Mitou Shoukan://Blood-Sign

Volumen 3

Stage 03: El Conejo Guía y la Gata Mentirosa

Parte 7

 

 

Un sonido metálico estalló.

Venía de Shiroyama Kyousuke y Biondetta.




Ambos habían sacado una Granada de Incienso y estrellaron la parte de abajo de ellas contra la mesa de billar del café.

Era como tirar un vaso vacío después de tomar una bebida fuerte.

El salvador y la vengadora se miraron el uno al otro al otro a través de la mesa rectangular.

“Salvaré a Isabelle y a su amiga.”

“¿Oh? ¿No te estás dando por vencido incluso después de que saqué el tema de la Reina? Qué raro.”

“No me importa si me estoy contradiciendo a mí mismo. Puedo pensar en eso después. Nada de eso tiene algo que ver con Isabelle que está pidiendo ayuda en este instante.”

“Jee jee. ¿Estás obsesionado con la batalla, no? Nosotros dos somos muy similares.”

Ella podía decir lo que quisiera.

Podía burlarse de él y ridiculizarlo como quisiera.

Con sus ojos mostrando una fe renovada en sí mismo, Kyousuke tomó el gancho de la Granada de Incienso que presionó contra la mesa.

Biondetta con cuernos, respondió de igual manera.

“Aun así…”

El conejo salvador hizo una declaración definitiva.

“Sí…”

La gata de la venganza habló con el mismo tono de voz.

“Nunca dejaré de ayudar a las personas.”

“Nunca dejaré de ayudar a las personas.”

Tiraron de los ganchos.

Patearon sus sillas hacia atrás mientras se ponían de pie y sacaban simultáneamente sus Blood-Signs. Después de exactamente cinco segundos, ambas Granadas de Incienso detonaron. Una Tierra Sagrada Artificial de veinte metros fue construida y las dos chicas recipientes fueron llamadas por la fuerza desde la azotea de un edificio distante.

“¡¡Hagámoslo, Biondetta!!”

“¡He decidido una recompensa de gran tamaño para mí! ¡¡Así que lucharé contra esta chica!!”

La batalla había comenzado antes de que las chicas siquiera aterrizaran.

Era una pelea a corta distancia extrema. El ritual de apertura era la rotura de la Rosa tridimensional hecha de Pétalos, pero interfirieron hasta con eso.

“Bang☆”

Biondetta actuó primero. Con un sonido explosivo, disparó el rifle de francotirador a corta distancia.

Ella todavía tenía que desplegar su Blood-Sign, por lo que apretó el gatillo en ese estado.

Kyousuke lo mantuvo alejado con su Blood-Sign de Repliglass y lo giró para dejar escapar la fuerza. Balanceó el bastón largo para dar un poderoso golpe, pero Biondetta usó el cañón de su arma doblada para contenerlo y agarró con fuerza la unión caliente de la suya. Ignoró el chisporroteo desconcertante mientras extendía su Blood-Sign. Un segundo y tercer intercambio le siguieron.

Se deslizaron por la abertura más pequeña para lanzar las Espinas Blancas.

Una de cada uno de ellos golpeó la Rosa simultáneamente y los 216 Pétalos se esparcieron por la Tierra Sagrada Artificial.

Mientras los Pétalos fueron metidos en los Puntos, los dos recipientes cambiaron de forma.

 

Murasame Kuina se convirtió en el Verde Original (k). Rango de Sonido: Medio. Costo: 1.

Isabelle se convirtió en el Amarillo Original (s). Rango de Sonido: Alto. Costo: 1.

 

Ambas eran Materiales de baba de tres metros, pero luego sucedió algo extraño.

Kyousuke y Biondetta subieron directamente a la mesa de billar y chocaron directamente antes de que los Materiales pudieran.

El intento fue obstruido por sus círculos protectores, pero a esos monstruos en los 900 no les importaba.

“¡¡Gata de Cheshire!!”

“¡¡Cállate, maldito conejo!!”

Se miraron el uno al otro.

Fue casi como las luchas cuerpo a cuerpo en el boxeo, excepto que ellos lucharon con sus Blood-Signs de 180 centímetros.

Ni siquiera los Blood-Signs podían romper el círculo protector del enemigo, pero cualquier otra cosa era juego limpio. Cuando un Blood-Sign dejaba su círculo protector, el otro podría golpearlo. Se desviaron, rebotaron y empujaron. Trabajaron para alterar la puntería de su enemigo, obstruir el crecimiento de su Material, y ganar la ventaja para sí mismos.

Parecían estar usando técnicas de lanza o de bastón, pero fue más allá de eso.

La esencia de una batalla entre invocadores era fortalecer a sus Materiales y hacer que choquen violentamente.

Encontrarían pequeñas brechas en la batalla directa o trabajarían para interferir en sus planes y por lo tanto, usar la trayectoria desviada de su Blood- Sign para lanzar sus Espinas Blancas con precisión por la Tierra Sagrada Artificial. Una base de tres o cuatro rebotes era el estándar. A veces, necesitaban un conjunto complejo de seis o siete rebotes para acertar con precisión el Pétalo necesario en el Punto.

Esta era una batalla entre aquellos que se encuentran en el nivel 900.

Este era el reino de los niños monstruos nacidos de los resultados del Proyecto Quince Hermanos.

Fue un choque entre salvador y vengadora.

Aprender las reglas de lo oculto y tratar la Ceremonia de Invocación como un juego… era simplemente una tontería. Esta era la forma definitiva de la ceremonia en la que utilizaron todo lo que el mundo tenía para ofrecer para derribar al enemigo ante sus ojos.

 

Kyousuke tenía la Flor Devoradora (lvz – j). Rango de Sonido: Alto. Costo: 4.

Biondetta tenía el Martillo Bailarín (kk – hdi). Rango de Sonido: Alto. Costo 5.

 

Kyousuke tenía la Lanza que Persigue Sangre Fresca (bih – ei – dp – tq). Rango de Sonido: Bajo. Costo: 9.

Biondetta tenía la Cola del Escorpión en la Tormenta de Arena (hu – ce – kk – di – a – x). Rango de Sonido: Bajo. Costo: 10.

 

Kyousuke tenía el Reaper Mantis de Acero Reluciente 05 (vi – ou – quc – sn – a – rol – ei – yw – fv – li). Rango de Sonido: Medio. Costo: 21.

Biondetta tenía los Engranajes Burbujeantes que Traen Envejecimiento y Cosechan Esperanza de Vida (nj – ou – ha – jv – a – lm – ei –tz – kr – no – xi – g). Rango de Sonido: Medio. Costo 22.

Uno era una mantis de cinco metros aparentemente hecha de armadura plateada. Ese depredador definitivo cortó todo con sus guadañas que brillaban como hojas laser, mordió todo, lo llevó a su boca, y lo masticó.

El otro era una colección de innumerables engranajes de diferentes tamaños, haciéndolo uno de los Materiales más inorgánicos. Ese sádico bizarro envió el sonido chirriante de sus engranajes interconectados entrando en los oídos del objetivo, lo que provocó que envejeciera rápidamente como una especie de maldición.

Kyousuke había dado el primer paso, pero Biondetta lo seguía y siempre igualaba su rango de sonido. Además, su costo siempre estaba por arriba del suyo por uno. Como él fue el primero en actuar, el Material de Kyousuke estaba naturalmente más desgastado y el costo lo era todo en el mismo rango de sonido, por lo que era como ser obligado a una carrera en la que el coche del rival siempre bloqueaba tu camino.

Pero eso significaba que sólo tenía que detenerlo.

Mitou Shoukan Blood-Sign Volumen 3 Stage 03 Parte 7

 

Durante su intercambio de alta velocidad de Espinas Blancas, Kyousuke utilizó cada método que tenía para interferir con ella: agarrar el Blood-Sign de ella con el suyo, lanzar una granada de humo o aturdimiento disfrazada como una Granada de Incienso, usar su Blood-Sign para agarrar las tazas de café y té en las mesas y arrojárselas, etc.

Pero nada de eso funcionó.

Ella pateó la granada de humo, colocó una bandeja de metal sobre la granada de aturdimiento y la pisoteó, y esquivó las tazas por lo que ni siquiera golpearon su círculo protector.




Y en respuesta, Biondetta extendió sus piernas a la anchura de los hombros.

Kyousuke se volvió naturalmente cauteloso de lo que estaba escondido en esa minifalda.

(¡¿Es una granada de interferencia?!)

“Tu mirada.”

Al escuchar eso, se dio cuenta de que la acción había sido una finta.

“¡¡Tch!!”

Levantó rápido la mirada justo a tiempo para escuchar a Biondetta chasquear sus muelas de forma anormal. La aguda luz de una reacción de magnesio había escapado de la boca de la mujer demonio y apuñaló en sus ojos.

“¿Estar dos pasos por adelante no es el estándar para nosotros?”

En esa breve pausa y en ese periodo de seguridad que ella había creado, el Blood-Sign de Biondetta lanzó rápidamente una Espina Blanca. No fue un tiro de poder centrado en la fuerza. Apenas rozó el borde derecho de la brillante esfera blanca para un intenso disparo curvo. La Espina Blanca dibujó una curva pronunciada como un bumerán y golpeó con precisión un Pétalo determinado.

“Mi formación ya está completa.”

Era una pequeña pila de tres o cuatro Pétalos.

Y cuando se dispersaron, alcanzaron a otras pilas.

Y sigue y sigue y sigue.

“Mi estrategia de copiado especular es sólo una cortina de humo para ocultar mi verdadera intensión.”

Más y más Pétalos fueron golpeados como fichas de dominó cayendo, la reacción en cadena creció e inundaron los Puntos. Con cada uno, el Material de Biondetta creció a una velocidad aterradora. En lugar de un gran número a la vez, fue un gran número consecutivo. Ella aumentó el costo en poco tiempo como si subiera un tramo de escaleras.

“¡¡Y esa intención es sembrar minas terrestres que desencadenen una reacción en cadena!! ¡¡Una vez que la avalancha comience, no tendrás manera de detenerla!!”

Fue como barrido total.

La siguiente cosa que supo fue que ella había excedido el nivel que podía describirse con la diferencia de costo y rango de sonido.

Mientras Biondetta sacudía su cola decorativa, una figura alta y oscura de la mitología egipcia estaba de pie junto a ella. Ese dios malvado era el símbolo de la injusticia que gobernaba sobre la sequedad y la oscuridad. Había matado a Osiris, gobernante del inframundo y temporalmente tomó su trono.

En otras palabras, era de la Clase Divina.

Kyousuke todavía estaba atrapado en la Clase Regular, por lo que simplemente no tenía forma de derrotar esto.

“Adiós, salvador. Adiós mi despreciable reflejo.”

Biondetta giró levemente su Blood-Sign alrededor como una porra mientras sonreía débilmente. Ella apoyó el bastón largo en su hombro y habló.

“Cuando vuelvas a despertar, todo habrá terminado. Así que descansa tranquilo y disfruta el sabor de la derrota.”

La camarera demonio chasqueó los dedos de su otra mano.

Un momento después, la oscuridad se precipitó.

La silueta de la figura oscura se derrumbó en una niebla mortal que secó todo lo que tocaba. Y voló hacia el Material de Kyousuke… hacia Isabelle.




Ningún Material de Clase Regular de ningún rango de sonido podía derrotar a una Clase Divina.

Por lo tanto, debería haber sido destruido de un solo golpe.

Y lo hubiera sido si no fuera por el sonido agudo de cuando Kyousuke se interpuso entre ellos dentro de su círculo protector.




El círculo permanecería siempre y cuando su Material no fuera destruido y no experimentara la inconsciencia de la derrota.

El círculo protector se defendía contra todos los factores externos e internos que obstruirían al invocador…. O mejor dicho, a la ceremonia misma.

Biondetta giró alrededor el Blood-Sign que había estado apoyando en su hombro.

“No ganas nada tratando de comprar tiempo.”

“Es cierto, esto no resuelve el problema fundamental. Y este truco barato no funcionará de nuevo. Mi visión cinética no puede seguir el ritmo de los movimientos de un Material de Clase Divina. Y lo que es más importante, todos los Materiales están llenos de instintos de combate, por lo que probablemente cargará contra mí.”

Sí.

Si esta estrategia fuera efectiva, la teoría de estas batallas sería muy diferente. Los invocadores se mantendrían en el frente para recibir todos los ataques mientras el Material bombardea a su enemigo desde un lugar seguro.

Pero no era así como funcionaban las cosas.

El Material se movió al frente y el invocador se quedó atrás. Había una buena razón para eso.

Y sin embargo…

“Pero te tomó muchísimo tiempo preparar todo, ¿no? La Tierra Sagrada Artificial dura en promedio diez minutos. ¿Cuánto tiempo ha pasado? ¿Ocho minutos? ¿Nueve? Las Espinas Blancas se recargan cada diez segundos, por lo que no debería ser muy difícil controlar la hora.”

“¿No querrás decir que…?”

“Sólo tengo que escapar.”

Esta vez él empujó su Blood-Sign hacia adelante.

“Además, esta no es nuestra verdadera lucha. Así que gracias por mostrarme esa estrategia especial de la que estoy seguro que has puesto mucho esfuerzo en desarrollar. Creo que haré un buen uso de esos datos cuando llegue nuestra operación de evacuación.”

“¡¡Maldito… maldito conejoooooooooooooooooooooo!!”

Kyousuke no respondió a la ira de Biondetta.

En cambio, habló con su compañera.

“¡¡Isabelle, destruye nuestro punto de apoyo!!”

<_____________>

“¡¡Isabelle, no te obsesiones demasiado en esta única oportunidad!!”

<*Gashiiiiin* (inexpresiva). Quiero tres bolas de helado de crema de arce como un compromiso de gran tamaño.>

El suelo se dividió y se tragó todo.

Kyousuke, Biondetta, y los dos Materiales cayeron directamente hacia abajo. Cayeron docenas de metros dentro del bosque de docenas… no, cientos de pilares que apoyaban el gran parque. Cayeron directamente hacia el océano debajo.

“¡¡Señorita!! ¡Puedes hacerlo ahora! Enfoca tu objetivo en-…”




Tan pronto como Biondetta le gritó a su recipiente, el círculo protector había flaqueado a su alrededor. Luego desapareció y el poderoso viento golpeó su cuerpo desprotegido desde abajo.

(¡¿Se acabaron los diez minutos?!)

Los monstruos creados a partir de las chicas regresaron a sus formas originales.

(Pero eso está bien. Donde sea que aterricemos, ¡¡sólo tengo que usar una Granada de Incienso… no, mi rifle de francotirador…!!)

La mente de Biondetta estaba hirviendo, pero entonces notó que Kyousuke estaba sonriendo débilmente en su dirección mientras ambos caían a la misma velocidad.




Él movió sus labios.

Su voz no tuvo tiempo de alcanzarla, pero ella podía decir lo que estaba diciendo.

“Tu círculo protector se ha ido.”

“…¿?”

“Debes tener cuidado. No queda nada para protegerte.”

“¡¿Qu-…?! ¡¿Oh, no?!”




No tuvo tiempo para gritar.

Uno de los innumerables pilares tenía algo así como una torre de metal o un armazón sobresaliendo horizontalmente. Tan pronto como ella vio esa grúa de mantenimiento con su polea, estalló un ruido terriblemente seco.

Kyousuke no se molestó en comprobar lo que le pasó a Biondetta después de que desapareció de su vista. Extendió sus brazos y piernas para controlar su posición en el aire y acercarse a Isabelle que también estaba cayendo.

La agarró en sus brazos y se dirigió hacia la superficie del océano.

Produjeron un gran chapoteo.

0 0 votos
Calificación de este Capítulo
Mantente Enterado
Notificarme
guest
0 Comentarios
Respuestas en el Interior del Texto
Ver todos los comentarios