Kumo Desu Ga Nani Ka?

Volumen 6

Capítulo 4: Paliza a las Arañas Bebé

Parte 2

 

 

Nos teletransporto tras el ejército de arañas.

No me gustaría que la gente del pueblo viera mi aspecto actual, después de todo.




Preferiblemente, debería estar probablemente ayudando a la gente que lucha en la línea de frente, pero solo espero que lo tengan bajo control.

Lo que necesito es lidiar personalmente con esas idiotas Mentes Paralelas.

Su ejército de arañas es tan enorme, que ni siquiera puedes ver el suelo, pero no necesito buscar para saber dónde están las Mentes Paralelas.

Ellas son yo, al fin y al cabo.

Además, cuando hay nueve arañas en especial que emiten un aura totalmente diferente al resto del enjambre, no hace falta ser un genio para imaginarse que esas son mis Mentes Paralelas.




En cualquier caso, debería abrirme camino hasta allí y hablar con ellas.




No quiero poner en peligro a las arañas marioneta, así que las haré retroceder por ahora.

“Ey, atontadas, ¿a qué viene esto?”

Mis palabras salen con bastante facilidad por una vez. Tal vez es porque estoy hablándome a mí misma.

“¡¿Eeh?! ¡El cuerpo principal! ¡¿Ya estás con nosotras?!”

Una de las Mentes Paralelas me responde con Telepatía.

“¿Me queréis decir exactamente qué está pasando aquí? Güli-güli se me apareció para quejarse de esto.”

“¿Quéééé?”

“Ese Güli-güli sí que actúa rápido”

“¡Tan rápido que me iba a matar si no os paraba los pies, chicas! Cortad el rollo, ¿vale? En serio, ¿qué os creéis que estáis haciendo?” No hago ningún esfuerzo en ocultar lo molesta que estoy.

Kumo Desu ga Nani ka Volumen 6 Capítulo 4 Parte 2 Novela Ligera

 

Las Mentes Paralelas se miran, luego se vuelven hacia mí como si yo fuera la absurda.

“¿Qué quieres decir con ‘qué’? Es obvio que deberíamos matar a todos los humanos.”

¿Eh?

¿Disculpa?

Creo que no lo entiendo del todo.

“Lo que dices no tiene sentido.”

“Si no entiendes eso, tú eres la que no tiene sentido.”

… Ahh.

Después de todo supongo que sí que lo entiendo.

Quiero decir, supongo que ya lo sabía, o de lo contrario no las habría expulsado de mi mente a nuevos cuerpos en primer lugar.

Estas tipas ya no son yo.

Son similares pero no exactamente iguales.

En otras palabras, son ellas mismas.

Y ahora estas otras personalidades se están convirtiendo en un gran dolor de muelas.

Si no las detengo, Güli-güli me va a matar, así que no tengo reparos en aplastarlas.




Dicho esto, una contra nueve no es lo mejor para mí.

Por enorme que pueda ser el resto del ejército de arañas, sus estadísticas son tan bajas comparadas a las mías que honestamente puedo ignorarlas.

Pero incluso sin contarlas a ellas, sigo en desventaja numérica.

Y mis oponentes son mis propios clones.

Eso quiere decir que sus estadísticas y habilidades deben ser las mismas que las mías.

La mayor diferencia es probablemente que yo soy medio humana, medio araña aracne, mientras que estas chicas siguen siendo los mismos pequeños monstruos araña que yo solía ser.

Pero hay nueve de ellas.

Si trato de luchar contra todas ellas de frente, no seré yo la que salga ganando.

Entonces, sin más preámbulos, me acerco a una de las Mentes Paralelas.

Luego uso la guadaña gigante que tengo en mis manos, atravesando su cabeza.

“¡¿Qué—?!”

“¡¿Has perdido la cabeza, cuerpo principal?!”




¡Vosotras sois las que habéis perdido la cabeza!

Uso las patas-guadaña frontales de mi mitad araña para cortar por la mitad a la Mente Paralela empalada.

Mientras tanto, terminando la preparación de mi hechizo de Magia Oscura a gran escala, lo libero en el resto de las inquietas Mentes Paralelas.

No importa lo rápidas que sean, no pueden evitar mi ataque si el rango es demasiado grande como para escapar por completo.

Las golpea a todas de una vez.

Por supuesto, ese hechizo no las va a matar.

Dado que tienen las mismas estadísticas que yo, cualquier magia que se pueda invocar rápido no podrá acabar con ellas.

Pero funcionarán bien como un ataque preventivo.

Estoy segura de que las Mentes Paralelas no esperaban que les atacara sin venir a cuento.

Entonces, antes de que puedan recuperarse, acabo con la que ya había apuñalado con mi guadaña.

Incluso yo no podría hacer nada si mi cabeza fuera aplastada. Ahí es donde está tu cerebro, después de todo.

Sin un cerebro, no puedes pensar, lo que significa que no puedes hacer nada.

Afortunadamente para mí, el cuerpo principal, tengo una cabeza araña y una cabeza humana, así que siempre y cuando una de ellas esté intacta, puedo seguir funcionando.

Lo sé con certeza, dado que mi cabeza humana se voló durante la pelea con Potimas y aun así me las arreglé para sobrevivir.

Pero estas Mentes Paralelas solo tienen una.

“¡Pff, esas viejas arañas aburridas sin una mitad humana no me podrían vencer ni en cien años!”

Con la cabeza aún empalada en mi guadaña gigante, uso mis guadañas de araña para partirla en mil pedazos.

Una menos.

Quedan ocho.

Con una de ellas eliminada, el resto parece reconocerme completamente como enemigo ahora.

Cada una de ellas está empezando a preparar su propia magia.

Parece que seis de ellas lanzarán hechizos instantáneos, mientras que las otras dos están cargando magia más poderosa.

Imagino que esas seis van a intentar atraparme con un aluvión de hechizos para que las otras dos puedan acabar conmigo con la artillería pesada.

¡Como si fuera a dejar que eso pasara! ¡Barrera de Dragón Divino, actívate!

Esta es la forma extra poderosa de Barrera de Dragón, la cual amortigua el poder de la magia.

Es el mismo método que el Señor Demonio usó para dejarme impotente antes, por lo que estas chicas no podrán usar magia.

Al menos, eso pensé en un principio.

Pero entonces apenas logré esquivar los hechizos que vinieron volando hacia mí sin tener en cuenta la barrera para nada.

Mierda. Esto no va a funcionar.

Una de las otras Mentes Paralelas está usando una Barrera de Dragón Divina propia para cancelar la mía.

Lanzas Negras vienen volando hacia mí, así que las esquivo o las elimino con mi propia magia.

Como aracne, tengo dos cabezas e incluso dos corazones.

Eso significa que puedo hacer dos cosas al mismo tiempo.

Específicamente, puedo activar dos hechizos de una vez.

Pero hay ocho oponentes.

¡Las matemáticas de dos cabezas contra ocho siguen sin funcionar a mi favor!

No puedo arreglármelas para esquivar o contrarrestar a todas, por lo que algunos hechizos golpean mi cuerpo.

Individualmente, por supuesto, los ataques no hacen mucho daño.

Pero como dicen, demasiadas gotas colman la araña, ¿o no era así?

Juzgando que las cosas solo pueden ir a peor a partir de aquí si no cambia nada, cargo contra las dos que están preparando los hechizos a gran escala.

Recibo algunos golpes de las otras seis en el camino, pero no son heridas fatales, así que las tengo que ignorar.

Al darse cuenta de que he abandonado la defensa para ponerme a atacar, una de las Mentes Paralelas se apresura a interponerse en mi camino.

Esta debe haberse dado cuenta de que la magia no me estaba frenando, así que está planeando pararme con combate físico.

Las Mentes Paralelas disparan hilo contra mí, que paro con mi propio hilo.

Luego uso mi guadaña gigante hacia la mente Paralela, pero mueve una de sus propias guadañas para bloquearme.

El resultado: Mi guadaña gigante corta el cuerpo de la Mente Paralela, guadañas incluidas.

Partida por la mitad de un solo golpe, la Mente Paralela se vuelve polvo y desaparece.




Claro, nuestras estadísticas pueden ser más o menos las mismas, pero esto estaba claro que iba a suceder.

¿Por qué? Por Ataque de Corrosión.

Ataque de Corrosión imbuye a cualquier ataque físico el atributo Corrosión, un poderoso atributo que controla la muerte.

Es tan fuerte que incluso cuando mis estadísticas eran completa basura, fue capaz de eliminar a un monstruo mucho más poderoso de un solo golpe.

Sin embargo, ese alto poder tiene un coste, dado que el atributo Corrosión también hiere al usuario.

En pocas palabras, cualquier parte del cuerpo con la que use Ataque Corrosión se arruina por completo.

Cuando obtuve esta habilidad por primera vez, la usé en una de mis guadañas para atacar a un monstruo. Como resultado, el monstruo se convirtió en polvo, y mi guadaña fue destruida.

Así que es básicamente un ataque autodestructivo que perjudica al usuario a cambio de realizar una enorme cantidad de daño al oponente.

Como tenía Resistencia a la Corrosión, no hizo mucho daño en mí, pero aparentemente si no hubiera tenido esa resistencia, me habría matado de un solo uso.

¡Menuda habilidad más peligrosa!

¡Pero espera!

¡Todo lo que tienes que hacer es usar esa habilidad tan peligrosa a través de un arma!

Si pongo el atributo Corrosión en un arma, ¡no causará daños a mi cuerpo!

Y quizás porque no es un ser vivo, el arma tampoco sufre daños.

En otras palabras, ¡ahora puedo usar ese brutal Ataque de Corrosión sin ningún riesgo en absoluto!

Claro, las Mentes Paralelas pueden usar Ataque de Corrosión también, pero ellas siguen siendo sólo arañas.




Eso significa que no pueden sostener armas.




Si ellas usan ataque de corrosión como dije antes, también sufrirán daño.

Yo puedo usar Ataque de Corrosión tantas veces como quiera con cero riesgos, pero ellas no pueden usarlo sin estar preparadas para pagar el precio.

Eso hace una diferencia enorme.

Dado que nuestras estadísticas son básicamente las mismas, si quiero hacer un gran daño con un simple ataque, tendré que usar un movimiento verdaderamente poderoso.

Y la mayoría de mis ataques más poderosos están relacionados con la magia.




Cualquier hechizo mayor requiere más cantidad de tiempo para prepararse, incluso cuando uso la habilidad de Pináculo del Ocultismo.

Lo que significa que si mis Mentes Paralelas quieren causarme daños graves, tienen que perder un rato preparando el hechizo primero.

Yo, por otro lado, sólo tengo que mover mi guadaña imbuida con Ataque Corrosivo, ¡lo cual por supuesto no me lleva ninguna preparación!

¡Esta ventaja compensará con creces la diferencia de número entre nosotras!

¡Quedan siete!

5 22 votos
Calificación de este Capítulo
Mantente Enterado
Notificarme
guest
26 Comentarios
Mas Votados
Mas Recientes Mas Antiguos
Respuestas en el Interior del Texto
Ver todos los comentarios