Re:Zero Kara Hajimeru Isekai Seikatsu

Volumen 2

Capítulo 5: La Mañana que Él Anhelaba

Parte 8

 

 

¿Cuántas veces su mente se ha puesto en blanco por lo que ha experimentado?

¿Cuántas veces ha tenido que enfrentarse cara a cara con una tragedia? ¿No era hora de que alguien lo salvara de esto?




“—“

La chica de cabello azul que yace en la cama, ya no respirando. Su piel estaba pálida; sus ojos nunca se volverían a abrir. Ella estaba vestida en un delicado camisón que de alguna manera se veía perfecto en ella.

Subaru rápidamente se dio cuenta de que nunca había visto a Rem fuera del uniforma de sirvienta, ni una vez.

“Por qué… Rem…”

Subaru susurra, mientras cepilla su negro pelo hacia atrás con su mano, cae en sus rodillas.




Su cabeza dolía. Su cerebro había llegado a la maravillosa conclusión de que lo que estaba frente a él era una alucinación provocada por la privación de sueño.

Este era el cuarto bucle en la mansión. Para Subaru, que ya había muerto y regresado tres veces, Rem era la persona con quien más cauteloso era.

“Entonces por qué… ¿Por qué Rem fue asesinada…?”

Era seguro que era Rem quien mataba a Subaru, y no de otra forma.

De repente, un pequeño demonio en el hombro de Subaru susurro— ¿Quizás ella no está en realidad muerta?

Quizás todo es un truco, ¿un truco para hacer que Subaru baje la guardia? Una broma que extraordinario mal gusto era incomparablemente mejor que la pesadilla frente a él siendo real.

Re Zero Kara Hajimeru Isekai Volumen 2 Capítulo 5 Parte 8

 

Él se acercó para revisar su pulso, pero…

“—¡No la toques!”

Mientras se acercaba para tocar a Rem, su mano fue golpeada, fuerte.

Cuando Subaru grito y miro, Ram lo estaba viendo furiosamente. Su cara furiosa llena de lágrimas en ella fácilmente ahogaba cualquier tipo de palabras que Subaru pudo haber usado.

“¡No… toques a mi hermana menor!”

Ella se negaba a dejar a cualquiera a ponerse entre ellas.

Con lagrimosa voz, Ram repetía mientras se pegaba al cuerpo de Rem, con lágrimas corriendo silenciosamente por su cara.

No había señal de que la devota hermana mayor, llena de dolor esperara a su hermana despertar.

Eso hizo la verdad claro.

—Rem en verdad estaba muerta.

Mientras Subaru se tambaleaba fuera del cuarto, Roswaal se paró y presento sus deducciones.

“Apareeentemente, muerte por debilitación. Su vigor fue robado mientras dormía, sus latidos gentiiilmente se alentaron, y el fuego de su vida se apagó, parece más hecho por una maldición que de una magia por lo que se ve.

Los ojos de Subaru se abrieron con la mención de la palabra maldición, la palabra por la que el payaso creía era la causa de muerte.

Muerte por debilitación por una maldición: esa fue la causa directa de las muertes de Subaru durante el primer y segundo bucle. En otras palabras, Rem murió por la misma causa por la cual Subaru había muerto anteriormente.

“Pero pensé que la maldición venia de Rem…”

En el segundo bucle, Subaru murió por debilitación vía maldición así como también por tener su cabeza aplastada por un bola de hierro.

Subaru había deducido por las circunstancias de esa noche que la brujería y la bola de hierro estaban conectadas. Pero Rem misma siendo asesinada vía maldición destruyo esa hipótesis en pedazos.

“Entonces ¿El chamán y Rem están separados…?”

La mente de Subaru era un caos con la posibilidad de un nuevo chamán apareciendo.

Rem había asesinado a Subaru debido a su lealtad a Roswaal. Al menos, esa respuesta fueron las únicas palabras verdaderas de la Rem del tercer bucle.

Se preguntó si Rem, quien había matado a Subaru con su propia mano, y el chamán estaban conectados de alguna forma. Pero si ese era el caso, Rem siendo asesinada esta vez no tendría sentido desde el punto de vista del chamán.

Así que ¿quizás Rem y el chamán no estaban conectados desde el principio?

La primera vez, la magia del chamán había asesinado a Subaru; la segunda vez, el hechizo del chamán había debilitado a Subaru cuando Rem lo mato por cualquier razón. En el tercer bucle, Rem elimino a Subaru sin conexión alguna con el chamán.

“La cuarta vez… no hice nada, así que ¿Rem fue el objetivo en su lugar…?”

Era una suposición sin base alguna, pero basado en las circunstancias de la evidencia, era la única conclusión razonable.

Si Subaru hubiera sido el objetivo por razones relacionadas con la sucesión real, él podría entenderlo como un golpe preventivo indiscriminado contra el lado de Emilia. La víctima, sea Subaru o Rem, era aleatoria.

“Pareces estar en unos serios, profuuundos pensamientos.”

Los inconfundibles ojos azules y amarillos miraron y reflejaron a Subaru en ellos. Los ojos de Subaru se levantaron al sentir como la analizadora mirada de Roswaal veía hasta su misma alma.

“Me duele preguntar tal cosa… pero ¿tienes alguuuna idea de que puedo haber pasado, buen huésped?”

“Po-por qué piensas que… yo…”

“Vaaaya, perdona mi rudeza. Es solo que estoy algo… ofendido por el momento, que una de mis bellas criadas haya sufrido tal destino, ¿ves?”

Roswaal rápidamente cambia su mirada de Subaru a la dolorosa vista dentro del cuarto.

Viendo de lado a su cara, en verdad se veía que tan precaria la situación de Subaru se había vuelto.




Subaru no tenía ninguna forma de probar su inocencia. Esta vez, Subaru no había hecho nada para ganar no las más mínima confianza de los otros.

Emilia tiró de su manga, hablando con voz ansiosa.

“…Subaru.”

Cuando la vio, el brillo en sus ojos violetas parecían que le suplicaban: Si sabes algo, por favor, dilo.

Sus ojos y el llamado a su nombre le dijeron todo eso.

La implicación de responder a la última petición de Emilia golpeo a Subaru duro.

Él hubiera amado decir todo lo que él sabía. Quería gritarlo desde el fondo de sus pulmones. Cuando Subaru no respondió, los pequeños dedos de Emilia temblaron un poco mientras sostenía su manga.

Él pensó que repetir el pasado podría llevar a un mejor futuro, pero ahí estaba, cada rayo de esperanza teniendo su nuble oscura, con resultados peores de los que él pudiera imaginar.

“Subaru…”

La confusión rasgaba desde dentro de su cabeza. Pensó que todo sería barrido de lado y las cosas mejorarían algún día.

No, él pensaba que ya estaban mejorando.

—Y el momento que él pensó eso, esto paso.

“—“

El momento que él imaginó la nube negra y el mundo deteniéndose, un incesante dolor tomo su cabeza.

Él tomo su aliento. La sensación de Emilia tocando su manga hizo que el estómago de Subaru se revolviera en dolor.

Si Emilia seguía suplicando con su mirada a Subaru, su corazón desfallecería. Incluso si no lo hiciera, Puck, capaz de leer emociones, podría fácilmente exponer el hecho de que Subaru está ocultando algo. Pero aun así, Subaru no podía explicar nada sobre el Regreso de la Muerte.

Y eso significaría que la tortura continuaría, dolor sin fin, una y otra vez.

Sintió su lengua seca. Incapaz de resistir la necesidad de huir, dio un pequeño paso atrás.

“—Si sabes algo, nunca escaparas de mí.”

Para la chica llorando todo lo que tenía en sus ojos dentro del cuarto, la pequeña acción de Subaru parecía nada más que un intento de escapar para su propia conveniencia.

Instantáneamente, una furiosa ráfaga de viento hizo que la puerta se sacudiera violentamente, su paso soplo el cabello de Subaru hacia abajo. El momento después la repentina ventisca hizo que cerrara sus ojos, un agudo dolor entrego un corte vertical en su mejilla.

“¡Au…!”

Inmediatamente él toco su mejilla, humedeciendo su palma con sangre. Viento. El viento lo había lastimado.

Desde dentro del cuarto, Ram estaba disparando una mirada llena de odio a Subaru mientras levantaba la palma de su mano hacia él.

“¡Si sabes algo, escúpelo!”

“¡Espera, Ram! ¡Yo…!”

No puedo, Subaru estaba a punto de decir eso, pero las palabras murieron instantáneamente en sus labios, ya que él sabía que le ocurriría.

Pero él venía sin ninguna otra excusa para librarse de tan mala situación.

Con Subaru sosteniendo su lengua, Ram lanzo otra ráfaga de viento como advertencia de que seguiría.

Hubiera siendo él capaz de calmadamente evaluar la situación, él lo hubiera llamado Hoja de Viento.

Magia de Viento—magia que infringía cortes como los monstruos de torbellino de las historias. El afilado corte tenía suficiente poder para dejar un corte entre Subaru y Rem, partir la puerta a la mitad, y detenerse justo en la mejilla derecha de Subaru; tal era el poder con el cual ella lo amenazaba.

Si eso los golpeara con todo el poder—encarando el fenómeno ante sus ojos, Subaru olvido respirar.

Pero Beatrice extendió su palma color crema en frente de Subaru y contrarrestó la Hoja de Viento.

“—Yo soy alguien que mantiene promesas.”

Ella le dio a su palma levantada una ligera sacudida, como si no fuera la gran cosa, mientras miraba hacia Ram.

“Hice una promesa de proteger a este hombre de cualquier daño mientras estuviera en esta mansión.”

“¡Lady Beatrice…!”

Mientras que el comportamiento de Beatrice era elegante, Ram mordió su lengua en indignante rabia.




Mientras que Ram estaba rabiosa de un lago, Beatrice miro a Roswaal, que segui parado al lado de ellos.

“Roswaal, tu sirvienta está siendo un poco ruda con tu huésped.”

“Ciertamente. Encuentro eso sinceeeramente desafortunado. De ser posible, me gustaríiia recibirlo nuevamente como mi huésped, tan pronto saque lo que mantiene dentro, para sentirme aliviado.”

“¿Cómo podría él estar involucrado en este asunto?, me pregunto. Él estuvo en la biblioteca de libros prohibidos toda la noche.”

“Este es un asunto muy grave para simplemente dejarlo de lado. ¿Seguramente compreeeendes esto?”

Con las negociaciones habiendo fallido, Roswaal sacude sus hombros y levanta las palmas de sus manos en el aire. Subaru vio los múltiples orbes de diferentes colores que flotaban en sus manos.




Eran de color rojo y azul, verde y amarillo—incluso Subaru, siendo inexperto en las artes de la magia entendió que esos colores representaban el poder mágico. El hermoso brillo contenía poder más allá de su imaginación.

“Es tan de ti sacar tus mezquinos trucos. Solo porque tienes un poco de talento, un poco más de poder que los otros, un pedigrí solo un poco más fino que el de otros, tienes que restregarlo en las caras de otros… Eres todo un niño, te lo hago saber.”

“Pero que duuuro de ti. Es la diferencia entre nosotros, quienes caminan normalmente, y tú, pasando tiempo en un cuarto donde el tiempo se ha detenido, queee genial. Quizáaas deberíamos ponerlos a prueba.”

Podía sentir la tensión mágica entre ellos haciendo el aire retorcerse. Subaru se estaba convirtiendo es una tercera rueda en este levantamiento de hostilidad.

“De tooodas formas, la chica “simplemente de pie” protegiendo algo alrededor de ella tan poderosamente que hizo el aire mismo voltearse. Algo invisible pero aterrador había en ella.”

Mientras la situación se volvía explosiva, con ambos portadores de poderes supernaturales mirándose el uno al otro, la voz de Ram se entromete entre ellos.

“¿A quién le importa eso? ¡¿A quién le importa?!”

Todos la miraron mientras asalta con su voz, con sus manos sosteniendo el dobladillo de su falda.

“Déjenme pasar y no interfieran. Si sabes algo, dilo, todo. Ayúdame… ¡ayúdame a vengarme de ella!”

Era una triste, dolorosa suplica. Las palabras agarraron el corazón de Subaru. Él en verdad quería decirle lo que ella quería saber.

Pero Subaru no tenía palabras que ofrecer.

Ram lanzo una abatida, desesperada mirada a Subaru. Emilia se puso al lado de Beatrice, como si ella y Beatrice escudaran a Subaru de su hostil mirada.

“Lo siento, Ram. Sigo creyendo en Subaru.”

Emilia dirigió su palma hacia Ram para tratar de mantenerla mientras miraba atrás a Subaru por el rabillo del ojo. Sus ojos vacilaron, tratando de encontrar las palabras, antes de caer por un momento.

“Subaru, por favor. Si hay algo que puedas hacer por Ram y Rem… por favor.”

Su compasión hizo a Subaru sentirse todavía más apenado.

Emilia se había puesto del lado de Subaru, incluso en tal extrema circunstancia, incluso aunque Subaru le había dicho cosas tan horribles a ella al principio de la semana, incluso aunque el mantenía su lengua en silencio…

“¡Lo siento—!”

Como si pateara las preocupaciones de Emilia con su talón, Subaru dio un paso no al frente, sino atrás.”

En ese instante, los ojos de Emilia se silenciaron mientras sus sentimientos corrían. Hablaban de conmoción, tristeza y, sobre todo, insoportable decepción de que su confianza estaba a punto de ser traicionada.

Lo que Subaru vio en los ojos de Emilia fue su propia desesperación. Él sabía que sus acciones había abierto una puerta a una pesadilla y que nunca podría regresar.

Fue entonces cuando Subaru, no siendo capaz de ver a los ojos a Emilia, le dio la espalda a esta.

Instantáneamente, Emilia alcanzo su espalda. Pero esto fue para bloquear la Hoja de Viento antes de que alcanzara a Subaru.

El viento se estrelló contra una puro poder mágico; mana rebotaba contra mana mientras Subaru corrió.

“¡Subaru—!”

Sacando la voz de su cabeza tratando de detenerlo, Subaru salió corriendo del corredor en carrera. Sentía la confrontación mágica detrás de él incrementando severamente, pero no tenía el valor de ver hacia atrás.

Era débil. Frágil, incapaz de hacer algo.




Es por eso que correría de Emilia, quien confiaba en él después de todo eso, y Beatrice, quien trato de salvar su vida, rechazando la buena voluntad y buenas intenciones de ellas.

Él no sabía que más hacer. Los que sí sabía es que Ram grito detrás de él como se estuviera escupiendo sangre—

“—¡¡TE VOY A MATAR!!”

Habiendo perdido su otra mitad, la chica lo perseguía con un llanto que amenazaba con desgarrarla en pedazos. Cubriendo sus oídos, sacudiendo su cabeza, haciendo sonidos inaudibles, Subaru corrió. Él corrió.

Y siguió corriendo.

5 2 votos
Calificación de este Capítulo
Mantente Enterado
Notificarme
guest
2 Comentarios
Mas Votados
Mas Recientes Mas Antiguos
Respuestas en el Interior del Texto
Ver todos los comentarios