Re:Zero Kara Hajimeru Isekai Seikatsu

Volumen 6

Capítulo 3: Las Fauces de la Ballena Blanca

Parte 2

 

 

Al principio, los mercaderes se miraron unos a otros y se rieron de la “propuesta” de Subaru. Pero cuando Rem, viendo lo que tenía Subaru en mente, levanto su saco y mostró a todos el dinero que había dentro, la expresión de todos los que pensaron que era una broma cambio en un instante. Después de eso, Otto actuó como el cabecilla y recluto a aquellos que querían participar

Como resultado, de los catorce mercaderes en el lugar, diez decidieron ir con ellos. La conversación tuvo un comienzo difícil, pero la propuesta de Otto de repartir la ganancia equitativamente resolvió el problema.“Todos dejaran su carga a los cuatro con los carruajes de dragón más grandes. Los ingresos netos de las ventas conjuntas en la capital real se distribuirán en una después. Las ventas compensarán el costo de acompañar al Señor Natsuki”




Gracias a la habilidad de Otto de hacer llegar a todos a un consenso—sin duda el efecto de su desesperación cuando se le ofrecía una oportunidad única—fue elegido por unanimidad para representar al grupo.

Al ver a Subaru con los brazos cruzados, preocupado por la hora de salida, mientras observaba a otros vendedores ambulantes transferir su carga, Otto le preguntó: “Me alegra que estés comprando mi aceite, pero ¿qué pretendes al usar todos estos carruajes de dragones?”

Subaru todo su mentón mientras reflexionaba sobre la pregunta.

“Estamos de camino al territorio de Mathers. Resulta que soy  un sirviente que trabaja para el Marques Mathers.”

“He escuchado algo de el. Marqués Roswaal L. Mathers, y su “inclinación” por los demi-humanos. Dicen que es un excéntrico, incluso para los estándares de la nobleza de Lugunica “.

Si Ram hubiera escuchado ese comentario, sin duda se hubiera indignado. Los hombros se Subaru se hundieron ante la descripción de Otto.

“Bueno, sin negar eso, Es verdad que parece un pervertido.”

“¿Pero él es tu patrón, no es verdad? Er, abordé el tema porque esperaba una respuesta de ese tipo. Aunque debo decir que no se pareces el sirviente de un noble, Señor Natsuki. “

“Todavía estoy en entrenamiento. Solo hago el trabajo de costura y tender camas.”

“De cualquier forma, te creeré que eres sirviente del Marques… ¿Pero para que contratar todos estos carruajes dragón? ¿No puede un Marques conseguirse los suyos?

Las preguntas de Otto era prueba de que dudaba de las verdaderas intenciones de Subaru.

“Como dije, necesitamos un montón de carruajes dragón. Tenemos un montón de cosas que transportar, por lo que es mejor tenerlos lo más vacíos posible. En tu caso, eso significa tener que comprar todo tu aceite”.

“Por lo cual estoy muy agradecido. ¿Que es lo deseas transportar entonces?”

Por las repetidas preguntas de Otto, parecía que no dudaba de la situación de Subaru. El parecía presionar por simple preocupación de que lo transportaran fuera peligroso.

“—”

No había necesidad de encubrirlo con una mentira.No podía dejar que esta charla fomente la duda y haga que se cancele el acuerdo.

“Estamos transportando…personas.”

“¿¡No me digas que esto es comercio de esclavos!?”

“No es nada tan oscuro. Hay un pueblo cerca a la mansión del Marques. Es un asentamiento pequeños, y los aldeanos reunidos ni siquiera llegan a cien. Quiero llevar esas personas a bordo y sacarlas.”

—Ese destello de inspiración era la porque Subaru contrató a Otto y los otros.

El largo carruaje dragan de uso comercial que Subaru y Rem estaban usando podía correr con más de diez personas a bordo. Con  carruajes dragón parecidos, él pensó que podían evacuar hasta el ultimo aldeano.

“Nos estas diciendo que carguemos cadáveres, lo entiendo. Si es asi, tengo que declinar con profundo arrepentimiento…

“…Quiero que los saques de ahí para que no acabe de esa manera.”




En su apuro para reunirse con Emilia, Subaru se había olvidado de los aldeanos. Estaba molesto por su misma falta de consideración, pero encontrándose con Otto y los otros fue un golpe de suerte considerable. Coincidencia o destino, Subaru era afortunado de estar en el lado bueno de las cosas por una vez,

“En realidad, estamos planeando hacer una cacería a gran escala en el área alrededor de la mansión del marqués en un futuro cercano”.




“¿Una cacería de montaña, dices?”

“Ha habido un montón de bestias demoníacas engendrando en el desierto alrededor de allí desde hace mucho tiempo. Las barreras aislaron a la gente de las bestias demoníacas hasta ahora, pero … Hace poco, esos monstruos hirieron a algunas personas en la aldea “.

“¿Y esta ‘Caceria de montaña’ es el resultado de eso? Pero…”

Otto no podía dejarlo pasar; parecía tener problemas con algo en la explicación de Subaru. Subaru permaneció en silencio mientras enrollaba la manga sobre su brazo derecho, mostrándole las crueles cicatrices que las bestias le habían dejado.

Otto exhalo fuertemente al ver las profundas heridas de garras y colmillos. Muchas más habían sido talladas en el cuerpo de Subaru y nunca se desvanecerían.

“En su buena voluntad, el marque me envió a la capital real para ser tratado. Ahora que estoy parcialmente recuperado y no en la puerta de la muerte, estoy de camino de regreso.”

“Ya—ya veo… Er. ¿Pero porque, entonces, estas alquilando carruajes dragón en medio del camino sin el Marqués estando involucrado…?”

“El marque decidió empezar la caza antes de mover a los aldeanos. Es por eso que quiero asegurarme que este cubierto. Es por esto que no confió en mi maestro; Acabo de tener una experiencia previa con esto.”

Mientras Subaru ofrecía una humilde declaración, bajando sus ojos, Otto hizo un pequeño sonido y creyó lo que decía.

“Entiendo. Disculpa por curiosear en cosas de las cuales no querías hablar. Explicare esto a todo sin mencionar las cicatrices.”

Una adolorida expresión se mostró en la amable cara de Otto mientras mostraba su consideración por Subaru. Sin duda el lamentaba entrar involuntariamente en el trauma pasado de Subaru.

Subaru pensó en su repentino cambio de actitud, cambiar de pensamientos acerca de comercio a simplemente preocupares por su compañero de negocio mostró que Otto era una persona de corazón suave.

“No te preocupes. Por favor explícalo a todos directamente para que nadie se quede con dudas extrañas.”

“Bueno, si insistes, a pesar de que no estoy hecho para eso.”

Tomando en cuenta la decisión de Subaru. Otto sonrió disculpándose. Subaru se consideraba un villano mucho mayor por inventar excusas internamente.

— A saber, que en realidad no estaba mintiendo; simplemente no estaba diciendo toda la verdad.

***

 

 

Eran otras dos horas hasta que todas las preparación para desarmar el campamento fuera completado.

Después de que la carga fuera transferida a los cuatro carruajes dragón mas largos, Subaru y los otros terminaron saliendo por el camino en la noche.

Había once carruajes dragón de camino hacia el territorio Mathers. Podría ser un poco estrecho, pero deberían ser suficientes para sacar a todos los aldeanos a salvo.

Otto lo llamo mientras su carruaje dragón corría paralelamente al de Subaru.

“Por correr a través de la mitad de la noche, probablemente llegaremos al territorio Mathers cerca de la mañana…”

Fue la bendición de los dragones de la tierra que repelió el viento lo que les permitió tener una conversación normal mientras dos carruajes de dragones corrían uno al lado del otro. Hacia más que anular los efectos del viento y las vibraciones en ellos, al parecer.

“Disculpa por hacerte correr sin un descanso.”

¡De ningún modo! No tengo ninguna queja. Ahora que puedo deshacerme de mis existencias y evitar los gastos de transporte, soy invencible. ¡Yo podría continuar por tres días y 3 noches!”

“¿Y entonces te puedes desmayar justo después de que el acuerdo termine?”

“¡Huh! ¡¿Leíste mi mente?!”

La frase clave de un broma clásica fue Robada de la boca de Otto. Entonces, Subaru cambo su mirada hacia Rem, que estaba sujetando las riendas a su lado. El no podía leer ninguna emoción del lado de su cara mientras ella veía al frente. Para Subaru, no era una situación agradable.

“—Subaru.”

“…¿S-si? ¿Que es Rem? ¿Pasa algo?”

“No. Está tranquilo, así que me pregunté si podrías estar cansado. El polvo hace que la visibilidad sea pobre, pero con otros dragones terrestres, el camino no es incierto. Si tienes sueño, está bien que descanses.”

“Estoy feliz de escucharte decir eso, pero no esta bien que hagas todo el trabajo.”

“Pero Subaru, aun estas recuperándote, así que…”

La consideración de Rem hacia su Subaru le hizo cerrar la boca. Su manera de hablar era amable, pero había una voluntad obstinada y terca detrás. El entendió que ella deseaba reducir su carga lo más posible. Pero sus esfuerzos lo hicieron temeroso de no saber sus verdaderas intenciones. Las punzadas de su pecho era producidas por querer saberlas y al mismo tiempo no.

“¿Rem, tú…?”

“¿Si?”

La respiración de Subaru se detuvo cuando los ojos azul pálido de Rem lo miraron, como si lo vieran a través de él. Quería alguna forma de redirigir su atención de su dudoso e indeciso silencio, pero Subaru negó con la cabeza, apartando esos pensamientos.

SI dudaba de las intenciones de Rem como para doler, era mucho mejor despejarlas lo más rápido posible.

“Rem, tienes alguna duda de lo que estoy hacienda? No te he explicado nada. Nada acerca del Culto de la Bruja, nada de los mercaderes ambulantes…”

Él era dolorosamente consciente de cómo Rem lo había complacido amablemente a pesar de su deber de explicarse. Esa fue precisamente la razón por la que le preocupaba cómo se sentía Rem por seguirlo sin cuestionarlo o debatirlo.

Rem cerró sus ojos una vez frente a la pregunta de Subaru.

“El maestro Roswaal me contó acerca de tus acciones en la capital real.”

“—“




La expresión de Subaru se endureció, Esa respuesta lo dejo sin palabras.

“¿Roswaal… te lo contó…?”

“Si, Él no me ordeno hacer nada al respecto, en cambio, de seguir tus planes en la Capital Real, sin importar l que puedan ser. Yo también planee en hacer tanto como pueda.”

“Las ordenes de Roswaal…”

Las palabras de Rem de alguna manera no podían entrar a su cabeza. En lugar, el hecho de que Roswaal haya ordenado a Rem se quedó repitiéndose en su cabeza, una y otra vez.

La falta de respuesta hacia las acciones de Subaru era porque su maestro le había dicho directamente que se callara y obedeciera. Eso significaba, en otras palabras que las acciones de Rem hasta este punto no habían sido su propia voluntad? Maldición, incluso estar a su lada en este momento puede no ser…




“¿Subaru?”

Mientras Subaru se quedó callado, Rem lo miró, Sus cejas bien formadas se juntaron. Pero en ese momento, Subaru era incapaz incluso de valorar esa expresión de preocupación.

“E-Estoy bien. No es nada.”

Moviendo su cabeza para escapar la Mirada de Rem, Subaru dio una  respuesta superficial para mantener la tranquilidad.

Su cariñosa preocupación, su apoyo cuando estuvo al borde del colapso, su ser al lado del aislado Subaru, ¿todo esto se debió a las órdenes de Roswaal …? Más allá de eso, en el fondo, ¿Rem aprueba lo que Subaru estaba haciendo…?

“¡—!”

Cuando la paranoia le trajo bilis de su estómago, Subaru tragó el líquido ácido que llenaba su boca. Con sus nauseas sin lugar al que ir, el miedo y el desánimo llenaron su corazón.  Sus miembros se entumecieron, su visión se estrechó, y había una insoportable, picazón física en su cráneo. Su respiración era irregular mientras luchaba contra el impulso de abrir su cráneo en dos y meter sus dedos dentro para aliviarlo.

Él no quería pensar. Acerca de nada.

Cuanto más pensaba en las cosas, más reflexionaba sobre ellas, más buscaba respuestas—más lejanos se volvían sus deseos, más se convertirían sus ideales en fantasías y sus sueños en desesperanza y desesperación.

“¿Subaru, te quedaste dormido?”




Él lo odiaba. EL no quería más de eso.

Él no quería pensar. Él no quería dudar. El no quería confiar. El no quería ser traicionado.

Agarró su cabeza, encerrándose y cortando todas las respuestas al mundo exterior.

Rem lo llamó por su nombre varias veces. Viendo que no había respuesta, se rindió después de un tiempo y volvió su mirada de vuelta al camino.

Para entonces, Subaru había finalmente, y por su propia mano, quedado verdaderamente solo en ese mundo.

5 1 voto
Calificación de este Capítulo
Mantente Enterado
Notificarme
guest
0 Comentarios
Respuestas en el Interior del Texto
Ver todos los comentarios