Dungeon ni Deai wo Motomeru no wa Machigatteiru Darou ka (NL)

Volumen 12

Capítulo 6: La Llama Sagrada del Héroe

Parte 5

 

 

–HAHAHA…

–¡¡Ese hijo de puta—!!

- Gracias ( ◠‿◠) -

Con saliva colgando de sus colmillos, el Musgo Gigante se rió burlonamente al ver a su descendencia parasitando el cuerpo de la Amazona. Entonces se lanzó sin piedad para otro ataque.

Aisha se defendió, con un sudor enfermizo cubriendo su cuerpo.

— —¡Aléjate!

Gritó Welf.

Había dejado su puesto para correr a su lado. Levantando su <Espada Mágica>, fijó su vista tanto en la Especie Mejorada como en los otros monstruos que rodeaban a Aisha.

–¡<Kouga>!

— —¡¡…!!

Por cuarta vez ese día, una explosión masiva de llamas se arremolinó a través del pasaje. Aisha saltó hacia atrás, viendo como los monstruos bailaban atormentados dentro de las llamas carmesí. Pero mientras dejaban escapar un coro de rugidos de muerte… distinguió la figura de un gigante que estaba parado tranquilamente entre ellos, con los brazos cruzados sobre su pecho.

–¿¡Huh!?

Dijo Welf, observando con asombro.

–¡Está resistiendo la <Espada Mágica> de Welf-sama!

Gritó Lili.

La Especie Mejorada levantó lentamente su cabeza mientras el musgo ardiente se desprendía de su cuerpo. Cuando el musgo cayó al suelo, un material azul brillante apareció debajo.

–¿¡Podría ser eso… <Tela de Undine>!?

Preguntó Lili.

–¡No me digas que se la quitó a un Aventurero muerto!




Murmuró Welf.

Mikoto, Ouka, Daphne y Casandra tampoco podían creer lo que veían. La tela había sido estirada hasta el punto de rasgarla para envolver el enorme cuerpo, pero no había ninguna duda al respecto—era una tela protectora de los Espíritus. Como Welf había adivinado, el monstruo se había fijado en la necesidad de abordar su único punto débil—el fuego—y había robado la tela de los cadáveres de los Aventureros.

–¡De todas las pésimas coincidencias…!

Welf frunció el ceño mientras miraba la prenda del monstruo. Una familia que llevaba la sangre de un Espíritu en su línea ancestral había hecho las <Espadas Mágicas Crosso>. Eran, en otras palabras, Espadas Mágicas Espirituales. Un Espíritu tambien estaba involucrado con la tela protectora. La energía de ambos espíritus colisionando parecía haber provocado una reacción extrema.

Además, <Kouga> pertenecía a las <Espadas Mágicas> de tipo llama. Llevaba el poder de la Salamandra, el Espíritu del Fuego. Por otro lado, la <Tela de Undine> estaba imbuida con el poder del agua. Su compatibilidad era extremadamente pobre, y se habían cancelado mutuamente.

Sin embargo, el cuerpo de la Especie Mejorada se había quemado un poco. Welf estaba pensando en hacer un nuevo intento con la espada cuando una fisura rompió su cuchilla.

–¡Mierda…!

Al instante siguiente, la espada carmesí se derrumbó con un sonido agudo y atronador.

La <Espada Mágica> había llegado al final de su vida útil, el resultado de su intensivo uso contra el desfile de monstruos. No solo Welf, sino también Lili, miraban en shock mientras los fragmentos de la espada caían al suelo.

— —“ “ “ “ “¡¡OOOOOOOOOO!!” ” ” ” ”

Y como para inundarlos con aún más malas noticias, el desfile final de monstruos llegó al pasaje.

El color se drenó del rostro de Mikoto, quien estaba salpicada de sangre—tanto la suya como la de sus enemigos.

–¡OOOOO!

–¿Huh?

La Especie Mejorada estaba ignorando a Welf y los demás y, en cambio, perseguía tenazmente a Aisha. Había reconocido su fuerza y determinó que si ella caía, los otros Aventureros también lo harían. Como si se fueran impulsados por la aparición de este solitario y malvado guerrero, los otros monstruos reunieron su fuerza y rabiaron locamente. Junto con las filas recién llegadas, pusieron sus ojos en Mikoto y el resto del equipo.

–¡¡Esto no es bueno!!

–¡No puedo aguantar…!

Sujetando sus escudos, Daphne y Ouka gritaron mientras los monstruos estrechaban el círculo alrededor de ellos con una poderosa oleada.

Los contraataques de la Katana de Mikoto y la Gran Espada de Welf eran como una gota en el mar. Casandra arrojó a un lado su arma y trató de mantener la línea usando su Magia Curativa, pero tan pronto como lograba cerrar una herida, otra se abría encima de ella.

El cumulo de partículas de luz que les había dado su <Impulso de Nivel> se sacudían como si también estuvieran gimiendo.

–¡Oh no…!

El color desapareció del rostro de Lili mientras observaba el círculo de Aventureros que la protegían presionándola constantemente hacia el interior.

Incluso mientras oscilaba la <Espada Mágica> de rayos en sus temblorosas manos, los monstruos no desaparecían. Pronto llenarían todo el pasaje. Aisha había desaparecido más allá del cerco de los monstruos, asi que ya no podían contar con su ayuda. Por el contrario—con las enredaderas parasitarias que cubrían su cuerpo, Aisha estaba a punto de ser pisoteada por la Especie Mejorada.

Lili lo había malinterpretado.

Había ido y malinterpretado todo.

La irregularidad de la Especie Mejorada. Las amenazas de los Pisos Inferiores. Las insondables profundidades del Calabozo.

Había tomado una mala decisión como líder.

Carecía de experiencia, y en el último momento, había cometido un error.

Lili no había podido transformarse en <El Valiente>.

–¡Préstame tu hacha…!

–Uh… ¿D-Dormul-sama?

–¡Incluso sin mi brazo, al menos puedo servir de escudo!

–T-También tú, Luvis-sama… ¡Es imposible! ¡No pueden!

Dormul se había parado junto a la aturdida Lili, y Luvis había seguido su ejemplo. Querían pedir prestado equipo y estar junto a Welf y los demás en el círculo protector. Ambos ignoraron la protesta de Lili. No tenían ninguna posibilidad de ganar, pero aun así querían luchar obstinadamente como Aventureros hasta el final.

–¡¡Uh, um…!!

Eso no era bueno. Todos habían perdido la calma.

Todos peleaban como si fueran a morir aquí.

Lili no podía quitar el fuerte olor de la muerte que permanecía a su alrededor.

La máscara de líder se cayó de su rostro, y un velo de lágrimas se formó en los ojos que habían estado poniendo un acto tan resuelto desde el inicio de la expedición.

–¡Úsennos como señuelos y escapen si pueden!

Gritó Dormul con sombría determinación.

–¡Alguien tiene que decirles a todos en la superficie sobre este monstruo…! ¡Tantos como sea posible de nosotros deben sobrevivir…!

Agregó Luvis.

Haruhime, quien todavía estaba sentado en el suelo, tragó saliva. Los grandes ojos de Lili vacilaron.

–¡Déjennos aquí… <Familia Hestia>!

En respuesta a las palabras de Dormul, la verdadera naturaleza de Lili—la naturaleza de la chica sucia que se había arrastrado por la tierra y sorbido agua fangosa—lentamente levantó la cabeza.

Desde la perspectiva de un líder, no había argumento más lógico. Ella lo levantó como un escudo, con una sonrisa oscura en sus labios, ansiosa por saltar sobre esta opción. Después de todo, ¿Qué otra cosa podía hacer? Había llegado tan lejos y no quería morir. No quería renunciar ni a un momento más de vida. ¡Sí, efectivamente, deberían dejar atrás a los heridos!

Su corazón latía erráticamente. No podía respirar. Pensamientos y emociones se arremolinaban vertiginosamente dentro de ella.

¡Ahora! ¡Ahora! ¡Ahora!

No lo dudes ¡Dilo! ¡Toma tu decisión!

Gracias ヾ(*⌒ヮ⌒*)ゞ

La realista en Lili le estaba gritando, insistiendo en que estaba en lo correcto.

La chica de la inmundicia gritaba que así era como se había mantenido con vida hasta ese momento. ¿Por qué dudar ahora?

Sus pequeños labios temblaban. Su lengua enredada trataba de hablar.

Pero entonces, la otra Lili, la que estaba presionando su corazón, suplicaba con lágrimas en la extensión de color blanco puro en la que se había convertido su mente.

Sálvalos.

–… ¡¡…!!

La mano izquierda de Lili brilló.

Un rayo de su <Espada Mágica> se disparó entre el Elfo y el Enano, matando al monstruo que acababa de volar hacia ellos.

Dormul y Luvis la miraron, estupefactos. Finalmente, ella habló.

–¡Si él estuviera aquí, no los abandonaría!

Otra imagen del Calabozo se levantó ante sus ojos.

Un hermoso y cálido <Firebolt> que la había salvado cuando estaba rodeada por un aterrador enjambre de Hormigas Asesinas y la mano extendida de un chico.

–¡Él no me abandono!

Ella grito, con lágrimas volando de las esquinas de sus ojos.

Lili no se había convertido en <El Valiente>. En el último momento, había eliminado la mejor opción. La emoción humana y la simpatía la habían influido.

En un rincón de su mente, la imagen de Finn suspiró decepcionado.

Pero no. Lili no quería convertirse en <El Valiente>. Lo que realmente quería ser—lo que quería perseguir—era a la persona que la había salvado.

La amable mano que no la había abandonado cuando estaba manchada de barro.

–¡También puedo hacerlo…! ¡¡Lili también puede cambiar!!

Bell había tenido muchas experiencias, había puesto sus ojos en una meta lejana, y había cambiado.

Si eso fuera cierto, entonces sería una mentira decir que Lili no podría cambiar. Sería una mentira decir que tampoco podría salir corriendo.

Si no lo hacía, entonces no tenía derecho a estar a su lado.

–¡Es por eso que no lo haré! ¡No los abandonare! ¡No se rindan!

Sus manos y pies temblaban. Las emociones inundaban todo su ser. Aunque su pequeño cuerpo fácilmente fue lanzado hacia atrás por los crueles rugidos de los monstruos, aun asi transformó su voz llorosa en resolución. Mientras Luvis y Dormul la observaban, la sombra de la muerte se desvanecía de sus rostros.

Gracias ヾ(*⌒ヮ⌒*)ゞ

Una lágrima se deslizó de los húmedos ojos castaños.

–¡¡Lo hice porque soy su Ayudante!!

Las orejas de Welf captaron sus palabras y su rostro empapado de sudor formó una sonrisa.

Justo en ese momento, la agotada Haruhime levantó sus orejas.

— —¡¡…!!

Amplió sus ojos verdes, se mordió el labio y, con su última gota de fuerza, extendió un brazo.

–¡Lili-sama…!

Lili se giró sorprendida cuando Haruhime agarró su manga de <Tela de Undine>.

–¡Él viene…!

–¿Huh?

–¡Él llegará…!

La chica Beastman había escuchado una voz en medio de la caótica batalla. Ella sonrió, con su rostro lleno de envidia y ánimo.

–¡Esa persona viene…!

En el momento siguiente—

–¡¡LILIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIII!!

La voz de Bell llegó a los oídos de Lili mientras gritaba su nombre.

— ——

Se acercaba desde muy, muy lejos. En el límite de su campo de visión, camino abajo en el otro extremo del ancho pasaje, podía verlo agitando los brazos.

Era exactamente como el día en que la había salvado del horrible enjambre de hormigas.

La otra Lili, la que se había arrastrado por la tierra cubierta de suciedad, le dio un golpe con su mano al suelo. Apretó los dientes, despegó su cuerpo de la tierra y se levantó.

Su pecho se calentó, sus glándulas lagrimales se abrieron de golpe, y pronto innumerables gotas cayeron por sus mejillas.

–… ¡…! ¡¡Haruhime-sama, por favor sal del camino!!

En ese momento, Lili adivinó las intenciones del chico que estaba llamando su nombre.

Se movió en respuesta a lo que sabía que este chico, quien creía en sí mismo y hacia que luz volara desde su mano derecha, quería que hiciera. Usando su rápido ingenio, empujó la <Espada Mágica> en el suelo a sus pies, causando una explosión. El poderoso rayo esculpió un cráter en el piso de cristal.

Gracias ヾ(*⌒ヮ⌒*)ゞ

–¡Rápido, todos entren en el agujero! ¡¡De prisa!!

Los Aventureros que la rodeaban respondieron a su urgente grito de manera incuestionable. Dormul y Luvis siguieron. Inmediatamente abandonaron su combate, agarraron a Haruhime y a los heridos, y se lanzaron al agujero.

Sin perder el ritmo, la horda de monstruos se precipito.

–¡Aisha-sama, corre!

Lili grito mientras se quitaba la <Túnica de Goliat> y la extendía sobre el agujero.

–… ¡…!

Aisha, todavía en medio de su batalla con la Especie Mejorada, la miró sorprendida.

El monstruo no podía entender las palabras de Lili. Para el, simplemente eran los gritos de un humano. Y esto fue lo que decidió sus respectivos destinos.

La Amazona repelió con fuerza el ataque del gigante y se lanzó a un túnel lo suficienteme nte grande como para mantenerla.

Tan pronto como lo hizo, Bell apareció en el campo de batalla, con una campanilla sonado a su alrededor, salto del suelo con un fuerte pisotón, y extendió su brazo derecho.

Había estado cargando durante cuatro minutos, una carga completa.

Apuntó a todo lo que podía ver y gritó con todas sus fuerzas.

–¡¡¡<FIREBOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOLT>!!!

Danmachi Volumen 12 Capítulo 6 Parte 5 Novela Ligera

 

Un rayo gigante de llamas se produjo.

——

Tan pronto como la Amazona desapareció de su campo de visión, la Especie Mejorada vio las ardientes mandíbulas rojas.

Los otros monstruos se habían abalanzado sobre el agujero y hundía n sus garras en la túnica negra, solo para ser incinerados en el momento siguiente por el <Firebolt>.

Gracias (๑˃̵ᴗ˂̵)و

La corriente de fuego mortal arrasando el pasadizo se tragó toda la horda.

–¡¡O—OOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOO!!

Mientras los monstruos ardiendo rugían, la Especie Mejorada—que también había sido tragada por la oleada de llamas—fue arrojada por el pasaje con una fuerza parecida a un río desbordándose de su dique. Había evitado la inmolación gracias a la tela protectora de los espíritus, pero junto con la ráfaga de fuego carmesí, fue arrojado contra la pared al final del pasaje.

La pared de cristal explotó en pedazos, y la columna horizontal de llamas rabio a través del Calabozo.

Todo el cuerpo de la Especie Mejorada fue quemado. Cayó a través de la pared rota hacia la gran habitación del otro lado, y se desplomó sobre su espalda.

1
Deja un Comentario

avatar
1 Hilos de comentarios
0 Respuestas de hilos
1 Seguidores
 
Comentario más comentado
Hilo de Comentario más popular
1 Autores de Comentarios
Hans Autores de Comentarios Recientes
  Suscribirse  
más reciente más antiguo más votado
Notificarme
Hans
Invitado
Hans

Bell Cranel y sus entradas epicas nunca me aburro de esto XD.
Saludos y muchas gracias por el capitulo!!