Nidome no Yuusha (NL)

Volumen 1

Capítulo 3: La Chica Bestia y la Abismal Inanición

Parte 5

 

 

No pasó mucho tiempo hasta que, tras tanto tragar y tragar, la respiración de las criaturas desapareció.

Los que se habían transformado en goblins, ahora yacían muertos en una pila. Con eso, parte de la venganza de Minaris se había completado. El sentimiento ardiente que colmaba a Minaris tras vengarse, y ahora también a mí, nos extasiaba y llenaba de alegría.

Publicidad Y-AR

Aunque sabían que eso les conduciría a la muerte, continuaron comiendo esa maligna comida, haciendo que sus estómagos se retorcieran en el proceso. Fue un espectáculo totalmente divertido. Cada vez que el traficante de esclavos y los esclavos comían, gritaban por el dolor que les causaba la transformación de sus cuerpos. Pero lo mejor fueron los llantos de agonía, provocados por el intenso dolor del letal veneno, que ante tanta emoción, me proporcionaron un placer inmensurable.

“Eso estuvo bueno, realmente bueno, Minaris. ¿Plantaste en ellos un hambre voraz, teniendo la comida envenenada con un veneno demoniaco que los transformó en monstruos, y que luego los mató? ¡Kuh, después de todo, mis ojos no me engañaban!, ¡¡DIOS!!”

Las palabras que contenía en mi interior, se escaparon de mi boca.

Esto realmente me hacía feliz. Esta chica estaba pensando exactamente en cómo se les debía torturar.

Lo que le dije a Minaris no eran solo palabras vacías, sino que demostraban lo fascinado que estaba frente a esto.

Publicidad Y-M2

Esa sensación de placer que circulaba por nuestros cuerpos, era causada por la primera venganza exitosa que Minaris había exigido.

“Oh, finalmente lo he logrado… finalmente lo logré, mamá”.

En el centro de la prisión, llena de los cadáveres de aquellos que alguna vez fueron humanos, ahora convertidos en goblins, la figura de Minaris sostenía sus manos cruzadas cerca de su pecho.

Parecía que su oración incluso me hacía sentir ese sentimiento piadoso, que era escuchada por los dioses en alguna parte, y su rostro pacifico, parecía dar testimonio de haber mordido el fruto de la venganza.

Era como una figura demoniaca, vengativa y solemne. Como no me era posible perturbar ese sentimiento, me quedé ahí, mirando a Minaris en silencio.

***

 

 

La tienda del traficante de esclavos, que existía en una esquina del barrio bajo, fue destruida sin que nadie se diera cuenta, y el esclavista simplemente desapareció.

Publicidad M-M3

El edificio quedó abandonado, hasta que un ladrón entró en esta tienda.

Todo lo que ese ladrón vio, fue un montón de cadáveres de goblins apilados en una celda, pudriéndose y emitiendo un olor nauseabundo.

***

 

 

“Bueno, nos vamos ahora”.

Aunque aún rumiaba ese sentimiento persistente, no podía hacerlo para siempre, así que le golpee ligeramente los hombros para despertarla.

“… Sí, gracias. Gracias al poder que obtuve de mi amo, pude realizar esta venganza tan maravillosamente”.

Publicidad Y-M3

“No se trata de una relación de solo dar y recibir. Hay algo que me gustaría que entendieras con respecto a esto de dar y recibir, y es que, en el momento en que elegiste el camino de la venganza, tú y yo, comenzamos a llevar nuestra venganza juntos. Por lo que tu venganza es mi venganza, y mi venganza es tu venganza. Te lo dije, así era el contrato, y por eso somos cómplices”.

Aun oyendo eso, Minaris, todavía continuó negando lo que dije con la cabeza.

“Tenía la opción, pero fue gracias a mi amo que tuve derecho a decidir. Por eso lo elegí, y le estoy tan agradecida por dejarme realizar esta venganza. Dentro de mí, sólo podía dejar arder mi odio, pero a la vez solo podía esperar mi muerte. Todo lo que me queda ahora es su venganza que he asimilado, así que no me importa abandonar mi cuerpo, mi mente y mi tiempo, excepto ese sentimiento por mi amo”.

“No, no necesito eso. Cálmate”.

“Oh, usted es malvado después de todo…”

Hice retroceder a Minaris, que me había abrazado.

Esa chica, que era una cabeza más pequeña que yo, y estaba vestida con trapos rotos, tenía unas mejillas extrañamente alegres y unos ojos húmedos que emitían un atractivo inusual.

Publicidad M-M2

En ese momento, un extraño escalofrío me recorrió el cuerpo, esa sonrisa hechizante me hacía sentir que estaba frente a una bestia que había encontrado a su presa.

Tal vez, todo esto se debía a que aún estaba un poco bajo los efectos de la borrachera. El continuo consumo y recuperación de MP parecía suprimir su razonamiento, dejando salir los instintos de su parte bestia.

(Regresará a la normalidad dentro de poco, y si se calma, puede que disminuya esa extraña sensualidad que emite).

Está bien, voy a ignorar su borrachera. Solo sería problemático si le diera importancia.

“Vámonos. Tu venganza tomará un poco más de tiempo hasta concretarse. Tú y yo, acabamos de empezar nuestra venganza, y no estamos ni cerca de terminar. Ahórrate tu gratitud hasta que toda nuestra venganza haya finalizado. Aun así, esta sensación gratificante aun no es suficiente para calmar este sentimiento frenético de venganza que tengo”.

Publicidad M-M3

“Sí, es como lo dice amo, esta vez no pude usar bien mi poder, así que haré todo lo posible para cocinar más deliciosamente la próxima vez. ¡Kufufu, todavía no puedo calmar estos pensamientos salvajes!”

(… ¿Va a volver a la normalidad? Es probable que tenga muchos problemas con esta condición…)

Cuando salí del edificio, con cierta ansiedad sobre la apariencia de Minaris, parecía que el tiempo había pasado un poco más allá del mediodía. En un mundo donde los relojes son caros, las únicas formas de orientarse en el tiempo, son que la iglesia haga sonar la campana tres veces al día, o medir el tiempo con la posición del sol.

Después de confirmar que Minaris estaba a mi lado, caminé hacia la calle principal, para comprarle  ropa.

“Oh, ¿puedes ocultar tus orejas y tu cola? Si no puedes, compraré ropa que pueda esconderlas en el barrio bajo, antes de dirigirnos a la calle principal”.

“No es necesario, he recuperado un motón de MP, así que puedo ocultarlas con una ilusión”.

Tras emplear tan espontánea y naturalmente su magia, las orejas y la cola de coneja que tenía desaparecieron repentinamente.

Incluso si tengo en cuenta la habilidad de [Magia de Ilusión – Nivel 3], la habilidad que empleó y utilizó sin ningún canto, pertenecía a un rango de dificultad bastante alto, y aun así, parecía muy competente en esa habilidad.

“…”

“¡Hey! ¿Amo?”

Durante algún tiempo, antes de que me diera cuenta, ya estaba tocando el lugar donde se encontraban sus orejas de coneja. Las encontré tanteando, hasta hallar esa sensación maravillosa de suavidad y esponjosidad en mis manos.

“Nmm, Ah, No, no en un lugar como este…”

“Ah, lo siento. Solo sentía algo de curiosidad”.

Al escuchar la voz suave y seductora de Minaris, aclaré mi voz, y mientras volvía en mí, quité mis manos de sus orejas.

La primera vez, estaba pensando en derrotar al Rey Demonio lo más rápido posible y regresar a mi mundo original, por lo que la mayoría de estos elementos de fantasía me atraparon. En esos días, no podía permitírmelos en absoluto, pero viéndolo ahora, resultó en una completa pérdida de tiempo.

“Ahora que lo pienso, aun no te he dicho nada sobre lo que pienso hacer. Planeo irme de la ciudad al final del día, así que vas a acompañarme”.

«Oh, ju, ju, ¿nos iremos hoy?»

Minaris me respondió con una voz que demostraba duda, mientras ajustaba su respiración y miraba al cielo.

Su reacción era inevitable. En lo que respecta al cielo, el sol se ocultaría en menos de una hora. Las puertas principales en el este, oeste, norte y sur, que controlan la entrada y salida de la ciudad, estarían completamente cerradas cuando se terminara de ocultar el sol, lo que nos haría prácticamente imposible salir de la ciudad.

Además, el tiempo que le toma a uno llegar a la siguiente ciudad desde cualquier puerta de la capital real, es de aproximadamente medio día, por lo que pocas personas abandonan la ciudad después del mediodía.

“Creo que ya sabes de mi experiencia de resurrección, pero tengo muchos objetivos para mi venganza. La princesa real de este país, los reyes y los caballeros son absolutamente mis enemigos, pero la princesa y los caballeros ya recibieron un ligero tratamiento ayer. Tal vez puedan hablar mañana a esta misma hora de lo que les hice, así que me gustaría dejar la ciudad al final del día. Además, todavía no soy lo suficientemente fuerte, por lo que no tengo tiempo para sentarme y descansar, por cierto ¿qué piensas de los últimos recuerdos que experimenté en el pasado?”

Dado que la [Espada Sagrada de la Venganza] no puede revivir todos los recuerdos, ella no  debería conocer lo que he vivido desde que comenzó esta segunda oportunidad. Tampoco tengo nuevo recuerdos que sean motivos de una venganza. Pero si fuera así, entonces…

“Eh, ¿eso? Si pienso en ello, ¿es mi amo, un fantasma? ¿O es un héroe? ¿El enemigo del mundo? ¿Qué son estos recuerdos?”

“Ah, después de todo, ¿los recuerdos terminaron donde me asesinaron la última vez? Parece que  solo podemos hacer un seguimiento de los puntos importantes contenidos en las memorias. Pero hay varios puntos que necesitan mucha más reflexión, por lo que lo explicaré más tarde. Por ahora avancemos”.

Minaris me escuchó con atención, pero solo se confundió más aun.

“Entiendo amo, así que iremos a comprar solo la comida y la ropa que necesitaremos, para que podamos salir de la ciudad los más rápido posible”.

Publicidad Y-M3

“Hmm, oh, no, no tienes que apresurarte tanto, porque solo planeo salir de la ciudad por la noche. Más importante que eso, aceptaste a la familia real como tu enemigo más rápido de lo que me imaginaba”.

Publicidad M-M5

Aceptó el hecho de convertir a la familia real en sus enemigos, en un país donde la familia real reinaba con potestad absoluta. Es casi un sinónimo de convertir a todo el país en tu enemigo.

“Bueno, estaba un poco sorprendida, pero después de tu resurrección, sabemos quiénes son los enemigos. No importa quién sea, y sin importar que, seguirá siendo un objetivo de nuestra venganza. Y puesto que ya decidimos vengarnos, pase lo que pase, no importa si es el Rey, la Reina, la princesa o los caballeros, actuaremos en contra ellos”.

Minaris estaba sonriendo naturalmente, mientras hablaba sobre atacar a la nación como si no le afectara.

“…Ah, me has atrapado. Ahora que te he escuchado decir eso. Me alegra el haber podido hacerte mi cómplice”.

Levanté mis manos mostrando un pequeño acto de rendición.

Parece que en alguna parte dentro de mí, todavía la estaba subestimando. Ella siempre fue digna de ser mi cómplice, y su voluntad me lo estaba demostrando.

“¡Ah! Sí, me alegro de que mi amo me haya elegido como su cómplice”.

Por un momento, Minaris parecía avergonzada, pero rápidamente lo ocultó y me sonrió. Aparentemente, su embriaguez de MP había terminado.

“Por ahora tengo que ver cómo lidiar con ese atuendo que llevas puesto. Ya que puedes ocultar tus rasgos de bestia, entonces busquemos ropa de viaje, armas de combate y comida”.

“Entonces, amo ¿cómo planea salir de la ciudad por la noche? Las puertas se cerrarán pronto ¿no?”

“¿Hmm? Oh, no pasaremos por la puerta, así que no te preocupes por eso. Saldremos de la ciudad por un agujero en la muralla de la ciudad”.

“¿Un agujero en la muralla? Pero…”

Minaris quedó perpleja.

Las murallas de la capital real, son el último y más grande fuerte para evitar la invasión de los monstruos, y un agujero en una de ellas sería un gran problema. Es por eso que las murallas de la ciudad real, estaban encantadas con las magias de “Auto-Restauración” y “Prevención del Deterioro”. Por esto le era difícil imaginar un agujero por el que pudieran pasar las personas.

“Puedes estar tranquila. En estos momentos, ese muro se derrumbará con un pequeño golpe. Lo sé”.

Publicidad M-AB

Dije eso y me reí suavemente de Minaris.

 

 

MrFreeman: Revisado y corregido

NOVA: 2da Revisión

5 4 votos
Calificación de este Capítulo
Mantente Enterado
Notificarme
guest
2 Comentarios
Mas Votados
Mas Recientes Mas Antiguos
Respuestas en el Interior del Texto
Ver todos los comentarios