Date A Live (NL)

Volumen 3

Capítulo 3: La Guerra de Hermanas

Parte 6

 

 

Cuando la última asamblea terminó, Shidou se levantó de inmediato de su asiento, caminando en la dirección de Kurumi.

En este momento, podía sentir la mirada tímida de Tohka a su derecha, así como la mirada demoniaca de cero absoluto de Origami a su izquierda, Shidou decidió ignorarlas mientras seguía avanzando.

- Gracias ( ◠‿◠) -

-Kurumi, ¿tienes un minuto?

Diciendo eso, apuntó en dirección del pasillo y después salió del salón de clases, Kurumi siguiéndolo de cerca.

Después de caminar a un lugar sin gente, se volvió para mirar a Kurumi.

-Shidou-san, ¿te molesta algo?

-Ah, ahhh. Perdón por ser tan repentino……Kurumi, tú, ¿estás libre mañana?

Gracias ٩(^ᴗ^)۶

-¿? Sí, lo estoy.

-Esto, si es posible, ¿puedo llevarte a dar un paseo por la zona……?

-¿Eh? Eso es……

-B-bueno……En pocas palabras……eso sería una cita, supongo.

Al instante, la expresión de Kurumi se iluminó.

-¿En serio?

Gracias ヽ(*≧ω≦)ノ

-Ah, ahh…… ¿Está bien contigo?

-Por supuesto. Sería un honor.

-En serio, entonces…mañana a las 10:30, te veré en frente de la taquilla de la estación Tenguu.

-¡Sí, lo estaré esperando!

Dijo Kurumi sonriendo completamente. Shidou volvió al salón después de levantar la mano y decir: “Bueno, nos vemos mañana”.

En ese momento, al abrir la puerta del salón, encontró a Origami allí de pie.

-¿¡……Hiiii……!?

-…… ¿Qué le dijiste?

Mirando a Shidou con una mirada aguda, su voz tranquila sonó sin ninguna entonación.

-No, no, no es nada.

-Respóndeme. Esto es muy…

Si sigo siendo interrogado así, puede que suelte información por accidente. Después de que Shidou llegó a esa conclusión, pasó a Origami, llegó a su escritorio y tomó su mochila.

-¡Yo, me tengo que ir primero a causa de algo! ¡Tohka! ¡Vamos a casa!

-¿Nn? ¡Uu, mmm!

Diciendo eso, escapó antes del interrogatorio. Tohka apenas logró reaccionar mientras perseguía a Shidou.

-Haa……Haa……

Corriendo por un corto tiempo, después de confirmar que Origami no podía alcanzarlo, Shidou se atrevió a frenar sus pasos.

-¡¿Qué fue todo eso de repente, Shidou?!

-N-no……En resumen eso fue, bueno……algo así, vamos a casa primero.

-Nn, mmm……

Tohka asintió con la cabeza todavía sintiéndose confundida.

Aunque se sintió sorprendido…Bueno, no hay necesidad de preguntar más. Shidou entró en el pasillo, se cambió los zapatos en la entrada y salió de la escuela.

En el camino de regreso.

-¡E, e-e-e-e-este Shidou……!

Tohka, quien siempre fue muy fluida, habló pareciendo un poco en pánico.

-¿Nn? ¿Qué pasa, Tohka?

-Aa, ahhh. Esto…… ¡ah!

En ese momento Tohka estaba revisando su mochila en busca de algo…Por razones desconocidas miró alrededor furtivamente, bajando la vista sonrojada.

-¿Q-qué pasa? ¿Sucedió algo?

-¡No, no es nada……! ¡Vamos a darnos prisa e ir a casa!

Tohka miró a su alrededor mientras hablaba con fuerza, al parecer queriendo que Shidou liderara el camino mientras ella lo seguía lentamente.

-¿Qué pasa con ella……?

A pesar de sentir curiosidad por las peculiares acciones de Tohka, continuaron así mientras caminaban a casa.

Aunque no estaba seguro de por qué, pero en el camino de regreso, Tohka siguió sin mostrar su cara.

No mucho después, finalmente llegaron a la residencia Itsuka y al apartamento hecho para que vivieran los Espíritus.

-Ohh, entonces adiós ahora. ¿Vas a cenar en mi casa esta noche?

En ese momento, la despedida de Shidou con su mano levantada de costumbre…fue interrumpida a la mitad.

La razón era simple, Tohka no caminó hacia el apartamento, sino hacia la residencia Itsuka.

-¿Tohka? ¿No te vas a cambiar la ropa primero?

-¡! ¡Está, está bien, date prisa y abre la puerta ya!

-Haa……Bueno, como digas entonces.

Ella todavía tenía que ir a la casa Itsuka para la cena de todos modos. Así que no había ningún problema en que viniera temprano. Shidou sacó la llave del bolsillo y abrió la puerta.

-Estoy en casa.

Ya que la puerta estaba cerrada, significaba que Kotori todavía tenía que volver a casa, pero lo dijo por reflejo de todos modos. Se quitó los zapatos en la entrada y entró en la casa, se dirigió a la sala de estar, estirándose ligeramente en el sofá después de colocar su mochila en el suelo.

-Nn……

En ese momento, se escuchó un traqueteo.

Parece que Tohka, quien había seguido a Shidou, acababa de cerrar la puerta. Tohka entró en la sala de estar con la cabeza todavía agachada.

-¿Nn? ¿Está bien si no tiene seguro? Después de todo Kotori va a volver pronto a casa también.

-……

Sin embargo Tohka no respondió, en su lugar puso su mochila en el suelo, llevó su mano al interior y sacó dos objetos que parecían entradas.

-Shi-Shidou, si está bien contigo…eso.

Después de eso, Tohka levantó de repente la cabeza como si acabara de recordar algo.

-E-es cierto, tengo que hacerlo correctamente, huh……

-¿Correctamente……? ¿Hacer qué?




Mientras Shidou estaba confundido, Tohka corrió rápidamente hacia las ventanas de la sala de estar, jalando las gruesas cortinas.

-Hey, oye, ¿Tohka……?

-¡Un momento! ¡Bien, iniciar preparativos!

-¿Preparativos……? ¿Q-qué pasa…?

Sin embargo, Tohka siguió sin responder.

Esta vez sacó una nota de su mochila, colocándola sobre la mesa.

Luego, colocó sus manos en sus caderas con una expresión preocupada, enrollando lentamente su falda. Una técnica que las chicas usan a menudo para acortar temporalmente su falda. Los saludables muslos de Tohka aparecieron gradualmente.

-Hey, oye, ¿Tohka……?

Incapaz de entender la razón de las acciones de Tohka, Shidou frunció el ceño mientras tenía el rostro empapado de sudor.

Después Tohka aflojó el nudo de mariposa en su uniforme, desabotonándose la camisa desde arriba. El segundo…el tercero…en realidad desabotonó cuatro. Por el espacio entre la camisa, se podía vislumbrar el blanco pecho de Tohka, Shidou no pudo evitar desviar la mirada.

Gracias ٩(^ᴗ^)۶

-¿¡Qu-qué estás haciendo Tohka!? Si querías cambiarte entonces deberías hacerlo en tu propia casa…

-¡Shi-Shidou!

Tohka interrumpió las palabras de Shidou, usando su boca para sostener las entradas, poniéndose a cuatro patas, haciendo la pose de un leopardo hembra. En una nota aparte, su cara estaba tan roja como un tomate cocido.

-¡A-así……!

-¿¡Qu, qu-qu-qué estás haciendo……!? ¿¡Qué demonios es esto!?

Shidou habló confundido, Tohka pareció abatida al decir: “¡No, no funciona…!”, sacando la entrada de su boca…Si funciona o no, él no obtuvo ni una pista en absoluto de lo que Tohka pensaba.

Sin embargo Tohka miró la nota sobre la mesa una vez más.

-¡De, de acuerdo……!

Gritó como si tratara de levantar sus propios ánimos, tomando las entradas.

Aunque, esta vez puso las entradas en su pecho expuesto…y entonces inclinó la cabeza con un “¿Nn?”.

Parecía que no se quedarían en su lugar. Por lo tanto Tohka se inclinó ligeramente hacia adelante, usando su mano izquierda en su pecho para hacer un escote y colocó la entrada en el interior, tras lo cual le lanzó una mirada a Shidou.

-¿¡Qué……!?

Sintiendo como si acabara de ver algo malo, Shidou dio un paso hacia atrás involuntariamente.
-Shidou… ¡E-esto!

-Oo, oh…… ¿Qué pasa?

-Ma-mañana…… ¿no tendrías una cita con…migo?

-¿Ha……? ¿Ci-cita……?

-¡Uu, nn……!

Tohka asintió exageradamente, mostrando la entrada en su pecho.

…Esto es, eso es, me está pidiendo que lo tome de ahí.

Si no tomo la entrada de allí, las acciones de Tohka probablemente van a subir otro nivel.

Shidou también es un estudiante de segundo año de preparatoria, un chico pasando la pubertad. Es imposible decir que no estaba interesado, pero no podía solo aceptarlo así como así.

Con su rostro bañado en sudor, sus temblorosas manos se extendieron lentamente hacia el pecho de Tohka.

Y, teniendo mucho cuidado de no tocar los pechos de Tohka, tomó la entrada de ella.
-¡Oo, Ohhhh!

La expresión de Tohka se iluminó de inmediato, corrigiendo su postura.

Al instante siguiente, Tohka había ajustado su falda, cubriendo su pecho y tomando su mochila.

-¡Mañana! ¡Nos encontraremos a las diez en la estatua Pachi en frente de la estación! ¡E-entonces me iré a cambiar ahora!

Diciendo esto, Tohka salió corriendo de la sala de estar a una velocidad más rápida de lo que el ojo podía ver. Corrió por el pasillo, abrió la cerradura de la puerta y salió a la calle.

-¿Qu, qué fue todo eso……?

Shidou murmuró tontamente, sus ojos se posaron en la entrada en su mano. Parece una entrada para el acuario. ¿De dónde salió?

Después de eso, sus ojos se movieron a la nota que Tohka colocó sobre la mesa. En ella, con escritura cursiva estaban las palabras “Plan de Seducción de Tohka- chan”. La parte inferior tenía escrito lo siguiente:

①La pose de un leopardo hembra.
②Utiliza tus pechos para sostener la entrada.
③Si esos dos no funcionan, entonces túmbalo.

……A pesar de que no estaba muy seguro, parece que había sido muy peligroso
hace un momento.

-Haaa, esto es……

Mientras Shidou estaba confundido, un traqueteó se escuchó una vez más desde la puerta.

Pensando al instante que Tohka había vuelto, Shidou acomodó su postura…Pero no fue eso. La que entró en la sala de estar fue Kotori con cintas negras en su pelo.

-Estoy en casa. ¿Nn……?

Probablemente encontrando sospechoso que la habitación estuviera tan oscura, Kotori frunció el ceño.

-Correr las cortinas cuando todavía hay luz de día, ¿qué tipo de cosas sucias estás haciendo, Shidou?

-¡Yo, no hice nada!

-Bueno, lo que funcione para ti. ¿Qué es eso en tu mano?

-Ahhh…A decir verdad, la obtuve de Tohka…una invitación a una cita.

Después de que Shidou dijo eso, Kotori soltó un silbido sintiéndose impresionada.

-Oh vaya. Una invitación de Tohka. Esa es una buena señal. ¿Cuándo es? Vamos a proporcionar apoyo.

-Ahhh, es mañana……

-¿Mañana?

Kotori mostró una expresión complicada.

Gracias ヾ(*⌒ヮ⌒*)ゞ

-Espera, si es mañana, ¿no tienes ya una cita con Kurumi?

-Ah……

Ante esas palabras, Shidou lo recordó. Lo había olvidado por el impacto que las poses seductoras de Tohka le dieron…Es cierto, había accedido a tener una cita con Kurumi mañana.

-Oh mierda, ¿puedo echarme atrás ahora…?

Después de que Shidou dijo eso, Kotori negó con la cabeza tristemente.

-¡No puedes! Si cancelas una cita que has prometido, obviamente creara un masivo impacto en el estado mental de Tohka. Su soledad ha estado mostrando una tendencia al alza desde esta mañana.

-Yo, no estoy diciendo que las promesas son……

-Lo más importante es cómo piensa Tohka…Bueno, no se puede evitar. Vamos a enviarte totalmente nuestro apoyo, tienes que asegurarte de que ambas citas tengan éxito.

-Ha…… ¿Haa? E-ese tipo de……

En ese momento, justo cuando Shidou deseaba seguir hablando, el teléfono en su bolsillo comenzó a vibrar.
Al mirar la pantalla, se trataba de un número que no conocía.

Sintiéndose un poco extraño, contestó el teléfono, desde el otro lado llegó una voz tranquila.

-Hola.

-¿Nn……? Esta voz, ¿eres tú…Origami?

-Sí.

Origami dio una breve respuesta en reconocimiento, una gota de sudor bajó por la cara de Shidou.

-¿Ehh…? Yo, ¿te dije mi número de teléfono antes?

Origami no respondió, después de un momento de silencio, ella siguió hablando.

-Mañana es un día de fiesta.

-¿? Aa, ahh……así es.

-Tú, no puedes quedarte solo.

-¿Eh……?

Shidou respondió sorprendido, Origami continuó hablando sin cambios en su entonación.

-11 de la mañana. Estaré esperando en la plaza fuera de la estación Tenguu.

-¿Eh?

-Cita.

-………………… ¿Ha?

-Definitivamente debes venir.

Dejando atrás esa línea, Origami finalizó la llamada telefónica.

……Al final, ninguna de las preguntas de Shidou fue respondida.

-¿Quién era?

-No, era Origami. No sé por qué, pero ella quiere……conmigo……una cita.

-¿¡Haa……!?

Kotori levantó sus cejas y gritó.

-Hablando de la cita……No puede ser posiblemente mañana, ¿verdad?

-Es, es solo…imposible.

Kotori usó su mano para apoyar su frente mientras suspiraba profundamente.

Deja un Comentario

avatar
  Suscribirse  
Notificarme