los aires contra la pared.

Desafortunadamente, el ataque también aplasta mi ya medio roto escudo.

Gracias, escudo-puerta. Me has servido bien.

Arrojando el escudo roto a un lado, persigo al jefe robot.

Cuando este choca contra la pared con un golpe sordo, balanceo mi guadaña para otro ataque.

Mi guadaña corta limpiamente el robot en dos diagonalmente, y su gigante cuerpo se desintegra en polvo sin ningún sonido.

Pero por alguna razón, un objeto redondo permanece intacto en el polvo.

Es una pequeña esfera que podría caber en la palma de mi mano… ¿Podría esto ser la bomba?

Oh mierda.

Me puse tan nerviosa que olvidé todo sobre la maldita bomba.

No va a explotar, ¿no?

Con cautela levanto la esfera, pero no parece estar haciendo nada extraño.

Fiuu. Creo que estamos bien.

Poniendo una mano en mi pecho con un suspiro de alivio, me giro rápidamente.

Ahí, veo al Señor Demonio de pie mientras se agarra el costado y la cabeza que es todo lo que queda del cuerpo cíborg de Potimas.

“Hmph. Esta vez me habéis pillado.”

“Esa es nuestra frase, bastardo.”

El Señor Demonio planta su pie sobre la cara de pocos amigos de Potimas.

Considerando que ha sido reducido a una cabeza parlante, ese fue un comentario bastante soso.

Ni siquiera debería poder hablar sin pulmones, pero supongo que los cíborgs deben tener órganos vocales que funcionan de un modo diferente que los de los humanos.

Me pregunto si podría usar un mecanismo como ese para las arañas marioneta… Ups, mi mente se ha ido un poco por las ramas.

“Pensaba que de verdad este plan iba a funcionar. Tú lo arruinas todo, ¿no es así?”

“¡Vaaaya, que mal por ti! ¡Nada de los que hagas podrá superar el poder de nuestra amistad!”

El Señor Demonio se ríe, apretando su pie contra la cabeza de Potimas.

Poder de la amistad, ¿eh…?

Esa pequeña frase deja muy claro por qué el Señor Demonio me protegió.

Lo hizo por puro reflejo, sin ningún cálculo o motivo oculto.

Como si estuviera protegiendo a un miembro de la familia.

Por otro lado, yo protegí al Señor Demonio herido porque sentí que le debía devolver el favor.

Técnicamente, podría haberla dejado morir.

Dado que la veo como una amenaza potencial, esa debería haber sido la opción más sensata.

Pero en ese momento, eso ni siquiera cruzó mi mente por un segundo.

Ella me protegió, así que yo tenía que protegerla a cambio.

Eso es todo en lo que estaba pensando en aquel momento.

Pero creo que ha sido lo mejor.

De ninguna manera podría haber dejado que mataran al Señor Demonio frente a mí.

Si la hubiese dejado morir sin pagarle por protegerme, habría sido totalmente una vergüenza.

Así que esto fue lo mejor.

“Gracias por salvarme, Blanca. ¡Habría sido picadillo sin ti!”

¡Oh, vamos!

¡No puedes darme una sonrisa tan honesta y despreocupada mientras estoy intentando inventarme algún motivo falso por salvar tu trasero hace un rato!

¡Haces que parezca una idiota por inventarme excusas!

¡Uf, está bien! ¡Tú ganas!

“Gracias a ti también.”

Cuando doy una respuesta rápida por una vez, el Señor Demonio me mira con los ojos muy abiertos.

¡N-no me mires así!

¡Es vergonzoso!

No te hagas ideas equivocadas, ¡¿vale?!

Te protegí sólo para devolverte el favor—¡eso es todo!

No había ningún otro desagradable sentimiento involucrado.

¡Ni uno solo! ¡Lo juro!

¡Uffff!

“¿Podríamos seguir adelante?” preguntó Potimas con frialdad.

“¿Seguir? ¿A dónde?”

“A nuestro próximo curso de acción. Vosotras dos me tenéis que llevar a la sala de control del Flota-G. Allí tomaremos el control de la nave y haremos un aterrizaje de emergencia.”

… ¿Este tipo cambia de parecer muy rápido o qué?




Acaba de intentar matarnos, ¿y ya nos está dando órdenes?

#Sinvergüenza.

“Vosotras ganáis esta ronda. Obviamente, no puedo hacer nada en este estado. Por lo que ahora todo lo que nos queda es acabar de resolver esta situación, como era el plan original.”

Sintiendo nuestra incredulidad, Potimas se explica sin que le preguntemos.

En realidad él puede ser bastante bueno adivinando lo que piensa la gente, pero desearía que pudiera encontrar un mejor uso para esa habilidad.

5 17 votos
Calificación de este Capítulo
Mantente Enterado
Notificarme
guest
21 Comentarios
Mas Votados
Mas Recientes Mas Antiguos
Respuestas en el Interior del Texto
Ver todos los comentarios