Kumo Desu Ga Nani Ka?

Volumen 7

Capítulo Especial 1: La Lucha de las Fuerzas Terrestres del Pontífice

Parte 2

 

 

Finalmente los dos bandos chocan directamente.

Los caballeros cargan contra las máquinas y merman su rango, atacando con espada y escudo.




Tienen éxito en destruir algunas pocas máquinas de este modo, pero muchos más caballeros son derrotados en su lugar.

Es un resultado natural, ya que las máquinas poseen mayor fuerza y números que los caballeros humanos.

No importa cuán duro puedan luchar, no pueden compensar esta discrepancia.

Sin embargo, sus acciones aún pueden ganar el suficiente tiempo como para permitir que otros tengan éxito.

Uno de los tanques, aplastando a los caballeros debajo de él, es golpeado de repente por un poderoso ataque.




El trozo gigante de metal vuela por los aires y se estrella con fuerza contra el suelo.

Luego continúa rodando, destruyendo a cualquier soldado mecánico a su paso.

Cuando finalmente se detiene, hay una abolladura en su casco tan profunda que es como si hubiera recibido el golpe directo de un cañón.

Otro ataque golpea ese mismo tanque, enviándolo a volar aún más lejos.

En su lugar se encuentra una niña pequeña, que sigue moviendo un arma contundente que parece ser un trozo de metal con un mango.

Aunque parece que está fuera de lugar en la batalla, ella en realidad no es una humana sino una teratect marioneta, otro de los parientes de Lady Ariel.

A pesar de su aspecto inofensivo, su tipo es uno de los más fuertes de los descendientes de Lady Ariel, sólo superadas por las reinas teratect.

Si bien su cara puede verse linda, cada uno de sus seis brazos está blandiendo una de esas contundentes armas de metal, así que dudo que alguien sea tan tonto como para juzgarla mal.

Lady Ariel me dijo antes que incluso las teratect marioneta no pudieron igualar a los tanques, pero parece que esta vez no habrá preocupación.

Los otros tanques cercanos ya han parado de moverse, tal vez poniendo atención hacia esa nueva amenaza, pero ella los ataca a todos de todos modos.




… ¿Es eso completamente necesario?

Preferiría que ella se centrara en los tanques que ya están causando problemas, no en los que se están quietos.

Como si escuchara mis pensamientos, otra de las teratect se acerca a la que sigue aporreando a los tanques parados y la golpea en la cabeza.

Entonces la segunda teratect marioneta señala a uno de los tanques en movimiento.




La primera teratect marioneta duda, aunque parece entender lo que quiere decir la segunda, pero entonces una tercera viene y le da una patada rápida.

Si no fuera por nuestras circunstancias actuales, esta sería simplemente una escena encantadora de unas niñas jugando a pelear.

Pero estas chicas representan una poderosa fuerza de combate.

Deberían estar peleando seriamente y no jugando.




Más de mis caballeros están perdiendo sus vidas mientras estas niñas bromean.

Como para calmar mi frustración, un ataque de aliento de reina teratect arrasa las líneas traseras de los soldados mecánicos.

Eso destruye a los soldados mecánicos, cuyo avance se detuvo gracias a que mis caballeros dieran su vida.

Una máquina voladora acelera hacia la reina teratect, pero un wyrm la derriba antes de que pueda atacar.

Incluso ahora, los wyrms y las máquinas voladoras participan en una feroz batalla en el aire.

Han cumplido su parea de dejar a Lady Ariel y compañía en el buque insignia enemigo, pero los wyrms y dragones no tienen tiempo para descansar.

Si no estuvieran ahí para mantener a las máquinas voladoras ocupadas, no hay duda de que nuestras fuerzas en tierra serían destruidas desde arriba.

Gracias al barrido limpio de los ataques de aliento de las reinas teratect, las cosas en tierra están yendo mejor de lo esperado.

No obstante, esa ventaja es algo muy delicado.

Los caballeros están actualmente frenando el avance de los soldados mecánicos lo suficiente para que las teratects reina puedan atacar como deseen, pero si las máquinas se abren paso, la victoria será mucho menos segura.

Dudo que las reinas teratect caigan fácilmente, pero las máquinas tienen ventaja numérica, e incluso una reina teratect no es completamente invulnerable.

Si los tanques concentran todos sus disparos en una, incluso una reina teratect no podría escapar ilesa.




En este momento, los caballeros deben ganar tiempo como escudos humanos, permitiendo a las teratects reina y marioneta que reduzcan los números del enemigo.

No será fácil para los caballeros, pero deben mantenerse firmes de algún modo.

Sin embargo, las máquinas que trajo Potimas también me preocupan.

Hasta ahora, no han tomado ninguna acción asertiva.

Simplemente permanecen pasivas, como si estuvieran esperando al momento adecuado, sólo de vez en cuando interceptan alguna máquina enemiga.

En lugar de atacar independientemente, principalmente proporcionan fuego de cobertura para mantener las líneas del frente.

Teniendo en cuenta su creador, seguramente sean capaces de mucho más que esto.

En esta situación estoy seguro de que ese hombre podría haber traído máquinas más potentes.

Especialmente considerando cómo han cambiado los tiempos.

Nuestros enemigos actuales pueden haber sido creado por una cultura científica en el apogeo de su desarrollo, pero ahora no son más que reliquias que se han almacenado en unas ruinas subterráneas durante incontables años.

Sin embargo, Potimas, el mismo hombre que las diseñó, ha traído armas para oponerse a ellas que creó mucho tiempo después.

Dado que estas máquinas comparten el mismo creador, es lógico que las nuevas sean mucho más potentes.

Mientras no traiga deliberadamente un modelo inferior, no me puedo imaginar que las máquinas que ha traído pierdan contra estas máquinas antiguas.

Y, sin embargo, no toman ninguna acción importante. ¿Podría ser que estén tramando algo?

Sin duda podría ser.

Conociendo a ese hombre, no lo dudaría ni por un segundo.

Lo mismo puede decirse de lo que ocurrió antes.

Con mi Visión Panóptica, vi a esa extraña criatura con la parte superior del cuerpo d humano sobre una de araña, a la que llaman “Blanca”, usar el arma que Potimas le dio para destruir el arma principal del buque insignia enemigo. Y vi que ese mismo arma también intentó destruirla.




Que hiriera a su portadora tan severamente no fue un accidente.

Tenía la intención desde el principio de matar a quien lo disparara.

Sí, él iba detrás de Lady Ariel y la Señorita Blanca.

Les dio esa arma pensando que sería lo mejor para el si al menos podía destruir a una de ellas.

Eso fue un intento de asesinato. Está claro que Potimas haría algo así.

Incluso en una emergencia tan grave como esta.

Afortunadamente, parece que la Señorita Blanca pudo sobrevivir, pero teniendo en cuenta que la explosión fue lo suficientemente poderosa como para destruir el enorme cañón del buque insignia, no me habría sorprendido si no lo hubiera hecho.

De hecho, es probable que la Señorita Blanca fuera capaz de sobrevivir sólo porque tiene Magia Curativa lo suficientemente fuerte como para recuperar rápidamente incluso la pérdida de partes importantes del cuerpo.

Si Lady Ariel hubiera sido la que usara esa arma, podría haber sucedido lo peor.

Lady Ariel es el ser más poderoso del mundo después del Señor Dragón Negro, pero como la reina teratect, no es completamente invulnerable.

Incluso ella puede morir.

Que es exactamente lo que Potimas debía haber estado pensando cuando puso esa trampa.

Es Potimas, después de todo. No tengo duda de que eligió esa arma confiando en que podría matar a Lady Ariel.

Incluso es posible que Lady Ariel se lo entregara a la Señorita Blanca porque sospechaba que algo andaba mal.




Ya sea porque confiaba en que la Señorita Blanca no moriría en tal caso o simplemente porque no le importaba si la Señorita Blanca moría o no, no tengo forma de saberlo.

Una araña blanca.

Magia Curativa que puede restaurar incluso una extremidad u órgano perdido.

Y la suficiente fuerza como para defenderse en la batalla, incluso junto a Lady Ariel y los dragones.

Con todas estas pistas, es bastante simple deducir su identidad.

El misterioso monstruo araña que apareció en el Gran laberinto de Elroe y se instaló en Sariella.

Tal vez ella ha evolucionado desde entonces, o quizás esta sea simplemente su verdadera forma, pero Lady Blanca y la Pesadilla del laberinto son casi seguro lo mismo.

Dudo que pueda haber más de una criatura como esa existiendo.

Incluso si Lady Ariel tuviera a más de estos poderosos seres escondidos, no puedo imaginar que no los hubiera traído a una situación como esta.

Además, la propia Lady Ariel declaró que la Pesadilla del Laberinto no era su subordinada.

En otras palabras, la Pesadilla nunca estuvo bajo su control—y bien podría haber sido su enemiga.

En la batalla entre Ohts y Sariella, se dijo que la Pesadilla estaba involucrada en una intensa batalla contra otro ser.

¿Quién podría aguantar contra la Pesadilla y estar en esa zona en aquel momento?

No puedo pensar en nadie más que en Lady Ariel.

Para mí, esa era una señal segura de que Lady Ariel y la Pesadilla están, o al menos estaban, en desacuerdo entre sí.




Poco después, cuando me encontré con Lady Ariel y le pregunté sobre el asunto, me argumentó que “tenía las cosas bajo control.”

Supuse que eso significaba que ella había logrado derrotar a la Pesadilla o que la había reclutado en su bando, aunque no supe decir cuál de ambas. Pero dado que mis espías luego vieron a la Señorita Blanca viajando con Lady Ariel, asumí que se la ganó.

Sin embargo, mientras continué con mi vigilancia noté algo extraño.

Lady Ariel no estaba tratando a la Señorita Blanca como un ser inferior.

Según mi espía, parecía tratar a la Señorita Blanca como a una igual.

5 20 votos
Calificación de este Capítulo
Mantente Enterado
Notificarme
guest
21 Comentarios
Mas Votados
Mas Recientes Mas Antiguos
Respuestas en el Interior del Texto
Ver todos los comentarios