Mushoku Tensei: Isekai Ittara Honki Dasu (NW)

Volumen 14

Capítulo 145: Audiencia con Pelagius

 

 

Sentado en el trono, hay un hombre con una presencia abrumadoramente opresiva.

Reluciente pelo blanco.

Publicidad M-AR

Ojos Sanpaku con pupilas doradas.

Nobleza irradia de todo su cuerpo.

Un rey.

Él es Pelagius, el Rey Dragón Blindado.

Con una sola mirada mis piernas empiezan a temblar.

Publicidad Y-M2

Sé cual es la razón.

Es porque este hombre se parece a Orsted.

Nunca podré olvidarlo.

Al hombre de pelo blanco que me mató.

Ya sea el pelo, los rasgos faciales, o la manera de vestir, Pelagius y el son diferentes.

Pero el da la misma sensación.

La misma que Orsted.

«Acérquense.»

Instada por Sylvaril, Nanahoshi avanza algunos pasos.

Imitándola, Ariel la sigue de cerca.

Avanzo como si tratara de ocultarme detrás de ellos.

Estamos en una enorme sala.

Techos altos, sostenidos por pilares con forma de árbol.

Mirando hacia arriba, la luz irradia hacia abajo desde el cielo.

Lujoso, brillante.

Además, de las paredes cuelgan cortinas con patrones complejos.

Productos provenientes desde Asura hasta Milis, desde el común a lo nunca antes visto, un poco de todo.

A cada lado de la alfombra roja bajo nuestros pies, 11 hombres y mujeres están de pie mirándonos atentamente.

«…»

Todos están vestidos de blanco.

Cada uno tiene diseño diferente, pero todos del mismo color.

Todo blanco.

Luego están las máscaras.

Todo el mundo está usando máscaras.

Ninguna de sus máscaras son iguales.

Algunas tienen forma de animales.

Uno parece que le falta un ojo, así que la máscara cubre sólo el ojo.

Otro parece el casco de Robocop, como si estuviera hecha de un mismo molde.

Deben ser los famosos 12 Familiares de Pelagius.

A pesar de ser Familiares, todos se ven humanoides.

Hace mucho tiempo, Arumanfi y Ghyslaine lucharon hasta llegar a un punto muerto.

En otras palabras, ellos doce, incluyendo a Sylvaril, tienen un poder igual al de un Rey del Filo.

Sinceramente, no quiero enemistarme con estas personas.

Realmente tengo que tener cuidado con lo que digo a partir de ahora.

«Deténgase aquí.»

Al escuchar a Sylvaril, Nanahoshi se detiene.

«…»

A sólo diez pasos del trono, dos niveles por encima de nosotros.

Pelagius nos observa sin decir una palabra.

Más bien, observándome.

Puedo sentir su línea de visión.

Aterrador.

Sylvaril camina lentamente junto a Pelagius, hasta pararse a su derecha.

Sylvaril a la derecha, Arumanfi a su izquierda.

Entonces, como si nos rodearan, 5 en cada lado.

Poco a poco, Pelagius habla.

«Soy el Rey Dragón Blindado, Perugius Dola.»

¡Capitán Dola!

No no.

Nada que ver con el castillo en el cielo.

«Cuánto tiempo sin vernos, Pelagius-sama. Según lo prometido, he vuelto.»

Nanahoshi se inclinó.

Que inusual oírla hablar con honoríficos.

De repente me doy cuenta de que Ariel también está inclinada.

Luke y Sylphy se inclinaron con una rodilla en el piso.

Dudando brevemente, me inclino como suelo hacer.

Usando el ojigi japonés.

«Nanahoshi.»

La voz de Pelagius envía un escalofrío por mi espalda.

Esa voz está llena de majestad y opresión.

Publicidad M-M2

Me siento como un animal de presa, congelado de terror, mi corazón se acelera y mi respiración se vuelve difícil.

Sudor frío comienza a correr por mi cuerpo.

Aterrador.

En verdad es la sensación de un rey.

«Has regresado. En otras palabras, has encontrado una pista sobre cómo llevar a cabo una invocación de otro mundo.»

«Sí. Sin embargo, no sé si los resultados se ajustan a tus expectativas.»

«Resultados… La búsqueda del conocimiento es el destino de la Raza Dragón.»

Raza Dragón, así que se trata de la Raza Dragón.

No lo he notado hasta ahora, pero eso tiene sentido.

Dios Dragón y Rey Dragón Blindado.

Ninguno de los dos son humanos, sino de la Raza Dragón.

Ellos se parecen porque son de la misma raza.

Nanahoshi responde a Pelagius sin dudarlo.

Pelagius no parece contener ninguna animosidad contra Nanahoshi.

Una amistad cortés.

Él vive aislado en un castillo, pero supongo que no es paranoico.

«Espero que como me habías prometido, me enseñes tus conocimientos de magia de invocación de este mundo.»

«Em, eso está bien.»

Publicidad Y-M3

Parece que Nanahoshi y Pelagius tienen un trato.

Nanahoshi investigará invocación de otro mundo, y compartirá los resultados con Pelagius.

Y a cambio, Pelagius le enseñará la esencia detrás de la magia de invocación de este mundo.

O algo así.

«Hablando de eso, has traído un grupo bastante grande. ¿Por qué?»

«Sí. Ellos me ayudaron en mi investigación. Como recompensa, deseaban conocer a Pelagius-sama.»

«Oh.»

Pelagius suelta un suspiro de aburrimiento.

Llamarlo una recompensa se sintió un poco inapropiado, pero no es una mentira.

«Encantado de conocerlo.»

Ariel se adelanta.

«Soy Ariel Anemoi Asura, Segunda Princesa del Reino de Asura. Es un honor conocerlo por fin en persona, su majestad.»

«Ariel Anemoi Asura, ¿eh?»

«Encantada de conocerlo».

Pelagius suspira ruidosamente.

«Estoy al tanto. Negándote a admitir la derrota tras perder esa desagradable batalla por el trono de Asura, llegando al extremo de tratar de conseguir que todos a tu alrededor se involucren en ese desastre, eres esa princesa estúpida.»

Luke levanta la cabeza.

Pero, Ariel parece inquebrantable.

«Eso es un poco duro.»

Como era de esperar de Ariel.

Con una sonrisa suave, mantiene contacto visual con Pelagius.

«¿Al venir aquí, quieres saber si te voy a dar una mano?»

«No, yo sólo quiero conocer al famoso héroe en persona.»

«Su esquema es obvio, Ariel Anemoi Asura.»

Como siempre, la voz de Ariel está llena de carisma.

Pero al mirar de cerca, ella no se ve tan bien. Sudor frío corre por su rostro. Al exponer su plan, y dejar una mala impresión, su ritmo ha sido alterado.

Al ver a Ariel en ese estado, Pelagius sonríe un poco.

Una sonrisa para un niño malcriado.

«Sin embargo, que estés aquí puede que sea una señal del destino. Aprovecha la oportunidad. Permitiré que te quedes en mi castillo.»

«Mu-muchas gracias.»

Ariel se inclina y da un paso atrás.

Su ansiedad disminuyó, pero no desapareció por completo.

***

 

 

«Siguente, ¿y tú?»

Pelagius vuelve su atención a mí después de que Ariel diera un paso atrás.

Como si mi estado fuera superado sólo por Ariel.

Pensando en eso, eché un vistazo detrás de mí.

Zanoba, Cliff, y Elinalise.

Todos estan de rodillas en el suelo.

Sólo Nanahoshi, Ariel, y yo estamos de pie.

No es de extrañar que me esté mirando a mí.

Puse una mano sobre mi pecho, y una vez más, me incliné.

«Mucho gusto, soy Ludeus Greyrat.»

«Ludeus Greyrat.»

Pelagius recita mi nombre, masticando las palabras.

«Transportarte aquí tomó un poco de esfuerzo.»

«…?»

«Para empezar, la magia de teletransporte no se supone que funcione en cualquier persona con más magia que el ejecutor.»

Pelagius explica con tristeza.

«Tu magia coincide con la de Laplace. Si realmente te resistes, no puedo teletransportarte.»

«Siendo así, discúlpeme por causar problemas.»

Laplace.

Es el nombre del Dios Demonio que fue sellado por Pelagius hace 400 años.

Todo el mundo menciona ese nombre al evaluar mi poder mágico.

Supongo que es cierto.

«No importa. Sin embargo, con tanto poder en tus manos, ni siquiera pienses en usarlo dentro de este castillo.»

«Seguro.»

Eso se siente como un disparo de advertencia.

No, él debe darme una advertencia, por si me vuelvo un berserker.

¿Pero, por qué?

¿Por qué tan atento hacia mí?

Nunca he sido del tipo de volverse violento sin razón. Yo jamás me volvería berserker.

… Ah, ¿todavía lo recuerda?

Que durante el evento de metástasis, Arumanfi trató de matarme.

¿Está preocupado de que todavía le guarde rencor por eso?

Así que por eso. En otras palabras, él quiere que lo olvide.

«Si se trata del Evento de Metástasis, no estoy molesto. So-«

«¿Evento de Metástasis? ¿Qué quieres decir?»

Pelagius inclinó su mano con confusión. Arumanfi se teletransportó de repente a su lado.

Entonces, le susurró algo al oído.

«Ah, ahora que lo dices, escuché que durante el evento de metástasis, cierto Rey del Filo protegió a un joven que estaba lanzando magia hacia el cielo. ¿Ese eras tu?»

Así que ya lo olvidó.

¿Estoy cavando mi propia tumba?

Como dije, realmente no estoy preocupado por eso.

Pero, yo no hice nada para ofenderlo.

¿Está bien?

«También escuché que alguien dañó la mano de Orsted, alguien con el nombre de Ludeus Greyrat.»

Incluso sabe de eso.

No es como si realmente llegué a lastimarlo, fue apenas un rasguño.

Si él lo sabe, ¿significa que Orsted y Pelagius se conocen? ¿O escuchó de el por Nanahoshi?

No, espera, Nanahoshi probablemente conoció al dueño de este castillo a través de Orsted.

«Las personas con tu talento tienden a crecer demasiado confiados. No te vuelvas arrogante sólo porque te las arreglaste para lastimar al Dios Dragón. Porque, si quieres un duelo conmigo, ¡entonces prepárate a morir!»

Tan pronto como terminó, un aura asesina empezó a brotar de Pelagius.

Oh, vamos.

Estoy un poco preocupado por el ambiente amenazante que se ha formado.

Vine aquí para buscar información sobre la enfermedad de mi madre. Y con un poco de suerte, tal vez aprender un poco de magia de invocación.

A pesar de eso, ¿por qué está tan vigilante conmigo?

… ¿Cree que de alguna manera luché contra Orsted hasta llegar a un punto muerto?

Me estás tomando el pelo.

Fue una masacre unilateral. Apenas logre asestar un golpe.

Ademas, con los 12 familiares presentes…

Aunque sólo se lo que está escrito en los libros, aún me acuerdo de cada una de sus capacidades.

Pero leer sobre alguien es diferente de luchar contra el.

Además, la superioridad numérica es importante en una pelea.

Incluso contra zombies que mueren de un solo golpe, no hay manera de lidiar con ellos si hay demasiados.

Y estos son personas que están a la par de Ghyslaine.

¿Y quién sabe lo fuerte que es Pelagius? probablemente no es para nada débil.

Si luchamos, soy hombre muerto.

En resumen, no tengo ninguna razón para luchar.

«Por supuesto, yo no haría algo tan estúpido como desafiar a Pelagius-sama.»

«Buena actitud. Me gustan las personas inteligentes. Las aves del mismo plumaje vuelan juntas. Ponga unos cuantos niños inteligentes juntos, y pueden empujarse uno al otro hacia adelante.»

En esta circunstancia, las personas inteligentes son las que no desafían a Pelagius, supongo.

No creo que yo sea particularmente inteligente, pero al menos sé eso.

Publicidad M-M5

«Pelagius-sama, éste de aquí… con su enorme poder mágico contribuyó en gran medida a mi investigación. Él no es un enemigo. Así que, ¿podrías comportarte un poco mejor?»

Nanahoshi intervino.

Como era de esperar de Nanahoshi.

Ella está en lo correcto.

No seas tan hostil, se más agradable.

«Um».

Pelagius asiente ante el consejo de Nanahoshi.

«Entonces voy a ser un poco más agradable. Camarada de Nanahoshi, ¿cuál es tu deseo? ¿Poder? ¿Dinero?»

Pregunta Pelagius, luciendo un poco aburrido.

Así que finalmente vas a tratarme como invitado.

¿Por qué eres tan duro con los huéspedes que ves por primera vez?

Aunque he sido un poco descuidado…

Bueno, olvídalo.

Debo recordar la razón por la que estoy aquí.

«Entonces, tengo una pregunta que hacerle.»

«¿Qué es?»

«Acerca de la enfermedad de mi madre.»

Empecé a explicar la situación de Zenith.

***

 

 

«Ya veo.»

Después de explicar la situación de Zenith, Pelagius asintió pesadamente.

«De hecho he escuchado de estos fenómenos, laberintos antiguos utilizando a una persona capturada como su núcleo. Como resultado de ello, la persona comienza a cambiar. Sin excepción pierden su memoria, pero ganan un poder misterioso.»

«¿Poder misterioso?»

«Algunos los llaman niños malditos, otros los llaman miko, ese tipo de poder.»

Una maldición.

Zenith ha sido maldecida.

Una maldición que le impide llorar o reír.

«¿Por qué sucede eso?»

«¿Quién sabe? Supuestamente, los laberintos son criaturas mágicas creadas por los antiguos en su búsqueda del paraíso. Es posible distribuir uniformemente la magia de su núcleo a sus habitantes. Los que viven dentro de él están libres de hambre y pueden prosperar. Un antiguo laberinto capturando un ser humano con el fin de aumentar esa magia no es inconcebible «.

Un antiguo paraíso… libre del hambre.

Hablando de eso, hay monstruos por todas partes en el Laberinto de teletransportacion.

Especialmente aquellos particularmente glotones.

Me había estado preguntando que comen para sobrevivir, así que es por eso.

No, Roxy dijo que se murió de hambre en el interior del laberinto.

Así que en realidad no distribuye poder mágico a todos en el interior.

O tal vez, los monstruos tienen algún método para absorber la magia de la nada.

… Bueno, no importa que son los laberintos.

Lo importante es Zenith.

«¿Usted sabe de algún método para curar a mi madre?»

«No sé los detalles, pero…»

Pelagius mira detrás de mí mientras habla.

«Aquí hay una persona que sobrevivió a una circunstancia similar, pero se encuentra viva y saludable, ¿alguien como ella no debería saber más detalles?»

Pelagius mira hacia la chica de pelo dorado de la tribu de las orejas largas.

Elinalise levanta lentamente la cabeza.

«Elinalise Dragonroad. Recuerdo que hace 200 años yo personalmente te rescaté del Laberinto de Bau».

«Eso es cierto.»

«La chica de orejas largas con perdida de memoria. Nos reunimos solo una vez. Ha pasado mucho tiempo, ¿lo has olvidado?»

«No, todavía recuerdo.»

Elinalise me mira con arrepentimiento.

¿Qué está pasando?

¿Elinalise ha pasado por una experiencia similar?

¿Hace 200 años fue rescatada de un laberinto?

Espera, ¿qué está pasando?

«¿Por qué te callas? Acercate, ustedes dos se conocen, ¿verdad?»

«Eso es …»

«Usted vivió una experiencia similar. Nadie conoce la situación mejor que tú.»

Al escuchar a Pelagius, Elinalise se pone de pie nerviosamente.

Pero, finalmente, ella da una respuesta decidida.

«Nunca recuperé mi memoria, pero tal vez Zenith pueda. Es por eso que no dije nada.»

Su respuesta puede ser resuelta, pero su expresión es de sufrimiento.

Cliff tomó suavemente a Elinalise por los hombros.

«…»

En medio de la confusión no puedo encontrar ninguna palabra que decir.

Me di cuenta de que había algo extraño con Elinalise.

Pero nunca me imaginé que tuviera un pasado así.

«Lo siento. Yo pensé en decírtelo. Pero recientemente Ludeus se veía tan feliz, y eso me hizo dudar sobre que hacer. La maldición de Zenith no parece amenazar su vida. Pensé que tal vez ella es una Miko, o quizás nada …»

«… Por favor, dame los detalles mas tarde.»

Eso es todo lo que puedo decir ante todas las excusas que Elinalise está tratando de hacer.

«Entiendo.»

No quiero culpar a Elinalise.

Aunque ella no me contó todo, ella ofreció algunas sugerencias para lidiar con la enfermedad de Zenith en el Continente Begaritto. En aquel entonces yo pensaba que sólo estaba bien informada y hablaba por experiencia.

Ella probablemente se preocupó mucho por esto.

Tal vez ella tiene razón, quizás Zenith es diferente y su memoria es recuperable.

Además, con el cuerpo de Paul recién enterrado, no hay ninguna razón para seguir acumulando miserias.

Ella no dijo nada porque estaba preocupada por mí.

Por lo menos, Zenith puede que esté maldita. Espero que ella me diga todo lo que pueda más tarde.

***

 

 

«¿Algo más?»

«Eso es todo.»

Niego con la cabeza ante la pregunta de Pelagius.

Sólo han pasado unos pocos minutos, pero ya estoy agotado.

Más bien, se siente como que hemos estado conversando durante horas.

Hay más cosas que quiero preguntarle.

Acerca de la magia de invocación, sobre la campaña de Laplace, sobre el evento de metástasis.

Pero ahora, con tanto en mi mente, siento como si mi cabeza fuera a explotar en cualquier momento.

Eso es todo por ahora.

«¿Alguien más? ¿Alguien quiere pedirme algo?»

«En ese caso, tengo una pregunta. ¿Puedo?»

Un hombre se levantó ante la pregunta de Pelagius.

Es Zanoba.

«¿Quien eres?»

«Mis disculpas. Soy el tercer príncipe del Reino de Shirone, Zanoba Shirone.»

«¿Un príncipe? No me digas que también quieres mi apoyo para tomar el trono.»

«No. Eso no me interesa en absoluto.»

Con eso dicho, Zanoba sacó una pequeña libreta.

En ella hay una cresta dibujada.

Una cresta que yo conozco.

Es la cresta descubrimos junto a la muñeca en mi sótano …

¡Ah!

«Esta cresta se ve muy similar a la de Maxwell-sama, el Rey Dragón Oscuro, y a la del Rey Dragón Blindado Pelagius-sama. Más aún, parece la misma que la cresta de aquella pared. ¿Está familiarizado con ella?»

Sigo a la mirada de Zanoba a la cresta que cuelga de la pared.

Reconozco algunas de las crestas que cuelgan allí.

Una de esas crestas esta tallada en la piedra de poder. La cresta del Dios Dragón.

También vi una en las herramientas mágicas dentro de las ruinas del telepuerto oculto. Basado en el encantamiento que recité, esa debe ser la de Shilard, el Santo Dragón Emperador ¿no?

Y al lado de ella, se encontraba la misma cresta que sostenía Zanoba.

Publicidad M-M1

«La conozco. La que tienes ahí pertenece a Chaos, el Rey Dragón Loco».

«¡Ohh!»

¡Ohh!

Es por eso. ¿Eso es lo que Zanoba vió tallado en el arco?

No, esa era de Maxwell.

Probablemente notó la cresta y vió la similitud, e hizo la conexión entre todas ellas.

¡Como era de esperar de Zanoba!

Vaya, lo siento, me olvidé de decirle a Zanoba sobre la cresta de las ruinas de teletransportacion.

«E-entonces, ¿dónde está Chaos-sama, el Rey Dragón Loco actualmente?»

Dando un paso adelante, Zanoba no parecía capaz de contener su emoción.

Sin embargo, Pelagius solo negó con cabeza.

«Muerto. Murió hace varias decenas de años. No tengo idea si tiene un sucesor.»

La libreta se deslizó de las manos de Zanoba.

Sus brazos cuelgan impotentes en sus lados.

«Así que él se ha ido…»

Al instante, Zanoba lucia 5 años mayor.

Bueno, él siempre se veía bastante viejo.

«Dime, ¿cómo encontraste esta cresta?»

Al ver a Zanoba así, Perlaius preguntó consideradamente.

Zanoba respondió, aun abatido.

«En la casa de mi Shisho. Estaba dibujada en una muñeca autónoma en una casa abandonada en la Ciudad Mágica de Sharia».

«Ya veo. Una muñeca autónoma.»

Tras el asentimiento de Zanoba; Pelagius continuó.

«Esa muñeca, ¿es algo tan maravilloso?»

«¡Por supuesto que lo es! Tal intrincada artesanía, absolutamente fascinante, transmite plenamente el amor del fabricante hacia las muñecas. ¡Como entusiasta admirador de las muñecas, realmente admiro su filosofía!»

Al oír esas palabras, Pelagius entrecierra los ojos, riendo alegremente.

«Te ves como alguien que aprecia el arte. Bueno. En la sala del tesoro de este castillo tengo un montón de trabajo finos de Chaos. Voy a mostrártelas más tarde.»

Palabras increíblemente suaves están saliendo de la misma persona que habló antes conmigo.

¿Por qué? ¿Por qué tanta diferencia de trato?.

Bueno, no se puede evitar.

«Será un gran honor.»

Al escuchar la respuesta de Pelagius, Zanoba sonríe brillantemente.

La otra persona también se ve feliz.

Supongo que a Pelagius realmente le agrada Zanoba.

Qué bien.

A mi también me gustaría ser apreciado.

***

 

 

«¿Alguien mas?»

«Em, yo… Hay una cosa que me gustaría preguntar.»

Sylphy levantó la mano ante la pregunta de Pelagius.

Ella se inclinó un poco tiesamente ante Pelagius.

«¿Y tu quien eres?»

«Soy la escolta de la Segunda Princesa del Reino de Asura Ariel-sama, esposa de Ludeus Greyrat, Sylphiette Greyrat.»

En ese momento, Sylvaril susurró algo al oído Perugius ‘.

Pelagius gruñó enfurruñado.

«Marido y mujer …»

Tranquilos susurros.

Marido y mujer, ¿por qué está molesto por eso?

Sylphy es buena con la magia, pero definitivamente no es comparable a la de Laplace.

Publicidad Y-M1

Ah, no me digas, ¿se dió cuenta que ella desciende de la Raza Mágica?

«Antes de preguntar, respóndeme esto. ¿Ustedes dos tienen un hijo?»

Pelagius pregunta abruptamente.

Sylphy se ve preocupada.

«¿Eh? No, solamente una hija…»

«¿Es así?. Si ustedes tienen un hijo tráiganmelo, voy a concederle un nombre.»

«O-oh… bien.»

Pelagius sonríe levemente.

Publicidad Y-M1

Súper aterrador.

¿Qué piensa hacer con Sylphy y mi hijo?

Llegando al extremo de darle un nombre.

Viniendo de una persona que vive en un lugar llamado Chaos Breaker…

«Ahora, ¿qué es lo que deseas saber?»

«Bueno, sobre el evento de Metástasis. ¿Quién es realmente el que estuvo detrás de todo eso?»

Sylphy hizo una pregunta en la que no he pensado desde hace mucho tiempo.

El Evento de Metástasis fué causado por invocar a Nanahoshi desde Japón.

Esos son los efectos secundarios de convocar a alguien de otro mundo.

Yo también fui transportado accidentalmente. Pero la suya fue una teletransportación directa, así que eso es probablemente lo que lo causó.

Podría ser un accidente también.

Alguien hizo algo, y como resultado convocó a Nanahoshi a este mundo.

Un accidente.

«Solo se esto con certeza. Originalmente yo sospechaba de Laplace o alguien asociado con él, sin embargo …»

Perugius mira a Nanahoshi antes de continuar.

«Invocarla es imposible, incluso para mí. En ese caso, no debería ser posible para cualquier otra persona de este mundo.»

«¿En otras palabras?»

«Sospecho que no fue algo hecho por el hombre. Simplemente es algo que sucedió por casualidad.»

Exacto, un accidente.

No, tal vez existe alguien incluso mas poderoso que Pelagius en magia de invocación.

Alguien como Orsted.

Pero yo no sé si existe tal persona. Si lo menciono podría enojarse.

Voy a mantener mi boca cerrada.

No quiero volver a hacerlo enojar.

«Ah, ya veo. Muchas gracias.»

Mientras sigo dudando, la conversación con Sylphy terminó.

Pelagius asiente con la cabeza.

«¿Algo más?»

Nadie responde.

Elinalise baja la cabeza; Cliff está demasiado rígido para moverse.

Ariel está a su lado, y Luke todavía está arrodillado en el suelo.

«Ahora, tómense su tiempo y disfruten de mi orgullo y alegría, el Castillo del Cielo.»

Con esas palabras, la audiencia con Pelagius terminó.

***

 

 

Después de eso, Sylvaril nos llevó a las habitaciones.

En la zona de invitados hay casi 20 habitaciones con la misma disposición.

Muebles de madera oscura y colchones de plumas.

Un gran y claro espejo de cuerpo entero.

Un estante con algún tipo de cerveza.

La única diferencia entre las habitaciones eran las piezas de arte que contenían.

Casi como un hotel.

Pero aún más lujoso que cualquier hotel del mundo.

En mi vida pasada, esto probablemente sería algo parecido a suites imperiales.

No, olvida la suite, nunca he estado en un Hotel Imperial.

«Un lugar tan grande con sólo 12 cuidadores…»

Las palabras de Ariel dejaron una gran impresión en mí.

Todo el lugar estaba impecable, pero también estéril.

No tanto espeluznante como solitario.

Es el tipo de soledad que se siente cuando se compra un segundo control de consola sin un amigo con quien jugar.

Pero teniendo en cuenta la forma de hablar de Pelagius, debe tener invitados de vez en cuando.

Tenemos tiempo libre después de instalarnos en nuestras habitaciones.

Zanoba y Ariel decidieron hacer turismo y partieron a toda prisa.

Por supuesto, Sylphy y Luke los acompañaron.

Por mi parte, decido quedarme en el cuarto.

“Phew…»

Estoy exhausto.

Sólo fue una hora, pero se sentía como si hubiéramos estado hablando todo el día.

No estaba de humor como para hacer turismo, así que un descanso sonaba tentador.

Con esto en mente, me quedé en la cama.

«Oh, que suave.»

Tan suave que me sentía capaz de hundirme hasta el fondo de la cama de plumas.

¿Podría llevar uno a casa conmigo …

Dejando la cama de lado.

Realmente debería pensar en lo que pasó hoy.

En primer lugar, está lo de Elinalise …

Todavía debe estar pensando en eso.

Tal vez debería ir y preguntarle.

… No, ella debe tener sus razones. Mejor no entrometerme en eso.

Ella también necesita un poco de tiempo para prepararse.

Un día, definitivamente voy a ir a preguntarle todos los detalles sobre estas maldiciones. Eso es todo.

La cuestión de la cresta fue sin duda una sorpresa.

Rey Dragón Oscuro, Rey Dragón Loco: son un montón de nombres nuevos.

Recuerdo que se llaman los «5 Guerreros Dragón.»

La leyenda dice que ellos 5 una vez lucharon contra el Dios Dragón hasta llegar a un punto muerto.

Ellos realmente no pueden ser las mismas 5 personas de aquel entonces, ¿no?

Ya tienen que haber pasado un buen número de generaciones.

Pelagius, el Rey Dragón Blindado, Maxwell, el Rey Dragón Oscuro, Chaos, el Rey Dragón Loco.

Incluyendo al que aparece en el telepuerto, Shilard, el Santo Dragón Emperador.

Eso suma 4.

Recuerdo que había un Emperador Dragón y 4 Reyes Dragón.

Así que hay un Rey Dragón mas.

Hablando de eso, sólo vi 4 crestas como las del Dios Dragón en aquella pared.

¿Acaso Pelagius no tiene una buena relación con el último Rey Dragón?

Aún así, esa muñeca resultó ser aún más sorprendente.

Me preguntaba donde había visto esa cresta antes, resulta que es algo relacionado con esa gente dragón.

Todavía no sé en qué idioma está escrito…

Ah, bien, si Pelagius nos ayuda a traducirlo, sería un gran progreso en nuestra investigación.

Debería preguntarle si puede darle un vistazo.

Pero no parece que yo le agrede mucho, o más bien, esta bastante atento a lo que hago, tal vez sea mejor que Zanoba se lo pida.

Zanoba y Pelagius parecen congeniar muy bien gracias a ese mutuo interés por arte.

Entonces, si la cresta del Rey Dragón Loco fue encontrada en mi sótano, entonces el Rey Dragón Loco solía vivir allí hace años.

Eso significa que, en esa casa, el Rey Dragón Loco se encerraba en el sótano y jugaba con muñecas.

A pesar de que él es el Rey Dragón Loco.

¿Dónde reside su locura?

Después de todo, jugar con muñecas es un poco tonto.

Pero, si es alguien como Zanoba, en cierto modo los dos son un poco locos.

Así que Chaos, el Rey Dragón Loco también le gustan cosas como las muñecas.

De todas formas, a pesar de que he venido aquí para aprender magia de Invocación, con esta distracción en medio podría ser imposible aprender algo.

Pelagius parece muy antagónico hacia mí.

En ese caso, si le pregunto probablemente diga algo como “¿Tienes planes de usar esa magia para convocar a Laplace?”

… ¿Seria posible?

Pelagius dijo que la magia de invocación no funciona en personas con un gran poder mágico.

Mi poder aparentemente coincide con Laplace, por lo que podría ser posible.

Resucitar al Dios Demonio en un altar subterráneo suena espeluznante.

No, no voy a hacer algo así.

Pero si eso es posible, entonces él tiene razón en permanecer vigilante.

«En cualquier caso, esto es lo suficientemente bueno.»

Publicidad M-AB

A pesar de que me odia, no me echó ni me gritó.

Por ahora, eso me tranquiliza un poco.

Aunque no es perfecto, es lo suficientemente bueno.

Hablar es todo lo que puedo hacer.

Pensando en varias cosas, finalizo el primer día en el castillo del cielo.

4.9 45 votos
Calificación de este Capítulo
Mantente Enterado
Notificarme
guest
4 Comentarios
Mas Votados
Mas Recientes Mas Antiguos
Respuestas en el Interior del Texto
Ver todos los comentarios