Re:Zero Kara Hajimeru Isekai Seikatsu

Volumen 2

Capítulo 4: Un Juego Mortal de Atrapadas

Parte 2

 

 

En el jardín, la chica de cabello plateado lo miraba.

“Er, ¿puedo preguntar si estas completamente bien?”

“Esa amabilidad sola cura mis heridas. Eso no es una mentira”

Subaru desplomó sus hombros mientras hablaba.

Siendo enviado a volar por la magia de Beatrice, Subaru había ido empujado a través del Pasaje  y lanzado sobre la ventana de la segunda terraza mirando hacia el jardín, cayendo en una cama de flores. El casi muere por una disputa doméstica.

“La teoría que ella me mató se está volviendo más y más convincente…”

“Creo que Rem fertilizó esta cama de flores con estiércol ayer…”




“Whoaaa, la regla de los tres segundos—“

Habiendo sido lanzado a una cama de flores por más de tres segundos que tres, Subaru saltó de ella. El desesperadamente intentó quitarse el lodo—y posiblemente otras cosas aparte del lodo—de él mientras se paraba frente a Emilia y raramente cerraba la distancia.

“Eso no cuenta. No cuenta, ¿verdad? Eso fue ayer y ya”

“Bueno, pensándolo así es como: Cuando la mala suerte está contigo, la buena suerte no está muy lejos”

“Y Emilia ya está en Modo Consuelo”

Mientras se quitaba pequeñas lágrimas con su manga, una amarga sonrisa en su noble cara, debe habar sentido pena por el mientras tocaba el pendiente entre sus pechos.

“—Puck, despierta”

“El cristal verde se encendió ligeramente a la llamada de Emilia. La luz formó primero los contornos, entonces la imagen completa del pequeño gato que materializado descansaba sobre la palma de Emilia.

El pequeño minino pesadamente estiró su pequeño cuerpo, mirándose como si estuviera haciendo un bostezo.

“Mm, buenos días, Lia. Ahh, Subaru ya está despierto”

“Buenos días, Puck. Disculpa por levantarte tan de repente, pero ¿puedes lavar a Subaru por favor?”

Puck, mirando con un ojo mientras Emilia hacía su petición, repentinamente  hizo “oohed” mientras miraba en la dirección de Subaru. Mirando la apariencia cubierta de lodo de Subaru, el movió la cabeza, aparentemente aceptando la petición de la chica.




“Tiempo para un baño, entonces. Toma”

“Un baño es ponerlo suavemente. Yo… ¿Whoa?”

Mientras Puck impulsó ambas manos, la deslumbrante, pálida luz que vino desde él se convirtió en una gran cantidad de agua al siguiente momento, golpeando la parte superior del cuerpo de Subaru con una increíble fuerza, fregando todas las impurezas del mundo.

“Eso es un cañón de agua—“

“Whoops, torneé su balance un poco!”

Con el cuerpo de Subaru girando desde su parte superior siendo bañad en agua, Puck ajustó el flujo de agua en la otra dirección con un pequeño sonido “oomph”. Subaru fue incapaz de resistirse a ser girado de derecha a izquierda, girando y girando.

“¿Ves? Estas todo limpio ahora. ¿No es eso bueno?”

“Wh…cuando jugaste así conmigo…mi corazón se fue…girando y girando…”

Subaru, sentado en una empapada parcela de hierba, estaba mareado con sus ojos aun dando vuelta. Él limpio su cara con su empapada manga y se alzó de alguna manera a pesar de su lamentable estado.

“Hombre, si ere así de rudo. Comenzaré a pensar seriamente que tú eres el culpable”

“No estoy seguro de que soy sospechoso, pero estoy profundamente, pero profundamente herido…Nyaa”

Mientras el minino flotaba en el aire, pretendiendo estar enojado, Subaru presión un dedo en su estrecha frente y se giró hacia mientras él lloraba.

De alguna forma, esta era la más frívola, maravillosa reunión que él había tenido. Poniendo al lado que Emilia debía haber estado apurándose en lágrimas para saludar a Subaru de su recuperación de una herida mortal.

Él se preguntó que debería decir como primer paso para resolver la situación—

“Bwa”

“¿Huh?”

“Bwahaha. Lo siento, no puedo,ha-ah-ha-ah. Que están haciendo ustedes dos…Ah, mis costillas duelen; voy a morir…”

Repentinamente Emilia, incapaz de aguantarlo más, estalló en rizas, llevándose todas sus preocupaciones.




Mientras Emilia apuntaba a Subaru, quien lucía como una rata ahogada, su normalmente prolija expresión se apoderó por el regocijo. La inesperada reacción hizo que Subaru mirara a Puck quien estaba flotando justo al lado de su cara.

“Bueno, mi maña impresión inicial se fue toda. Gracias por la asistencia, Papá”

En respuesta a la imprudente sugerencia de Subaru, Puck infló su pecho arrogantemente.

“¿A quién estas llamando “Papá”? No tendrás a mi hija tan fácilmente”

Escuchando esto, la voz de Emilia, la alta voz llenó el jardín entero.

5 3 votos
Calificación de este Capítulo
Mantente Enterado
Notificarme
guest
0 Comentarios
Respuestas en el Interior del Texto
Ver todos los comentarios