Kumo Desu Ga Nani Ka?

Volumen 3

S3: Julius

Parte 2

 

 

Recuerdo la primera vez que vi a mi hermano mayor.

Todavía era un bebé entonces.

- Gracias ( ◠‿◠) -

Mi hermano llegó a la sala de recién nacidos con algunos asistentes.

Él no paraba de mirarnos a Sue y a mí, con lágrimas brotando de sus ojos.

Esa fue la única vez que vi llorar a mi hermano.

Murmuró algo mientras nos daba palmaditas en la cabeza, luego salió de la sala.

En ese momento, no sabía el idioma de este mundo.

Por lo que no entendí las palabras de mi hermano.

Incluso ahora, no sé qué dijo.

Pero creo que debió haber tomado algún tipo de decisión en ese momento.

Más tarde, supe que su madre y la mía había fallecido el día anterior.

Para ser honesto, saber que mi madre hizo esta bufanda blanca no tiene tanto valor para mí.

Quiero decir, yo nunca conocí a mi madre.

Pero mi hermano era diferente.

Estoy seguro de que para él, nuestra madre era una persona importante que nunca podría ser reemplazada.

Perder a su amada madre a una edad tan temprana y aprender que tendría que luchar como un héroe…

Me pregunto qué clase de decisión tomó mi hermano en medio de todo ese sufrimiento.

“Encantado de conocerte. Soy tu hermano mayor Julius. Puede que no lo parezca, pero soy el héroe.”

Recuerdo claramente la sonrisa de mi hermano esa segunda vez que nos encontramos, nuestra primera interacción real.

Su sonrisa me sorprendió. Era demasiado madura para un niño alrededor de la edad escolar.

Si incluyes mi vida anterior, yo era teóricamente el más mayor, pero recuerdo haber pensado que nunca podría sonreír así.

Era una sonrisa que parecía esconder algo profundo detrás.

“Eres bastante inteligente, Schlain. Tal vez podrías ser un buen político cuando seas mayor.”

“Sue, no pongas en tal aprieto a Schlain.”

“Tienes talento con la espada, también, Schlain. ¿Qué hay de eso? ¿Quieres unirte a mí algún día? Ah, Sue, no me mires así. Bien, bien… tú también puedes venir.”

“Hey, Schlain. ¿He oído que tienes novia ahora? ¿Así que os llamáis con apodos y todo, eh? ¿Puedo empezar también a llamarte Shun, entonces?”

“Shun. Sé que Sue es linda y todo eso, pero no la mimes demasiado, ¿de acuerdo?”

“Shun, nuestro padre es muy amable, ya sabes. Es simplemente que su posición como rey viene antes que su familia. Él está haciendo todo lo posible para cumplir con sus deberes para con su reino. Trata de entenderlo, ¿vale?”

“Shun, si cualquier cosa pasara, habla con Leston. Él siempre está en el castillo de todas formas. Él es el quien tiene más tiempo libre de cualquiera de nuestra familia, así que estoy seguro de que te ayudará.”

“Así es como es nuestro hermano mayor. Quizá esté un poco perdido, pero todavía se preocupa por nuestro reino tanto como yo. No hay de qué preocuparse.”

“Si me preguntas, Hyrince está llegado a la edad en la que debería estar pensando en casarse y empezar a tener descendencia. Pero nunca lo he oído mencionarlo, así que estoy un poco preocupado… ¿Yo? Si yo me casara, no podría darle nada a mi esposa a cambio. ¿Por qué casarse si eso sólo haría infelices a ambas partes?”

“¿Mi maestro? Sí, esa persona no es humana.”

“Je-je-je. Con mi habilidad de Evasión, tus bolas de nieve nunca golpearán m—¡Oof! ¡Hey, Sue, eso va contra las reglas! Ey, ey… ¡Sue! ¡Eso no es nieve! Te lo dije, ¡No tires piedras! ¡Harás daño a alguien!”

“El héroe es la mayor esperanza de la humanidad. Por lo que nunca voy a perder. Lo juro.”

Los recuerdos de Julius inundan mi mente.

Mi hermano mayor siempre estaba sonriendo.

Una sonrisa tan llena de amabilidad que traía tranquilidad a todo aquel que la veía.

Para mí, mi hermano siempre sería el héroe.

¿Realmente se supone que debo sucederle en ese papel?

No sé si puedo hacerlo.

Pero no puedo abandonar el objetivo que mi hermano estaba persiguiendo solo porque no tenga confianza en mí mismo.

“Siempre es bueno tener un sueño. Algunas personas pueden reírse de ti o decir que es imposible. Pero todo lo que tienes que hacer es seguir persiguiendo tu propio objetivo. Un mundo donde todos puedan reír y vivir en paz… Seguiré persiguiendo ese ideal, incluso hasta el día que muera.”

Sé que puedo ser ingenuo.

Pero mi hermano lo era todavía más.

Gracias ٩(^ᴗ^)۶

Aun así, quiero seguir con esos ideales ingenuos.

Dudo que alguna vez llegue a ser un héroe tan bueno como lo fue Julius.

No puedo luchar puramente por la paz mundial como él lo hizo.

La mitad de mi motivación viene del cumplimiento de las obligaciones que vienen con el título de Héroe.

Pero ahora, creo que la otra mitad proviene de mis verdaderos sentimientos.

“Shun… no, Héroe Schlain.”

Gracias ヽ(*≧ω≦)ノ

Hyrince me habla en un tono diferente.

“No fui capaz de proteger a Julius. Soy un fracaso como escudo. Pero si pudieras conformarte con un tanque tan patético, por favor permíteme servir como escudo al nuevo héroe.”

“Hyrince…”

“Ya que no pude proteger a Julius, déjame protegerte en su lugar.”

“Gracias, Hyrince. Sería un honor trabajar contigo.”

Hyrince y yo intercambiamos un firme apretón de manos.

En lugar de intentar salvar el mundo, cargo con la voluntad de hacerlo de mi hermano.

Ningún verdadero héroe pensaría de esta manera, estoy seguro.

No soy más que una impura imitación de mi hermano Julius.

Pero eso está bien.

Así es como he encontrado mi determinación como héroe.

Ni siquiera Hyrince conoce la identidad de la “niña blanca” que derrotó a mi hermano.

Aparentemente, nadie la ha visto antes en ninguna batalla previa.

Hyrince especuló que podía ser un demonio de muy alto rango quien normalmente no participa en combate.

O que ella podía ser el mismísimo Señor Demonio en persona.

Si es así, como el nuevo héroe, tendré que enfrentarla algún día.

Incluso si ese no es el caso, no pienso estar huyendo de ella.

Mi hermano, el héroe, fue una persona maravillosa que persiguió sus ideales.

Deshacerse en polvo definitivamente no es un final que merezca.

Estoy seguro de que sus últimos momentos estuvieron llenos de lamentos por haber muerto antes de que pudiera conseguir sus objetivos.

O tal vez ni siquiera tuvo tiempo de pensar en eso.

Al igual que Hyrince se desmayó sin tener ni idea de lo que estaba pasando, mi hermano podría haber muerto antes de darse cuenta de qué estaba pasando.

Quiero despejar esos remordimientos.

Más que nada, sé que nunca podré perdonar a esa chica.

***

 

 

“¿Entonces podría pasar algún tiempo antes de que comiences a trabajar como el héroe?”

“Sí. La Iglesia aún necesita determinar a la nueva santa, así que no creo que sea hasta después de que se haya establecido todo eso.”

“Ya veo.”

“Sue… estoy seguro de que ya lo sabes, pero una vez que empiece a trabajar como el héroe, no podremos estar siempre juntos como solíamos estar.”

“Mm-hmm. Sabía que dirías eso.”

“Lo siento.”

“No necesitas disculparte. Ya no soy una niña.”

“Cierto. Eres una adulta fuerte, lo sé. Pero no puedo llevarte conmigo. No quiero ponerte en peligro.”

“Lo sé.”

“Es egoísta por mi parte, soy consciente. Lo siento.”

“Como dije, no necesitas disculparte.”

“Bueno. Debes seguir disfrutando de la academia hasta la graduación. Estarás a salvo allí.”

“Supongo.”

“Incluso cuando empiece a trabajar como el héroe, intentare verte siempre que pueda. Justo como hacía Julius.”

“Hermano, ¿vas a tratar de vengar a Julius?”

“Sí. No sé si podré, pero tengo que intentarlo.”

“De cualquier manera, no creo que debas preocuparte por eso por un tiempo.”

“¿Qué te hace decir eso?”

Gracias (๑˃̵ᴗ˂̵)و

“Lo sabrás pronto.”

“Ya veo… Muy bien. Intentaré no pensar en eso por ahora.”

“Bien.”

“Bueno, mejor me voy. Buenas noches.”

“Muy bien. Adiós, Hermano.”

Deja un Comentario

avatar
  Suscribirse  
Notificarme