Goblin Slayer

Volumen 7

Capítulo 1: Un Envío Para Ella

Parte 3

 

 

“¡Hrr… gyaaaaaahhhhhh!”

El grito de una mujer, como el graznido de un pollo al que le rompen el cuello, hizo eco en toda la crepuscular capilla.

Publicidad M-AR

Sin embargo, muchos trataron de acercarse aún más, había un límite físico a cuántos goblins podía satisfacer una persona a la vez. Sí, los goblins eran pequeños, pero incluso contando ambos brazos, su boca y quizá su cabello, había espacio para sólo cinco o seis a la vez.

En cambio, fácilmente había más de una docena de monstruos rodeando a la mujer atada al altar en este momento. La violación de su castidad ya era lo suficientemente horrible, pero esta víctima estaba sometida a todos sus crueles deseos al mismo tiempo, una situación realmente terrible.

La mujer cuyo grito de agonía había resonado por toda la sala de adoración ahora no vestía más que harapos de lo que una vez había sido un traje de viaje. Sus extremidades, que sólo se podían ver a través de la presión de los cuerpos de los goblins, eran bronceadas y bastante musculosas.

Ella había sido una viajera que se alojaba en este convento, en una pequeña biblioteca dedicada al Dios del Conocimiento.

Ahora ya no había manera de saber a dónde quería ir o por qué se había quedado en ese lugar. Los textos, las gemas de sabiduría almacenadas aquí, ya no estaban en un estado adecuado para ser leídos. Todos los conocimientos adquiridos por las doncellas, quienes habían abandonados sus respectivos hogares y se habían encerrado en este lugar por diversas razones, habían sido pisoteados. Los goblins habían tomado estos preciosos registros de conocimiento y los habían destrozado, profanado e incluso habían incendiado algunos al azar.

Publicidad M-M5

La biblioteca saqueada ahora sólo contenía a las monjas, sus espíritus destrozados por depredaciones inimaginables. La viajera vio lo que los goblins les habían hecho, y aun así, ella optó por luchar… bien, una presa fuerte para los pequeños demonios.

¿Había estado luchando para proteger a las monjas o sólo para abrir un camino para su propio escape? Los goblins asumieron que debía ser esto último. La deducción más honorable, sin embargo, era que la viajera había blandido su espada con valor, sin preocuparse por sí misma.

Publicidad M-M2

Al menos hasta que los goblins la tiraron al suelo, la golpearon sin piedad y le rompieron el brazo.

Habían pasado varios días desde entonces, y los goblins restantes seguían ocupados en vengar a los que ella había matado. Habían dejado a la viajera para el final para poder disfrutar viendo crecer su terror mientras era testigo de los destinos que les deparaban a las monjas.

Nunca pensaron que ella podría intentar escapar. O más bien, asumieron que no había forma posible de que ella pudiera hacerlo.

Publicidad M-M4

Los goblins habitualmente demuestran un exceso de confianza extrema a pesar de la ausencia de pruebas. Nunca se imaginan que algo que ellos intenten pueda fallar. E incluso en la remota posibilidad que algo así pudiera pasar…

“¡¡GOORRIRRROG!!”

“¡Urgh! ¡Aggh… gah… t-tú bastar-daaaaaaaghh!”

…siempre sería porque una idiota como esta se había interpuesto en su camino.

Los goblins creían plenamente que todos en esa pequeña biblioteca eran unos completos y absolutos idiotas. Mantuvieron esta sala llena de papeles incomprensibles y aburridos y había muy poca comida. Los humanos, rieron los goblins entre dientes, hacían tantas cosas con tan poco sentido.

Los goblins, por supuesto, nunca podrían haber entendido el significado de los tomos que contenía esa biblioteca. Estaba justo al lado de una carretera, posicionado silenciosamente en un bosque donde se había construido con la convicción de que, si bien el conocimiento y la sabiduría nacían del mundo profano, era importante evitar ser corrompidos por ese mismo mundo.

Solo porque fuera una biblioteca pequeña no significaba que careciera de defensas contra monstruos o bandidos. Tenía paredes de piedra, y ocasionalmente, aventureros o mercenarios que estaban de viaje se quedaban allí. Pero una exposición prolongada a los elementos puede desgastar parte de un muro. Y había momentos en los que ningún visitante armado se alojaba con ellas.

¿Era esa la causa por la que los goblins los habían elegido? ¿Por qué habían sido atacadas por los goblins?

Uno podría preguntar, pero era improbable que el Dios del Conocimiento lo guiara a la respuesta.

Los goblins eran como un desastre natural; venían de la nada. Simplemente habían aparecido aquí, en este momento.

“¡Hrrraaaaghhhh!”

La biblioteca era ahora un lugar de perversión. Y en un rincón de la sala de adoración al Dios del Conocimiento, un solo goblin apoyaba su barbilla en sus manos, disfrutando del sonido de los gritos de la mujer en sus oídos.

Una vez se hubieran divertido con ella, ¿la mantendrían con vida para que pudiera dar a luz a sus crías, o la matarían y se la comerían de inmediato?

Lo más probable es que ella se convirtiera en comida, pensó el goblin. Las otras portadoras de crías necesitaban algo de comer y, de todos modos, sería aburrido no matarla. Seria poco satisfactorio.

“¡Gyaaaaaaahhhh!”

Un grito agudo. Algún goblin impaciente debe haber dado un hachazo a su brazo roto o algo así.

“¡GROB! ¡GOOOROORB!”

“¡GOORROB!”

Alguien se quejó con el que había propinado el hachazo, él respondió, y sus crueles carcajadas hacia la mujer destrozada llenaron la capilla.

Eso no sería suficiente. Había muchas maneras de disfrutar a una mujer muerta, pero ahora era el único momento para aprovechar los placeres de una viva.

El goblin lamió sus chuletas, se estaba devanando los sesos. Tal vez él podría encontrar una buena oportunidad para colarse, y tener la oportunidad de disfrutar de la mujer mientras aún estaba viva. Esta era su única preocupación; no le interesaban los otros goblins a los que se iba a colar, y mucho menos la misma chica.

Los goblins tenían un sentido de la solidaridad, se reconocían mutuamente como compañeros. Pero su primera lealtad era siempre para con ellos mismos. ¿Cómo podrían lucrar, tener placer, conseguir la mejor posición, matar personas malas… o al menos personas que no les gustaban?

La muerte de los otros goblins creaba la excusa perfecta para disfrutar de su víctima hasta que mataran a la pobre desafortunada.

“¡GROOROB!”

“¡GRO! ¡¡GOORB!!”

El goblin escogió a uno de los otros prácticamente al azar y lo mato.

¡He estado de guardia todo el tiempo! ¡Todos ustedes también tienen que hacer algo de vigilancia! No es justo que los goblins que no han estado en servicio de guardia tengan toda la diversión, codiciosos bastardos.

Publicidad Y-M3

El goblin expuso su caso (en el cual resaltó solo los detalles que le eran convenientes) y luego le dio un empujón a la criatura irreflexiva en el hombro.

“¡Er-ergaaahh! ¡M-me estás… matan…do…!”

“¡GROB! ¡GOOROBB!”

Este era un monstruo al que no le importaban los otros goblins o como la desgraciada mujer intentaba resistirse a él. De las crueldades con las cuales él disfrutaba era mejor no hablar.

Aquí está el punto importante: absorto en su disfrute, nunca se dio cuenta.

“GRRRRR…”

No notó el brazo extendiéndose desde la oscuridad y que agarró al goblin que se quejaba por la injusticia de todo esto. El apacible y silencioso apéndice se envolvió alrededor del cuello del goblin como una serpiente y lo apretó con fuerza.

“¡¿…B—?!”

Antes de que la criatura pudiera gritar, un cuchillo ya le había cortado la garganta.

Publicidad Y-M1

Una mano cubrió la boca del goblin mientras se atragantaba con su propia sangre, parado allí durante varios segundos hasta que dejó de respirar.

El cadáver del goblin se colocó rápidamente detrás de uno de los bancos, y luego el propietario del brazo hizo un gesto hacia las sombras.

El propietario era un hombre, que llevaba una mugrienta armadura de cuero, un casco de acero de aspecto barato, una espada de una longitud extraña y un escudo pequeño y redondo en el brazo.

Era Goblin Slayer.

Publicidad Y-M3

Ante su gesto, el Sacerdote Lagarto se adelantó, con la cola encogida. La Arquera Elfa Superior lo siguió, luego la Sacerdotisa, y luego el Chamán Enano. Ninguno de ellos hizo el menor ruido mientras se movían: ni el de sus pasos, ni el sonido de sus prendas.

La razón por la que pudieron lograr semejante hazaña fue gracias a la chica que estaba rezando con sus ojos cerrados, con las manos envueltas en un firme bastón.

“Oh Madre Tierra, abundante en misericordia, concédenos la paz para aceptar todas las cosas.”

Publicidad M-M3

Estaban envueltos en un silencio absoluto otorgado por el milagro del Silencio de la Sacerdotisa.

Sus vestimentas estaban cubiertas de manchas oscuras, evidencia de los varios goblins de los que ya se habían encargado. Sin embargo, las manchas de entrañas no parecían molestarla; ella solo se arrodilló y continuó rezando. Su corazón lleno de fe ayudó a proteger a los aventureros en esa burbuja sin sonido.

La Arquera Elfa Superior era todo lo contrario; parecía que podía estallar en llantos en cualquier momento.

“Ugghh…”

Ella podría haber estado usando una bolsita de perfume, pero aun así, el hedor de los desechos de los goblins y los jugos de sus entrañas, asaltaban sus agudos sentidos. Ella no pudo evitar que esas cosas tan repugnantes se pegaran a su capa, dejando su atuendo con un olor bastante desagradable.

¿Por qué los dioses no pueden bloquear también los olores? La Arquera Elfa superior miró con reproche la estatua de pie en el salón de adoración.

Publicidad M-AB

Era una imagen del sabio que había trazado los movimientos de las estrellas.

Por supuesto, no hubo respuesta a la impertinente pregunta de la Arquera Elfa Superior.

Estoy aquí salvando a tus seguidores porque aparentemente no puedes hacerlo tú mismo. Te agradecería un poco de gratitud.

Bueno, quizá eso estuvo demasiado cerca de ser sacrilegio. Sus orejas se movieron, y ella puso una flecha en su arco.

El grupo de aventureros había llegado a la capilla sin excesiva dificultad. Y ahora se iban a enfrentar a unos veinte goblins, absortos en su diversión. No iban a dejar pasar esta oportunidad.

4.8 10 votos
Calificación de este Capítulo
Mantente Enterado
Notificarme
guest
3 Comentarios
Mas Votados
Mas Recientes Mas Antiguos
Respuestas en el Interior del Texto
Ver todos los comentarios